Redefiniendo el diseño editorial

Empujada por el desarrollo tecnológico, la especialidad más antigua y desarrollada del diseño gráfico necesita revisar sus límites.

Retrato de Luciano Cassisi Luciano Cassisi Buenos Aires Seguidores: 1481

Opiniones:
59
Votos:
154
Compartir:

La llamada «muerte del papel impreso» (end of print en inglés), hace una o dos décadas, abrió una discusión que a esta altura pareciera ya no tener mucho interés, porque ha quedado bastante claro que en las sociedades actuales, la impresión en papel seguirá resultando necesaria por bastante tiempo: la gráfica en papel no parece marchar hacia una desaparición inminente. En medio de esta transición que vivimos —que incorpora con bastante rapidez el soporte pantalla y, de a poco, va modificando los usos que le damos al soporte papel—, algunas de las áreas del diseño gráfico se han ido transformando. En este panorama surge la necesidad de construir un nuevo mapa de especialidades, ajustado a la realidad que ya estamos viviendo. Empecemos por revisar el área más tradicional del diseño gráfico: el diseño editorial.

Ediciones en papel y ediciones digitales

Cuando hablamos de diseño editorial, en general nos referimos mayormente al diseño de libros, periódicos y revistas en papel. Una concepción más amplia incluye también el diseño de manuales escolares, enciclopedias, reportes anuales de empresas y todo tipo de folletos paginados impresos en papel. Algunos de estos tipos de productos gráficos se siguen imprimiendo en papel pero han incorporado a la pantalla como soporte alternativo; otros prácticamente han dejado de imprimirse (como las enciclopedias y los reportes anuales de empresas, que han pasado a convertirse en servicios de información en la web). El ritmo al que avanza esta migración hacia la pantalla como soporte es variado.

En el caso del libro resulta curioso que el éxito del ebook no haya reducido el mercado del libro impreso en papel. Al día de hoy los dos formatos conviven y, mientras algunos lectores optan por leer libros en pantalla, otros jamás lo harán. También existe un grupo que consume simultáneamente los dos tipos de productos.

Para sus versiones digitales los diarios y algunas revistas han optado por el formato HTML y por los recientes sistemas de distribución por medio de quioscos virtuales, incorporados a los sistemas operativos de dispositivos móviles.1 A pesar de que la publicación de noticias en la Web es una realidad que lleva muchos años, los diarios en papel siguen existiendo; en medio de una crisis, con muchos problemas, pero siguen existiendo. Mal que nos pese, todavía no podemos saber si desaparecerán algún día. De lo que podemos estar seguros es de que cada vez se edita y publica más, dado que las nuevas tecnologías facilitan y democratizan los procesos editoriales. Y no sólo se publican más obras, sino que una misma obra se publica simultáneamente en diferentes formatos. Esto produce una nueva exigencia para el diseño editorial que es la posibilidad de controlar los flujos de trabajo, más allá de que el producto se imprima en papel o en diversos formatos de pantalla.

En el caso del libro vale la pena mencionar que ya existen servicios en la Web, pagos y gratuitos, que permiten, desde un simple navegador, generar proyectos de libros, diseñarlos, editarlos trabajando en forma colaborativa con autores y correctores, administrar versiones y traducciones e «imprimirlos» en todo tipo de formatos, sea para papel o para subir a tiendas de libros online (Apple, Google, Amazon, etc.).2 Lo que propone este tipo de servicios es unificar el flujo de trabajo del libro impreso en papel con el del libro electrónico, para que cada edición del libro no implique repetir todo el trabajo de ajuste para cada formato (smartphone, tableta, papel, etc.). No cabe ninguna duda de que el diseño y la producción de libros ya no serán como antes.

Una perspectiva unificadora del diseño editorial

Independientemente de los cambios en los modos de producción editorial y de cuáles sean las posibilidades de supervivencia del papel, resulta curioso que, cuando los diseñadores hablamos de periódicos y revistas para quioscos de dispositivos móviles o de sus versiones web, en general no solemos incluir esos productos de pantalla en el área del diseño editorial. Es extraño que nos ocurra esto, porque si un ebook no es un producto editorial, ¿qué sería entonces? ¿En qué área del diseño deberíamos ubicar este tipo de productos? ¿Qué es una publicación como FOROALFA sino un producto editorial? ¿Será que el diseño de productos editoriales para pantalla requiere de cierto dominio de nuevas tecnologías y está dejando fuera a muchos diseñadores editoriales tradicionales? ¿Será que nos hemos inventado nuevas áreas con nombres absurdos que no terminan de instalarse, probablemente por evitar cometer el «sacrilegio» de invadir este territorio tan tradicionalista del diseño gráfico como es el diseño editorial? Lo cierto es que hoy nos enfrentamos a dos escenarios posibles:

  • La desaparición del papel como soporte (muy improbable).

  • La convivencia del papel con la pantalla.

En cualquiera de los dos casos, el diseño editorial deberá adaptarse a los tiempos e incorporar el nuevo soporte pantalla y todas las prestaciones que vienen aparejadas (conectividad, portabilidad, escisión de la gráfica respecto del contenido, personalización del contenido, interacción, etc.). Seguramente tendremos diarios, revistas y libros en papel durante muchos años más, pero no podemos seguir pensando el diseño editorial como un área del diseño exclusivamente vinculada al material papel, pues objetivamente ya dejó de serlo hace tiempo.3 Resulta evidente que el papel no es una característica de esta especialidad del diseño gráfico. Mucho más adecuado y realista será que busquemos su especificidad en las técnicas y saberes que ha desarrollado el diseño editorial a lo largo de la historia, que en su mayoría resultan fundamentales para el diseño de ediciones para pantalla.

¿Hacia un nuevo diseño editorial?

El tradicional trabajo del diseño editorial tenía un carácter artesanal muy fuerte, que implicaba la recolección del material, la diagramación de la página y el ajuste caso por caso, obra por obra, página por página. Efectivamente, en el universo del diseño editorial tradicional, el «ajuste total» de los elementos gráficos, el alto refinamiento tipográfico y todo trabajo de carácter artesanal siempre fueron muy valorados. En cambio el producto editorial digital parece requerir del diseñador una concepción más industrial que artesanal, con mayor capacidad de proyección para pergeñar soluciones de diseño adaptables a contenidos no conocidos al momento de diseñar.4 Esto no necesariamente tendrá que llevar a la desaparición del trabajo editorial artesanal5 ni a la reducción de la calidad. Al contrario, es muy probable que la calidad tienda a mejorar en líneas generales, porque cada vez será menos necesario el diseño desde cero. Hoy mismo es muy común y eficiente el diseño a partir de plantillas pre-diseñadas (sobran soluciones de altísima calidad y refinamiento para cualquier sistema de edición Web), que en muchos casos garantizan un punto de partida mucho más alto que el nivel que pueden alcanzar por su cuenta una gran parte de los diseñadores.

De cualquier modo, todo parece indicar que abrir las puertas del diseño editorial a las ediciones digitales no resultará gratuito: implicará que el diseñador haga concesiones difíciles de digerir para algunos; entre ellas, aceptar que al día de hoy no sabemos todo lo que hay que saber sobre el tema y que de aquí en adelante nos será mucho más difícil mantenernos al día. No está de más decir que, cuanto más tardemos en abordar el tema, más lejos estaremos de incorporar los conocimientos y habilidades que nos harán competentes para ofrecer servicios de eso que, probablemente en pocos años, llamaremos «diseño editorial».

¿Qué te pareció? ¡Comparte tu opinión ahora!

Retrato de Luciano Cassisi Luciano Cassisi Buenos Aires Seguidores: 1481

Opiniones:
59
Votos:
154
Compartir:

Colabora con la difusión de este artículo traduciéndolo

Traducir al italiano Traducir al portugués
  1. Los quioscos de revistas electrónicas, que intentan resolver el problema de la gratuidad de los contenidos en la web, no parecen estar reemplazando a los quioscos tradiconales de revistas en papel. 
  2. booktype.org es un servicio gratuito pero tiene su versión paga orientada a editoriales (bastante económica de todos modos).
  3. Un dato curioso de la realidad: todos los productos editoriales impresos en papel se diseñan en pantalla desde hace más de dos décadas.
  4. Decir que no es conveniente el ajuste artesanal de la pieza editorial en pantalla, debido a la necesidad de adaptación a diversos de formatos, no implica que no sea posible el ajuste. Probablemente en un futuro muy cercano, ni siquiera sea necesario debido a que la misma tecnología, de la mano del hombre, se encargará de resolverlo.
  5. Seguramente siempre quedará lugar para el refinamiento tipográfico en el soporte papel, e incluso en un futuro muy cercano hasta resulte posible en la misma pantalla.
Código QR de acceso al artículo Redefiniendo el diseño editorial

Este artículo no expresa la opinión de los editores y responsables de FOROALFA, quienes no asumen responsabilidad alguna por su autoría y naturaleza. Para reproducirlo, salvo que estuviera expresamente indicado, por favor solicitar autorización al autor. Dada la gratuidad de este sitio y la condición hiper-textual del medio, agradeceremos evitar la reproducción total en otros sitios Web.

Descargar PDF

Luciano Cassisi

Más artículos de Luciano Cassisi

Título:
¡¿Signos olvidados?!
Sinopsis:
«No lo encontré en el teclado», «escribí apurado», «queda más bonito así», «era un texto informal». No hay razón que justifique que, quienes nos dedicamos a la comunicación, no cultivemos el correcto uso del lenguaje escrito.
Compartir:
Título:
Menos es menos, más es más
Sinopsis:
Va siendo tiempo de jubilar al casi centenario lema «menos es más».
Compartir:
Título:
Cómo definir el tipo marcario adecuado
Sinopsis:
Conocer las prestaciones, carencias y características de los megatipos marcarios ayuda a definir, en cada caso, cuál o cuales se ajustan mejor.
Compartir:
Título:
Sí logo
Sinopsis:
La diferenciación y la personalidad de la marca gráfica no necesariamente se logra con creatividad y originalidad.
Compartir:

Debate

Logotipo de
Mi opinión:

Ingresa con tu cuenta para opinar en este artículo. Si no la tienes, crea tu cuenta gratis ahora.

Retrato de Germán Molina
1
Germán Molina
Jul 2017

De acuerdo contigo Luciano. El diseño editorial, aunque se le dé el adjetivo de digital, debe seguir las normas que lo han caracterizado siempre, el cambiar de soporte no supone un cambio en la manera como debe ser tratada la información; todo diseñador debe cuidarla y lograr que llegue al lector adecuadamente, para que pueda entenderla sin la menor dificultad. Me parece que lo importante esta en el hecho de aprovechar los recursos digitales de forma óptima y seguir desarrollando el proceso editorial en bien de la información y sobre todo del lector. Cabe mencionar que la aparente facilidad que permiten los recursos digitales ciega a diseñadores, que dejan un poco de lado las normas y su trabajo de diseño pierde la oportunidad de ser un buen material editorial.

1
Responder
Retrato de Giovanna Monsalve
0
Giovanna Monsalve
Mar 2016

Muy interesante. Me deja algunas inquietudes personales. 1. ¿Qué es editorial y qué no? Uno da por sentado que lo sabe. 2. Aunque el medio y la cuestión tecnológica impliquen un cambio importante para nosotros los diseñadores, me intriga más el cambio que estos nuevos medios surten en los lectores. Considero que nosotros los que no crecimos en el mundo de los computadores personales, menos en el de los celulares y las tablet, vemos y analizamos el leer desde el traspaso del impreso (libro, revista, periódico, etc) a lo digital. Seguimos pensando la lecturas desde los momentos, niveles, jerarquias del impreso. Pero ¿cómo leen los lectores de la era digital? ¿Cómo seguirá cambiando la lectura la hipertextualidad? Es decir, yo jugaba con muñecas y en la calle a mis 8 años, los niños de hoy juegan en tablets, hacen tareas por internet, ya ni sé si se usan los cuadernos. Ese me parece un súper reto ¿cómo diseñar para estas nuevas formas de lectura, cómo entender a estos nuevos lectores?

1
Responder
Retrato de Juan Andrés Barredes
4
Juan Andrés Barredes
Jun 2015

Este artículo es muy interesante. Desde mi punto de vista yo creo que el problema de definición de Editorial tiene que ver con el contexto. Para mi, lo editorial abarca desde el diseño hasta su producción en un soporte físico (y todos los cuidados que hay que considerar) y respecto a las publicaciones en soporte digital, creo que el adaptar la información en el medio simplemente se hace con "reglas" o principios de diseño en general. La pregunta es: la palabra editorial es definida ¿como medio, como producto o como flujo de trabajo? Diseño ¿como verbo o como sustantivo?

3
Retrato de Luciano Cassisi
1481
Luciano Cassisi
Ago 2015

El diseño editorial, naturalmente, no es un medio. Tampoco un producto, sino un una especialidad del diseño gráfico que sirver para generar productos de contenido, productos editados, productos «curados». El diseño editorial implica flujos de trabajo, aunque estos son diversos, según el tipo de producto que esta especialidad pretenda resolver.

«Diseño» es un sustantivo. «Diseñar» es un verbo.

Espero haber respondido tus preguntas.

0
Responder
Retrato de Elena Soto
1
Elena Soto
Oct 2014

Muchas gracias por el artículo. Me parece bastante interesante que se tomen en cuenta este tipo de tecnologías para el diseño editorial. Condidero que el trabajo artesanal que mencionas dentro del artículo es lo que hace que el editorial sea mucho más valioso que el digital, no digo que uno sea mejor que otro. Sin duda alguna habrá quienes opten por dar vuelta a las páginas del papel.

Es un artículo que nos hace pensar en cómo el rumbo de las cosas irán cambiando y de qué es lo que el diseñador puede hacer ante éstas nuevas y viejas tecnologías.

1
Responder
Retrato de Janid Alfaro
0
Janid Alfaro
Jun 2014

Excelente artículo, Luciano, me cayó como anillo al dedo para mi tesis de licenciatura, donde por supuesto usted quedará debidamente acreditado. Saludos y muchas gracias!

1
Responder
Retrato de Griselda Perez Gonzalez
0
Griselda Perez Gonzalez
Jun 2014

Me encantó el artículo y cada una de las opiniones me fue muy útil, sin duda la adaptación del diseño editorial es inminente a "nuevas eras" con maquetaciones adaptables a nuevos formatos, pero creo yo, SIN PERDER LA MAGIA, de las letras, de las columnas, de los blancos...... Gracias a cada uno de uds por su aportación.

2
Responder
Retrato de Maria Alejandra Daza Cordoba
1
Maria Alejandra Daza Cordoba
Jun 2014

Gracias Luciano muy interesante tu propuesta para foro creo que queda mucho por decir especialmente desde la academia, mil gracias.

Tengo una pregunta para ti y es por donde empezar para incursionar en la producción de publicaciones digitales, seria de gran ayuda para muchos que si bien estamos a gusto con el soporte en papel, pretendemos atender a la mayoria de las necesidades de nuestros clientes, ampliando los servicios editoriales. Gracias

1
Retrato de Luciano Cassisi
1481
Luciano Cassisi
Jun 2014

Creo que hoy el camino más rico y seguro para entrar al tema es trabajar en proyectos Web, especialmente en base a diseño adaptable (responsive). Es probable que el formato HTML/CSS termine siendo el estandar para la industria editorial digital. Todavía es una incógnita si funcionarán las revistas para kioscos en dispositivos móviles, por lo que, por ahora no creo que valga la pena meterse en ese tema. En cambio los ebooks están teniendo bastante éxito. Si trabajas en o para la industria del libro es fundamental que domines los nuevos formatos y modos de producción.

2
Responder
Retrato de Emmanuel Telles
0
Emmanuel Telles
Jun 2014

Mientras las tablet no se puede resolver el problema del diseño responsivo donde te acomoda los textos como se le de la gana, no morirán los libros impresos. Pero sin duda el diseño editorial no morira solo evolucionara a una forma digital, que a mi gusto trae aún mas complicaciones, pero complicaciones lindas.

1
Retrato de Edgar Alexander Gutiérrez Camacho
3
Edgar Alexander Gutiérrez Camacho
Jun 2014

Depende del desarrollador y del diseñador front-end. Hoy en día en el html es muy posible diagramar y componer como en cualquier otro tipo de software, el problema es que no es posible hacerlo bien sin saber CSS o código para formato visual, dependiendo del caso. Cuesta un poco pero soy diseñador gráfico y aunque en la U nunca me enseñaron, aprendí por mi cuenta a codear y hoy día me siento libre al traspasar mi diseño a la web sin mucho impedimento. Aunque aún hay alguno que otro problema Ej: El kerning o learning no es problema con medidas exactas, pero si lo es con medidas porcentuadas.

0
Responder
Retrato de Joel Alejandro Villarreal Bertoldi
30
Joel Alejandro Villarreal Bertoldi
Jun 2014

Luciano, caí en la cuenta de las realidades que planteas muy recientemente, trabajando en el maquetado de un libro con InDesign. Resultó que el libro sería distribuido en una tirada muy reducida en papel, y el resto en soporte digital. Viniendo del mundo del diseño Web, me resultó más que natural brindar "compatibilidad" a "diversas plataformas" para un mismo contenido (de repente, trabajar en diseño adaptativo/responsive es más o menos lo mismo que esto). Excelente artículo, ¡gracias por compartir!

2
Responder
Retrato de Eduardo Gomez
0
Eduardo Gomez
Jun 2014

Es dificil pensar que el diseño gráfico en papel llegue algún día a desaparecer.

Personalmente cada día me cuesta más leer en pantallas y no así en papel, luego de 2 horas me duele la cabeza. Tengo la vista cansada. Esto es algo que los jovenes actuales aún no lo estan pasando, pero a pesar que la tecnología se supera día a día, puede llegar a pasarles.

Considero que llegará un momento de saturación de las pantallas y los hijos de los hijos querran leer libros, revista y diarios en papel como lo hacian sus abuelos.

No tiren los libros, que valdrán más que el agua.

0
Retrato de Edgar Alexander Gutiérrez Camacho
3
Edgar Alexander Gutiérrez Camacho
Jun 2014

Estoy en desacuerdo, pero de acuerdo en que el papel no morira, no aún. Ese problema del dolor de cabeza después de leer mucho en pantalla, se debe a un problema de diseño más no de formato. Es decir, se han hecho estudios acerca del porque y se ha concluido, que el problema es: Mucho ancho del bloque de texto comparación al tamaño de la fuente o tipografía, Desajuste (o ajuste automatizado y no manual) de un interletrado e interlineado en bloques de texto. Mal manejo del espacio en blanco para descansos al lector, mal manejo de los contrastes en color, etc.

0
Retrato de Eduardo Gomez
0
Eduardo Gomez
Jun 2014

Gracias Edgar por tu opinión.

Considero que existe un deslumbramiento por toda la tecnología y novedades que día a día aparece, pero como todo ciclo en la vida, llegará el momento en que lo de antaño, sin lo electrónico, volverá a deslubrar a los reveldes "de corazón adolecente".

1
Responder

Te podrían interesar

Ilustración principal del artículo Diseño, objeto y función simbólica
Autor:
Mijaíl Silva
Título:
Diseño, objeto y función simbólica
Sinopsis:
El diseñador puede darle a los objetos capas de sentido que trasciendan sus funciones elementales.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
53
Opiniones:
30
Seguidores:
11
Retrato de Luis Correa
Autor:
Luis Correa
Título:
Comunicabilidad y usabilidad
Sinopsis:
Un modelo que describe las etapas asociadas al desarrollo de interfaces gráficas de usuario desde el punto de vista de su efectividad comunicativa.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
34
Opiniones:
9
Seguidores:
17
Ilustración principal del artículo Nuevos desafíos para el diseño de libros
Autor:
Yosune Chamizo Alberro
Título:
Nuevos desafíos para el diseño de libros
Sinopsis:
La tecnología conocida como «realidad aumentada» brinda nuevas posibilidades para vincular el libro analógico con el digital.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
93
Opiniones:
27
Seguidores:
4
Retrato de Samuel Cortina
Autor:
Samuel Cortina
Título:
El futuro del libro en la era digital
Sinopsis:
Prácticamente todos los que disfrutamos de la lectura sentimos una especial atracción por los buenos libros, y no solamente por su contenido.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
88
Opiniones:
82
Seguidores:
25
Retrato de Alma  Rosa Sanchez Mundo
Autor:
Alma Rosa Sanchez Mundo
Título:
La batalla del diseñador
Sinopsis:
La urgencia del día a día no nos permite planificar y hacer nuestro trabajo con el cuidado que quisiéramos. ¿Debemos resignarnos a que todo sea «para ayer»?
Compartir:
Interacciones:
Votos:
117
Opiniones:
45
Seguidores:
17
Ilustración principal del artículo Aportes de Charles Darwin al Diseño
Autor:
Fernando García
Título:
Aportes de Charles Darwin al Diseño
Sinopsis:
Darwin expuso importantes conceptos de diseño en muchas de sus investigaciones, analogías que se captan directamente al releer desde otra perspectiva la esencia de sus ideas.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
41
Seguidores:
24

Próximos cursos online

Cursos de actualización para especializarte junto a los que más saben

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 semanas
21 Octubre

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 semanas
17 Noviembre

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 semanas
3 Febrero

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 semanas
2 Marzo

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 semanas
6 Abril