¡A los golpes también se aprende!

Mis primeros pasos como diseñadora gráfica independiente. Mis errores y algunos consejos que pueden servirte.

Retrato de Soledad Dias Soledad Dias Gran Buenos Aires Seguidores: 38

Opiniones:
118
Votos:
200
Compartir:

Recién me he graduado, pero desde hace algún tiempo trabajo como freelance. Mis primeros clientes fueron por recomendación de alguien más, otros tantos se enteraron que puedo hacer «carteles» y «dibujitos». Los negocios son variados: una óptica de barrio, un local de ventas o una ferretería. Si bien se aprende desde la experiencia propia, puede ser de utilidad compartir mis primeros golpes:

Nunca, nunca

Llevar computadora portátil para diseñar o corregir frente al cliente. Lo hice en varias ocasiones porque el cliente no comunicaba bien su necesidad y pensé que con la computadora terminaría el diseño más rápido. ¡Gran error!

  1. Me arriesgaba a que me roben la computadora portátil en el camino.
  2. El cliente tiende a la dispersión lo cual provoca que se pierda tiempo valioso.
  3. Los clientes pueden llegar a pensar que si el diseñador puede resolver un trazo en cinco minutos, su labor es fácil y por ende barata.
  4. Cuando nos presentemos con un cliente, debería bastar con llevar lápiz y papel.

Hacer rebajas

Por retener un cliente y obtener más experiencia, terminé casi regalando diseños. ¿Por qué no debemos hacer descuentos desmesurados?

  1. Porque devaluamos la profesión.
  2. Porque al cobrar barato estamos subestimando nuestra capacidad como diseñadores.

Preparar un portafolio profesional

Visitar a un cliente con notas, papeles y bocetos desordenados genera problemas y denota una pésima imagen. Mostrar orden brinda confianza y favorece una relación profesional. También es importante saber administrar el proyecto. Conviene elaborar un archivo que incluya nombre del proyecto, fecha de inicio, fecha de entrega, medidas, observaciones, referencias visuales y las fechas de encuentro con el cliente. Esta práctica es indispensable para calcular el tiempo y los recursos requeridos por el proyecto. 

Cultivar la paciencia

Nunca imaginé que para ser diseñador se requiere poseer el don de la paciencia.

  1. El cliente de la óptica, luego de hacerme ir y venir, indicó estar feliz con el diseño. No obstante, no me pagó porque le pareció caro.
  2. El dueño de la ferretería, un señor de edad avanzada, tenía su propio concepto de belleza y lo impuso durante todo el desarrollo del proyecto.
  3. El cliente del local de ventas tenía mala memoria y creía saber de diseño, así que en cada entrevista pedía modificaciones al proyecto. Llegó al extremo de instalar Adobe Illustrator para trabajar él mismo en la propuesta.

Moraleja

Lo que me dejan estas experiencias como aprendizaje, es defender mis decisiones de diseño, mejorar mi capacidad de argumentar para que el cliente no decida en cuestiones que no domina, para poder guiar el proyecto de manera eficiente. 

¡Y seguiré aprendiendo!

¿Qué te pareció? ¡Comparte tu opinión ahora!

Retrato de Soledad Dias Soledad Dias Gran Buenos Aires Seguidores: 38

EdiciónFabián Bautista Tijuana Seguidores: 50

Opiniones:
118
Votos:
200
Compartir:

Colabora con la difusión de este artículo traduciéndolo

Traducir al italiano Traducir al portugués
Código QR de acceso al artículo ¡A los golpes también se aprende!

Este artículo no expresa la opinión de los editores y responsables de FOROALFA, quienes no asumen responsabilidad alguna por su autoría y naturaleza. Para reproducirlo, salvo que estuviera expresamente indicado, por favor solicitar autorización al autor. Dada la gratuidad de este sitio y la condición hiper-textual del medio, agradeceremos evitar la reproducción total en otros sitios Web.

Debate

Logotipo de
Mi opinión:

Ingresa con tu cuenta para opinar en este artículo. Si no la tienes, crea tu cuenta gratis ahora.

Retrato de Raúl París
0
Raúl París
Hace un año

Hola, Soledad. Creo que te faltó (o no te ha pasado o está implícito en alguno de los casos) que el cliente finalmente dice que fue él quien realmente hizo el diseño.

0
Responder
Retrato de Carolyn Molina
0
Carolyn Molina
Hace un año

En una sociedad donde el diseño aun no esta valorado es normal ser víctima de estos actos que atentan al campo laboral, como diseñadores es nuestro deber comenzó a hacer que respeten nuestro trabajo a travez del ejemplo, sin dejar de lado la cordialidad.

0
Responder
Retrato de Paula Huerta
0
Paula Huerta
Hace un año

Las experiencias de soledad son muy comunes en el mundo del diseño. Todos como diseñadores debemos tener en cuenta que nunca vamos a tener un cliente perfecto, que siempre vamos a tener una lucha constante con opiniones fuera de lugar, con presupuestos que no valoran el diseño y arriesgarnos a perder clientes. Un profesor de la universidad una vez dijo, "preferible pasar hambre, que regalar mi trabajo". Ya es nuestro trabajo si queremos que el diseño crezca en nuestros países. Tus experiencias ayudan a muchos a no caer en lo mismo, gracias por tu articulo.

0
Responder
Retrato de Ximena Sarango
0
Ximena Sarango
May 2015

Existen clientes que piensan que por haber hecho el trabajo en un corto tiempo es algo fácil pero no saben todo el esfuerzo que viene detrás de dicho trabajo, recién escuche un comentario que decía "que cuando llegas con tu cliente primero le preguntes cuanto dinero va a financiar en el proyecto y de acuerdo a eso uno puedas trabajar" suena algo irónico pero puede funcionar así sabríamos que?, como? y cuanto?,

tiempo invertir.

0
Responder
Retrato de Solange Aranda Zúñiga
0
Solange Aranda Zúñiga
Dic 2013

Gracias por esto Soledad , leer este artículo consuela y hace pensar que a muchos nos pasa lo mismo. Nosotros los diseñadores somos intérpretes de la realidad de cada uno de los clientes y por eso nuestro trabajo debiera ser pagado infinitamente jajajaja

0
Responder
Retrato de Adriana Pareja
7
Adriana Pareja
Dic 2013

Es agradable saber que los errores que se cometen son comunes y que con el tiempo, probablemente no se repetirán. Lo interesante de todo es que realmente en cada experiencia con los clientes se aprende algo nuevo, inclusive cuando ya se tiene bastante experiencia. Por esta razón es importante estar atentos a no cometer los mismos y sobretodo aprender de ellos y así evitarlos.

0
Responder
Retrato de Melissa Mejia
4
Melissa Mejia
Dic 2013

Muchas gracias por tu aporte, por compartir estas experiencias las cuales solo hacen mas valedero y real nuestro trabajo como diseñadores, es satisfactorio leer lo que a todos nos ha pasado en algun momento y saber que es algo a lo que lastimosamente no solo estamos expuestos los diseñadores.

Tenemos que confiar en nuestro trabajo, estar seguros de lo que somos porque hemos sido formados a nivel superior, para poder enfrentar retos y que estos sean remunerados de la manera justa y honesta. A golpes se aprende pero no dejarnos caer de nuevo.

0
Responder
Retrato de Nadia Jael Ramirez Pareja
0
Nadia Jael Ramirez Pareja
Oct 2013

Gran aporte yo también pase por lo mismo pero en mi caso yo regalaba mis trabajos a mis hermanos lo peor que pude hacer ya que ellos subestimaron mi carrera y lo que yo hago, hasta que les empecé a cobrar como no lo querían hacer decidieron hacer ellos mismos cuando comprendieron que no solo hacia dibujitos en la computadora.

1
Responder
Retrato de Laura Téllez
1
Laura Téllez
Sep 2013

Soledad muchas gracias por compartir tus experiencias. Tienes mucha razón con las cosas que no debemos hacer, en mi poca experiencia personal he vivido algunas similares y he aprendido a dejar de cometer unos errores, pero aún me faltan muchos por corregir. Es claro que para poder llevar una vida profesional adecuada debemos ser ordenados y llevar un sistema que nos funcione para cada uno, y teniendo en cuenta siempre uno de los puntos más importantes, el presupuesto.

0
Responder
Retrato de Gabriel Perez-Wilson
0
Gabriel Perez-Wilson
Ago 2013

Que cierto es ese punto de «Nunca, nunca: Llevar tu laptop a un reunión con el cliente». Una vez cometí el mismo error. Después..Nunca, nunca más lo volví a llevarlo. es tal como lo describes.

0
Responder

Te podrían interesar

Ilustración principal del artículo Para qué sirve realmente un brief de diseño
Autor:
Claudia Herrera Ramos
Título:
Para qué sirve realmente un brief de diseño
Sinopsis:
Desarrollar métodos co-creativos que incluyan al cliente en la construcción de sus marcas disminuye la inversión de tiempo y genera confianza y credibilidad.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
58
Opiniones:
24
Seguidores:
59
Retrato de Jorge Montaña
Autor:
Jorge Montaña
Título:
La eterna duda: ¿cómo ponerle precio al diseño?
Sinopsis:
El saber cotizar depende de conocer y ofrecer esencialmente lo que hacemos mejor, dentro de las posibilidades del mercado.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
122
Opiniones:
48
Seguidores:
221
Retrato de Ramiro Pérez
Autor:
Ramiro Pérez
Título:
Todo se confundió cuando dejamos de hablar de sexología
Sinopsis:
Se acude al sexólogo para que nos estudie y genere estrategias apropiadas para vivir el sexo placenteramente. ¿Los diseñadores, cómo nos vinculamos con nuestros «pacientes»?
Compartir:
Interacciones:
Votos:
9
Opiniones:
10
Seguidores:
21
Retrato de Ariel Castillo
Autor:
Ariel Castillo
Título:
Mal trato sin contrato
Sinopsis:
Firmar contratos de prestación de servicios mejora la imagen del profesional y ayuda a mantener un buen vínculo con los clientes.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
139
Opiniones:
112
Seguidores:
14
Retrato de Oriana Suarez
Autor:
Oriana Suarez
Título:
Perder o ganar: el valor de una cotización
Sinopsis:
¿Cuánto vale mi trabajo a la hora de realizar una cotización que me han solicitado? Para algunos «este es mi precio y lo tomas o lo dejas», para otros hay cuestiones a considerar.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
37
Opiniones:
25
Seguidores:
5
Retrato de Andrés Gustavo Muglia
Autor:
Andrés Gustavo Muglia
Título:
No me des lo que te pido, dame lo que quiero
Sinopsis:
La relación con el cliente y el problema de interpretar deseos.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
110
Opiniones:
80
Seguidores:
96

Próximos cursos online

Cursos de actualización para especializarte junto a los que más saben

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 semanas
21 Octubre

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 semanas
17 Noviembre

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 semanas
3 Febrero

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 semanas
2 Marzo

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 semanas
6 Abril