Género y diseño

La importancia de incluir la perspectiva de género dentro del ámbito del diseño, tema fundamental para resolver problemas de inequidad entre las personas.

Retrato de Alma Martínez Alma Martínez Cd. Nezahualcóyotl Seguidores: 45

Opiniones:
131
Votos:
120
Compartir:
Ilustración principal del artículo Género y diseño

Incluir la perspectiva de género dentro de la disciplina del diseño, debe considerarse fundamental para resolver problemas de iniquidad que existen entre hombres y mujeres. Los estudios de género tienen, entre sus objetivos, producir investigación específica desde una visión multidisciplinar, de igual manera que sucede con los estudios sobre diseño.

Al hablar de género, se refiere a una construcción social y cultural asignada que se genera a partir de las diferencias de los cuerpos, focalizando en la designación de masculino y femenino. Género no es lo mismo que sexo. La perspectiva de género es una categoría de análisis de la realidad social, y se convierte en una herramienta de conocimiento que nos ayuda a identificar la forma en que cada individuo simboliza y construye su realidad, tal como sucede con el diseño. La diferencia es que el primero analiza en qué momento las diferencias se convirtieron en discriminación, desigualdad, exclusión.

Un término asociado a género es el «feminismo», que no es un sinónimo de éste y que, incluso, de manera equívoca se coloca como antagonista del machismo (siendo este una conducta transgresora del hombre hacia las mujeres), mientras que el feminismo es una corriente de pensamiento, teoría, de la cual existen varios tipos y diversos autores.

El género es una construcción social, por lo cual la podemos deconstruir. No pretende ser un nuevo campo de conocimiento, sino que lo retoma de otras áreas, donde se cuestiona y se abren espacios para la discusión. Trata de reconocer la diversidad y las diferencias. Por ello es importante que junto con el diseño, se forme una nueva manera de reflexionar las imágenes y los objetos que se configuran desde la academia.

En un primer acercamiento a los estudios de género, decidí comenzar un análisis sobre cómo viven las mujeres que estudian diseño industrial, al hacer uso y manejo de herramientas y cómo son vistas ante los círculos que las rodean. Objetos que forman parte fundamental de su quehacer dentro de la carrera, artefactos que conocen, usan y manejan, pero que fueron creados a partir de una visión masculina. Antes de puntualizar la idea, haré una breve reseña histórica sobre el papel de las mujeres en el diseño industrial, tema que ya ha sido abordado por diversas teóricas e historiadoras del diseño.

Toda vez que el número de alumnas crecía muy rápidamente en la Escuela de la Bauhaus, en 1921, el director de centro Walter Gropius recomendó una prueba de ingreso más severa para las chicas, con el fin de limitar su número y evitar así experimentos innecesarios. (Extraído de la Circular del Consejo de Maestros de la Bauhaus del 15 de marzo de 1921)

En la Bauhaus, aunque considerada una escuela de artes aplicadas reformada, existían ciertas ideas en cuanto a que la práctica artesanal era femenina y que la técnica y el diseño eran masculinas. Con los años, la matriculación de mujeres bajó de manera considerable. En el primer curso de 1919-1920 había 51 mujeres matriculadas frente a 61 hombres. En el curso de 1932-33, el último, había 17 mujeres frente a 125 hombres.

Ya para las décadas de los cincuenta y sesenta, en Europa —nos dice Isabel Campi—, la escuela más destacada fue la Ulm1, donde estudiaron 26 mujeres, pero en libros de historia oficiales, destacan pocos personajes como Jutta Ohl, más por el hecho de ser esposa de uno de los profesores más influyentes. Aunque en este periodo las estudiantes no se sintieron discriminadas, según una investigación sobre las mujeres en Ulm, solo 10 concluyeron sus estudios. Muchas de ellas, se casaron con compañeros o profesores, por lo cual sacrificaron su creatividad por la familia. Entre las estudiantes destacadas encontramos a María Aurora Campos, primera diseñadora mexicana industrial graduada.

En el caso mexicano, el diseño industrial comenzó con un gran auge precisamente por una mujer; Clara Porset, aunque de origen cubano, su gran desarrollo profesional lo consiguió en el país, influenciada por los grandes maestros y maestras de la Bauhaus y por la cultura mexicana, logrando generar un estilo que combinaba una estética moderna con un toque prehispánico.

En 1964, la revista I.D, especializada en el tema, comenzó a lanzar hipótesis sobre la baja presencia de estudiantes mujeres de diseño industrial. Entre las ideas, sostenían que cuando se casaban, abandonaban la carrera y que no se les inculcaba el gusto por esta disciplina de tipo técnico, y además, los empresarios se rehusaban a contratarlas por no generar conflictos con los varones. Sin embargo la revista también destacaba que había muchos empleadores que contrataban diseñadoras para dar un toque femenino a los objetos.

A diferencia de otras áreas como el diseño gráfico o el diseño de modas, en diseño industrial la presencia de las mujeres en la academia es menor, ya que por ser una disciplina en la cual se involucran asignaturas que implican el uso y manejo de herramientas (actividad vinculada a las destrezas masculinas), en pocas ocasiones se relaciona con conductas femeninas, que ciertos sectores dan por hecho que es una habilidad que desconocen por el solo hecho de ser mujeres.

El caso de la FES Aragón2 tiene sus particularidades, ya que en este campus de la UNAM, el trabajo sobre objetos es mayor en comparación con otras instituciones y campus, existiendo más asignaturas y proyectos en cada una de ellas que implican el uso y manejo de herramientas de manera recurrente durante toda la carrera.

En 1976 ingresaron 10 mujeres (respecto a 41 hombres); para 2010: 50 mujeres (respecto a 60 hombres). Actualmente se encuentran inscritas 165 mujeres. Desde entonces han pasado 700 mujeres y 1951 hombres (en los últimos años son más las mujeres las que se reciben).

El análisis busca identificar y explorar a partir del método de las representaciones sociales la visión de las estudiantes de diseño industrial, al hacer uso y manejo de herramientas. Contrastar posturas para poder generar un debate e incluir la perspectiva de género de una manera transversal en el plan de estudios de la carrera, tanto en el perfil de las egresadas, como en los proyectos que se desarrollan dentro de los talleres de diseño industrial primordialmente. La investigación se centra desde el debate de lo femenino y masculino como categorías de análisis.

En el ámbito del diseño industrial, la perspectiva es totalmente masculinizada, se habla de un buen diseño y por ende de un buen diseñador, pocas veces se habla de una buena diseñadora. La referencia ha sido masculina; entre profesores, personajes históricos, y profesionales reconocidos, predominan los varones. Además, la entidad más importante para los diseñadores es el «usuario» y aunque existe el término «usuaria», entre los diseñadores pocas veces se aplica.

Mi primer hipótesis es que si las herramientas están diseñadas para ser utilizadas por varones, entonces, la relación y perspectiva que tienen las mujeres al hacer uso de ellas asume indudablemente una postura diferente. Dentro del diseño de la investigación, realicé un primer cuestionario a 50 alumnas; 18 de tercer semestre, 14 de quinto y 18 de séptimo. Del resultado, comparto una sección que expuso algunas vivencias de las estudiantes:

  • «Cuando voy a comprar algún material ya sea a la ferretería, maderería o el simple hecho de ir a comprar una pintura, la mayoría de las veces hay hombres que te tratan como si no supieras nada […] También me ha pasado que no me atienden hasta el final». (Alumna de tercer semestre)
  • «Un día que iba en taxi y el conductor me preguntó qué estudiaba, a lo que yo contesté: diseño industrial y él respondió: ¿Eso no es para hombres?». (Alumna de tercer semestre)
  • «Cuando he tenido que ir a manufacturar, en especial en la herrería, me han ignorado hasta que llevo la compañía de mi papá». (Alumna de quinto semestre)
  • «En una ocasión cuando fuimos a preguntar unas dudas […] de cierta forma a mí me ignoraba y sólo le daba la explicación a mi compañero». (Alumna de séptimo semestre)

Hasta el momento podríamos comprobar que la primer hipótesis resulta cierta. Incluso pareciera que la idea de herramienta fue tan solo un pretexto para mostrar la incomodidad de un sector femenino estudiantil, que reflexionó sobre las representaciones sociales que tienen por el hecho de usar, manejar y conocer objetos que culturalmente han sido asignados a hombres.

Los objetos significan muchas cosas, hablan de nuestros gustos e intereses, han estado siempre presentes en la historia de la humanidad y de ellos podemos especular sobre la edad que tenemos, a qué grupos sociales pertenecemos y de qué países somos. Pero también, los objetos de diseño asignan roles de conductas masculinas o femeninas.

¿Qué te pareció? ¡Comparte tu opinión ahora!

Retrato de Alma Martínez Alma Martínez Cd. Nezahualcóyotl Seguidores: 45

EdiciónMario Balcázar Ciudad de México Seguidores: 577

Opiniones:
131
Votos:
120
Compartir:

Colabora con la difusión de este artículo traduciéndolo

Traducir al inglés Traducir al italiano Traducir al portugués
  1. Ulm: La Escuela Superior de Proyectación HfG o Escuela de Ulm,  fue una escuela universitaria de diseño radicada en la ciudad de Ulm Alemania, fundada en 1953, pionera en los estudios y perfil profesional del diseñador actual.
  2. FES Aragón: Facultad de Estudios Superiores Aragón, de la UNAM, Universidad Nacional Autónoma de México.

Bibliografía:

  • CAMPI, Isabel, Diseño, ¿El sexo determina la historia? Las diseñadoras de producto, en Diseño e Historia. Tiempo, lugar y discurso, Designio, México, 2010.
  • LAGARDE, Marcela, Identidad femenina, comunicación, intercambio y desarrollo humano en América Latina, A. C., México, 1990.
  • LAMAS, Marta, La perspectiva de género, Revista de Educación y Cultura de la Sección 47 del SNTE, núm. 8, 1995.
  • LAMAS, Martha, Usos, dificultades y posibilidades de la categoría de género. En El género. La construcción cultural de la diferencia sexual, PUEG, UNAM, 2000.
Código QR de acceso al artículo Género y diseño

Este artículo no expresa la opinión de los editores y responsables de FOROALFA, quienes no asumen responsabilidad alguna por su autoría y naturaleza. Para reproducirlo, salvo que estuviera expresamente indicado, por favor solicitar autorización al autor. Dada la gratuidad de este sitio y la condición hiper-textual del medio, agradeceremos evitar la reproducción total en otros sitios Web.

Descargar PDF

Debate

Logotipo de
Tu opinión

Ingresa con tu cuenta para opinar en este artículo. Si no la tienes, crea tu cuenta gratis ahora.

Retrato de Dereck Cordero
0
Dereck Cordero
Nov 2016

Interesante artículo, siento que colocaron las siglas Ulm, pero no su significado.

0
Retrato de Johanna Carolina Cofre
0
Johanna Carolina Cofre
Hace 11 meses

ULM: La Hochschule für Gestaltung

0
Responder
Retrato de Andrea Navarro
0
Andrea Navarro
Dic 2014

Interesante artículo, la bibliografía ha de servirme para el proyecto que estoy realizando. En mi opinión, creo que más allá de ser feminista o hablar de género, es más sobre la igualdad en varones y mujeres, aunque ser mujer requiere una responsabilidad doméstica, los hombres también pueden adquirirla y en cuanto al diseño, creo que esta no debe ser una limitante para abandonar la creatividad y dedicarse a la familia como lo hicieron estudiantes de la Ulm, los tiempos cambian y siendo comunicadores visuales (en mi caso) se puede fortalecer con apoyo de las herramientas y conocimientos adquiridos la relevancia de la igualdad del ser humano.

0
Responder
Retrato de Adriana Pareja
7
Adriana Pareja
Dic 2013

Es una perspectiva del diseño que he meditado, pues a pesar de que sea diseño gráfico, creo que igualmente existe esta diferenciación de géneros. Mis inquietudes se deben a que en variadas ocasiones, dentro de las agencias de publicidad, estudios de diseño, etc. encontré que los directores de arte suelen ser hombres, y no es simplemente coincidencia. Creo que muchos aspectos se pueden llegar a relacionar con los que se presentan dentro del artículo y que valen la pena meditar, sobretodo por el hecho de que el género sigue siendo un condicionante del trabajo.

2
Responder
Retrato de Diana Fausto Aguilar
1
Diana Fausto Aguilar
Jun 2013

Interesantísimo. es indispensable pensar que, conomdiseñadores nuestros objetos transmiten todo tipo de información, simplemente hay que observar los requerimientos que se hacen en un brief, si es un objeto que va destinado a un público femenino qué cualidades le confieren y se hacen en base a estereotipos? Hay que ser responsables socialmente y no fomentar las diferencias ni encacillar en roles a los usuarios, excelente artículo te recomiendo leer a la dra. Marina Garone Gravier, tiene artículos del tema

1
Responder
Retrato de Mariana Altmann
5
Mariana Altmann
Abr 2013

Estoy en contra del feminismo, la causa se contradice desde el momento en que el movimiento hace referencia al género, no entiendo la insistencia del ser humano por segmentarse y segmentar todo lo que le rodea. Lo que retiene a la mujer de sobresalir son la inseguridades, creencias y normas que se le han inculcado desde pequeña, si bien es cierto que fisiológicamente el hombre tiene mayor resistencia, afortunadamente las tecnologías han evolucionado de manera impresionante y la maquinaría cada vez necesita menor trabajo físico/manual, ahora solo hace falta voluntad, carácter y determinación.

2
Responder
Retrato de Hector Muñoz Huerta
2
Hector Muñoz Huerta
Feb 2013

Parafraseando a Erik Spikermann:

«Contratamos a nuestros diseñadores y administradores por qué tan bien hacen su trabajo.

Sin embargo hay una constante en Alemania, las mujeres tienen bebés. Esto significa que de vez en vez las mujeres se quedan 10 meses en casa con sueldo íntegro y luego regresan al trabajo sólo si lo desean... algunas de nuestras diseñadoras quieren reducir su jornada laboral a 30 horas semanales para estar en casa temprano...

Si una mujer quiere seguir su carrera en lugar de tener una familia, no veo que pueda detener su progreso más que sus propias inhibiciones.«

0
Responder
Retrato de Blester García
0
Blester García
Ene 2013

Todo se divide en segmentos de mercado, sólo que no hay que caer en el mal entendido de que es al público al que se le debe de segmentar este tipo de cuestiones ya que por obvias razones tienen distintas necesidades.

El hecho de ser mujer u hombre conlleva tener distintas necesidades.

0
Responder
Retrato de Brigida J. Priego
0
Brigida J. Priego
Oct 2012

Pues, creo que el problema de genero se nos esta acentuando mucho mas actualmente que antes, por ejemplo esta la mercadotecnia para juguetes, los juguetes están siendo clasificados para niño y para niña; cada día se manejan mas estereotipos que marcan estas diferencias. pongan mucha atención a los spots de juguetes y notaran que se marca mucho la diferencia de géneros.

2
Responder
Retrato de Michelle De La Cruz Valdez
0
Michelle De La Cruz Valdez
Oct 2012

es muy interesante que en estos años aún sigan hablando de las diferencias de género ya que se decía que esto se volvería más equitativo, pero no en todos lados se hace asi, siempre habra diferencias, aunque esas diferencias no siempre son malas ya que todos tenemos distintas formas de pensar y eso convierte al diseño una forma más atrayente por que siempre habra innovación y no importa el género todo tenemos la iniciativa de comunicar a nuestra manera..

0
Responder
Retrato de Alejandro Velázquez
0
Alejandro Velázquez
Sep 2012

Además de herramientas para mujeres, recordemos lo que el diseño hace con mucha frecuencia y que abona a los estereotipos de género como lo que está dirigido a niñas: juguetes, muebles, ropa, etc., objetos que colocan a la mujer en una lamentable situación de contemplación de escenas y personajes, que le imponen o le van fabricando una identidad limitativa tanto a ellas como a toda la familia.

Deberíamos diseñar objetos para niños y niñas que fomenten el pensamiento igualitario, la creatividad, la colaboración y que aporten a la convivencia y el respeto.

Las diseñadoras aportarían mucho aquí.

3
Responder

Te podrían interesar

Retrato de Remi Vásquez
Autor:
Remi Vásquez
Título:
Qué es ser latinoamericano
Sinopsis:
Una reflexión sobre lo que tratan de decir las instituciones y sus teóricos sobre el tema de la identidad latinoamericana.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
68
Opiniones:
61
Seguidores:
3
Retrato de Sebastián Vivarelli
Autor:
Sebastián Vivarelli
Título:
De Terror
Sinopsis:
Un recorrido por el cine de terror y sus afiches o, dicho de otro modo, un paseo por la representación visual del miedo.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
34
Opiniones:
25
Seguidores:
296
Retrato de Sergio Romero
Autor:
Sergio Romero
Título:
La apropiación y la mirada transgresora
Sinopsis:
La mirada transgresora, propia de los procesos creativos, implica una posición política que entiende el objeto más allá de su dimensión de uso establecida como condición inicial.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
20
Opiniones:
4
Seguidores:
7
Retrato de Mauro Gullino
Autor:
Mauro Gullino
Título:
Aprender a programar
Sinopsis:
Dos enfoques que permiten pensar la enseñanza de la programación. Cuál es mejor para cada perfil y su relación con los profesionales del diseño.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
64
Opiniones:
24
Seguidores:
30
Retrato de Jorge Luis Muñoz
Autor:
Jorge Luis Muñoz
Título:
Qué es el diseño social
Sinopsis:
El impacto social del diseño es un área de investigación que no ha sido suficientemente cubierta por los diseñadores.
Traducciones:
Compartir:
Interacciones:
Votos:
141
Opiniones:
53
Seguidores:
132
Retrato de Oscar Ramirez Franco
Autor:
Oscar Ramirez Franco
Título:
¿Que se aprende en la Universidad?
Sinopsis:
Los recien egresados se quejan de que entran a la vida laboral apenas a aprender lo necesario para desempeñar sus funciones. ¿De qué sirven entonces los años de estudios?
Compartir:
Interacciones:
Votos:
76
Opiniones:
16
Seguidores:
20

Próximos cursos online

Cursos de actualización para especializarte junto a los que más saben

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 semanas
¡Ya mismo!

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 semanas
¡Ya mismo!

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 semanas
17 Noviembre

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 semanas
3 Febrero

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 semanas
6 Abril