Una lección de negocios que le dieron a Steve Jobs

Una anécdota de su vínculo con Paul Rand que puede ayudar a mejorar la relación cliente-diseñador.

Victor Siliceo Tijuana
Followers:
8
Comments:
108
Votes:
163
Compartir:

Con la lamentable muerte de Steve Jobs han salido muchas frases y anécdotas que confirman su genialidad. Me encontré con esta historia hace unos días y me llamó la atención por lo que representa para cualquier profesional independiente, en especial para quienes se dedican al diseño gráfico. En un video grabado en 1993, Jobs habla acerca de su salida de Apple y que, cuando decidió crear la empresa NeXT, necesitó de un diseñador para que resolviera el problema de imagen corporativa. El reto que presentaba era el de posicionar el logo de la empresa en poco tiempo a fin de ahorrarse una considerable inversión de dinero. Por esto, le sugieren que contrate a Paul Rand1 debido a su impresionante carrera como diseñador gráfico reconocido por su trabajo de imagen corporativa para empresas como Westinghouse, IBM, UPS, Cummins y Enron, entre muchas otras.

Cito lo que menciona Jobs acerca de Paul Rand: «Le pregunté si me presentaría varias opciones de logos. Y contestó: ‘No. Yo voy a resolver tu problema y tu me vas a pagar. No tienes que utilizar la solución que te ofrezca. Si quieres opciones, ve y habla con otras personas. Resolveré tu problema de la mejor manera en que sé hacerlo, y si la utilizas o no depende de tí, tu eres el cliente. Pero me pagas’». Creo que es muy interesante la posición de Paul Rand. Sabe de su profesionalismo y lo comunica claramente. Con esa respuesta logra la confianza de su cliente y el respeto a su trabajo.

Cada persona, cada despacho, cada profesional tiene sus propios criterios de servicio. La comunicación, la confianza y el respeto son clave para que la relación funcione. Si alguno de estos tres aspectos falla, seguramente la relación se verá afectada. Mantener un balance en la relación con el cliente es un gran reto; siempre existe una tensión latente entre lo que pensamos que debe hacer el cliente y lo que él cree que le conviene. Es un problema ético que se resuelve a partir de los valores y la cultura empresarial de cada una de las partes.

Me gusta la posición de Paul Rand porque se mantiene como experto en su área. Me pongo a pensar si alguno de mis clientes, en lugar de verme como diseñador gráfico o mercadólogo, me vieran como si fuera un médico cirujano que fuera a sacarles un tumor del cerebro. ¿Me harían sugerencias sobre la forma en que debo tomar el bisturí y dónde debo iniciar el corte? No dudo que más de un cliente lo haría. 

Paul Rand cobró cien mil dólares y entregó un documento de cien páginas con los detalles de la marca y su uso. Comparto a continuación el video en el que Jobs narra la anécdota citada:

Followers:
8
Comments:
108
Votes:
163
Compartir:

108 Comments

Comment
  1. Paul Rand (1914-1996). Más información en el sitio oficial de Paul Rand.

This article does not express the opinion of the editors and managers of FOROALFA, who assume no responsibility for its authorship and nature. To republish, except as specifically indicated, please request permission to author. Given the gratuity of this site and the hyper textual condition of the Web, we will be grateful if you avoid reproducing this article on other websites. Published on 10/02/2012.

You may be interested

Javier Forero
Idioma:
ES
Author:

Javier Forero

Title:

El color impreso: de la pantalla al papel

Share:
Interactions:
Votes:
164
Comments:
112
Followers:
27
Sofia Escudero
Idioma:
ES
Author:

Sofia Escudero

Title:

Sobre la eficacia del rediseño de marca gráfica

Share:
Interactions:
Votes:
53
Comments:
7
Followers:
23
Eduardo Jaime Joselevich
Idioma:
ES
Author:

Eduardo Jaime Joselevich

Title:

Imagen cooperativa

Share:
Interactions:
Votes:
38
Followers:
3
Fernando Del Vecchio
Idioma:
ES
Author:

Fernando Del Vecchio

Title:

Sobre competitividad y competencia en diseño

Share:
Interactions:
Votes:
66
Comments:
13
Followers:
662
Manuel Guerrero
Idioma:
ES
Author:

Manuel Guerrero

Title:

La tipografía como recurso

Share:
Interactions:
Votes:
115
Comments:
104
Followers:
69
Maria del Pilar Rovira Serrano
Idioma:
ES
Author:

Maria del Pilar Rovira Serrano

Title:

¿Mood qué? ¡Mood board!

Share:
Interactions:
Votes:
177
Comments:
42
Followers:
312
My opinion:

Login with your account to comment on this article. If you do not have it, create your free account now.

0
Jorge Alberto Galván
Oct 2013

Gracias víctor, es frecuente que luchemos con "el cliente siempre tiene la razón" este vídeo me recuerda que cuando yo soy el cliente me sorprendo o incómodo de no tener frente a mi a un profesional; el no quiere perder a su prospecto, entonces acepta que "el cliente siempre tiene la razón" y salgo de su oficina en ocasiones frustrado, aunque el se veía o me lo recomendaron como bueno, no me dejo satisfecho, seguramente es lo que pasa cuando no quiero perder mi prospecto. A partir de hoy soy el especialista que TU ESTAS BUSCANDO

0
Reply
0
Melvin Batista
May 2012

El respeto por la profesión comienza por nosotros mismo, los que las ejercemos y demostrar que somos capaces se dar solución al problema que no trae el cliente. Paul nos dio un ejemplo de ello, con nuestro trabajo podemos hacer que nuestra profesión sea tan respetada como lo son las tradicionales y Job en definitiva es un ejemplo del cliente perfecto que todos desearíamos tener. Nada cuesta soñar, lo que si nos resta es seguir sumando al mundo con buenos diseños.

1
Reply
205
Gabriel Meave
Mar 2012

Sí. Pero muy, muy pocos de nosotros estamos en la posición de Paul Rand. !Que alcen la mano los que arriesgarían una cuenta de cientos de miles de dólares por no dar opciones de logo!

Tener la seguridad de un Paul Rand para negociar así requiere no nada más ser muy buen diseñador, sino tener un curriculum y un aplomo a toda prueba... y estar dispuesto a perder mucho.

No son enchiladas. Es una lección de negocios que MUY POCOS pueden dar, y todavía MENOS los clientes que estarían dispuestos a recibirla.

No intenten esto en casa, chicos.

7
0
Daniel Echeverria
Mar 2015

Me gusta mucho tu comentario. Cierto que parece un caso único de esos donde dos genios se encuentran y se entienden, son dos enormes egos, creo que por eso esta negociación es única y ha terminado como terminó. El Sr. Rand sabe manejar su negocio.

2
Reply
0
Marco Morales
Mar 2012

La mayoría de las veces el prestigio importa mucho, pero hay que saber darle al cliente la versión de que nosotros trabajamos para generar una solucion y no para intentarlo. Es bueno el que está vez le toco a Jobs pero a la mayoría de los diseñadores los clientes nos hablan de la misma forma y al final de cuenta logramos el cometido de brindarles el servicio de una manera positiva.

1
Reply
0
Diana Hernandez
Mar 2012

100, 000 dólares? jaja

1
Reply
0
Landare Pimentel
Feb 2012

Sin duda una excelente columna, generalmente tendemos a comportarnos con mucha condescendencia con nuestros clientes y más cuando son prospectos, lo que se nos olvida es que son ellos los que nos buscan para encontrar una solución a sus problemas o nuevos proyectos, mostrar seguridad genera confianza, es un tema difícil ya que no hemos terminado de sensibilizar a nuestros clientes al respecto, todo un reto. Saludos!

2
Reply
0
Arturo Méndez
Feb 2012

Respecto a lo que dijo Rand: Thumbs Up! Pero no creo que de ello dependiera que haya sido seleccionado. NUESTRO TRABAJO HABLA POR NOSOTROS, SIEMPRE. Y el de Paul, estaría de más decir que tan bueno es.

1
Reply
0
Victor Martinez
Feb 2012

Si Jobs acepto trabajar con Rand no fue por la forma en la que le contesto, de antemano sabia que podia darse una colaboracion mas interesante, incluso desafiante pero con resultados satisfactorios.Lo que hay que rescatar de esta anecdota (pues todos los clientes son distintos) es la firmeza con la que hay que plantarse desde la primera cita y la claridad de la solucion que vamos a brindarle...si se trata de un C.I. como menciona Miguel, es nuestra decision seguir con el proyecto o retirarnos, eso si: ¡No regalemos nuestro trabajo!

1
Reply
2
Miguel Gosálvez
Feb 2012

Me gusta la idea de Paul Rand pero cada cliente es un mundo. El ideal sería tener un detector de clientes indecisos por no decir imbéciles y así poder evitar la falta de concreción en el enfoque y resolución de la propuesta. Lo normal es que con una primera propuesta quedé esbozado el proyecto gráfico y si no se acierta, pues nueva propuesta con alarma de detección CI (CLIENTE INDECISO O CLIENTE IMBÉCIL)

2
Reply
0
Rosa Rubio Torres
Feb 2012

Creo que la incertidumbre de como cobrar por nuestro trabajo se vuelve más alarmante, yo aún no tengo un titulo y mi experiencia es poca pero me encanto este articulo. Porque si, hoy por hoy hay crisis en todos lados nos tenemos que esforzar cada vez más.Hay muchos diseñadores ya empleados y aun faltamos más por exigir trabajo y si hay forma de mantener nuestro sueño en pie de hacer lo que mas nos gusta y ejercer nuestra carrera solo que nos queda es aprender de nuestro entorno para poder aplicar todo eso en nuestro trabajo y con certeza darle lo mejor al cliente y dejarlo a su criterio.

1
Reply
124
Cecilia Vega
Feb 2012

Creo que lmás loable de nuestro querido Steve, no es que haya elegido a un diseñador para hacer su logo, ni que le haya hecho caso, sino que lo hizo público y nos da un gran espaldarazo de apoyo. «El tipo SABE».

4
Reply
0
Leslyer Huecho
Feb 2012

Buena crónica Victor, leer anécdotas sobre Steve Jobs siempre es entretenido, siempre se aprende algo, pero esta ves me he quedado con una reflexión tuya, que me ha dejado pensando...... «si fuera un médico cirujano que fuera a sacarles un tumor del cerebro. ¿Me harían sugerencias sobre la forma en que debo tomar el bisturí y dónde debo iniciar el corte?».

Soy Diseñador Gráfico, docente en tres universidades, Asesor de Marketing y me fascina lo que hago desde el primer día, por eso comparto tu opinión.

Tal ves debiéramos llamarnos CIRUJANOS GRAFICOS!!

Saludos desde Temuco, Chile.

2
Reply
0
Juan Jose Gahn
Feb 2012

Excelente lo de Paul!

Esto demuestra una vez más la humildad de los grandes!

Cualquier otro que no sea Jobs, hubiera desistido en contratarlo.

1
Reply
1
Ligia Cortés
Feb 2012

Una gran lección la de Paul, esa seguridad personal y profesional no tiene precio. Gran idea al compartirla Victor.

2
Reply
0
María Elena Jáuregui Soto
Feb 2012

Excelente!, desde un principio se deben dejar claras las condiciones del trabajo para evitar malos entendidos, siempre hay que valorar nuestro trabajo con la confianza de que somos los diseñadores los que tenemos los conocimientos y experiencia para dar una solución gráfica.

1
Reply
0
Renato Pacheco
Feb 2012

Muy buen articulo, creo que en defiitiva poner en claro quien es el que lleva la experiencia en diseño al cliente tiene que ver con el reeducarlo, aplaudo la actitud de Paul, en mi experiencia de algunos años en esto, la justificacion en cada proyecto es lo que llevara a la confianza que exista diseñador-cliente

1
Reply
0
Carolina Penayo
Feb 2012

Basandome en mi experiencia profesional, cada cliente es un mundo aparte y hay que encontrar el equilibrio de lo que quiere el cliente y lo que es bueno para el diseño, pero es bueno plantarse desde el principio asi el cliente te respeta, y le dices por que su sugerencia no sirve.

2
Reply
0
Darío García Pereyra
Feb 2012

Creo que lo que debemos rescatar es que Rand encontró la forma correcta de comunicarle a su cliente esa confianza y sensación de estar con el tipo correcto. Cada cleinte tiene sus características y particularidades que hcane que comunicar eso sea diferente en todos los casos. Quizás si lo mismo que dijo Rand se lo decís al CEO de Sony no caminaba. Se debe encontrar el discurso adecuado, pero lo revolucionario por entonces era ese concepto de SOLUCIONAR UN PROBLEMA, en este caso de comunicación. Rand estaba enseñando, ya estaba aportando algo al problema.

3
Reply
0
Javier Bogao
Feb 2012

Estamos hablando de Paul Rand... y Steve Jobs... ni mas ni menos... ahora bien si uno se tiene que plantar de la forma que se «planto» Rand ... me encataria que el que viene a mi tenga la mentalidad de Jobs... Ahora bien, como ejemplo es casi como una «máxima». Lamentablemente estamos en otra idiosincrasia y los clientes muchas veces nos confunden con un «ayudante quirurjico» y no como el cirujano que somos. En nosotros esta cambiar esa tendencia... y adoctrinar a los clientes.

3
Reply
0
David Zamora
Feb 2012

Gran actitud la de Paul, apoyado por su gran experiencia, 50 años para ese entonces. De las pocas personas que se atrevió a decirle un no a Steve, incluso cuando Jobs le comentó cambiar el tono amarillo de la letra e del logo de Next. En la biografía de Steve Jobs, esta etapa es de las más interesantes.

2
Reply
3
Luis Torres
Feb 2012

Fabrizio

en punto que quiero marcar es que aveces los factores comerciales se sobreponen a la creatividad .La anécdota revela 2 personas que gracias a su talento comercial ...no siempre creativo, se potencian.Generan sinergias difíciles de emular. Y en el campo del diseño ,somos los mismos diseñadores quienes desvalorizamos nuestro trabajo. Pero es una realidad del oficio y de ciertos oficios que se basan en la experiencia, mas que en el conocimiento.

Te haces experto con el transcurso de los años.

Complementando con lo que dice Jose Gomez la valoración de nuestro trabajo es subjetiva.

1
Reply
1
Yayun Chung
Feb 2012

Exelente ejemplo de un profesional preparado. Alguien que no dudó de su trabajo y no tuvo que dar opciones. Debemos tomar en cuenta que existen muchas soluciones a un problema y nuestra propuesta siempre va a ser una pero que sea la mejor.

1
Reply
1
Alex Viveros
Feb 2012

Es muy buen punto retomar esta anécdota en los momentos críticos que atravesamos. Buena reflexión y motivo de gran controversia por lo que veo. Yo me llevo la excelente postura de Paul y el respeto de Jobs. Gracias Victor por recordárnoslo y hacerlo evidente a quienes lo ignoraba.

1
Reply
0
Edgardo Cortazar
Feb 2012

Muy interesante la postura de Paul Rand, sin duda una lección para todos los diseñadores de Latinoamérica que hemos aceptado una cultura de devaluación a nuestro trabajo desde el punto de vista económico y también del profesional, nuestros conocimientos y nuestro tiempo son elementos muy valiosos y es nuestro trabajo el que puede definir el éxito o fracaso de un proyecto.

1
Reply
2
Jorge Garcia
Feb 2012

esa es la actitud, pero para lograr eso necesitamos preparación, etica y compromiso

2
Reply
0
Oscar Cárdenas
Feb 2012

Defendamos la profesión, y en nosotros, sólo en nosotros está que nos tomen serio, confiemos en nuestras capacidades, nuestra experiencia en el medio y en nuestro portafolio, para con base en esto cobrar y no regalar nuestro tiempo y mucho menos nuestro trabajo. Le gustó lo que vió?, listo!, págueme y haré algo muy profesional para su empresa!, pero no esperemos a la idea de muchos que es «si le gusta me lo paga si no NO!

1
Reply
0
Marybel Lara
Feb 2012

Es cierto, en el tema del diseño todos son ʼexpertosʼ mientras más seguridad tengamos como profesionales y sobre nuestro trabajo mejor será la recepción.

1
Reply
1
Jose Gerardo Gomez
Feb 2012

Creo que a veces estos artículos confunden más de lo que ayudan a diseñadores jóvenes. Muchos en este foro tenemos ya nuestros años en esta profesión nos dicen otra cosa. Sin menospreciar nuestro trabajo y nuestra experiencia, los diseñadores no somos dioses, ni lo sabemos todo, los juicios en diseño aparte de basarse en funcionalidad y efectividad conllevan en gran parte el «gusta o no me gusta» del cliente. Hay que comprender eso y estar abiertos al diálogo y la crítica. Recordemos que al fin y al cabo brindamos un servicio, no somos artistas incomprendidos.

10
0
Agostina Valdez
Feb 2012

Totalmente de acuerdo con vos Jose. Si bien tenemos que estar seguros de que el trabajo presentado es el mejor y defenderlo como tal, no podemos dejar de lado que el diseño no es una ciencia exacta y que la cantidad de soluciones a un problema la mayoria de las veces son muchas, por lo que no podemos cerrarnos y descartar enfoques de un posible consumidor solo por «orgullo profesional» o «seguridad de éxito basada en mi analisis». Ya que muchas veces estando total y completamente seguros del éxito, este fracasa.

4
3
Luis Torres
Feb 2012

el cliente es quien mas sabe del producto ,nuestra función es descubrir los atributos que mas le ayuden a potenciarlos asumiendo que sabemos de diseño y somos creativos .El arte es una de las formas de abordar el diseño así como lo puramente técnico. Pero en la connivencia del mandante y el diseñador es donde se genera la respuesta.No siempre acertada y con frecuencia equivoca pues ambos entran en un plano de complacencia.El ser proveedores de un servicio en nuestro caso requiere mucho de auto critica primero sinceridad con el cliente y saber de nuestras limitaciones para decir que NO.

2
Reply
6
Alfredo Texis Michicol
Feb 2012

Genial. Simplemente genial y felicitaciones

1
Reply
32
Alfredo Yantorno
Feb 2012

Retomo el tema en la respuesta de Sergio Affonso a la opinion de Luciano Cassisi. La clave para que la firmeza tenga sentido y sea comprendida por el cliente, es haber realizado juntos el programa de necesidades. Si esa etapa fue realizada correctamente, ayudando al cliente para que vuelque allí todas sus inquietudes y sus intereses, el profesional podrá condensar toda esa información (problema) y estructurar una propuesta (solución) en una idea única. A partir de allí se podrían explorar variaciones y ajustes en la expresión gráfica de esa idea.

2
Reply
0
Walter Morataya
Feb 2012

La reputación precede y el hecho de trabajar con gente que sabe de diseño ayuda a que la relación fluya mejor.

Lo importante es entregarte a cada proyecto, vigilar hasta el mínimo detalle, sólo así sabrás que estás dando el 110% y garantizar así un proyecto bien elaborado, difícil de superar.

1
Reply
3
Alejandro Salinas
Feb 2012

¿Paul Rand habría actuado igual si hubiera sido un joven inexperto, con 20 años de edad, bajo el actual contexto definido por 1: Crisis global, 2: Exceso de competencia desleal, 3: Software que abarata el proceso y, 4: Proveedores como fuente de financiamiento?

Yo creo que no.

Hay que considerar el contexto histórico, psicológico, social, profesional y económico del diseñador, para elegir una postura correcta ante el cliente, que derive en una venta y un proyecto exitosos. Haríamos mal en sugerir que todos los diseñadores en todas las etapas de su vida deban actuar de maneras tan tajantes.

5
2
Jorge F. Peñalosa
Feb 2012

Concuerdo enteramente con tu comentario. El contexto que Paul Rand sostiene es meramente el de un «guru-rockstar» del diseño. Claramente una persona con un portafolio de tal magnitud se presta a tomar respuestas que conllevan a dicha negociación. pero ¿És la manera correcta de establecer una relación con el cliente? no todos los clientes son Steve Jobs, ni todos somos Paul Randʼs.

6
1
Jose Gerardo Gomez
Feb 2012

Me robaste el comentario Jorge, yo pienso lo mismo...felicitaciones

1
1
Marcelo Rubén Mataloni
Feb 2012

Creo que el error en la lectura del artículo sería quedarnos con el precio (no valor) del diseño del logo de NeXT (100.000 dólares), en vez de concentrarnos en la frase de Rand a Jobs: «Resolveré tu problema de la mejor manera en que sé hacerlo, y si la utilizas o no depende de tí, tu eres el cliente». «La mejor manera en que sé hacerlo» nos habla de un diseño como puede haber tantos (tantos como diseñadores), pero evidentemente desarrollado de acuerdo a capacidades propias y haciendo foco en la necesidad del cliente.

3
0
Vanessa Edith Jiménez Cortes
Feb 2012

Creo que no es una sugerencia para adquirir esa misma postura, sin embargo, sí hay que demostrar nuestra capacidad y la seguridad con la que nos manejamos, finalmente es el diseñador el experto y quien puede ofrecer la mejor solución ante un reto de comunicación y no él cliente.

1
Reply
49
Felipe Jimenez Cano
Feb 2012

Datos en la bio de Jobs por Isaacson:

-Rand advirtió de contrato con IBM, Jobs obtuvo permiso para contratarlo.

-El logo se basa en la idea de Jobs de hacer el computador de Next como un cubo.

-Al Jobs insistir en cambio en amarillo de la «e» del logo, Rand contestó «llevo haciendo esto por 50 años, sé lo que hago». Jobs desistió.

-Rand y Jobs discutieron acerca del ubicación del punto de la «P». en la tarjeta de Steve P. Jobs. Esta vez Rand cedió.

-Rand diseñó portada de 2da novela de Mona S. (hermana biológica de Jobs) «The Lost Father», nunca la usaron pues, según Simpson, era espantosa.

5
Reply
1
Plácido Luna
Feb 2012

Lejos de poner a Jobs por debajo de Rand, habla bien de ambos; de Rand por su postura profesional, y especialmente, por su cualidad indiscutida de profesionalismo empresarial. Hoy por hoy empresarios que se las dan de tal pretenden entender de diseño, de marketing, y mil temas más, auto considerándose «imprescindibles todo en uno» cuando en algunos casos no son más que improvisados amateurs, cuyo único poder radica en la fuerza de su capital.

3
Reply
0
Claudio Centeno
Feb 2012

Excelente artículo. Es clave la comunicación y confianza con el cliente, y me parece envidiable que Jobs no haya objetado el logo de Rand, pero tampoco creo que se haya retirado 100% convencido del resultado final. A mi particularmente me gusta interactuar con el cliente, antes y durante el trabajo. Siempre presento dos opciones, y a la fecha he tenido excelentes resultados. No todos nuestros clientes son como Jobs, y no todos gozamos del prestigio de Rand. Si hoy les digo a mis clientes: «yo trabajo y tu me pagas, independientemente de si lo usas», mañana estoy buscando otro trabajo.

6
1
Jose Gerardo Gomez
Feb 2012

Excelente comentario Claudio, muy acertado y sobretodo muy terrenal, los que vivimos de esto desde hace muchos años así lo vemos...Saludos

0
Reply
17
Juan José Marrero
Feb 2012

Se lo dijo Paul Rand a Steve Jobs, me pregunto que pasa si se lo dice un diseñador junior a su verdulero cuando le pida el diseño de su cartel.

Esta situación entre éstos dos próceres fue real, pero cuasi utópica para el resto de los mortales.

Lo dijo Paul Rand, y se lo dijo a Steve Jobs, con todo lo que eso significa.

Es una historia interesante.

1
1
Marcelo Rubén Mataloni
Feb 2012

Juan José, como comentara anteriormente, creo que lo que más nos sirve en esta anécdota es la visión de Rand de resolver el problema de su cliente de la mejor manera. Saludos.

1
Reply
0
Omar Lázaro Francisco
Feb 2012

»...La comunicación, la confianza y el respeto son clave para que la relación funcione..». .

La situación cliente-profesional, profesional-cliente, es relativa a cada caso en particular. Pero creo que estas palabras sirven para ir aprendiendo cada día un poco mas y poder afianzarnos en nuestra profesión.

1
Reply
0
Dínamo
Feb 2012

Gracias Víctor por postear este artículo. Confianza y respeto aparecen como palabras clave en el texto y la analogía con un médico es de verdad muy buena.

1
Reply
2
Ismael Guerra
Feb 2012

A mi me formaron con el pensamiento del señor Paul Rand, lo aplico en todos mis proyectos y el resultado es que nunca un cliente me ha pedido cambios y los que no aceptan eso, no tomo sus proyectos. Hace poco a modo de prueba entregue más de una opción y la experiencia fue incomoda. Seria bueno que muchos diseñadores leyeran esto y se comiencen a querer un poquito más y a valorar su trabajo, me he topado con muchos que se arrepienten de haber estudiado esta carrera o están enojados con ella y le bajan el perfil. Muy buen articulo y concuerdo plenamente con el señor Paul Rand y Victor Siliceo.

1
Reply
1
Carlos Enrique Cisneros Medina
Feb 2012

Excelente postura que todos deberíamos adoptar al ofrecer nuestros servicios. Una gran lección de la cual aprender sin lugar a dudas.

1
Reply
9
Gabriel Mariaca
Feb 2012

Complemento la anécdota de Rand y Jobs ya que Luciano Cassisi (más abajo) aclara la actitud que tuvo Rand al hacerse el duro con Jobs:

«Jobs podía clasificar una presentación como horrenda o como brillante, y nunca sabías cuál de las dos opciones iba a ser. Sin embargo, con un diseñador legendario como Rand, la aceptó. Jobs se quedó mirando la última hoja con el logo, levantó la vista hacia Rand y entonces lo abrazó. Pero había un detalle: Jobs quería cambiar la saturación del amarillo en la «e» de NeXT y Rand golpeó la mesa y le dijo: llevo 50 años dedicándome a esto y sé lo que hago«

1
Reply
2
Lydia Elizalde
Feb 2012

La reseña interesante. El título no es preciso, reduce a Jobs. Podría camabiarse por: Diseño y negocios. Paul Rand vs Steve Jobs.

2
Reply
5
Ab Creativo - Sergio Affonso
Feb 2012

A mi juicio, tiene mucho de malo presentar «varias» propuestas. Yo sólo presento 2 opciones. La razón es simple: existe un solo problema a resolver y juzgo que las 2 propuestas que hago solucionan dicho tema. Si yo presento 3, 4 o más opciones, o al cliente no le gusta nada, entonces ¿Voy y le presento 2 o 3 más? Es de mal profesional. Se supone que yo sé que necesita. Si presento más logos, quiere decir que no evalué bien el trabajo, estoy inseguro y por ende «tiro con escopeta» a ver si con alguno acierto. No soy Paul Rand, pero los clientes respetan este actuar profesional y mi trabajo.

6
Reply
4
Byron Dot
Feb 2012

No es solamente genial la posición que adoptó Rand como Diseñador, sino que también la actitud que tomó Jobs como cliente al aceptar la palabra de un profesional.

4
Reply
0
Elohim Publicitaria Diseño & Publicidad
Feb 2012

ESA ES LA POSICIÓN QUE SE DEBERÍA TOMAR SIEMPRE, GRACIAS POR ESTA PUBLICACIÓN

1
Reply
0
Mario Vizcaino
Feb 2012

Gracias por publicar esta historia, ojalá más diseñadores profesionales pudiesen adoptar la actitud de Paul Rand en sus quehaceres diarios.

1
Reply
0
Mariana Eidler
Feb 2012

Genial! si todos predicaramos lo mismo, otro gallo cantaría! gracias por el artículo!

1
Reply
2
Christian Trucco
Feb 2012

Genial. Simplemente genial.

1
Reply
0
Juan P4Blo Solís
Feb 2012

Deseo felicitar al señor Víctor Siliceo, por hacer un excelente artículo sin ser HOSTIL con el lector, lo ha hecho breve sin sacrificar con esto el contenido del mismo. No ha utilizado verborrea fina para demostrar cuán diseñador de élite es. Por favor expositores de ALFA, los diseñadores somos personas ocupadas, cuando escriban háganlo pensando en que tenemos poco tiempo para leer y no nos interesa que tan amplio sea su vocabulario, nos interesa el contenido, en eso algunos expositores no parecen diseñadores. Recuerden que menos es más. Buen artículo don Víctor.

3
Reply
0
Juan Carlos Garcia
Feb 2012

Yo creo que la analogía doctor diseñador ya esta muy empleada, creo que los diseñadores formamos parte fundamental del problema, resulta dificil ser tomado con seriedad al rechazar un cliente que no quiere pagar por una solución gráfica, pero que a la vuelta de la esquina encuentra quien le ofrece un «logo» por centavos. Debemos comenzar a tomarnos con seriedad nosotros mismos, un cliente debe saber que no necesita un logo, sino una identidad visual integral que lo posicione en el mercado, debe saber que no se le va a hacer un diseño a su capricho, sino una respuesta gráfica a su necesidad.

2
Reply
3
J. Leonel Salgado
Feb 2012

En la escuela nos dijeron muchos profesores que al cliente se le debían presentar al menos 2 propuestas (idealmente y no más de 3) en una fase muy inicial y ya seleccionada por el cliente trabajar sobre ella. Con la experiencia te das cuenta que no necesitas pedirle la opinion al cliente porque sabes que eres capaz de darle una buena solución (siempre y cuando te enteres bien de lo que el cliente quiere). Pero tambien es una buena manera de hacer sentir al cliente que participó en el proceso (y hasta hacerlo sentir co-responsable del exito o fracaso del diseño), depende del tipo de proyecto.

1
Reply
0
Gustavo Víctor Casillas Lavín
Feb 2012

No conocía la anécdota, pero es algo que les he dicho a mis alumnos desde hace tiempo: la gente no le dice al médico que le presente tres propuestas diferentes de diagnóstico para ver cuál le gusta más, ni a otros profesionales en sus respectivos campos. ¿Por qué algunos diseñadores se desvalorizan a sí mismos y a la profesión de esta manera? Realizar varias propuestas puede ser muy útil en un ejercicio escolar mientras se aprende diseño, pero es muy malo para establecer una relación profesional con un cliente...

1
Reply
42
Fredy Chaparro
Feb 2012

En este vínculo esta la sesión en la cual Paul Rand presenta a Steve Jobs y al nuevo equipo de NeXt, la propuesta de identidad

Enlace

1
Reply
3
Luis Torres
Feb 2012

La historia es un post-factum

Podemos generar mucho mito en torno a un hecho .

Un elemento que me salta es la arrogancia propia de los actores de esta anécdota quizás un factor muy propio

de algunos diseñadores y empresarios.

Solo como ejercicio intelectual me surge una consulta.

Si el dinero de Jobs y su idea de lo que quería desarrollar.

El hubiese puesto ese dinero en manos de una joven diseñador

inexperto .....seria distinto el resultado?

Me tomo del caso de NIKE .

Aveces el éxito comercial no es producto de la creatividad y obedece a otros factores lejanos a esta.

3
26
Fabrizio Sotelo
Feb 2012

Esta historia aparece en la biografía de Steve Jobs, que fue encargada por Jobs antes de morir, es decir, es cierta porque tanto jobs como Rand describen lo mismo. Pero en el caso especifico, Jobs no trabajaba con nadie que no conociera de antemano, era un controlador total de los procesos, y busco explicitamente a Rand. Es decir, la posibilidad de contratar un diseñador inexperto, en el caso de Jobs, era practicamente imposible. Si ves el logo de NeXT hecho por Rand no es agraciado esteticamente, pero cumple con su funcion, es un logo intelectual, aqui no hay creatividad sobre pensamiento.

2
3
Luis Torres
Feb 2012

Fabrizio

0
26
Fabrizio Sotelo
Feb 2012

si? :)

0
3
Luis Torres
Feb 2012

Fabrizio

en punto que quiero marcar es que aveces los factores comerciales se sobreponen a la creatividad .La anécdota revela 2 personas que gracias a su talento comercial ...no siempre creativo, se potencian.Generan sinergias difíciles de emular. Y en el campo del diseño ,somos los mismos diseñadores quienes desvalorizamos nuestro trabajo. Pero es una realidad del oficio y de ciertos oficios que se basan en la experiencia, mas que en el conocimiento.

Te haces experto con el transcurso de los años.

Complementando con lo que dice Jose Gomez la valoración de nuestro trabajo es subjetiva.

0
26
Fabrizio Sotelo
Feb 2012

ESTO ES

0
Reply
0
Noel González
Feb 2012

Lo ocurrido en este caso es que se encontraron dos personas con mentes de primer mundo y visión de futuro, en el caso de los países latinoamericanos es muy difícil que una empresa o persona que necesite de una buena imagen corporativa busque un buen diseñador y no termine diciéndole «y me vas a cobrar tanto por un DIBUJITO» es verdaderamente triste!

4
Reply
113
Juan Carlos Hernández
Feb 2012

Si no me equivoco, en ese entonces, Jobs pagó a Rand 100,000 dólares por el trabajo. Una suma interesante para una empresa que, como muchas veces nos dicen los clientes, «está empezando». Jobs aparentemente también era un buen cliente para un profesional creativo.

1
Reply
3
Banilo Morutra
Feb 2012

Rand tuvo razón, y Jobs también. Cada uno tiene su forma de trabajar, y eso en ningún caso es «hacerse el duro» o «ignorar la petición del cliente». Habla de un método de trabajo con el cual resolver mejor el problema que se le presenta. Ambos son un par de grandes.

1
Reply
32
Alfredo Yantorno
Feb 2012

Discrepo con Luciano y, en general, con que Rand «se hizo el duro». Firmeza no es dureza. El mayor compromiso profesional será siempre buscar y seleccionar la respuesta más adecuada para el problema que le plantea el comitente. El profesional ponderará las particularidades del problema, tanto como las particularidades del comitente mismo, para poner el problema en la perspectiva correcta. Ofrecer una única respuesta - a juicio del profesional la más adecuada- puede ser resultado de una correcta evaluación del problema y de quien lo formuló, en cuyo caso sería signo de seguridad y convicción.

2
1185
Luciano Cassisi
Feb 2012

Totalmente de acuerdo, «signo de seguridad y convicción», y yo agregaría, también de omnipotencia. Una cosa es estar seguro y otra es ser inflexible. Probablemente Rand podría haber hecho un trabajo mucho mejor con el logo de Next, pero eso tal vez no tenga nada que ver con esta anécdota.

1
Reply
1185
Luciano Cassisi
Feb 2012

Paul Rand pudo hacerse el duro porque ya era una eminencia y sabía que Jobs también lo sabía, y que por eso lo estaba convocando. Estoy seguro de que Jobs nos habría mandado al demonio a cualquiera de nosotros puestos en el lugar de Rand. No tiene nada de malo presentar varias propuestas ni esperar que te las presenten. Es cierto que hay clientes que no respetan al profesional que contratan, pero en este caso me parece que fue Rand quien se pasó de la raya. Lo que rescato es que todo profesional debe hacerse respetar por su cliente. Pero eso seguro que no se logra haciéndose el duro, salvo que seas una eminencia.

4
5
Ab Creativo - Sergio Affonso
Feb 2012

Hola Luciano. A mi juicio, tiene mucho de malo presentar «varias» propuestas. En lo personal, sólo presento 2 opciones, La razón es simple: existe un solo problema a resolver y juzgo que las 2 propuestas que hago solucionan dicho tema. Si yo presento 3, 4 o más opciones, o peor aún, al cliente no le gusta nada, entonces voy y le presento 2 o 3 más, soy un mal profesional. La razón es simple, se supone que yo sé que necesita. Y eso que necesita está en una u otra opción, máximo. Si presento más logos, quiere decir que no evalué bien el trabajo y estoy inseguro. Por lo tanto, la falla es mía.

2
1185
Luciano Cassisi
Feb 2012

Las interpretaciones que hacés de lo que va a suponer el cliente son posibles, pero también son posibles las contrarias. Yo regulo la cantidad de opciones según el presupuesto, la complejidad del caso, las expectativas y el relación particular con el cliente. En general no más de tres propuestas, todas viables, a veces una sola. A veces la variedad cumple una función únicamente política. De cualquier modo es imposible estar seguro de una solución antes de haber probado otras. O sea que el trabajo hay que hacerlo igual. La cuestión es si estás dispuesto a trabajar en equipo con el cliente.

2
3
Rafaela Laureti
Feb 2012

muchas veces la insistencia del cliente en mejorar la propuesta logro sacar lo mejor de mi para aportar la solucion en un logo, quiero decir, firmseza si, pero flexibilidad coherente... tambien

1
5
Ab Creativo - Sergio Affonso
Feb 2012

Luciano, con el debido respeto creo que estás confundiendo temas. Un médico no regula la cantidad de opciones de diagnósticos, un arquitecto no «regula» la cantidad de propuestas para un mismo edificio, etc etc. Uno observa y plantea lo que considera la solución. El trabajo de probar 10 o 20 opciones es nuestro! Luego uno analiza y elimina todo lo inservible para llevarle al cliente 2 opciones. Ese es el resultado de un trabajo profesional. Luego, el cliente, sobre la que elige hace observaciones sobre las cuales volvemos a trabajar, pulir y mejorar el logo propuesto. Fin del trabajo.

2
3
Rafaela Laureti
Feb 2012

esta bueno lo que decis

1
5
Ab Creativo - Sergio Affonso
Feb 2012

Para concluir, Luciano, claro q se trabaja en equipo con el cliente, puesto q nadie conoce mejor su negocio q él, pero eso no quiere decir q el cliente deba hacer mi trabajo. Si no le gusta la propuesta q uno le lleva, ahí terminó mi trabajo. Di lo mejor, no gusto, no logré dar con la solución, cobro mis honorarios y me despido. Mi trabajo lo, igual q un cocinero hace el suyo, y si el plato no me gusta, le pago y no voy más. Pero se honra el trabajo. Yo no busco q el tenga un logo bonito. Yo busco q el tenga la solución que a mi criterio necesita. En mi orgullo profesional está satisfacerlo.

2
Reply
0
Jose E. Villa
Feb 2012

Indiscutiblemente una muy buena aportación puesto que en General necesitamos mejorar la relación Cliente-Diseñador, lo verdaderamente cuestionable es; lo tomaremos en cuenta para nuestro siguiente proyecto a realizar ???

Esperemos que en lo sucesivo tomemos en cuenta este articulo y lo pongamos en práctica.

Simplemente un Articulo delicioso, sencillo, directo y muy eficaz.

Felicidades!

1
Reply
17
Luis Ferrera
Feb 2012

Creo que el tema es que había un profesional de lo que hacian de ambos lados y eso es algo que no siempre sucede (de ambos lados...).

2
Reply
2
Marlene Ramirez
Feb 2012

La confinza y la seguridad en uno mismo y en su capacidad son dos factores muy importantes, que nunca se debe dejar de lado.

1
Reply
0
Juan Angel Mendoza
Feb 2012

Pintoresca anécdota que vivió el empresario Steve Jobs con el veterano diseñador Paul Rand. Me da la impresión que Jobs esperaba la respuesta que Rand le dio. La otra cuestión sería ¿Qué hubiera pasado si Rand le hubiera siguido el juega a Jobs y le hubiera entregado más restylings?

1
Reply
0
Krys Shönedir
Feb 2012

Steve J. fue un visionario que cambió nuestra manera de ver el mundo a través de la tecnología, considero que desde sus inicios él ya tenia la idea del gran peso que representaba la imagen gráfica para el marketing de grandes empresas, lo cual supo apreciar en Rand . Creo absolutamente en nuestro compromiso y capacidad como Diseñadores para hacer valorar nuestra labor, poseemos los medios para hacer que nuestros proyectos sean exitosos desde el primer planteamiento con el cliente, hay que aplicar las técnicas y ser más directos en las negociaciones al valorar nuestro propio trabajo.

2
Reply
9
Jerusalen Estudillo
Feb 2012

Una vez más... La seguridad, el modo de hablar y la confianza de un diseñador pueden lograr que un cliente se convenza de que no hay una mejor opción que trabajar con el.

¡Excelente artículo!

1
Reply
0
Edda Castro
Feb 2012

muy buena tu aportación Victor, soy de la idea que para que te den la importancia que mereces debes proyectarte como alguien importante, asi lo veo en la labor, el problema es que como nuestra profesión es relativamente nueva hay que acentuar que asi como existe un odontólogo, un abogado o un medico hay un diseñador y todos estamos para resolver los problemas de el que acuda a nosotros, muy bueno tu articulo !

1
2
Johanna Bernal
Feb 2012

se dice muy buen aporte

0
0
Edda Castro
Feb 2012

las dos estan permitidas por la RAE , el sufijo -ción significa «acción y efecto de X», pero creo no estamos aqui para entrar en este tipo de debates ni correcciones sino para opinar constructivamente y agradecer los articulos de quienes deciden compartir con nosotros un conocimiento o punto de vista, en lo personal para eso he entrado a FOROALFA desde hace varios años

0
Reply
0
Enrique Contreras
Feb 2012

Cabe destacar que cuando el cliente tiene conocimiento del impacto del Diseño en su empresa o productos, ya esta resuelto parte del camino, sugeriría que dentro del desarrollo del aprendizaje de los empresarios, existiera alguna mención a nivel universitario de la área del diseño de imagen y producto para que se apreciara la importancia del mismo.

2
0
Krys Shönedir
Feb 2012

También depende mucho de quiénes estén a la cabeza de una empresa... pero sin duda cuando alguno de éstos se percatan del impacto y la gran diferencia que le corresponden al diseño gráfico empiezan a confiar y darle más importancia integrándo este aspecto como parte de su filosofía empresarial.

1
Reply
0
Miguel Arce
Feb 2012

Hay que hacer notar también que S. Job tenía conocimientos gráficos y como él también cuenta , tomo cursos de tipografías ...lo que le abrió las puertas al mundo del logos . No siempre se tiene la suerte de contar con un interlocutor que , primero le de importancia y se detenga en estos « asuntos « y luego, pueda entregar la confianza absoluta a un especialista en el tema . Por otro lado el diseñador se ha ganado su prestigio y con esto el derecho a

proponer y pasar la cuenta por esto. Este grado de certeza se llama oficio y ya quisiera uno tener esa claridad para hacer una propuesta.

4
Reply
18
Edgar Navarro
Feb 2012

Es una anecdota muy interesante que da mucho para pensar, la relación con el cliente ciertamente mantiene una tensión de la que podemos prender mucho pues pone a prueba nuestra capacidad de regulación de nuestro carácter y de nuestro profesionalismo, en muchos casos nuestro ego dirige la reunión con el cliente y podemos perderlo fácilmente, y en el caso de Rand no ha sido su ego sino su experiencia la que ha superado el ego de Jobs para ganar la cuenta y salir exitoso.

2
Reply
8
Victor Siliceo
Feb 2012

Una disculpa, no pude terminar mi respuesta al comentario de Miguel Ángel.

Como comentaba, desde mi perspectiva, esto sucede por dos motivos. La gente piensa que el médico es un héroe que va a salvarles la vida, cuando en realidad es un proveedor de servicios como cualquier otro.

La segunda es la percepción que la medicina es compleja y el diseño lo puede hacer cualquiera; hasta el sobrino quinceañero que está estudiando un curso de Corel.

La comparación nos puede ayudar a vender la idea de que el diseño es tan complejo como cualquier disciplina. Tal vez por ello es recurrente.

4
Reply
1
Pulpo Designer
Feb 2012

Aquí puede verse el libro que uso Paul Rand para presentar el logo a Steve jobs: Enlace

4
Reply
0
Miguel Ángel Brand Barajas
Feb 2012

Me resulta encantador que, cuando un diseñador necesita defender su oficio, se compare obsesivamente con los médicos, como si éstos últimos fueran dignos de una confianza absoluta, cuasi divina. Es un leitmotiv gremial que vengo escuchando desde mis tiempos mozos y no cesa de amenizarme.

1
8
Victor Siliceo
Feb 2012

Desde mi perspectiva, esto sucede por dos motivos. La gente piensa que el médico es un héroe que va a salvarles la vida, cuando en realidad es un proveedor de servicios como cualquier otro. D

1
0
Miguel Ángel Brand Barajas
Feb 2012

Totalmente de acuerdo. Lo que nunca he escuchado, sin embargo, es que un diseñador se compare a sí mismo con un contador o con un abogado, por ejemplo. De ahí que resulte interesante la asociación con los médicos.

2
8
Victor Siliceo
Feb 2012

Muy cierto, hay que diversificarse a la hora de las comparaciones.

1
3
Luis Torres
Feb 2012

es curioso el tema de las comparaciones....

1
Reply
0
Jose Solaligue
Feb 2012

como una constante entre la relacion diseñador-cliente se citan anecdotas de como este ultimo modifico el «diseñito». Se supone que el DG tambien es artista y eso conlleva una cuota de falta de autoestima. Hay que autorespetarse para empezar a respetar.

2
1
Edgar Villalpando
Feb 2012

Perdón José pero un diseñador no es un artista. Es un profesional de un oficio. Un artista es un pintor un escultor o músico. El

1
0
Steven Orobio Segura
Feb 2012

el arte es el deleite que tenemos por cualquier obra creada por el hombre, llamese diseño, comida, maquina, pintura; o acaso que diferencia hay para no hacerlo?...

0
3
Luis Torres
Feb 2012

el cliente es quien mas sabe de su producto

0
Reply
0
Steven Orobio Segura
Feb 2012

estoy mas que de acuerdo... cuanto no daría para tener el carácter de ofrecer mis servicios de esa manera... solo que aun el cliente a veces aporta en generar un resultado mas optimo... tal vez sea esto por la falta de mimetizarnos completamente con su empresa y realizar una investigación más profunda de sus objetivos, y no encasillarnos en pequeños caprichos sin importancia que nos hacen felices solo a nosotros.

1
Reply
4
Eduardo Parra Chavarro
Feb 2012

Una excelente y ejemplar anécdota . . . debe ser así, pues cualquier trabajo intelectual constituye un esfuerzo. Invito a aquellos interesados en este tema a leer el artículo que escribí al respecto hace un buen tiempo. Mi opinión no ha cambiado en absoluto, tan solo en aquello que puede entenderse como «método».

Enlace

1
Reply
1
Alejandro Grosse
Feb 2012

En la bio de Steve Jobs mencionan que cuando Paul Rand le presenta a Jobs la propuesta del logo de Next, si bien le gustó mucho sugirió cambiar el amarillo de la letra «e» por una variante más brillante. A lo que Paul golpeando la mesa respondió: «Llevo cincuenta años dedicándome a esto y sé lo que hago». Steve Jobs no volvió a insistir.

0
Reply
0
Diver Ramirez
Feb 2012

pienso que ese tipo de actitudes y aptitudes profesionales, siempre se basan y deben ir ligadas a la confianza y al valor que le damos a nuestro profesionalismo y al trabajo que desarrollamos.

2
Reply

Upcoming online courses

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 weeks
17 Septiembre

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 weeks
29 Octubre

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 weeks
28 Enero 2019

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 weeks
22 Abril 2019

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 weeks
22 Junio 2019