Ayuda a tu cliente para que te elija

Es difícil imaginar a un aficionado realizando un trabajo que exige calidad profesional. Es difícil imaginar un trabajo excelente entregado por alguien con capacidades limitadas.

Fernando Del Vecchio Buenos Aires
Followers:
662
Comments:
105
Votes:
223
Compartir:

¿Quién puede tomar mejores fotografías: un fotógrafo profesional o un amateur? ¿Quién puede componer una pieza gráfica de mayor calidad: un diseñador gráfico, la secretaria del gerente o el sobrino del dueño de la empresa? Es difícil imaginar a un aficionado realizando un trabajo que exige calidad profesional. Es difícil imaginar un trabajo excelente, entregado por alguien con capacidades técnicas y conceptuales limitadas.

¿Qué sucede si el cliente no sabe o no logra diferenciar entre resultados excelentes y resultados apenas «buenos»? ¿De qué forma ayudamos al cliente a tomar la mejor decisión, en función de los resultados que él espera? En diversos ámbitos, la queja se repite: «los clientes no valoran nuestro trabajo»; «los clientes solo quieren pagar menos»; «los clientes esto, los clientes aquello», etc. Pero es improbable que los clientes cambien su postura frente a nuestra queja solo para hacernos felices. Somos nosotros quienes debemos cambiar y ayudarlos a tomar buenas decisiones: ya sea explicándoles por qué somos «mejores» (en los términos que ellos puedan comprender) o adecuando nuestro servicio a su presupuesto.

Ofrecer ejemplos

Una forma de ayudar al cliente a tomar la mejor decisión es ofrecerle suficientes ejemplos de aquello que podemos hacer, y ofrecer muestras de aquello que se puede obtener por un precio menor; ejemplos de aquello que puede obtener contratando otro tipo de profesional, menos formado, menos especializado o menos capacitado.

Es habitual, en el ámbito del Diseño Gráfico, exhibir en un portafolio los trabajos del profesional. Ese muestrario intenta reflejar las capacidades de su dueño en trabajos aplicados —en muchos casos— a proyectos verdaderos. Pero son pocos los diseñadores que, además, hacen evidente la diferencia comparando su trabajo con otros casos del mismos tipo realizados por profesionales menos capacitados, o por personas con buenas intenciones (secretarias o sobrinos).

¿Es posible conseguir ese tipo de ejemplos?, ¿es viable generar ese tipo de modelos? Yo creo que sí. Cualquier diseñador podría tomar cualquier «caso de éxito» (ese tipo de ejemplos por los que siempre protestan), utilizar ese caso como un supuesto «pedido realizado por un cliente», generar una gráfica de acuerdo con su capacidad y mostrarlo en forma comparativa como «diferencias entre resultados. Es decir, poner en evidencia «lo que es», versus «lo que podría haber sido (si me hubieran contratado)».

Veámoslo en un ejemplo concreto y real. Cualquier cliente podría decir: «¿por qué voy a contratar a un fotógrafo profesional si puedo comprar una cámara digital profesional y hacerlo yo mismo?». El fotógrafo James Hodgins invitó a su cliente a tomar por sí mismo una fotografía de un motivo en particular, con el mejor equipo que pudiera comprar, para luego comparar esa fotografía con una toma profesional realizada por él.1


A la izquierda la fotografía tomada por el cliente. A la derecha la fotografía tomada por el fotógrafo profesional James Hodgins.

Destaca la diferencia

¿Notas alguna diferencia entre las dos fotografías?, ¿percibes el contraste entre el resultado del profesional (a la derecha) y el resultado del aficionado (a la izquierda), utilizando ambos el mejor equipo que pudieran comprar, elegir y utilizar? Si hicieras esto mismo en tu práctica cotidiana, tus resultados serían distintos. Si realmente eres el profesional excelente que dices ser, la disparidad entre el resultado que puedes obtener y el resultado de otros menos calificados, debería ser muy evidente. Y si esa diferencia es valorada por tu cliente, te elegirá y la pagará. Si no es valorada, quizás sea mejor que ese cliente entienda que, por el presupuesto que maneja, tiene que buscar otro profesional; y que tu entiendas que debes buscar otro cliente.

En suma, si emprendes tu propio negocio, mejora tus decisiones empresariales. Mejores decisiones llevan a mejores resultados. Puedes ser muy talentoso, pero si estás obteniendo resultados malos, será que tus decisiones no están a la altura de tus capacidades y de tu potencial. Si es que realmente existe, haz evidente la diferencia entre tu trabajo profesional y el del aficionado.

Editor: Fernando Rodríguez Álvarez Ciudad de México
Followers:
662
Comments:
105
Votes:
223
Compartir:

105 Comments

Comment
  1. Ver fuente de la fotografía y más ejemplos. Hodgins, James (2015), Crappy vs Snappy, en Mining Industrial Photographer, Ontario.

This article does not express the opinion of the editors and managers of FOROALFA, who assume no responsibility for its authorship and nature. To republish, except as specifically indicated, please request permission to author. Given the gratuity of this site and the hyper textual condition of the Web, we will be grateful if you avoid reproducing this article on other websites. Published on 17/04/2015.

Fernando Del Vecchio

More articles by Fernando Del Vecchio in Spanish

Idioma:
ES
Title:

Fortalezas y oportunidades de negocio

Synopsis:

Explicar nuestra falta de éxito por la existencia de «competencia desleal» es engañarnos. Aquí como en el fútbol, «los goles no se merecen, se hacen».

Share:
Idioma:
ES
Title:

No se queje, resuelva

Synopsis:

Quejarse es fácil, resolver es difícil. Resolver es para profesionales.

Share:
Idioma:
ES
Title:

¿Cuál es la fortaleza de tu estudio de diseño?

Synopsis:

¿Finanzas equilibradas? ¿Flujo constante de trabajo con clientes cumplidores? ¿Equipo de trabajo con habilidades complementarias? ¿Bajos costos de operación?

Share:
Idioma:
ES
Title:

No hace falta un nuevo plan

Synopsis:

¿De qué sirve un nuevo plan de trabajo para resolver los problemas que tenemos, si todos sabemos que nadie lo cumplirá?

Share:

You may be interested

Sergio Fidel Braguinsky Carrera
Idioma:
ES
Author:

Sergio Fidel Braguinsky Carrera

Title:

Figuritas

Share:
Interactions:
Votes:
12
Comments:
2
Followers:
8
Casa Rex
Idioma:
ES
Author:

Casa Rex

Title:

Sopas Knorr: imagen y tentaciones

Share:
Interactions:
Votes:
108
Comments:
76
Followers:
11
Ramiro Pérez
Idioma:
ES
Author:

Ramiro Pérez

Title:

Todo se confundió cuando dejamos de hablar de sexología

Share:
Interactions:
Votes:
9
Comments:
10
Followers:
21
Tulio Filho
Idioma:
PT
Author:

Tulio Filho

Title:

Três garrafas, por favor!

Share:
Interactions:
Votes:
15
Comments:
14
Followers:
9
Juan Carlos Hernández
Idioma:
ES
Author:

Juan Carlos Hernández

Title:

El cliente no es tu enemigo, tú lo eres

Share:
Interactions:
Votes:
289
Comments:
208
Followers:
113
Lluís Sallés
Idioma:
ES
Author:

Lluís Sallés

Title:

Book: Condenados a entenderse

Share:
Interactions:
Votes:
53
Comments:
31
Followers:
18
My opinion:

Login with your account to comment on this article. If you do not have it, create your free account now.

30
Luis Jaime Lara Perea
3 months ago

Revisando mi correo "no visto" he dado esta mañana con este interesante artículo de hace unos años con el que coincido ampliamente. Llama mi atención leer los comentarios donde observo que muchos colegas ven al diseño como una actividad de gustos en la que tratan de ayudar al cliente a decidir por tal o cual solución. Esto lo considero un grave error porque para tomar esa decisión es que nos están pagando.

Si "el que paga manda" es una máxima irrefutable, recomiendo que en su próxima visita al médico sean ustedes quienes escojan la enfermedad que desean y el tratamiento.

Es inútil hablarles de diseño cuando no entienden nada, es mejor hablarles en su idioma para que puedan comparar. Y su idioma son los números.

Los clientes saben diferenciar una buena de una mala inversión, presentemos nuestros proyectos de modo que les sea fácil su comparación.

No le tengan miedo a los números.

Gracias por el artículo, Fernando Del Vecchio.

0
Reply
0
Andrea Varas Ruiz
7 months ago

Considero que el diseñador siempre debe guíar a su cliente; mostrarle las diferencias entre un diseño profesional y no profesional, de tal manera que entienda por qué uno es funcional y el otro quizás no. Mostrarle al cliente nuestra calidad como profesionales no sólo ayuda a que pueda tomar mejores decisiones visuales, sino también, a sembrar una cultura de valorización hacia la labor de esta profesión como lo es el ser diseñador.

0
Reply
0
Lilia Delgado Veloz
8 months ago

Estoy de acuerdo, muchas veces el diseñador se llega a ofuscar por no ser tomado en serio o por los bajos precios que los clientes quieren pagar pero el problema con los clientes es que ellos desconocen mucho de nuestra profesión. Esto no es algo malo, es la misma razón por la que nos contrataron: tiene un problema y consideran que nosotros tenemos la experiencia y conocimientos requeridos para resolverlo. Confían en nosotros para que resolvamos un problema pero es también nuestra labor guiarlos y enseñarles por qué somos los profesionales que somos y cómo lo que hacemos va a satisfacer sus necesidades.

0
Reply
0
Juan Perdomo
9 months ago

Verdaderamente considero cierto lo expuesto en la lectura, aunque aún veo que existen ciertos vacíos dentro de la misma.

A la hora de contrastar a un amateur de un profesional, a que es lo que se está refiriendo al hablar de un profesional? Ya que no todo el que tenga un titulo es un profesional y no todo el que no lo tenga es un amateur, considero que la única diferencia está entre aquellos que si tienen conocimientos y quienes no lo tienen, pues es de esta forma que verdaderamente un cliente sabría que elegir.

0
Reply
0
Javier Cubillos
9 months ago

Un gran reto mas que debemos superar a diario con diferentes personalidades, ya que no todos logramos entender bien de donde viene el conocimiento y la experiencia de cada quien, de cada uno depende como logre hacer vender su trabajo, sus ideas y eso se refleja en la originalidad que cada quien logre darle al suyo, obviamente sustentado, con respeto y mucho sigilo profesional, si logramos dar a entender que nuestro trabajo es único y sera el mejor y la mejor desicion que el cliente pueda tomar, así mismo nuestro criterio se fortalecerá y se dará a conocer por medio del mismo.

Me pongo en los zapatos como cliente y soy de las personas que valora el trabajo con fundamentos, con criterio, con profesionalismo que el mas rápido y fácil de hacer.

0
Reply
0
Sebastian Torres Ñañez
9 months ago

Si al comparar a un amateur con un profesional, debería notarse la diferencia ya que el profesional tiene la ventaja de que ya tiene experiencia y esto lo notamos en el ejemplo de la foto, donde el amateur coloca su cámara en un lugar aleatorio mientras que el fotógrafo busca el mejor Angulo para que se resalte la persona y no se refleje la luz en las cinta de la personas, que tenga una buena iluminación resaltando a la persona.

0
Reply
0
Adriana Murillo
9 months ago

No podemos ignorar el momento por el que está atravesando nuestra economía, inflación, desempleo, contrabando, el pesimismo de la gente que piensa que la situación en vez de tender a mejorar va es a empeorar, esto hace mucho más difícil que una empresa en proceso de formación y aun las ya establecidas puedan surgir y más cuando vemos tanta competencia desleal, que hace que empresas de muy buena calidad regalen su trabajo con el ánimo de subsistir. Si esta es la situación de las empresas grandes, con preocupación vemos cómo los profesionales jóvenes regalan sus trabajos aunque sean de calidad solamente con el ánimo de poder subsistir. Tenemos que ponerle un pare a esta situación y empezar a valorar lo que hacemos para así podernos diferenciar de las personas que tratan de suplantar a los profesionales con trabajos similares pero de más baja calidad, al principio será difícil conseguir buenos clientes pero con el tiempo siempre la calidad y el profesionalismo se impondrán.

0
Reply
0
Daniel Camacho
9 months ago

Como estudiante en proceso de formacion, procuro hacer el mejor esfuerzo para lograr mis objetivos, es claro que el conocimiento que se adquiere al decidir profesionalizarse en algo no es en vano, de lo contrario no se haria, asi que es de esperar que el producto de un profesional sea de calidad, no es de esperar menos. En el mercado actual hay consumidores y hay personas que ofrecen su trabajo de todo tipo, creo que hay que enfocarse en un nicho de mercado y dominarlo, es la mejor manera de abarcar un pequeño campo y ser superior que la competencia ademas de dejar en claro por que mi trabajo cuesta.

0
Reply
0
Natalia Andrea Gonzalez
9 months ago

Para mi es válido mostrar a los clientes la diferencia entre un trabajo realizado por un profesional y un aficionado, me gusta, es necesario mostrar al cliente la diferencia entre un trabajo y otro y lo entiendo, por que aveces tendemos a pagar menos y exigir mas pero si se puede mostrar las diferencias de un buen trabajo es válido.

0
Reply
0
Mariana Cuervo
9 months ago

Muy interesante, pues el diseño es una profesión que hay dedicar tiempo y constancia porque como cualquier disciplina no se puede crear de un día para otro, una comparación que me gusta hacer es que el diseño es como tocar un instrumento el tiempo que hay que invertir es diario para tener grandes resultados, el diseñador se hace y el conocimiento crea un profesional en que se pueda confiar, remunerar y obtener un trabajo impecable.

0
Reply
0
Jhoana Andrea Carvajal Ledesma
9 months ago

Estoy de acuerdo con lo planteado en el artículo de Fernando, ya que es evidente que un aficionado no puede llegar a cumplir las expectativas planteadas a un cliente, mismas que deberían ser cuidadas por dueños de estas entidades, pues esto no solo ayuda a tener una buena relación con ellos si no también a generar credibilidad y confianza en la entidad. El solo hecho de querer ahorrar costos en empleados o especialistas en estos temas generan una gran desconfianza y por supuesto la entidad caerá a nivel profesional.

0
Reply
0
Ma. Fernanda Palomino
9 months ago

Es importante decir que un diseñador totalmente preparado y capacitado en todas las bases y conceptos del diseño sea una persona segura y sobre todo valore sus propios diseños u obras, antes de que un cliente lo contrate y coloque un precio que no sea justo por su trabajo realizado.

Estoy de acuerdo con la posición que toma el autor en afirmar que una persona que no cuenta con la experiencia no puede realizar un buen trabajo profesional, aunque hay personas que no cuentan con ningún tipo de estudio y llegan a ser excelentes en los trabajos que realizan y llegan a un grado que se ven como si hubieran sido realizadas por una persona que culmino una etapa de estudio profesional.

0
Reply
0
Gabriel Mauricio Castellanos Carvajal
9 months ago

Claramente unos de los mayores problemas en esta profesión es la poca valoración del trabajo, lo que propone el autor como medida de contrarrestar esto me parece muy eficaz.

Ademas me pone a pensar y proponerme a hacer la comparación de mi trabajo con el de una persona del común a manera de sondeo de mis habilidades. Para mal o para bien vivimos en un ambiente sumamente competitivo y debemos estar constantemente mejorando, y esta mejora igualmente debe hacerse evidente para el cliente.

0
Reply
0
Angelica Ramirez
9 months ago

Estoy de acuerdo con Fernando, en cuanto la diferencia entre un profesional a un aficionado. Como pudimos ver en el ejemplo mencionado anteriormente, es notoria la diferencia. Puedo afirmar que las personas que toman la decisión en las empresas de contratar a un aficionado, están basadas en reducir costos en cuanto al proyecto que se plantean. Sin embargo, están los líderes pensando también en el beneficio? o están pensando en el valor agregado, que hoy por hoy es muy importante en las empresas?

¡No!.

Pienso que los profesionales, tenemos la capacidad de brindar un "Costo-Beneficio" además de plantear valores agregados en cada uno de nuestros proyectos, aspecto fundamental que no tendría en cuenta un aficionado, ya que no conoce de las estrategias o maneras de crear un valor. Lamentablemente, el trabajo del diseñador profesional está rodeado de clichés, que la desinformación hace que los líderes de una empresa tomen decisiones equivocadas en cuanto a un técnico o un profesional.

0
Reply
0
Edison Julian Guerrero Boyacá
9 months ago

De acuerdo con el articulo anterior, es muy importante dar a conocer el valor agregado que ofrece nuestro producto o servicio con el que se pretende suplir una necesidad; eso que lo hace único y diferente de los demás que pertenecen a su misma categoría o que en determinado momento podría ser sustituto del mismo. Solo a través de esto podemos lograr que el cliente perciba las características obtenidas gracias a la técnica y experticia haciendo de este modo que prefiera nuestro producto y el costo pase a un segundo plano siempre y cuando el cliente encuentre plena satisfacción en lo que ofrecemos.

0
Reply
0
Gabriela Contreras Suarez
9 months ago

Desgraciadamente, ser profesional no es garantía de nada, ya que los clientes o en la mayoría de casos empresas dan prioridad a otras cualidades que en si les convenga, incluso algunas de estas personas que están buscando un servicio, optan por un aficionado por dos simples razones, son mas económicos y en tiempo estas personas poco competentes pueden convertir su trabajo en varias jornadas, en cambio el profesional es mas eficaz, ya que su trabajo se puede ver reflejado en una simple jornada.

Realmente es algo difícil entender esta situación? La verdad, es que no es difícil de entender, hay que tener un poco de lógica, si quiere tener un buen producto, eficaz, limpio y profesional, tiene que acceder a una persona de confianza y que se han preparado correctamente. No siempre el cliente tiene algo claro y muchas veces la razón, por estos motivos existen personas capaces de brindar un buen servicio con precios justos para el cliente.

0
Reply
0
Lina Mejoy
9 months ago

Las creaciones artísticas o los diseños gráficos realizados por personas técnicas y profesionales en el tema tienen un mercado competitivo con relación al costo del producto, porque hay artistas empíricos que lo hacen de una manera mas accesible a sus cliente.

Sin embargo los profesionales de esta área han dejado paso libre a la escogencia del usuario. Seria conveniente que los técnicos difundan con mayor publicidad la calidad y variedad de los proyectos gráficos que benefician al cliente. Las ferias de exposición y los lanzamientos de creaciones artísticas pueden ser una de las estrategias para atraer al cliente, creando en él un estado de confiabilidad ofertando variedad artística y diseños que satisfagan la necesidad de las personas que buscan un servicio excelente, asesorandolo según sea su requerimiento de diseño gráfico o su obra artística.

0
Reply
0
Mateo Herrera
9 months ago

Es importante resaltarle a el cliente que el trabajo tiene su respectivo proceso y nada es hecho a la ligera, mostrarle el portafolio de lo que se ha realizado y generar una empatia con el para que se sienta agusto y comodo con el trabajo que se va realizar y hacerle entender que el trabajo se esta realizando por una persona profesional.

0
Reply
0
Yuri Paola Tenjo
9 months ago

El autor hace comparación a dos situaciones; la persona aficionada y la persona profesional, mi opinión es que hay gran diferencia; en este caso ambos pueden tener talento pero si no hay conocimiento y antecedentes no hay grandes resultados profesionales.

Para que el cliente tomé una buena decisión del trabajo que otorgara a elaborar le enseñaría un folio de los trabajos que se han efectuado; hay quedará reflejado mi trabajo como profesional.

0
Reply
0
Jose Alejandro Valencia
9 months ago

Es impresionante como el mundo está lleno de clientes que solo buscan su beneficio, y más aun de personas que se prestan para eso. Muchas veces el diseñador no valora su trabajo, no aprecia su obra y se deja llevar por «las malas críticas» dejando de creer en él, desvalorando su trabajo se vende a un público capitalista decidido a consumir lo mayor al menor precio, donde no importa que tan «buena» sea la calidad si no la cantidad.

Matamos al medio ambiente comprando ropa de almacenes de cadena para simplemente estar uniformados con el mundo, no se valora lo único, lo individual. Ahora el mundo es de pocos que aprecian y pagan el valor de un buen traje, cuando no hace más de cien años vestíamos prendas únicas, echas a medida, y bien valoradas. No era lo mismo llevar una prenda de un gran valor a unos simples harapos.

Empecemos por nosotros mismos a valorar nuestro trabajo para que el mundo cambie.

Alejandro Valencia

0
Reply
0
Juan Sebastián Casallas Feliciano
9 months ago

Hay que marcar la diferencia de un trabajo profesional con otro que no lo es, con evidencias a través de hechos reales, ya sea con muestras de trabajos realizados, o modelos que tenga. Ejemplo: en el caso del fotógrafo un portafolio o brochure para que el cliente se sienta seguro de tomar una decisión acertada de lo que quiere comprar o contratar

0
Reply
0
Maria Fernanda Borbon
9 months ago

Es muy cierto que muchas veces un cliente no valora lo que un profesional le esta ofreciendo y siempre creee que puede obtener lo mismo por menos haciendolo el mismo o con otra persona, pero ahi es donde el profesional tiene que imponersele y mostrarle el por que su trabajao vale. Debe esforzarse en dar ejemplos y mostrar sus capacidades, si realmente las tiene el cliente deberia entender el porque deberia aceptar el precio (en son de la calidad). Todo depende de lo bien que el profesional muestre su capacidad y de que tanto el cliente este dispuestoa valorarlo.

0
Reply
0
Steven Molina
9 months ago

Es un muy buen punto de vista, si de verdad te consideras un profesional capaz de satisfacer las necesidades de cualquiera que vaya ser tu cliente, no solo querrás satisfacer sus necesidades sino sobrepasarlas; ahora bien no solo se trata de saber hacerlo sino también de saber venderlo, debes hacerte notar o debes ser tan capaz de hacer que tu cliente visualice mas haya de lo que imaginaba solo a través de tus palabras, como contar un cuento debes poder sumergirlo en tus propios pensamientos.

0
Reply
0
Felipe Ovalle
9 months ago

Este articulo que resulta ser útil y motivador, resalta la importancia de lo que es desarrollarse como profesional y así mismo generar cosas de buen provecho. Es muy común ver aquellas personas que siempre van a buscar lo mas barato, sin siquiera generar un pensamiento intelectual en el cual se razone sobre las capacidades técnicas y conceptuales limitadas de la persona que esta haciendo la labor, bien sea un diseñador gráfico o un fotógrafo, no importa cual sea el área; la persona que esta altamente capacitada sin duda alguna obtendrá mejores resultados que una persona que no lo esta. Por ultimo es importante deducir que también entra en juego el envolverse y ser aficionado en nuestro trabajo y sacar buenos productos finales ( Fotografías, Trabajos Artísticos, Diseños etc).

0
Reply
0
Ana María Clavijo González
9 months ago

Muy buen artículo al mostrar el problema más grande al que se puede enfrentar una persona que trabaja en este medio artístico, ya sea en la parte de diseño, animación o fotografía, se van a presentar personas que cuestionarán o criticarán la composición de un artista sin saber todo el trabajo que esta detrás de un resultado gráfico, sin duda alguna pondré a prueba cualquiera de estos consejos en mi trabajo de ahora en adelante

0
Reply
0
Sara Franco Leyva
9 months ago

Me parece acertado cuando dice que una persona sin experiencia no hace el mismo trabajo que una persona con conocimiento del tema, primero hay que saber varios conceptos de diseño o conceptos que requiera el trabajo en el cual se vaya a desempeñar, estoy de acuerdo en que hay que mostrar al cliente varias propuestas para así tener una guía de lo que le gusta al cliente y así, en los próximos trabajos que se hagan para el, ya se va a conocer que es lo que busca esa persona.

Para lograr un éxito se debe haber obtenido demasiada información y tener conocimientos propios, sin información no se logra comenzar un proyecto.

0
Reply
0
Chucho Cotes
9 months ago

Inicialmente me pareció un poco cínica la propuesta de comparar trabajos propios con los de alguien con menor formación, pero creo que esta primera impresión podría ser, más bien, índice de una mentalidad poco competitiva y empresarial por mi parte. Razón por la cual agradezco la publicación de este artículo, pues me sirve como un llamado de atención para reconsiderar con mayor seriedad el oficio de diseñar, de una manera más profesional y proyectual. Definitivamente es responsabilidad de nosotros, como Diseñadores, convencer al cliente de la calidad de nuestro trabajo; enseñándoles las diferencias entre trabajos excelentes y aceptables es una muy buena manera de evidenciarlo.

0
Reply
0
Brayan Vargas
9 months ago

Este articulo enfatiza un aspecto primordial en el Diseño Grafico, que es la gran brecha que separa a un profesional grafico preparado, con cualidades tecnicas y conceptuales con un aficionado. El resultado en nuestro trabajo debe ser evidente y mostrar lo que nos diferencia frente al ficionado, dejando ver al cliente que nuestro trabajo esta respaldado con conceptos y un porque, nosotros debemos rendirle cuentas al cliente por ejemplo de porque empleamos cierta gama de color o cierta tipografia, mientras que el aficionado puede que defienda su parecer en lo que hizo, pero no se va a ver respaldado por fundamentos y eso se ahra evidente en el resultado final del proyecto. El portafolio del diseñador debe ser su carta de presentacion, comparando los resultados de los procesos que se han llevado a cabo con respecto a otros con un menor impacto y de este mismo modo el cliente va a comprender que nuestro trabajo tiene gran diferencia con respecto a otra persona menos preparada.

1
30
Luis Jaime Lara Perea
3 months ago

Sólo un comentario: el portafolio no debe mostrar los procesos sino los resultados. Los clientes no saben de diseño ni de metodologías, pero saben muy bien de números.

0
Reply
0
Gaby Rojas Garcia
9 months ago

Es un excelente articulo. nos muestra las diferencias claras que tiene un fotógrafo aficionado a un fotógrafo profesional, de como se ve la dedicación, el esfuerzo mas no solo el simple hecho de creer que lo hará bien por ser un simple aficionado. Es importante tener en cuenta que nos enseña las circunstancias por las que pasa un profesional de fotografía frente a los presupuestos de sus clientes, ya que si este no esta de acuerdo tendrá que cambiar de profesional; pero para que esto no ocurra el cliente debe tener claro, las diferencias, en las cuales se ve favorecido al contratar a un profesional,porque los resultados serán mas prometedores, porque esta persona ha tenido un proceso de estudio el cual lo ayudo a llegar a ser lo que es hoy en día; en cambio el contratar a una persona sin experiencia o proceso de estudio en el campo de la fotografía lo llevara a un disgusto con el resultado final.

0
Reply
1
Camila Mejía
9 months ago

Es un articulo excelente, tiene bastantes verdades ya que una persona que no tiene el mismo recorrido, a estudiado menos y no se ha esforzado, no tiene la misma capacidad intelectual que una que haya estudiado, se prepare bien. Siento que cuando una persona trabaja por mas difícil que esta la situación puede sacar un excelente proyecto ya que tiene constancia, pero muchas bases vienen del estudio, el ejemplo mostrado da un claro ejemplo y una enseñanza de lo que se deben hacer con los clientes para mostrarle, cálida.

0
Reply
0
Jhon Eduard Lozano Reyes
9 months ago

Este artículo me recordó una frase que solía decir un profesor de diseño gráfico que tuve hace unos años: "Muéstrenle al cliente qué diferencia su trabajo de los demás", en este contexto vendría siendo la calidad y el interés puesto en las diferentes propuestas que uno le lleve al cliente, como dice uno de los comentarios aquí: es bueno que el cliente vea todo el empeño puesto para que elija la mejor opción.

0
30
Luis Jaime Lara Perea
3 months ago

Te recomiendo mostrarle al cliente lo que va a ganar con tu diseño. Eso funciona mejor, por lo menos lo hace para nosotros.

0
Reply
0
Alejandra Tejada
9 months ago

Excelente articulo, teniendo en cuenta que hay que abrirle los ojos al cliente para que vea la percepción correcta, ya sea de un profesional o un aficionado, la diferencia esta en la calidad y en las diferentes opciones que se pueda ofrecer. En el caso del diseñador se debe mostrar plan A,B,C etc. explicando con exactitud cada una y que es mejor para lo que se esta buscando; del que quede "lindo" es solo una añadidura de un excelente trabajo, pero se debe ver el esfuerzo y el interés con el que se hizo para que así el cliente se de cuenta de lo que esta comprando o solo hasta buscando y eliga la mejor opción

0
Reply
0
Nicole Garzón
One year ago

Es muy interesante lo que plantea este artículo. Muchos se van siempre por lo más barato sin darse cuenta de todo lo que implica lo que ellos necesitan. Un diseño barato no quiere decir que sea el mejor. Es excelente lo que dices. Debemos como diseñadores mostrarle al cliente lo que vale nuestro trabajo y porque se debe pagar por la calidad.

0
Reply
0
Michelle Mendez
Jun 2016

Actualmente vivimos en un sociedad en la que el cliente busca el mejor precio sin importarle cual será la calidad de su producto, pero como se menciona en este articulo es una excelente idea demostrarle al cliente cual es la diferencia entre un producto de menor calidad, al que uno como diseñador le esta ofreciéndo.

0
Reply
0
Denisse Sánchez
Feb 2016

Que buen ejemplo, definitivamente el tomar decisiones son parte esencial en nuestras vidas tanto en el trabajo como en la vida diaria y el tomar una mala decisión conlleva a veces a una idea brillante, mejorar tu profesionalismo o llegar a la frustración y después al fracaso, debemos de respetar nuestro profesionalismo haciéndoselo saber al cliente, ya que nuestra tarea mas importante es lograr objetivos y convertirlos en ideas en funcionales.

0
Reply
1
Daniella Lerma
Oct 2015

Estoy de acuerdo contigo, me gusto mucho lo que hizo el Fotógrafo James Hodgins que le mostró a su cliente que tomar una fotografía no lo puede hacer cualquiera, y es bueno mostrar que nuestro trabajo no lo puede hacer cualquiera, y que nosotros somos profesionales, ya que estudiamos sobre el tema y sabemos como resolver un problema de Diseño.

0
Reply
2
Cinthia Aguilar
Oct 2015

Si, es común es escuchar quejas sobre los clientes, pero no es común escuchar soluciones a esas problemáticas. Concuerdo contigo, es trabajo del diseñador mostrarle al cliente las diferencias entre un diseñador profesional y uno que no cuenta con las habilidades y estudios de un profesional.

Es importante que los clientes lo sepan ya que ellos van forjando una idea del quehacer del diseñador y si no les mostramos estas diferencias estaremos dejando una concepción incorrecta del diseño y además los clientes pensaran que el trabajo que les realiza alguien que no es profesional es eficaz para sus necesidades.

0
Reply
0
Javier Marro
Sep 2015

Interesante, pero aplicable de manera limitada. La verdad en esto es que los clientes no comprar diseño porque sea mas bonito que el otro o estéticamente mas atractivo, lo hacen a manera de inversion. Lo que significa que el personaje en cuestión está pagando por piezas de diseño que le significaran un retorno mas adelante. Si te centras en vender por motivos de apreciación subjetiva, nunca se llevará a tierra la verdadera razón por la cual se compra un producto o servicio.

El valor del diseño puede medirse con resultados de impacto público en la sociedad. La imagen siempre es relativa, y debe ser aferrada a un contexto. Creer ser dueños de lo hermoso y estético es el error que todos cometen, por eso no concretan ventas y siempre se quejarán de que el cliente no aprecia su "arte".

1
30
Luis Jaime Lara Perea
3 months ago

¡Vaya, la primer respuesta (en orden cronológico) que ve al diseño como inversión de negocio y no como producto de la subjetividad!

Coincido contigo.

0
Reply
0
Azucena Altamirano
Sep 2015

Creo que no siempre puede aplicarse esa ocasión que planteas. Muchas veces ha ocurrido que ejercer la profesión te hace un experto en la materia, y si, puedes producir incluso productos mejores que los que cuentan con un titulo y los estudios que lo avalen, por lo que creo yo que el "profesional" es aquel que valora su trabajo y es tanto dedicado como comprometido con este.

1
Reply
24
Pier Alessi
Aug 2015

Excelente artículo.

0
Reply
0
Cristiel Nuñez
Aug 2015

Buen artículo que en verdad nos hace falta analizar a varios diseñadores, los cuales buscamos proyectos freelance.

Mi primer experiencia con un proyecto por mi cuenta fue mala, ya que yo no tenía una idea clara de por dónde empezar el proyecto, cuánto iba a cobrar, qué iba a ofrecer y demás. Pedí asesoría a maestros, la cual si me oriento un poco más, pero en realidad hay veces que no aprendemos hasta que "echamos a perder".

A final de cuentas el proyecto se detuvo por indecisiones del cliente y si creo que haber hecho este tipo de comparaciones (de una manera apropiada) y aclaraciones en cuanto a calidad y precio desde un principio hubiera ayudado y agilizado la situación.

1
Reply
0
Anali Garza
Aug 2015

Desde mi punto vista pienso que siempre es fácil criticar el trabajo de otras personas pero cuando nos piden a nosotros hacerlo agachamos la cabeza. Mucha gente (me incluyó) nos da pena el mostrar nuestros trabajos por lo mismo que como nosotros criticamos a los demás, nos da miedo que nos agarren con el mismo látigo, y dejamos que delante de nosotros contraten gente que como bien dices ofrecerá un precio menor, pero no saben que la calidad también sera menor. Para concluir; debemos dejar de pensar tanto en el que dirán por que para mucha gente nuestros trabajos serán los mejores y obviamente para otras no, para gustos se hicieron los colores, como bien dicen, así que sin pena y éxito en todos los proyectos.

0
662
Fernando Del Vecchio
Aug 2015

Hay que trabajar orientado a la aprobación del cliente, y no a la aprobación de los colegas. En definitiva, los colegas no tienen ni idea del pedido, ni del problema, ni del cliente de tu cliente... ni del brief (si lo hubiera). En definitiva, los colegas opinan a partir de lo que les gusta o no. Los colegas no pagan tus cuentas, los clientes sí. Es una opinión que importa muy poco. Saludos!

4
Reply
0
Armando Juárez
Jul 2015

¡Hola!

Muy interesante el planteamiento. Es verdad que deberíamos de poner de manifiesto nuestra calidad de inmediato ante los ojos del cliente, de tal forma que el primer tema a tratar no sea el precio, como muchas veces ocurre. Es poner las cosas claras desde el principio, incluso antes de tomar apuntes para el brief del proyecto. Decirle: "¿quieres ésta calidad? ¿estás dispuesto a pagar lo que vale? Y sencillamente descubrir SI ES EL CLIENTE QUE NECESITAS.

¡Saludos!

0
Reply
0
María del Mar Venica
Jun 2015

Genial el aporte! Un clarísimo ejemplo de lo que pasa en nuestra vida cotidiana, saludos!

0
Reply
0
Melissa Stefani Gonzales Campuzano
May 2015

Es algo que empezare a aplicar, gracias por el articulo!

0
Reply
0
Heidi Villegas
May 2015

Estoy de acuerdo en que debemos demostrar por qué somos los mejores para el cliente nos elija y para ello necesitamos de verdaderos argumentos, mostrar, por ejemplo, resultados que hemos tenido, o enseñarle qué fin puede tener su proyecto. Tenemos que demostrar que nuestro trabajo no es un simple pasatiempo, sino que lleva horas y días resolverlo para que sea algo funcional.

0
Reply
0
Tannia Garrido
May 2015

Que genial aporte! Gracias por vuestros buenos consejos!

0
Reply
1
María Gabriela Medawar
May 2015

¡Excelente!

0
Reply
0
Isaac García
May 2015

Creo que aveces el cliente simplemente se deja llevar por lo económico, por el tiempo que le convenga a el y no se pone a pensar el trabajo que un diseñador le invierte al proyecto, a veces no sabe ni apreciar la calidad del resultado ya que piensan que un diseñador puede ser cualquiera. Creo que la imagen de esta publicación habla por si sola, lo profesional jamás será alcanzado por alguien "amateur".

1
Reply
0
Gustavo Benitez
May 2015

Muy buen artículo pues ayuda mucho a combatir a los "técnicos", dar un buen punto de vista al cliente de "que lo barato sale caro" pues al principio un trabajo rápido te saca del apuro pero hasta ahí, pero un trabajo bien hecho da una mejor imagen de cualquier negocio.

0
Reply
0
Lisa Garcia
May 2015

Una de las cualidades del diseñador es saber sustentar su trabajo, tiene los conocimientos tanto teóricos como prácticos para hacerlo, a diferencia del que no es proporcional, obviamente, siendo el primero debes de valorar correctamente lo que estas vendiendo, de lo contrario demeritas nuestra profesión y permitas que otras personas que se dicen diseñadores sin el conocimiento ni las bases suficientes estén por encima de nosotros. Lo cual no debe ser así ya que nuestra labor es muy compleja y debe valorarse tal cual es.

0
Reply
0
Erick Encande Garcia
May 2015

Creo que es importante que el cliente distinga la diferencia entre un profesional preparado para desempeñar la labor y alguien que lo hace solo como pasa tiempo y que no tiene la suficiente capacidad ni experiencia que se necesita para resolver los problemas que deben enfrentar y finalmente dependiendo del nivel que se quiera obtener en el resultado es la diferencia entre alguien preparado y alguien que no tiene el suficiente conocimiento.

0
Reply
0
Vanessa Canavesi
Apr 2015

Totalmente de acuerdo. Subrayo el hecho de que no solo el cliente elije, sino que también como profesionales elejimos el tipo de clientes con los que deseamos trabajar.

0
Reply
0
Jimena Dgo
Apr 2015

Interesante artículo saber diferenciar la calidad con la cantidad, un tema que debemos tomar en cuenta siempre.

0
Reply
662
Fernando Del Vecchio
Apr 2015

Muchas gracias por todas las opiniones. Espero que el artículo sea un disparador de ideas para que cada uno - más allá de las situaciones particulares que viva o padezca - pueda implementar mejoras en su actividad y proyecto profesional. Saludos!

2
80
Rodolfo Álvarez
Apr 2015

Aunque pareciera "poco ético" hacer comparaciones, porque muchas veces no son sólo intrusos quienes intentan y hacen trabajos dudosos otros dirigidos a control remoto por sus propios clientes rebotando producen con gran decepción trabajos de baja calidad que hasta temen mostrar ¿quien no tiene algún muerto en el ropero?. Como dices Fernando viene absolutamente al caso y es un gran disparador de ideas este excelente artículo y tu punto de vista, que sin dudas es fruto más que evidente de una reflexión de un profesional de experiencia con situaciones vividas. Hay que ponerlo en práctica cuanto antes y hasta como desafío hacer una encuesta de resultados, una evaluación pondrá en blanco y negro la actual situación dónde los conocimientos y destrezas se han camuflado por "facilidades", cualquiera puede manejar un software de diseño, tomar una foto o copiar un concepto pero un profesional entrega y garantiza lo mejor de su capacidad y experiencia para un mejor resultado, Saludos.

0
Reply
1
Andres Suarez Gomez
Apr 2015

Preciso articulo , me gusto la forma en que se resalta la importancia que es saber respetar la profesión y por muy fácil que parezca tiene su grado de complejidad , el tacto que se debe de tener al cliente es el primer paso para poder trabajar. Muy buen articulo Fernando.

1
Reply
0
Cristian Colina
Apr 2015

Exelente artículo te agradezco infinitamente Fernando es bueno saber explicar a los clientes lo profesional frente a lo empírico y haciendo una comparación que es donde se evidencia la calidad de un trabajo...

0
Reply
1
Hascibe Ninomiya
Apr 2015

Muy interesante el articulo, como darle valor a la calidad con la cantidad...Tuve una buena experiencia con un cliente que decidió consultar un logo para una nueva marca en una pagina maquiladora del diseño : http://99designs.fr/ (en Francia)...Trate de persuadirlo, que no es la mejor idea para crear un logo hay un trabajo intelectual, con una dirección importante de representar su empresa, etc... Probo este tipo de servicios (muy baratos por cierto) y claro, no encontro un logotipo que se acerque a sus finalidades, la falta de concepto, de calidad grafica muy limitada...Me pregunto quien esta detras de estas paginas de internet ?

Gracias por el articulo !

0
Reply
5
Oriana Suarez
Apr 2015

Debo confesar que llegó a mi correo y no quería leerlo..pero luego de algunos días decidí abrirlo y es allí donde te das cuenta que o hay oportunidades que dejamos pasar o simplemente hay un momento adecuado para cada cosas, estaba pensando justamente como decirles a mis clientes potenciales porque deben escogerme como salir flotando de un mar de posibilidades y creo que vos me la diste en el momento preciso, gracias por un artículo que nos ayuda abrir la mente y ver las cosas desde otra perspectiva

0
Reply
20
Silvina Rodriguez Picaro
Apr 2015

Muy buena nota!

Parte importante del trabajo es educar al cliente para que pueda tomar mejores decisiones para su negocio. Educando al cliente mejoramos la calidad de los resultados.

1
Reply
0
Albert Anglès
Apr 2015

Pienso que en el ámbito del diseño gráfico y en casos concretos, la linea que separa una correcta solución de una excelente solución se hace muchísimo más difusa y discutible para todos, quedando como injustificada a ojos de nuestros clientes.

¡Muy buen artículo!

1
Reply
0
Rodolfo Pollini
Apr 2015

Nada que objetar al artículo, pero tampoco al comentario desde Barcelona de Fernando Weissmann sobre la frecuente y rápida elección por el presupuesto más bajo. ¿Porqué? Porque para elegir el más alto habría que poder analizar la foto tomada por el cliente y la tomada por Hodgins con el ojo que las analizamos nosotros. ¿Nadie se topó con un cliente que le diría que la primera de las fotos también "está buena" o "también tiene lo suyo"? Podemos ayudar al cliente con ejemplos, pero jamás encontraremos ejemplos para ayudarlo a tener buen gusto, criterio estético, sentido de lo que significa la luz, la forma, el equilibrio...¿sigo?

Un abrazo para todos

4
51
Daniel Silverman
Apr 2015

Es cierto que hay clientes como el que describís, pero el propio artículo te da una pista para esos casos: vos no sos el diseñador que necesitan ni ellos son los clientes que buscás. Saludos.

2
0
Rodolfo Pollini
Apr 2015

Obviamente. Mi comentario anterior empezó coincidiendo con el artículo en general, pero reflexioné sobre algo que en principio me pareció imposible de aplicar, al menos en el entorno que conozco. No conocí diseñadores dispuestos a hacer lo que propuso Hodgins. La decadencia del concepto de calidad fundamenta tal vez la opinión de Weissmann, decadencia que no solo hay que ejemplificarla en el dueño de una empresa que no sepa valor el diseño y su costo, sino también en las gerencias de marketing de empresas a veces imortantes. Si sabemos o no seleccionar el cliente es otra historia y cada uno sabrá lo que hace. La reflexión es sobre los andariveles por donde transcurre hoy la realidad, al menos en mi entorno, y la posibilidad o no de aplicar el ejemplo de Hodgins

Saludos.

1
30
Luis Jaime Lara Perea
3 months ago

Creo que parte de cómo veamos la venta de nuestros servicios. Desde el principio no tenemos por qué dejar elegir al cliente, nos pagan por hacerlo y solamente el cliente opina. No decide.

Si es porque "el cliente paga, el cliente manda" entonces les recomiendo que en su próxima visita al médico ustedes sean quienes elijan la enfermedad y el tratamiento. ¡Vaya altanería de los médicos que ni siquiera nos permiten elegir entre varios medicamentos! siempre tienen que ser ellos queines decidan.

1
Reply
69
Fernando Weissmann
Apr 2015

Siento disentir, Fernando. El 95% de los Clientes optan por el mas económico casi en cualquier circunstancia. Por más que le lleves la foto de Man Ray elegirá como te dije, el valor económico antes que la calidad. Mi escepticismo en el diseño y la calidad no es de ahora. Lo cierto es que cuando fracasa el diseño del aficionado, viene al galope para que le soluciones el problema...pero eso pasa muy pocas veces. Un cordial saludo desde Barcelona.

2
1180
Luciano Cassisi
Apr 2015

No coincido con el porcentaje. Creo que es mucho más bajo. 20% siendo muy pesimista.

2
9
Gisela Giardino
Apr 2015

Fernando, si bien estoy de acuerdo con tu visión en general, no estoy de acuerdo con el porcentaje, como Luciano. Creo en mi experiencia que, sin ser el 95% ni el 20% que estima Luciano, el 50% de los clientes sopesan precio sobre calidad a cualquier riesgo, y del otro 50%, un 25% paga bien y generalmente es el cliente que también te valora como profesional y tus propuestas, y el otro 25% está en busca de una solución costo/efectiva y a la vez entiende que la calidad se paga (y la termina pagando casi siempre). Hablo de calidad en el resultado y calidad en el proceso. Ambas cosas.

0
1180
Luciano Cassisi
Apr 2015

Gisela, planteado en esos términos, en mi opinión los que buscan una buena relación costo-beneficio serían, entonces, el 100% de los clientes. Es lógico que así sea. Le ocurre a todo el mundo.

En cambio, los que menciona Fernando Weissmann, preocupados especialmente por obtener el precio más bajo, son los que no logran ver casi ningún beneficio de pagar un poco más. Muchas veces, hay que admitirlo, el beneficio que se ofrece es tan bajo que no vale la pena pagar de más; por eso existe un porcentaje (menor) de clientes que solamente valoran el precio menor. En todo caso uno puede apuntar a otros clientes.

Resumiendo, cuando un cliente prefiere pagar menos y no ve el beneficio de pagar un poco más, es porque el diseñador no ha logrado explicarle el beneficio adicional que ofrece. Este artículo de Fernando Del Vecchio propone, justamente, una idea para ayudarle a que te elija.

Con esta aclaración, corrijo mi número pesimista del 20% al 0%.

0
9
Gisela Giardino
Apr 2015

Hola Fernando! Entiendo tu punto, pero no lo comparto. El 50% del que hablo que sopesan precio a cualquier riesgo no les interesa la calidad, sino el precio que pagan. Y el diseñador no importa lo que explique. No es una falencia del diseñador, sino una posición ya tomada del cliente apriori. Son el 95% que interpreto de Fernando. En mis porcentajes, ;) los que vos mencionás aquí son el 25% del 50% restante. Ese que si le explicás, está dispuesto a pagar mientras encuentre una relación costo-beneficio con sentido. Y el otro 25% es el que paga lo que le digas (pero tampoco cualquier cosa, porque como decís siempre se busca una relación costo-beneficio, el tema es que este cliente sabe el tiempo y capacidad que lleva un trabajo "de verdad" y que un buen profesional merece una buena remuneración y no necesita explicaciones).

0
69
Fernando Weissmann
Apr 2015

Estoy en Europa donde la Crisis aún persiste. Tal vez en vuestro mercado el tema sea distinto. Acá han cerrado los principales Despachos y los demás, nos hemos reducido a la mínima expresión. Mínima quiere decir el Titular y su ordenador, dando los planos y maquetas a realizar afuera. Muchos despachos realizan con su superficie sobrante "co-working", es decir alquilando esos m2 a Colegas de profesión con ánimo de intentar rentabilizar espacios que no se usan. De ahí mi parecer, tal vez escéptico, pero real. Saludos cordiales!

0
1180
Luciano Cassisi
Apr 2015

Estamos de acuerdo. La diferencia es que ese 50% que vos mencionás, yo directamente ni los considero posibles clientes. Para atender a ese tipo de «clientes» hay demasiada competencia y yo prefiero concentrarme en desafíos menos temerarios.

Respecto a la aclaración de Fernando, la crisis es un asunto coyuntural, que no será para toda la vida.

1
80
Rodolfo Álvarez
Apr 2015

Luciano: Fernando y quién te escribe en el mismo ámbito geográfico "la vemos venir" desde hace unos cuantos años. Sigue habiendo honrosas excepciones y sillones de plata. No todo lo que se produce para los clientes va al León de Oro. Las discusiones de calidad - precio, los clientes que te buscas y tus karmas (hablo en sentido general) no se ajustan a una realidad elocuente y que día a día sufren diseñadores recién egresados por toneladas, que no encuentran ni "esos clientes ideales", ni trabajos rentables, a cambio son eternos practicantes. Por otro lado los mínimos Fernando (dixit) peleamos la calle con clientes que lo que pretenden es una compatibilidad simbiótica (porque el otro competidor lo hace yo también) tratan de pagar el mínimo porque no tienen la visión o no les interesa tener lo que el diseño podría aportar. Al fin de al cabo se ofrecen todos los días santeros sanadores por poco…cuando el resultado es malo o peor, algunos podrán reflexionar pero por lo general no lo hacen.

0
662
Fernando Del Vecchio
Apr 2015

Evidentemente, cada uno habla desde su propia experiencia y situación. Si en lugar de hacer foco en las diferencias encontráramos coincidencias, el resultado sería muy distinto. No les parece? Mi intención del artículo como disparador de ideas, implica pensar en lo siguiente: algunos comentarios se refieren a lo difícil que sería aplicar esta idea en el diseño gráfico. Quizás lo difícil radica en pensar en eso, para ubicarse en los pies (y cabeza) del cliente no diseñador al decidir la contratación de un servicio. Esto significa pensar en el vínculo, no en el diseño. Más allá del ejemplo puntual del fotógrafo, la pregunta es: ¿cómo ayudamos al cliente a que elija mi servicio, cuando tiene posibilidad de compararlo con otros únicamente en función de lo que le gusta y/o del precio? Saludos!

2
30
Luis Jaime Lara Perea
3 months ago

Coincido con Fernando del Vecchio en el sentido de que el problema es demostrar el valor de lo que hacemos. No vendemos productos como para hablar de caro o barato, ni de calidad o sencillez. Vendemos "negocio" y en los negocios todo se reduce a cuánto invierto y cuánto gano.

Hay una frase de la que desconozco al autor, pero que viene al tema, que dice: "Triste es que te contraten por barato y no por bueno" Y sucede cuando uno mismo no es capaz de mostrar claramente su oferta de valor (no de precio).

0
Reply
5
Víctor Riascos
Apr 2015

De acuerdo. En la lucha de las empresas por el mercado y la aceptación preferencial de los clientes potenciales no hay margen para chambonadas. El diseñador gráfico debe venderse a si mismo como garantía de profesionalidad con capacidad de impacto cualificado. Su trabajo vale porque no puede ser reemplazado por un simple aficionado...

0
Reply
0
Fabiola Sanjinés
Apr 2015

Muy buen punto! gracias por el dato. Pero veo casos donde al cliente le gusta lo aficionado. Se le presenta propuestas y explicando las diferencias, pero el cliente indica que "mas es mas" mientras que el famoso "menos es mas" le parece que se gasta dinero para algo que parece no haberse trabajado. Gustos...

2
9
Gisela Giardino
Apr 2015

Es muy cierto eso que mencionas, Fabiola. Cuando se trabaja en búsqueda de una síntesis el cliente interpreta que ni te gastaste en trabajar ese resultado. En eso es muy importante, creo yo, la justificación semántica de la propuesta que se le está presentando al cliente. Y aún así, el cliente tiene que decidir. Uno es el profesional, pero no puede profesionalizar/educar al cliente (a menos que este lo desee), con lo cual el resultado está limitado a la limitación/educación misma del cliente. Saludos!

0
30
Luis Jaime Lara Perea
3 months ago

El problema es de raíz, Fabiola, el cliente no tiene porqué decidir ni nosotros estar presentándole opciones. Ese es el vicio de cuando estábamos en la universidad, el profesor analizaba y orientaba (o decidía). ¡Pero él sí sabía de diseño! los clientes no saben. Nos pagan por la toma de decisiones y hay que hacérselos saber desde un principio.

Si nos alquilamos como dibujantes nos van a tratar como tales y el cliente dirigirá el proyecto.

0
Reply
0
Angela María Carreño Olarte
Apr 2015

Pertinente para todas las profesiones y oficios! Gracias

1
Reply
1
Carlos Enrique Cisneros Medina
Apr 2015

Excelente artículo. Saludos!

0
Reply
0
Grisell Botana
Apr 2015

Buen punto. Muy útil.

0
Reply
0
Pablo Cervantes
Apr 2015

Hay quienes piensan que si les apasiona la musica pueden crear musica, existe una diferencia entre pasión y vocación, un profesional no solo tiene estas dos como apoyo, tambien cuenta con diligencias y responsabilidades que hacen la diferencia de su trabajo entre lo bueno y lo excelente.

Me quedo con esta reflexión "Puedes ser muy talentoso, pero si estás obteniendo resultados malos, será que tus decisiones no están a la altura de tus capacidades y de tu potencial. Si es que realmente existe, haz evidente la diferencia entre tu trabajo profesional y el del aficionado." FERNANDO DEL VECCHIO

Buen articulo,

Saludos

4
Reply
51
Daniel Silverman
Apr 2015

De acuerdo, al cliente hay que darle elementos para que pueda juzgar más allá de gustos personales o precios. Yo brindo conceptos muuuy básicos de diseño a no diseñadores a través de mi blog, a fin de que puedan resolver mejor una presentación multimedia cotidiana. Al tomar conciencia de que diseñar unas diapositivas no era copiar y pegar, los lectores valoraron más nuestra disciplina. Todos usan algún tipo de slideware y no me van a contratar para lo simple (como yo no llamo al plomero para que me cambie un grifo). Esto es así y no hay vuelta atrás; pero como ya saben distinguir un diseño amateur de un profesional, cuando se la juegan con una presentación me contratan.

2
30
Luis Jaime Lara Perea
3 months ago

Pienso que al cliente no hay que dejarlo juzgar, hay que demostrarle. Estoy convencido de que ahí radica todo el problema. Buscamos como ayudarlo a decidir algo para lo que nos está pagando por hacer.

0
Reply
164
Jorge Montaña
Apr 2015

Muy buen artículo y el ejemplo que lo ilustra es demoledor.

Pero "profesional" no siempre quiere decir graduado. Es un hecho notorio que cada día más gente competente con la democratización de la herramienta, esencialmente el software adquiere por su cuenta las competencias para hacer diseño. Esto ha nivelado el terreno para que otros profesionales como publicistas y artistas hagan trabajos excelentes en los terrenos del diseño gráfico

Tampoco el trabajo del profesional mediocre se diferencia del de muchos "sobrinos" entusiastas.

2
30
Luis Jaime Lara Perea
3 months ago

Profesional (con excelencia en sus servicios) no es lo mismo que profesionista (el que ejerce su profesión), tal vez te refieres a este último y creo que lo que adquiere un amateur son habilidades técnicas. Si lo comparamos con la eficacia (resultados medibles fruto de una buena argumentación en la toma de decisiones) veremos que son cosas diferentes.

0
Reply
0
Javier Rodruiguez
Apr 2015

Me parece buen articulo y acertado hasta cierto punto, pudiendo ser una alternativa para el "problema" del cliente en ciertos casos. si bien no creo que pueda ser una solución viable para todos los clientes, puede ser una herramienta para convencer a los clientes que tienen una idea de lo que es el diseño profesional y el diseño informal.

Saliendo del tema un poco, en un párrafo se menciona "adecuando nuestro servicio a su presupuesto", creo que este es el único segmento del articulo en el que encuentro conflicto, ya que a mi forma de verlo, es fácil reducir el precio del trabajo del diseñador para conseguir mas clientes, pero esto reduce el valor del mismo trabajo; en un ámbito de diseño de por si bastante devaluado (al menos en México).

Creo que al cliente se le debe de cobrar el 100% o el 0%.

3
Reply
0
Mariano Parejo
Apr 2015

Lindo articulo. Se aplica a todas las disciplinas.

0
Reply
0
Anml
Apr 2015

Grandísimo artículo y el apoyo de los ejemplos fotográficos... un súper acierto!

Gracias!

0
Reply
9
Gisela Giardino
Apr 2015

Buenísimo el artículo como siempre! Creo que con la fotografía es más fácil de demostrar lo que sugerís, pero con otras cosas no tanto. Y por otro lado, en última instancia recaés en la capacidad del cliente de darse cuenta de que una cosa es "apenas buena" y otra es profesional. Si le mostrás a un cliente un logo hecho por un amateur y el logo de Google o de Yahoo (ejemplos abundan mi mente) te puedo asegurar que no sabrá diferencias entre el "profesional" y el "amateur". Sinceramente, en muchos trabajos de diseño gráfico no es evidente la diferencia en el resultado, más sí en el proceso, en la profesionalidad en la forma de trabajar. El resultado siempre termina atravesado por las decisiones, caprichos y circunstancias del cliente, y su propia limitación. Nadie puede imponerle un resultado profesional a un cliente amateur. Un buen portfolio es aquel donde mostramos las propuestas a los clientes, porque los resultados muchas veces no se ve más profesional que otro amateur. Saludos!

7
3
Julio González
Apr 2015

Buen aporte Gisela,

Gracias.

1
0
Julio Tachella
Apr 2015

mejor caso que el que voy a mencionar no debe existir.. vos decis de compar un buen logo amateur con el de google o yahoo.. (en eso estoy totalmente de acuerdo)..

una de las marcas mas reconocidas mundialmente fue justamente lograda por un amateur.. estoy hablando del logo de NIKE.. y que al pobre pibe le pagaron monedas.. que ironia/injusticia...

1
3
Julio González
Apr 2015

Hola Julio. Está bueno el ejemplo de NIKE , pero hay un detalle que no se sabe mucho y es que tiempo después, Nike, reconció el valor de la pieza gráfica y enmendó esa injusticia .

Saludos

1
0
Julio Tachella
Apr 2015

mira vos, no sabia ese detalle... gracias por el dato..

1
9
Gisela Giardino
Apr 2015

Gracias Julio y Julio por las respuestas y comentarios. Saludos!!

0
281
Sebastián Vivarelli
Apr 2015

Excelente comentario Gisela. Al logo de Nike le sumo otro (ejemplo usual en conferencias): La Serenísima. Una marca gráfica no acorde a la calidad de los productos.

1
80
Rodolfo Álvarez
Apr 2015

Gisela muy acertado tu punto de vista y lo comparto en mi propia experiencia. Muchas veces lo elegido es lo peor, no porque esté la opción sino es el resultado conducido por el mismo cliente. "Aquí no vale tengo esto y también lo otro por si acaso no te guste". Trato de encontrar la respuesta ajustándome a un briefing (que el mismo cliente propone o se establece, porque la mayoría no tiene idea de que va ) y que es contradictorio punto por punto cuando analiza el proyecto que presentas, se desdice, se arrepiente, en resumen anteponen los gustos estéticos y el concepto al ornamento.

Cuesta explicar y hay que hacer docencia explicando y meterlo en las tripas para que en su entendimiento acepte la propuesta…luego es otra historia que si sale bien seguro seguirá trabajando contigo muchos años y valorará positivamente los resultados, pero no demasiado no sea cosa que le cobres más caro los próximos encargos. Saludos!!.;)

1
9
Gisela Giardino
Apr 2015

Gracias Sebastián y Rodolfo. Totalmente de acuerdo con ambos. Saludos!!

0
30
Luis Jaime Lara Perea
3 months ago

Recién estoy leyendo este artículo y cada comentario. Creo que el problema está desde que permitimos elegir al cliente, no tiene por qué hacerlo, para eso nos está pagando. Para que seamos nosotros quienes tomemos las decisiones importantes respecto a una materia en la que supuestamente somos profesionales. Está en la manera de hacer nuestro trabajo la solución a estos inconvenientes.

0
Reply

Upcoming online courses

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 weeks
17 Septiembre

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 weeks
29 Octubre

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 weeks
28 Enero 2019

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 weeks
22 Abril 2019

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 weeks
22 Junio 2019