La calidad existe y es irrenunciable

Para alentar el entusiasmo por el desarrollo de la propia cultura gráfica y la aspiración a la calidad.

Norberto Chaves Barcelona
Followers:
3031
Comments:
130
Votes:
262
Compartir:

En una clase sobre calidad marcaria para estudiantes de diseño gráfico, yo mostraba ejemplos extremos, muy fáciles de contrastar, de marcas de excelente y de pésima calidad: la diferencia saltaba a la vista incluso para un lego en la materia. Al proyectar la última (que era tal en todos y el peor de los sentidos), una alumna me preguntó: ¿por qué dice usted que esa marca es mala? Mi perplejidad paralizó mi respuesta por unos instantes. Era como tener que explicarle que es de día a una persona que está tomando el sol. ¿Cómo se explican las evidencias?

De todos modos, la pregunta de la alumna fue, para mi, esclarecedora: en el mundo en que vivimos la perfección no resulta evidente para todos y, por lo tanto, tampoco resulta evidente el horror. El origen de esa disolución de las evidencias culturales no es difícil de detectar: se trata del proceso de acelerada deculturación, propio de la sociedad de consumo. No hace falta que nos extendamos: la bibliografía al respecto es cuantiosa y, además, los síntomas están a la vista con solo salir a la calle o encender el televisor.

Pero lo interesante no es tanto analizar ese proceso como sus coartadas. Y, entre ellas, la coartada de las coartadas: «todo es relativo». Parece ser que todo es válido y que lo que algunos «dogmáticos» consideran «inculto» es, en realidad, producto de «otra cultura»… ¡y tan amigos! Hipótesis como esa le han abierto el paso a todo tipo de catástrofe.

Con esta introducción entremos ahora en nuestro campo, el de la gráfica. Para ello, hemos de partir de una realidad incontestable: la gráfica es un campo de la cultura, como lo es la arquitectura, la gastronomía o el deporte. Y no sólo es un campo de la cultura —previo y más allá del diseño— sino uno de los campos desarrollados más tempranamente por la humanidad. Recordar las cavernas: llevamos quince mil años dibujando.

En todo campo de la cultura operan unos códigos que regulan su reproducción y disfrute. Hay buenas bandas de rock, pésimas bandas de rock y, en el medio, regulares. Los auténticos rockeros, aquellos que saben de rock, no suelen equivocarse y sólo van a los conciertos que valen la pena. Quienes saben de fútbol saben apreciar una buena jugada y siempre tienen un recuerdo para la madre de delantero que la frustra. La hinchada sabe y no perdona.

Pues lo mismo pasa con la gráfica. Una persona con cultura gráfica sabe diferenciar un ilustrador bueno de uno malo. Por supuesto, hay situaciones en que el juicio es controvertido; y los Salomones no abundan. Pero tales casos son la excepción que confirma la regla. Es mentira que todo sea relativo. Los valores sólo son relativos para aquel que carece de ellos. O sea: el recurrido «todo es relativo» no es más que la coartada del inculto.

Pero, frente al oportunismo del relativista que suspende sine die el juicio, la cultura exhibe aplastantemente sus certidumbres: un patrimonio irrefutable de piezas excelsas y otro, fruto de la incultura o la mediocridad. Así como existe la cultura, también existe la barbarie. Distinguir una de otra no es asunto de opiniones sino de saberes.

Lo dicho podría interpretarse como una reivindicación del elitismo. Ante este peligro recuerdo una frase anterior que lo conjura: «la hinchada no perdona». Se trata de «saber». Y los saberes están repartidos entre los sectores sociales según sus afinidades: unos saben de rock, otros de fútbol, otros de gráfica. Prácticamente nadie sabe de todo; eso es normal y hasta diríase que sano.

¿Qué tiene que ver esto con el diseño? Pues, todo. Cuando un cliente recurre a un diseñador gráfico es porque él no está capacitado para dar adecuada satisfacción a una necesidad de comunicación. Él sabe que no sabe y recurre a alguien que, como la hinchada, sabe de lo suyo. Y, entre esos saberes está el saber detectar la calidad (de una tipografía, de una gama de colores, de una fotografía, de una ilustración …). Y, más aún, saber producirla.

Entre todas sus prestaciones está el proveer piezas de altísima calidad gráfica; pues este compromiso es un principio fundamental de la profesionalidad (en toda profesión). Cualquiera fuera el tema de la pieza, su público objetivo y el lenguaje pertinente, esta debe ser excelente: la calidad es estratégica y, por lo tanto, irrenunciable. Y es, además, el motivo por el cual se recurre a un diseñador en lugar de ir directamente a la imprenta.

Cuando tenemos dudas en nuestra apreciación de la calidad, una norma de conducta de elemental seriedad no es refugiarse en el relativismo sino poner en duda nuestra capacidad de evaluación. No dudar de la cultura sino de que uno la posea. Y poner manos a la obra en la tarea de incorporarla… que no concluye nunca.

En las opiniones remitidas a FOROALFA sobre temas estrictamente técnicos (por ejemplo, la calidad de una nueva marca), predominan sorprendentes divergencias, ya no de matiz —que es lo normal— sino en el signo, positivo y negativo, de la valoración.

En la evaluación de la calidad, es comprensible que se observen diferencias de grado, provenientes del distinto nivel de exigencia de los opinantes. Pero, tratándose de miembros de una misma profesión, resulta inconcebible que un mismo producto gráfico sea considerado por ellos como de alta y de baja calidad: un médico opina que el paciente está sano y su colega sostiene que está muerto.

La crisis cultural, ya citada, parece estar afectando a las escuelas; pues parte importante de sus graduados egresan con asignaturas troncales pendientes.

 

Followers:
3031
Comments:
130
Votes:
262
Compartir:

130 Comments

Comment

This article does not express the opinion of the editors and managers of FOROALFA, who assume no responsibility for its authorship and nature. To republish, except as specifically indicated, please request permission to author. Given the gratuity of this site and the hyper textual condition of the Web, we will be grateful if you avoid reproducing this article on other websites. Published on 24/04/2013.

Norberto Chaves

More articles by Norberto Chaves in Spanish

Idioma:
ES
Title:

Con o sin símbolo

Synopsis:

Una alternativa marcaria condicionada por el perfil y la comunicación.

Share:
Idioma:
ES
Title:

El símbolo de una comunidad

Synopsis:

La capacidad emblemática de un identificador social: motivación y convencionalización.

Share:
Idioma:
ES
Title:

Verbal/no verbal como polaridad identificatoria

Synopsis:

El papel de lo tipológico en la referencia a la identidad.

Share:
Idioma:
ES
Title:

Toda marca debe ser...

Synopsis:

Doce normas supuestamente «universales» del diseño de marcas gráficas.

Share:

You may be interested

Carla Santana
Author:

Carla Santana

Title:

Posada Beyond La Catrina

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
1
Followers:
14
María de Mater O’Neill
Idioma:
ES
Author:

María de Mater O’Neill

Title:

Sobre la investigación creativa

Share:
Interactions:
Votes:
28
Comments:
10
Followers:
8
Edgar López Jiménez
Idioma:
ES
Author:

Edgar López Jiménez

Title:

Joyería ¿necesidad o lujo?

Share:
Interactions:
Votes:
43
Comments:
35
Followers:
9
Stuart Roldán Castro
Idioma:
ES
Author:

Stuart Roldán Castro

Title:

La delgada línea entre querer aprender y aprender

Share:
Interactions:
Votes:
27
Comments:
10
Followers:
4
Ricardo Martins
Idioma:
ES
Author:

Ricardo Martins

Title:

8 señales de que algunas escuelas de diseño atrasan 15 años

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
160
Comments:
123
Followers:
77
Antonio Sánchez
Idioma:
ES
Author:

Antonio Sánchez

Title:

¿Habrá mercado para los productos sustentables?

Share:
Interactions:
Votes:
42
Comments:
16
Followers:
7
My opinion:

Login with your account to comment on this article. If you do not have it, create your free account now.

1
Sergio Arcíbar
Mar 2015

Definitivamente el contexto lo es todo en el diseño. No se puede diseñar sin conocer de qué se habla.

0
Reply
0
Gustavo Soriano
Apr 2014

Gracias Norberto por este articulo tan simple como revelador.

Veo a la calidad como el conductor que hace fluir el desarrollo del proyecto hacia el destino correcto, es inherente a todo lo que tenga que ver con la concreción de ese proyecto, desde la relación profesional entre cliente y profesional, hasta los detalles propios de la obra.

Se puede decir que existen "calidades de cliente" y que pueden poner a prueba nuestra calidad como profesional si no tenemos claro este mandamiento.

Como un partido de tenis, si el que tenemos enfrente juega bien, nos exige a jugar mejor también.

0
Reply
1
Edith Molina
Dec 2013

Existe la calidad, pero he notado que esta cambia con el usuario. Es deber del diseñador guiar a su cliente, eso es cierto pero hacerlo es difícil. Ya que se compromete la sensibilidad estética del cliente. Este no esta dispuesto a admitir frente el diseñador, que el carece de conocimientos visuales. Ninguno de los dos quiere ceder, pero al final del día el diseñador debe saber transmitir sus ideales hacia el cliente, para que este pueda aceptar la propuesta con la mejor calidad.

1
Reply
0
Martin Fernandez
Sep 2013

No existe un concepto más impreciso que el de calidad, porque la calidad en sí misma no es definitoria; se necesitan elementos de contraste para poder juzgar un producto o servicio - ya sea en relación a los atributos mínimos requeridos para formar parte de una categoría o en relación a la capacidad de diferenciarse de otros productos o servicios similares. Para añadir complejidad, es el usuario quien otorga el valor cualitativo, en la medida que el producto o servicio satisface sus expectativas y/o necesidades .

0
Reply
0
Emilie Bibliowicz
Aug 2013

Tenemos que estar conscientes de nuestra profesión para poder realizar trabajos de buena calidad y saber diferenciarlos de diseños de baja calidad. Así podremos sobresalir con el buen diseño siguiendo los consejos que nos da Norberto.

0
Reply
0
Fernanda Barreno
Jul 2013

Norberto! Alta cultura..

0
Reply
0
Silvia Alcoba
Jul 2013

En Norberto siempre convergen varias líneas que ilustran de forma brillante, bien pensadas, los asuntos del/los lenguaje/s y el pensamiento; la verdad y la belleza ...

0
Reply
44
Ivan Abbadie
Jun 2013

sostengo lo dicho, «no hay diseñadores buenos o malos, hay verdaderos o falsos», igual pasa con sus resultados.

0
Reply
2
Bety Jimenez
Jun 2013

Claro, para que un diseño sea vendido y utilizado debe tener calidad eso habla de un buen trabajo y que mejor habla muy bien del profesionista y conlleva a otos elementos.

0
Reply
0
Julian Miguel Garcia Maldonado
May 2013

Ninguna persona carece de valores. Cada cultura, cada ser humano, tiene «sus propios valores». Quizás esos valores puedan ser muy diferentes a los nuestros, pero a fin de cuentas, son los valores «de cada quien». Decir que los valores «son relativos», no es coartada de inculto.

1
Reply
3
Marcelo Venturotti
May 2013

Se puede discrepar en algún punto, no llegar a entender del todo lo que dice Norberto, pero sus artículos siempre dan para reflexionar. Creo que no existen materias durante la formación de los diseñadores que nos enseñen acerca de la calidad gráfica y es un gran déficit que tenemos. Pero también creo que como diseñadores tenemos las herramientas suficientes (deberíamos tener también las ganas) para ir hacia el pasado y estudiar el mundo de la gráfica desde sus comienzos hasta hoy. En este proceso encontraremos la calidad. Para esto no necesitamos materias, solamente hambre de conocer y saber.

1
Reply
0
Román Bauer
May 2013

Eh disfrutado mucho la lectura del articulo y las disquisiciones al respecto. Esta claro que, cuando hablamos de calidad no todos hablamos de lo mismo, muy buen punto de partida.

0
Reply
5
Omar Mercado
May 2013

Un tema por demás interesante, pero con todo respeto no comparto la postura de Norberto. Desde luego que tenemos que buscar siempre la máxima calidad posible en nuestro trabajo (y en todo lo que hacemos), pero no estamos mandado cohetes a la luna.

Para mi un buen trabajo es aquel que cumplió con el propósito con el que fue planeado. La búsqueda purista de recursos gráficos rimbombantes no es mas que, para mi, un acto de mera pretensión.

0
Reply
0
Esmeralda Mendoza
May 2013

Efectivamente la calidad es un elemento primordial dentro de cualquier solución gráfica y creo que debería de serlo en cualquier profesión u oficio; cuando una persona busca un profesional en la materia que requiere siempre esperara un trabajo de calidad, por algo es él quién tiene los conocimientos necesarios para lograrlo. Quizá algunas escuelas estén afectadas en ese aspecto dentro de su curricula, sin embargo, no todo se aprende en la escuela, cada estudiante debe forjar su acervo cultural siempre más allá de lo recibido en el aula.

0
Reply
0
Nicolás Name
May 2013

totalmente de acuerdo la búsqueda de la calidad debe ser el pan de cada día en nuestro negocio... ser el mejor en lo que hacemos

0
Reply
2
Marian Riquelme
May 2013

Leo los comentarios y de entrada me gustaría hacer notar que en este artículo no se habla de belleza o fealdad, se habla de calidad, y estoy de acuerdo, la calidad salta a la vista en una solución gráfica, o al menos, así me parece que debiera ser. Me sorprende ver cuántos diseñadores hay con grado escolar que no aplican ninguna teoría en sus trabajos, confían más en el empirismo y el cliente en ellos.

0
Reply
0
Jaime Alberto Latorre
May 2013

Precisamente el diseño no es cuestión de hinchadas, las que viven solo de lo subjetivo. El diseño tiene una razón, un momento, una motivación, un proceso. El actual momento de globalización y de envolvimiento tecnológico (la aldea global «auto-suficiente»), pretende solucionar todo con inmediatismos y programas (simulan procesos?) que por su espectacularidad terminan limitando la calidad esencial y otorgando un brillo falso de calidad.

0
Reply
0
Yessica Urdaneta
May 2013

Lo que hace bella o fea una cosa es la función. Lo que debe atender el diseño es la solución de problemas. En Venezuela, (no sé si en todos los paises) Una pareja es la «ideal» si logra satisfacer TODAS las necesidades. Incluso aquellas nuevas que nos inventamos. Así ocurre con el diseño: Desde el punto de vista gráfico, una imagen que SOLUCIONA problemas de comunicación. Es indudablemente bella :D

1
Reply
9
Pedro García
May 2013

Un diseñador de excelente calidad debe ser: un estupendo lector, un muy buen escritor y gran dibujante y gran autocritico, y un buen re-semántico.

0
Reply
0
Mark Miller
May 2013

Lo que resulta sumamente aparente con esta discusion es la verdadera falta de cursos sobre estetica en los planes de estudio en las escuelas que imparten programas de diseño.

0
Reply
0
Juan Manuel Savino
May 2013

Sigue la resp. Miguel!

Todas las actividades del hombre de manera individual, o relacionado con otros y de la sociedad en su conjunto tienen como fin (repito, último o en alguna etapa intermedia) el beneficio económico, ya que es la forma de sustentar cualquier actividad, desde el momento en que el dinero es unidad de medida para las transacciones y de alguna manera el bien de intercambio por naturaleza. Me parece que el artículo, no es a ese aspecto del diseño al que se refiere, sino más bien al conocimiento, al docto que debería aspirar a ser cada quien en la actividad en que se desempeña.

0
Reply
2
Xue Bonilla
May 2013

«Los valores sólo son relativos para aquel que carece de ellos. O sea: el recurrido «todo es relativo» no es más que la coartada del inculto». EXELENTE

1
Reply
0
Miguel Gil
May 2013

Hola Norberto, es un placer leer tus artículos.

Solo tengo un punto que no estoy de acuerdo contigo, o eso creo, al referirte cómo

» la gráfica es un campo de la cultura, como lo es la arquitectura, la gastronomía o el deporte» . No creo en absoluto que seamos parte de la cultura. Me cabrea cada ves que los medios «posicionan» una noticia relacionada con la arquitectura o el diseño en sus secciones de «cultura».

Yo estoy convencido que seria mejor estar en «economía», que es la finalidad y la realidad que hay detrás de todo proyecto de diseño.

0
0
Juan Manuel Savino
May 2013

Hola, creo entonces que según tu punto de vista todo debería estar encasillado dentro de economía, porque te invito a que me digas cual campo de la cultura no tiene como fin (último o en alguna etapa intermedia) algún tipo de beneficio económico.

1
0
Miguel Gil
May 2013

Juan Manuel, estoy de acuerdo que al final todo tiene un fin lucrativo, pero no es el contexto que el que se mueve la cultura en sí misma. No quiero desviarme del tema expuesto por Norberto, pero es una manera de que el diseño sea comprendido por lo que es.

0
9
Pedro García
May 2013

El diseño es simplemente un súper poder que tienen los «Diseñadores» para: multiplicar, atraer, copia, crear y arrastrar modas, dogmas, tendencias, y además es cíclico.

0
Reply
0
Juan Manuel Savino
Apr 2013

Pocas veces he tenido la suerte de poder leer a personalidades con tamaña claridad conceptual.

Realmente disfruto y aprendo con cada uno de los artículos de su autoría y siempre me pasa que cuando termino de leerlo se me viene a la mente una explicación metafórica de Platón acerca del estado del ser humano en relación al conocimiento, llamada la «alegoría de la caverna».

Felicitaciones y gracias.

3
0
Cid Identidad Corporativa
May 2013

Bien con eso Juan, es cierto.... muy analógica la historia de la caverna de Platón respecto a este artículo en particular, que creo que apunta más a la humildad intelectual que al diseño en sí.

1
Reply
1
Rodrigo Morlesin
Apr 2013

«Es mentira que todo sea relativo. Los valores sólo son relativos para aquel que carece de ellos. O sea: el recurrido «todo es relativo» no es más que la coartada del inculto». Con esto se dice todo. Gracias Norberto por dar claridad y voz.

0
Reply
5
Alfredo Texis Michicol
Apr 2013

muy interesante el articulo

0
Reply
0
Patty Jessica Mena Segura
Apr 2013

Hay dos puntos muy críticos, el saber como menciona en su artículo y el otro es hacer o plasmar esa teoría que conoce en la práctica y lo domina, es decir ¿cómo se puede plasmar lo que se sabe?. Hay personas que saben mucho pero lo crítico es que no saben plasmarlo por ello son sólo teóricos. Buen artículo.

0
Reply
0
Juan De La Rosa
Apr 2013

Hoy en día argumentamos constantemente que los computadores han acabado con la calidad del diseño y que la noción de buen gusto se ha perdido en una sociedad tanscultural de consumo. Tal vez estas no son un indice de la finalización del oficio si no del surgimiento de la disciplina. Estamos obligados a formar estudiantes críticos, capaces de cuestionar los dogmas de sus maestros y no darlos por ciertos; entender que la noción positivista de «la cultura» como criterio único nos aleja de la posibilidad de formar diseñadores capaces de entender los requerimientos culturales de cada imagen creada.

0
Reply
0
Martin Heber Garcia Acero
Apr 2013

es inclreible ver como unos cuantos solamente pueden saber sobre la verdadera realidad de las cosa y lo importante que es el diseño grafico en nuestros dias y como deveria ser en nuestros cada quien en sus profesio y en loque mejor sabe hacer

0
Reply
0
Belencita Pocco Tafur
Apr 2013

Como dice el dicho ¡zapatero a su zapato! las personas por más profecionales que sean en una area determinada, no pueden afirmar que son espertos en todo, es de sabios admitir cuando uno no sabe de algún tema y es de nobles pedir el consejo o la aportación de un esperto en ella, para obtener una respuesta más acertada; por otro lado no todos obserbamos o criticamos las cosas del mismo modo. Pero es mejor aprender a guardar silencio cuando ingnoramos de algún tema.

0
Reply
0
Mitchell Salazar Alberto
Apr 2013

un buen articulo, algo que la mayoria no se da cuenta de los ejemplos que se da en este. buena la perspectiva de la cultura, de tal manera que el arte de ser unicos en hacer algo para satisfacer las necesidades, es un elemento fundamental. asi mismo el conocimiento hara que tu trabajo sea bueno o malo.

0
Reply
3
Miquel Rossy
Apr 2013

Tan interesante como el artículo son las puntualizaciónes de Luciano Cassini.

0
Reply
32
Francisco Yantorno
Apr 2013

Lapidario. Coincido 100%.

0
Reply
0
Marisa B.
Apr 2013

Nuestra evidencia no es siempre la evidencia de los demás y eso, para los que trabajamos en la docencia, sí que debe ser «evidente». De todas maneras una marca debe ser juzgada también por su contexto y en cómo se aplica en su programa de identidad.

0
Reply
0
Raul Jimenez
Apr 2013

Otro exclente articulo, pues claro que el paso del tiempo, el jucio, o la carencia de este, y la cultura de las personas, en cada una logran decicidir si el resultado es bueno o malo a partir, como nos menciona Cristinan Ulloa, del alcanze y respuestas al objetivo del diseño....

0
Reply
10
Cristian Ulloa
Apr 2013

Se nos olvida que a diferencia del arte, el diseño tiene un objetivo. El arte «manifestar un sentimiento, intención personal o una idea sin importar lo que el receptor piense o entienda de ella». Aquí todos están mirando el trabajo de diseñador como el de un artista, tal como lo menciona Marivia Garcia el diseño tiene un objetivo y por ello, la calidad debe ser evaluada en torno al «cumplimiento profesional» de ese objetivo. Puede que el resultado gráfico no le agrade a todos, pero si consigue encantar al publico objetivo el valor de lo bueno y lo malo queda relegado por el óptimo resultado...

0
Reply
0
Génesis Figueroa Canales
Apr 2013

un trabajo bueno o malo... creo que ambos tras mi punto de vista requiere no solo de profesionalismo o conocimiento sino de como el receptor lo perciba . Cada quien o cada profesional tiene una distinta forma de ver las cosas y segun ello hacen critica del resultado final de un trabajo

0
0
Juan Manuel Savino
Apr 2013

Estimado, creo a mi modesto entender que justamente para eso debe ser efectiva la comunicación que se realice con el diseño propuesto, para que distintos receptores perciban de manera correcta el mensaje emitido.

No debería ser percibido de distinta manera (decodificado) el mensaje si está bien comunidado.

Saludos cordiales!

1
Reply
0
Marivia García Mendez García Mendez
Apr 2013

pues dicho esta, una marca se posiciona de acuerdo a su objetivo y dentro de ello al público al cual va dirigido,una marca no puede estar en todas las élites porque hay distintas de estas con diferentes rangos economicos y si, todas las personas no pueden conocer una marca porque esta estructurado asi como yo no conozco las marcas de las estrellas ellas no saben de la otra marca puesto que no son el publico meta de la misma.

asi, para el diseño grafico. un gran rol de quien realiza un diseño, porque este va estar dirigido a un publico no a todos los sectores,asi el diseñador tiene que hacer un repaso en su banco de datos para hacer uno bueno.

muy importante.

0
Reply
0
Rocio Del Pilar Espinoza Minaya
Apr 2013

definitivamente existen muchos puntos de vista acerca de un trabajo sea bueno o malo .. pero algo es cierto la percepción de esta , dependerá de cuanto conocimiento se tenga sobre el tema , si se opina sobre alguna determinada marca 0 el diseño de dicha marca .. lo mas acertado es que lo haga un diseñador y si bien es cierto que puede tener algunas diferencias con otros diseñadores sera mínima . pero si un abogado da su punto de vista lo mas probable es que tenga una percepción muy diferente .

0
Reply
0
Pechy Ny
Apr 2013

Es resaltante lo que nos describe el autor en su articulo explica notablemnte el titulo que le da a su articulo, la calidad existira siempre y el nivel dependera de tu propio nivel

0
Reply
0
Fatima Quiñones Huaycha
Apr 2013

Muchos dueños de marcas o empresas se creen ser diseñadores cuando solo son los dueños ... lo cual muchas veces no permiten que el diseñador gráfico haga su trabajo «El Diseñador sabe lo que tiene que aser «. Eso pasa mayormente en el lugar donde vivo; y son muy pocas las empresas que ya se dedican al diseño grafico profesional. y muy importante nadie sabe todo tenemos mucho por aprender en el día a día.

0
Reply
0
Jhonbeyter Franlenyn Broncano Romero
Apr 2013

Me hace reflexionar mucho este articulo tenemos que apreciar cada artículo impregnado Al igual que los valores sólo son relativos para aquel que carece de ellos, es relativo» no es más que la coartada del inculto.

Conclusión: los valores son absolutos y se construyen de ladrillo a ladrillo

0
Reply
0
Rosa Flor Llallihuaman Garcia
Apr 2013

el diferenciar un trabajo bueno y malo, requiere de una buena percepción y conocimiento acerca del tema. pero ningún trabajo es malo sino que cada uno lo entiende de otra manera y quizá esa persona no sea su target.

0
Reply
0
Martín Chiquito
Apr 2013

Está claro que Chavez es un gran provocador. Adhiero a sus observaciones, no así a su altanería de compadrito.

1
Reply
26
Vladimir Hernández Botina
Apr 2013

Por alguna razón viene a mi mente el «Elogio de la mala música» de Marcel Proust.

«Detestad la mala música, pero no la despreciéis. Como se la toca y se la canta más apasionadamente que la buena y mucho más que ella, se ha ido llenando poco a poco de los sueños y las lagrimas de los hombres. Respetadla por ello. Su lugar, nulo en la historia del arte, es inmenso en la historia sentimental de las sociedades.«

2
33
Rodolfo Fuentes
Apr 2013

¿que tiene que ver eso con el diseño?

0
26
Vladimir Hernández Botina
Apr 2013

«En todo campo de la cultura operan unos códigos que regulan su reproducción y disfrute. Hay buenas bandas de rock, pésimas bandas de rock y, en el medio, regulares. Los auténticos rockeros, aquellos que saben de rock, no suelen equivocarse y sólo van a los conciertos que valen la pena». Tal vez sea posible valorar lo bueno y lo malo en lo gráfico como en la música... más cabe preguntarse. -¿si logramos llegar a dicha valoración sería adecuado despreciar lo malo?. Lo que consideramos malo muchas veces viene adherido a sentimientos y conceptos que si bien no lo hacen bueno si lo hacen válido.

0
0
Mireya De Jiménez
Apr 2013

Vladimir creo que hay muchos debates pre-sentidos en este artículo. La sola discusión entre calidad/diseño gráfico/cultura, ya convoca campos y conceptos bastante complejos y ni que decir acerca de la maniquea dualidad bueno/malo, más cerca de los juicios axiológicos que de lo que se presupone valor de calidad en el diseño y que igual puede resultar en un relativismo social o cultural o en un absolutismo moral, o quizás en una aporía ricoeuriana... ¿No te parece un debate no solo interesante sino muy necesario hoy en nuestros ámbitos de enseñanza del diseño?

1
26
Vladimir Hernández Botina
Apr 2013

Hay mucho debates propios del diseño que son muy importantes y que de haberse resuelto permitirían que nuestra querida disciplina tenga bases más solidas y claras. Me preocupa que el diseño (para mi disciplina insignia de transdisciplinariedad y horizontalidad) deba recurrir al totalitarismo para validarse.

0
0
Mireya De Jiménez
Apr 2013

De acuerdo Vladimir; no solo el Diseño, ninguna disciplina puede hoy erguirse desde los absolutos ni desde los totalitarismos so pena de ser cuestionada desde el sentido socio-crítico de las ciencias y desde las epistemologías no positivistas...

Saludo!

0
0
Raul Jimenez
Apr 2013

finalmente un gran SENTIMIENTO, aunado a una gran TECNICA resultara algo BUENO seguramente....

0
33
Rodolfo Fuentes
Apr 2013

«El origen de esa disolución de las evidencias culturales no es difícil de detectar: se trata del proceso de acelerada deculturación, propio de la sociedad de consumo. «

1
Reply
1
Adriana Torres
Apr 2013

Creo que existen marcas que no cumplen con la función de comunicar algo al usuario, pero no creo que este completamente ligada al término de calidad.

0
Reply
0
Ivan Poveda
Apr 2013

Sin objecion alguna las grafica de alta calidad existen y es un factor determinante para lo que se desea comunicar e interpretar.

1
Reply
66
Miguel Angel Aguilera Aguilar
Apr 2013

Mi gratitud por aportarnos importante material de reflexión y análisis para con nuestros alumnos.

0
Reply
1
Yorlmar Campos
Apr 2013

Excelente artículo, nuevamente remueve los cimientos de la palabra «diseño», arranca costras y pone en evidencia su alcance cultural en pro, o detrimento del propio vocablo «cultura». Mucho tiempo esperé un artículo como éste.

0
Reply
0
Ramon Carreté
Apr 2013

La mediocridad está tomando posiciones; cualquiera es capaz de opinar sobre diseño o contratar al «sobrino de..». que «es un artista». Tenemos que trabajar para conseguir reposicionar a la comunicación gráfica en el lugar que le corresponde, (el que tuvo a finales de los 90 después de muchos años de trabajo pedagógico de profesionales e instituciones) y recuperar el respeto por la profesión.

Norberto, soy fan suyo desde que tuve el placer de escucharle por primera vez en una conferencia en la escuela donde estudié, allá por 1985 (casi nada).

Saludos.

1
Reply
4
Pepe Cruz Novillo Jr.
Apr 2013

Totalmente de acuerdo con el autor. Y es que la frase «sobre gustos no hay nada escrito», aplicada al diseño, ha hecho un daño enorme. Frase pronunciada casi siempre por quienes no han leído lo que sí está escrito.

1
Reply
103
César Puertas
Apr 2013

Evidentemente, la calidad existe, pero los argumentos usados en el ensayo no logran explicar nada al respecto. Por un lado descalifica a quienes lo cuestionan, como en el caso de la estudiante que siempre ridiculiza en sus charlas. Además se blinda con el argumento adicional de que quien no esté de acuerdo, no tiene la cultura visual necesaria. En el mundo académico, y en especial en uno como el del diseño, donde faltan los acuerdos y sobran las posturas basadas en argumentos de autoridad, no es suficiente con afirmar la existencia de los fenómenos. De Chaves todos esperamos mucho más.

3
66
Miguel Angel Aguilera Aguilar
Apr 2013

Los argumentos de este ensayo reflexivo no requieren explicación son evidentes, para entenderlo solo se logra con el criterio, experiencia acumulada y prestigio que se gana con investigación, los jóvenes tienen el gran reto de ganarse el respeto de sus colegas mostrando su trabajo aportativo y analítico.

0
1150
Luciano Cassisi
Apr 2013

César, es muy difícil explicar cómo reconocer la calidad, no solo en el campo de la gráfica sino en cualquier campo. La función de este artículo no es explicarla sino alertar de su existencia y su importancia. Lo que sí deja claro el autor es que es necesario «cultivar» la gráfica por medio de la observación y la experiencia para poder reconocer la calidad. Yo agregaría lo que siempre le digo a mis alumnos: que cuando se comienza a desarrollar la propia cultura gráfica, la comparación es la mejor forma de detectar la calidad.

4
0
Miguel Ramirez
Jun 2013

Pero César tiene un punto ¿que se le responde a una persona que pregunta esto? no solo a una alumna a cualquier persona, si el reconocimiento de la calidad se forma enriqueciendo la mirada y la experiencia, creo que en nuestro campo comienza a hacer falta la traducción de esto a la voz, al texto, no puede quedar reducida al gusto -pues la opinión que genera este es subjetivo a cada persona, sepa o no- pero tampoco quedar en el pensamiento de que al otro le falta cultura visual «ya aprenderás» empieza a ser insuficiente, mas ahora, que crecemos rodeados de imágenes como nunca antes

0
Reply
0
Iohann Vargas
Apr 2013

La verdad es que en este era de la computación resulta fácil simplemente aplicar un degrade, hacer un garabato y llamarlo ¨logo¨, porque en las llamadas escuelas de diseño, solo importa graduar alumnos de forma industrial.

1
Reply
4
Cátedra Fridman Dg
Apr 2013

No suelo criticar los ensayos de los idóneos que suelen publicar en este Foro, pero esta vez no puedo dejar de pensar que lo que acabo de leer es una verdad de Perogrullo.

Extraños paralelismos: rockeros que saben ir a un concierto de rock y la hinchadas que saben de fútbol... Nada más subjetivo que fútbol y rock. Rock es Zeppelin y también los Stones. Fútbol es la Masía y el catenaccio. Reconocidos diseñadores a caballo de signos de pésima calidad gráfica siguen su exitosa carrera gracias al marketing.

Calidad gráfica ¿Quién puede objetar semejante cosa?

8
0
Mireya De Jiménez
Apr 2013

De acuerdo Cátedra y además¿quién define hoy la «calidad gráfica»? ¿no será el marketing?

1
Reply
28
Lucas López
Apr 2013

Sin dudas que el título es muy claro e inobjetable. Es llamativo que sobre el tema haya disparidad de criterio, observaciones y/o devaneos, con intentos de cuestionar la idea de calidad gráfica.

1
Reply
1
José Lautaro Aguirre
Apr 2013

lapidario

0
Reply
7
Hector Aguilar
Apr 2013

Tengo una inquietud, ¿Que tanto va ligada la calidad del trabajo con el nombre del diseñador?

Un diseñador reconocido es sinonimo, de un trabajo de Calidad?

0
Reply
50
Agustín Azuela
Apr 2013

La calidad existe y es irrenunciable, qué más decir. Si no buscamos tener calidad no sé a que vamos. No le veo lo relativo.

2
Reply
3
Miquel Rossy
Apr 2013

-A mi me gusta, -dijo y así pretendió reducir la polémica (que no lo debería ser) a un supuesto plano «mi opinión vs la tuya».

-No es lo que yo piense o lo que pienses tu. Es lo que realmente es. Es la verdad lo que importa.

-¿La verdad? No, no hay verdad. ¡Hombre! No me digas que eres dogmático. Oye, un poco de respeto a las opiniones de los demás.

0
Reply
206
Néstor Damián Ortega
Apr 2013

«La calidad existe y es irrenunciable» es un estimulo lapidario para mejorar en la disciplina y un canto a provocar en «la hinchada» del diseño. Saludos Maestro.

1
Reply
1
Sebastián Feinsilber
Apr 2013

Si el «todo es relativo» es la coartada del inculto, Schopenhauer, Borges, Lacán o Deleuze por lo pronto fueron grandes incultos. «Todo es relativo» no es el punto de llegada, sino el punto de partida.

En 1938, en Salzburgo el Gobierno Alemán conducido por Hitler presentó la famosa exposición «arte degenerado«(Entartete Kunst) presentando despectiva y proscriptivamente lo que hoy conocemos como arte moderno. Para ellos la calidad existía y era irrenunciable.

1
1150
Luciano Cassisi
Apr 2013

No comprendo la relación que establecés entre la calidad gráfica y el rechazo al arte moderno. Como no tengo tanta información te pregunto: ¿Es que el Gobierno de Hitler estaba en contra del arte moderno porque encontraba que no tenía calidad gráfica, o habría otros motivos muy diferentes?

Tampoco veo la relevancia de remarcar que «todo es relativo» es un punto de partida. Porque según mi interpretación, el texto se refiere a la calidad gráfica en los resultados (en el producto final) y no en el punto de partida. ¿O acaso pensás que en la gráfica, en su «punto de llegada», se puede renunciar a la calidad?

0
1
Sebastián Feinsilber
Apr 2013

Todo totalitarismo plantea su propia concepción de la estética, y lo hacen discriminando lo que entienden por «bien» y «mal». Lamentablemente todavía como sociedad global no los podemos superar.

Pienso que hay muchas formas de entender la «calidad» de una pieza de comunicación.

3
1150
Luciano Cassisi
Apr 2013

Claro que hay muchas formas, o mejor dícho, muchos aspectos de la calidad. Pero este artículo se refiere únicamente a uno de ellos: la «calidad gráfica», que no es lo mismo que la «estética».

Para que quede clara tu posición: ¿estás sugiriendo que decir que existen productos gráficos de mejor y menor calidad gráfica es una actitud totalitaria?, ¿o que decir que no todo el mundo está capacitado para evaluar la calidad gráfica es una actitud totalitaria?, ¿o estás hablando de otra cosa?

0
1
Sebastián Feinsilber
Apr 2013

Si, esa puede ser una forma de leerlo, gracias.

1
1150
Luciano Cassisi
Apr 2013

Entonces, la opinión de un estudiante de Kinesiología ¿sería tan calificada como la de Milton Glaser, a la hora de decir si un producto gráfico tiene o no calidad gráfica?

Aunque esa pregunta queda anulada por tu afirmación de que no existirían productos gráficos con mayor o menor calidad gráfica. Es decir que la calidad gráfica no sería un parámetro evaluable. Según vos, todos producto gráfico tendría la misma calidad gráfica.

¿Entendí bien?

0
1
Sebastián Feinsilber
Apr 2013

No, para nada. El problema está en la categoría «calidad gráfica», es reduccionista y discriminatoria. Limita el análisis a aspectos técnicos incorporando, sin asumir, cuestiones de índole estético.

0
1150
Luciano Cassisi
Apr 2013

Llegamos a un punto de acuerdo, porque toda categoría de análisis sirve justamente para poner el foco en un universo «reducido», delimitado, para «discriminar» (en el sentido de diferenciar) uno o más aspectos específicos del objeto de análisis.

Sería imposible no incorporar a la estética en esta categoría, porque la calidad gráfica no se valora en base a unos parámetros universales y estrictos, sino considerando el género gráfico. Cada género gráfico (no confundir con géneros de la comunicación) tiene sus propias reglas sintácticas más o menos estables y se inscribe en un universo estilístico.

3
Reply
0
Gabriel Lasso
Apr 2013

Buen aporte, esto hace parte del desarrollo de un buen diseñador y de su capacidad para diacgnosticar el problema y al diseño.

0
Reply
53
Anita Chalu
Apr 2013

«Prácticamente nadie sabe de todo; eso es normal y hasta diríase que sano».... La frase que más me quedo.. Realmente pienso que es bueno saber de todo un poco.. y si es necesario para lograr una nueva imagen, investigar ese campo. Pero no se puede saber todo a la vez. Es lo que muchos hoy proponen, pero al momento de hacer, la empastan. Un saludo.

0
Reply
0
Jorge Enrique de La Rosa
Apr 2013

Muy bien Prof. Chavez. Un un muy buen maestro de arquitectura nos insistía : «Lo único que ustedes aportan en un diseño es ʼproporción y armonía; porque resolver bien un edificio en lo funcional, estructural, respetando el clima y entorno, sintetizando la sensibilidad de una sociedad y época, es lo menos que se puede esperar

de un profesional». La calidad es un imperativo disciplinar.

3
Reply
7
Gustavo Lorenzo
Apr 2013

Varios comentarios aluden a que lo importante es si una marca funciona o no. Creo que Cháves, en su artículo, se refiere solamente a la calidad gráfica. Para que una marca funcione se tienen que alinear varios parámetros; uno de ellos es la calidad gráfica.

Valioso aporte del autor.

1
Reply
0
Leandro Hernández
Apr 2013

Lo relativo debería estar dado por la propia cultura y necesidades de cada caso y no por el ojo del diseñador. No creo que se pueda medir la calidad con una regla universal.

0
0
Gabriel Oregioni
Apr 2013

Yo creo que sí se puede medir bajo parámetros universales ya que el articulo alude estrictamente a la «calidad técnica» del signo producido. Te pongo como ejemplo la máxima que reza que todo logotipo debe poder reducirse hasta un tamaño muy pequeño sin empastarse: si se empasta no es de buena calidad. Eso es una regla universal y no cultural (por lo menos en la gráfica). Saludos.

0
1150
Luciano Cassisi
Apr 2013

- Gabriel, esa regla no es universal. Hay montones de casos en los que el logotipo no necesita reducirse demasiado jamás. Por ejemplo las marcas gráficas de programas de televisión. Hay infinidad de casos más.

Y aunque fuera una regla universal, la «reducibilidad» es un parámetro distinto de la «calidad gráfica».

- Leandro, claro que no se puede medir la calidad gráfica. ¿Se puede medir la calidad literaria? No. ¿Se puede valorar? Sí. ¿Es posible establecer unos parámetros universales para evaluar la calidad literaria? No. Es una asunto de Cultura, no de estadísticas.

0
0
Miguel Sosa Menchaca
Apr 2013

Yo creo que la calidad gráfica no se puede medir! Pero saber si es de «buena calidad» o de «mala calidad» es pura y exclusivamente de sentido común. Sería otra cosa si habláramos si un gráfico cumple su objetivo respecto al público que apunta y al mensaje que desea transmitir, eso ya es más filosófico y psicológico que gráfico.

Saludos.

0
0
Erik Naranjo
Apr 2013

- Miguel, pero si la calidad gráfica fuera un asunto de sentido común, no se haría necesaria la intervención de un experto, ¿no?

- Luciano, no soy muy versado en los asuntos técnicos relativos a la calidad literaria, pero suponer esto (que hay asuntos técnicos relativos a la calidad literaria) implicaría que esta es susceptible de al menos cierto tipo de valoración o de ser valorada hasta cierto punto, digamos, métricamente. ¿no podría entonces valorarse la calidad gráfica de igual manera?

1
0
Miguel Sosa Menchaca
Apr 2013

Erik, me refiero a sentido común, en el sentido estricto de determinar si algo es de Calidad o no lo es, yo puedo ver dos gráficas y saber cual es de calidad, y cual no, o si ambas lo son, o ninguna lo es, pero no puedo llevar a cabo el trabajo, ahí es donde entra el experto. Además el otro aspecto, donde hay que transmitir un mensaje, también da lugar a los expertos, sin ninguna duda.

Quizá se mal interpretó mi respuesta Erik, de todas formas, sólo es mi opinión, y quizás si haya formas de medir la calidad de una gráfica.

0
Reply
115
Fernando Navia Meyer
Apr 2013

No existen certezas, es relativo y reduce la relatividad cuanto se acota con sus referencias. Por ejemplo, en mi juicio, el dibujo de la marca país «Bolivia te espera» es catastrófico, el sol en el escudo nacional y provincias de Argentina, igual que el cóndor del escudo boliviano son dibujos catastróficos, pero esto contradice su alto valor simbólico y los atributos que para los representados posee. ¿La calidad es irrenunciable?. No hay duda, la «calidad» está sometida a la cultura de la gente y es irresponsable atribuir a la gente bajo o superior nivel cultural. Eso se llama discriminación.

1
Reply
0
Maximiliano Vilchez
Apr 2013

el tema es cuestionar siempre lo que hacemos, para evaluarlo objetivamente; nuestras diferentes culturas a veces nos arrastran a hacer diseños recargados o muy simples, lo importante es tener un basamento sustentado para cada aplicación que hagamos, de esa forma el análisis será mas acertado y mantendremos un criterio objetivo para aplicar a la gráfica.

0
Reply
14
Javier Rejon
Apr 2013

Todo es reflexivo, pero no deja de ser bueno o malo...

0
Reply
2
Miguel Soliz
Apr 2013

Concuerdo y discrepo... Concuerdo que la noción de «todo es relativo» esconde una especie de mediocridad sustentada en la realidad de que existen distintas culturas y no sólo una gran cultura; toda cultura tiene sus valores, pero el todo es relativo sólo sirve para la indiferencia más que para el diálogo.

Pero discrepo parcialmente, porque lo «bien diseñado» no salta a la vista; porque, aunque no todo es relativo, sí existen distintas escalas de valor... La cuestión no es sólo si algo es bueno... Si no más bien, para quién es bueno... Para que sea bueno, no debe sólo «ser», sino dialogar.

1
1150
Luciano Cassisi
Apr 2013

El artículo no se refiere a todos los aspectos que se pueden evaluar en un producto diseñado, sino únicamente a la calidad gráfica. Y la calidad gráfica de buena calidad salta a la vista, pero no para todo el mundo, sino únicamente para las personas que cultivan la gráfica, que están en los detalles, que han analizado mucha gráfica, etc. Lo mismo que sucede con la calidad de un Bono Soberano, que no la vemos todos sino únicamente la gente que sabe mucho de Bonos Soberanos y Riesgo en Inversiones.

1
0
Amós Pérez
Apr 2013

Aquí en España, nos hemos cargado el país gracias a las aportaciones de gente que oficialmente sabia mucho y a la ignorancia de los otros, que creyendo saber nada, dieron confianza a esos sabios correctamente certificados.

0
18
Romualdo Faura
Apr 2013

Estoy con Luciano y añado: la identificación de las cualidades siempre surge de la experiencia y no solo la experiencia razonada sino también la sensible. No es suficiente el análisis para cultivarnos, es necesaria una apertura —si se me permite—de espíritu. Lo puramente racional puede dejar de lado la parte emotiva, la primera impronta, indispensable para enriquecer el saber.

1
2
Miguel Soliz
Apr 2013

Me parece interesante, entonces, la distinción del universo «Estético» y lo que sería la «Calidad Gráfica»... En este sentido, lo que sí se puede llamar Calidad Gráfica, más allá de cánones estéticos que dependen, al fin, de la cultura, ¿podría ser más ligado con la palabra «coherencia»?

Es decir, esta calidad, que se puede notar más fácilmente al entendido, pero que de todos modos es perceptible para el no entendido, es simplemente el hecho de que el producto gráfico sea coherente visualmente; lo que sí implica la necesidad de un conocimiento para saber Qué Está Mal...

0
1150
Luciano Cassisi
Apr 2013

- Miguel, no me parece que «coherencia» sea la mejor palabra para explicar qué es la calidad gráfica. Como se ha dicho aquí, no sólo se trata de unos criterios universales. La calidad gráfica —o la calidad sintáctica—, también está determinada por el respeto a los criterios más o menos estables del género gráfico en que se inscribe la pieza. De ahí que, quien cultive un género gráfico tendrá más autoridad para opinar sobre piezas de ese género.

- Amós, entiendo tu enojo, pero estás dando un ejemplo no tiene relación con el tema.

- Romualdo, muy acertada tu aclaración sobre la experiencia.

0
0
Amós Pérez
Apr 2013

Me parece que hay demasiados paralelismos entre lo que sucede con la economía y el diseño como fenómenos contemporáneos.

-No son ciencias exactas, se sustentan en la ideología, tienen un reconocimiento social importante y en la mayoría de los casos su impacto no se puede cuantificar ni explicar fuera de su ámbito.

Si la ciencia y el pensamiento intentan tejer conexiones para entender el entorno, el diseño gráfico tal como se quiere mostrar en este foro se quiere aislar de todo lo demás.

Me gusta la espiritualidad y además la cultivo, pero no la del marketing ni la publicidad.

0
18
Romualdo Faura
Apr 2013

Pero convendrás Amós que la experiencia suma y que en el ámbito que sea, a mayor grado de conocimiento mayor entendimiento. Lo que aquí se plantea es que cualquier cosa no vale (como no vale cualquier cosa en economía ni en política) y que lo que nos acerca al criterio —no único, sino sólido— es la cultura, la experiencia (de la razón y de las emociones) que tengamos.

Como dice el autor del artículo: «No dudar de la cultura sino de que uno la posea».

0
0
Amós Pérez
Apr 2013

La verdad es que ser categórico me resulta imposible. Podría pensarse que a mayor conocimiento de nuestro entorno, los puntos de vista se encuentran más fácilmente, pero me temo que es lo contrario.

En tanto a la cita «No dudar de la cultura sino de que uno la posea», maldita la cultura dogmática que nos ha hecho pobres, ignorantes y esclavos.

0
Reply
1
Víctor Del Ángel
Apr 2013

La diferencia está en los detalles, son el sello distintivo de la calidad y aún cuando existan perspectivas y enfoques diferentes la calidad siempre será evidente, es nuestro trabajo y responsabilidad ser y hacer Diseño en un proceso de mejora continua.

0
Reply
53
Jesus Gaytan
Apr 2013

Ups... otra vez Norberto poniéndole el cascabel al gato.

No creo que exista algo llamado «diseño universal». Diseñamos para un grupo determinado y en contextos y hasta lugares acotados, por lo que el valor estético de un diseño dependerá de la cultura visual de ese grupo. Como diseñadores debemos de ser capaces de entender las diferencias y valores de belleza de diferentes grupos, pero de que existen estándares determinados para ellos... existen.

La calidad en el diseño, pues no es discutible. Se es un buen producto o no lo es. Y quien tiene la última palabra es el usuario.

1
Reply
0
Manuel Barrios
Apr 2013

Las escuelas tienen gran responsabilidad sobre este asunto y no solamente en la omisión de asignaturas troncales, sino que también en la «relatividad» sobre lo impartido y enseñado. Me ha tocado presenciar clases en las cuales lo que dice un docente es refutado a la siguiente hora por otro. Esto, en muchos casos genera una realidad confusa sobre las cosas y afecta sobretodo a aquellos que acostumbran a asumir todo como una verdad absoluta.

0
Reply
1
Lourdes Romo Duran
Apr 2013

Me parece completamente coherente y sobre todo muy interesante la idea general que expresas en el articulo, también me encanto la parte donde dices esto de que « en el mundo en que vivimos la perfección no resulta evidente para todos y, por lo tanto, tampoco resulta evidente el horror» y creo que precisamente esto muchas veces nos genera conflictos con el cliente al nosotros querer hacerle ver o entender el hecho de que las cosas no pueden ser exactamente como las imagina sino que nsotros estamos para apoyarlo y tomar estas desisiones en donde nosotros somos los especialistas y no el.

0
Reply
18
Romualdo Faura
Apr 2013

Hay casos en los que no nos pondremos de acuerdo, como este caso.

Enlace

Un diseño multi premiado, erigido incluso como ejemplo de «buen diseño» y para el que la élite que dictamina la excelencia resulta incuestionable.

A otros nos parece una tomadura de pelo, precisamente por esa vaguedad e incongruencia entre concepto y forma, ni siquiera como experimento o discurso de «meta-diseño«

La fama y el éxito se confunde con calidad a menudo. Un problema mucho más grave.

3
77
Alejandro Arrojo
Apr 2013

Adhiero. Lo más triste es que de ese «diseño» venimos... (¿no progresamos nada?). Seguramente el que no entiende soy yo, eso es re «cool»...

1
Reply
96
Alvaro Magaña
Apr 2013

La calidad estética es subjetiva, lo que parece atemporal y exquisito para un grupo humano varia de una generación a otra y variará de acuerdo a como cambié su contexto, son sorprendentes los descubrimientos que se hacen cuando el diseño se hace CON las personas a través de técnicas exploratorias de co-creación.

La calidad si puede ser medida y evaluada en términos de funcionamiento y desempeño, pero eso ya es otra cosa. Norberto es un esteta pero al mismo tiempo hijo de una época en que existía cierta aristocracia del gusto, cosa que hoy puede verse más bien como un signo de conservadurismo.

2
Reply
0
Daniel Palma
Apr 2013

Recordé el error de decir inculto más bien debiéramos hablar de desculturizados.

En cuanto al tema de la calidad cabe recordar que además de los juicios estéticos, sean estos validos o no, la calidad debe considerar atributos de carácter técnico, legibilidad orden visual y similares, sin duda existen marcas de mala calidad, pero las peores son las que no generan puentes con los consumidores o las que son incapaces de dar cuenta del espíritu y sentir de una organización, esos son sin duda errores de diseño tanto mas graves, en la gestión del proyecto mas que en la ejecución.

0
Reply
3
6Us
Apr 2013

Sigo pensando que todo es relativo pero no por inculto sino por la asombrosa y extremadamanete variada de nuestra cultura (local, nacional y mundial)..., y aquí entra en juego el personaje más importante para el diseñador: el usuario. No lo menciona Norberto pero a mi entender el usuario debe ser el parámetro de si un diseño funciona o no, y aquí hablamos entonces de los requerimientos del mismo y su propia historia; intentar analizar -o criticar- un diseño sin este conocimiento es muy arriesgado, pretencioso y hasta inocente.

1
Reply
281
Sebastián Vivarelli
Apr 2013

Un artículo necesario. La decadencia cultural se percibe -como bien se plantea- en bandas de rock concebidas como productos predigeridos, por films cuyo corte final está definido por focus groups y por libros que aspiran a ser best sellers. El campo del diseño (cultura visual) difícilmente escape a esta realidad. Hace un tiempo un docente de la UBA, me comentaba -sorprendido-, que muchos estudiantes de la carrera no sabían de la existencia del Museo Nac. de Bellas Artes. Materia de análsis para sociólogos y antropólogos...

4
Reply
0
Robert Ruiz
Apr 2013

Controvertido articulo, que habla de verdades y categoriza lo bueno y lo malo, como dice el compañero Amos el Potro, en 2013, en nuestra era, es tremendamente complicado de que el argumento se sustente, creo mas conveniente establecer una barrera entre lo que funciona y lo que no, utilizar el concepto calidad es complejo, el de criterio también ya que tiende a cierto elitismo en los juicios de valor, los cuales son cada vez más heterogeneos y cambiantes, lo que valia hace 6 meses, probablemente no funcione ahora....me parece atrevido achacar como excusa del inculto el relativismo.

2
Reply
51
Daniel Silverman
Apr 2013

A diferencia de los productos industriales, no hay mediciones científicas que certifiquen la calidad de una marca. Sólo podemos establecerla ampliando nuestra cultura visual, estudiando el trabajo de los grandes diseñadores, asistiendo a buenas conferencias, comparando y analizando por qué algunas marcas funcionan mejor que otras. O sea, hay que zambullirse de lleno en el tema y empaparse con las mejores manifestaciones del diseño. Así, las diferencias de calidad saltarán a la vista en el acto.

0
Reply
1
José Jiménez Valladares
Apr 2013

Así son las cosas, lo relativo es una manera perversa de resolución por las buenas de todo criterio y la disolución de la cultura y sus diferencias. Claro que existe lo bueno y lo malo, lo excelente y lo horroroso. Sólo tienes que tener criterio y eso es tu responsabilidad.

0
Reply
0
Amós Pérez
Apr 2013

¿Y la calidad como se mide? ¿Donde se puede uno graduar en «calidad»? .Establecer analogías con médicos (una profesión científica) no tiene sentido alguno. A estas alturas de la historia y en el mundo contemporáneo, el diseño gráfico no se escapa de la crisis. Afortunadamente, los dogmas se diluyen a una velocidad asombrosa.

Claude Levi Strauss no quiso poner en el mismo grupo las ciencias exactas de las demás.. ¿Que se pretende decir? ¿Que hay un diseño gráfico globalizado, institucional, ilustrado, que tiene carácter de «diseño de calidad»? ¿En 2013?

No me hagáis reir.

8
1
Edwin Moreira Balladares
Apr 2013

Parámetros subjetivos para medir la objetividad, te entiendo Amós y concuerdo con vos, de hecho tampoco me gusta mucho la forma en que se usa el término «cultura». Todavía recuerdo mis clases de sociología, cuando el docente nos repetía que cultura es todo lo que hacemos, todo, no es un nivel de conocimiento

1
1150
Luciano Cassisi
Apr 2013

1) El artículo no habla de «calidad de diseño» sino de «calidad gráfica». Los diseñadores gráficos no tienen el monopolio de la gráfica.

2) Para medir la calidad gráfica no hay parámetros objetivos. ¿Acaso el artículo dice lo contrario? La calidad gráfica no se puede medir, solamente se puede evaluar.

3) ¿Cómo se evalúa la calidad del trabajo de un jardinero (para salir del ámbito científico)? ¿Quién tiene más autoridad: un jardinero o una persona que jamás regó una planta? ¿Y entre los jardineros, cualquiera da lo mismo o la opinión de un aprendiz da igual que la de uno experimentado?

1
0
Amós Pérez
Apr 2013

Me gustaría sinceramente que se expusieran, uno detrás de otro los puntos que determinan la «calidad» de un trabajo gráfico. Creo que se pueden determinar algunos puntos, sólo algunos y relacionados directamente con el hecho del grado de satisfacción del cliente y los usuarios del trabajo. Nada más.

Esto es lo mismo que evaluar un concepto como «caro» o «barato». Depende de quien y su circunstancia lo que hace que algo a uno le parezca caro o barato.

3
1150
Luciano Cassisi
Apr 2013

Lo lamento, pero no hay unos puntos que determinen en forma universal la calidad de un trabajo gráfico. ¿Hay unos puntos para evaluar la calidad literaria de un texto escrito? ¿Se pueden aplicar los mismos «puntos» para evaluar la calidad de escritura de una novela de ficción que una poesía en verso? No. Esto es porque cada género tiene sus propios criterios de calidad.

En cierta forma sí, es similar (no igual) a la relación «caro-barato»: hay que saber para poder evaluar. ¿Y quién define quién sabe más? Nadie. Pero eso no quita que unos sepan más que otros.

3
5
Allan Cárdenas
May 2013

Entonces la pregunta o debate es: ¿Como determinar o evaluar la calidad gráfica?, forma, peso, color, legibilidad, jerarquía, composición, tipografía, imagen etc?...¿podemos en base a este tema proponer un esquema medible? «A» mayor que «B» y elaborar un parámetro, así como existen formulas eficaces como el retorno de inversión (ROI), que nos alejen de divagar entre los relativo y poder aterrizar un poco.

0
Reply
0
Manuel Núñez
Apr 2013

Tengo la sensación de que alguien con este articulo podría creer que diseñar es usar un método único atemporal y desligado de cualquier contexto, como una formula mágica que si se aplica el resultado siempre sera el óptimo.

2
Reply
1
Helen Serrano
Apr 2013

Este artículo me ha sabido como una deliciosa limonada lo suficientemente fría como para refrescarme en medio del desierto. Ya necesitabamos que alguien dijera: hey!!»...Es mentira que todo sea relativo...,» despierta, culturízate, aprende a VER!

¡Enhorabuena!.

3
Reply
0
Hernando Cabral
Apr 2013

Totalmente asertivo sobre el comentario de lo relativo. Excelente artículo.

0
Reply
0
Dax Cutter
Apr 2013

Otro excelente artículo, como nos tiene acostumbrados, estimado Norberto.

Alejandro Dolina ha sabiado referirse al tema en varias ocasiones, con una efectiva respuesta, sobre la que se ha extendido en un discurso cercano al suyo: «-sobre gustos no hay nada escrito» «-Pues evidentemente usted nada ha leído, porque escrito hay mucho«

1
Reply
14
Javier Rejon
Apr 2013

Interesante artículo, me hace reflexionar en mis deficiencias y que en muchas ocasiones me han detenido de poder emitir un juicio respecto a la calidad gráfica de alguna marca, no soy diseñador, mi campo es comunicación y mercadotecnia y en ocasiones me han preguntado mi opinión y a veces termino dando argumentos técnicos del impacto al consumidor más de la gráfica.

Conclusión, tengo que seguir preparándome.

Norberto: te envío un saludo desde Mérida, Yucatán, donde tuvimos el placer de escucharte de viva voz.

0
Reply

Upcoming online courses

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 weeks
6 Agosto

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 weeks
17 Septiembre

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 weeks
29 Octubre

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 weeks
28 Enero 2019

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 weeks
22 Junio 2019