Diseñador: una especie apta para el cambio

La invitación es a verse a sí mismo como aprendiz de diseño y valorarse como profesional único, importante, generador de realidades.

Retrato de Cecilia Vega Cecilia Vega Temuco Seguidores: 139

Opiniones:
74
Votos:
135
Compartir:

Reviso mi profesión, reviso cómo el diseño es parte de mi vida, más allá de la parte comercial, como opción de vida. Navegar entre distintas posturas y descubrir que el diseño es parte de muchas otras dimensiones de la vida que van más allá de la parte estética, me hace volver a adorar y reconciliarme con mi profesión, al tener tantas posibilidades de acción. A veces resulta abrumadora y confusa.

Curioso resulta, tras cinco años de estudio, recordar la pregunta obligada de toda primera clase: ¿qué es el diseño?¡Ah! La añoranza de viejos tiempos en donde el encanto hacía del diseño «la manera de hacer arte comercial».

¡Cómo ha pasado el tiempo y cambiado las percepciones! Me pregunto si en esta montaña rusa relacionada al diseño es normal subir y bajar, volver a subir y bajar de nuevo, y así treinta veces. Me consuela pensar que es normal y que a cada estudiante le pasa, y por qué no decirlo, a cada ser humano también. ¿No es acaso esa la sal de la vida? Estar en una constante búsqueda, cayendo en abismos y volviéndose a parar victorioso, cual ave fénix. Presumo que es eso lo que lleva a los diseñadores a ser tales, ese vaivén de sensaciones y el constante cambio es lo que mueve las vidas y las acciones de esta «raza».

Lo hermoso de esto, es que el diseñador vive diseño, desde que se levanta hasta que sueña con las siete columnas o muchas veces con la solución del encargo de la mañana. «La penumbra», le llama Don César Poblete, una de las etapas más creativas del día, aquella en que estamos próximos a caer en los brazos de Morfeo, o saliendo de ellos. Se dice que práctico ejercicio resulta tener en vez de una mesita de luz, una «libretita de luz» donde anotemos todas aquellas ideas que taciturnamente aparecen en nuestra somnolienta cabeza.

No creo ser un fenómeno al admitir que muchas veces me levanté del lecho a altas horas, para ir a tomar una croquera y bocetear un logo, un personaje o escribir un posicionamiento. Y es aquella constante mariposita en la guata que mantiene vivo al diseñador, especie de polinizador de ideas, cual abeja de flor en flor, el diseñador va de idea en idea, polinizando y proliferando nuevas realidades.

¿Qué es lo que el diseño hace?

Inventamos un mañana, dice Liedka. ¿Cómo no nos va a apasionar el inventar el día a día, siendo todas las semanas un profesional distinto? El diseñador tiene la ventaja de poder jugar a ser médico, agricultor, veterinario, profesor, antropólogo, y todas las profesiones del espectro. Al empaparse del cliente, es capaz de empatizar con él de tal modo que por un momento llega a ser su colega.

Esa sensación de «multiprofesionalidad» se logra también a través del trabajo multi, inter y, a veces, transdisciplinario al que el diseñador de esta era debe adecuarse. El mejor equipo que puede conformar es aquel donde las distintas lentes de diversos profesionales, pueden aportar lo mejor de sus disciplinas, obteniendo con ello un resultado satisfactorio; y si a eso le sumamos el «traslape creativo» de Continuum ¡las posibilidades se disparan! Allí radica la importancia de aprender a negociar y generar conversaciones, pues es entonces que logramos trascender desde el diseñador de oficina al diseñador estratégico, que participa en la toma de decisiones.

¿Cuántas veces se les produce a nuestros clientes la disonancia al escucharnos hablar de posicionamiento, público objetivo o las ya tan conocidas visión y misión? Pues ese es el discurso que nos validará ante el medio, logrando que el cliente nos cambie de la categoría mano de obra a asesor estratégico, pudiendo así participar en el proceso donde radican las reales decisiones de diseño, o como señala Zaccai «diseñar el qué». Porque muchas veces nos encontramos con que el cliente nos entrega su problema definido e incluso nos entrega la solución. Sin embargo si logramos la validación por parte del cliente, empatizando y mostrando un discurso estratégico, podremos participar en la concepción del problema, pesquisando los reales puntos críticos de él. Porque no sacamos nada con proponer el mejor diseño del mundo, para un problema inexistente.

La idea es ser el mejor aliado del cliente, tomando sus preocupaciones, analizándolas y masticándolas siempre acompañado de él, ya que nunca debemos subestimarle. Error frecuente propio de la inmadurez y la omnipotencia juvenil del aprendiz de diseño, es decir «es que el cliente no sabe» para justificar alguna situación que no nos complace. Tardamos un tiempo en darnos cuenta en que no es que el cliente no sepa, sino que sabe pero de manera distinta; y es lógico, no podemos pretender que el cliente mire la situación del mismo lado del prisma del cual lo hacemos nosotros. Es por eso que tenemos que cambiarnos de lado y mirar junto a él, para lograr que él pueda ver también desde nuestro lado. La clave está en la escuchar las preocupaciones del cliente y hacerlas propias, para lograr una perfecta empatía y un resultado satisfactorio.

Ahora bien, ¿de qué preocupaciones se hace cargo el diseñador? ¿Se hace cargo de las preocupaciones comunicacionales de la comunidad? Pero, ¿qué tan evidentes resultan dichas preocupaciones? La comunicación, si bien es de suma importancia para las relaciones humanas, resulta tan cotidiana que se vuelve imperceptible y es por ello que cuando le aqueja un problema de esta índole a alguien no sabe identificar la raíz del mismo. Entonces, ¿cómo logramos hacernos cargo de preocupaciones que ni si quiera están en la retina de las personas? Es entonces donde lo que nos dice Frascara cobra enorme sentido, al plantearnos «la desmaterialización del diseño», al invitarnos a sacarnos de la mente la idea de hacer objetos y en vez de ello crear «medios que sirven para realizar los deseos y satisfacer las necesidades de la gente».

Teniendo estos factores en cuenta, podemos establecer un discurso que nos valide, pero antes de eso, tenemos que validarnos nosotros mismos, definir qué es lo que queremos ser y a través de qué medios lo lograremos, considerando la responsabilidad que nos cabe como comunicadores.

Muchas veces nos metemos en proyectos donde nuestro trabajo es considerado un valor agregado. Y por mucho tiempo lo fue, porque ignorabamos «las dimensiones ocultas de la economía», una serie de influencias económicas que pueden conllevar un buen trabajo de diseño, optimizando y generando recursos. Pero son cosas que generalmente el diseñador no dimensiona y mucho menos el cliente. Sin embargo en estos días y tras la nueva concepción de diseño como estrategia, sabemos con hechos concretos que el diseño es valor por sí solo y no agregado.

Este enfoque nos hace pensar en la posibilidad de ser estrategas del diseño, pensando en que somos creadores de realidades, capaces de proyectarnos en el futuro. Esto es lo que me vuelve a enamorar de la disciplina que estudio, la capacidad de ir y volver, de adecuarnos a cuanto cambio se nos presente y re-acomodar realidades o generar nuevas favorables a nuestros intereses.

¿Qué te pareció? ¡Comparte tu opinión ahora!

Retrato de Cecilia Vega Cecilia Vega Temuco Seguidores: 139

Opiniones:
74
Votos:
135
Compartir:

Colabora con la difusión de este artículo traduciéndolo

Traducir al inglés Traducir al italiano Traducir al portugués
Código QR de acceso al artículo Diseñador: una especie apta para el cambio

Este artículo no expresa la opinión de los editores y responsables de FOROALFA, quienes no asumen responsabilidad alguna por su autoría y naturaleza. Para reproducirlo, salvo que estuviera expresamente indicado, por favor solicitar autorización al autor. Dada la gratuidad de este sitio y la condición hiper-textual del medio, agradeceremos evitar la reproducción total en otros sitios Web.

Descargar PDF

Debate

Logotipo de
Tu opinión

Ingresa con tu cuenta para opinar en este artículo. Si no la tienes, crea tu cuenta gratis ahora.

Retrato de Pablo Valduciel
0
Pablo Valduciel
Jul 2016

Estaba a punto de acostarme cuando me tropecé con este artículo, precisamente un día como el de hoy. Muy acertadas palabras que creo nos identifican a la mayoría que elegimos esta profesión-vida, que nos da, nos quita, pero siempre logra llenarnos de una gran satisfacción cuando el resultado trasciende y genera una respuesta positiva

0
Responder
Retrato de Luis Jaime Lara Perea
30
Luis Jaime Lara Perea
May 2012

Cecilia, tus palabras me han motivado. Coincidimos en la esencia, pensamos de manera similar, aunque yo nunca he podido escribir de manera clara, ordenada y certera como tú lo hiciste. Es reconfortante saber que existen en el mundo otras personas que piensan que «el diseño es valor por sí solo» y que no podemos continuar irresponsablemente de choferes de mouse en lugar de aliarnos con el cliente (tú lo dices mejor) como asesores, en la búsqueda de sus necesidades de comunicación.

El diseñador estratega es el nuevo diseñador.

Gracias por este artículo.

0
Responder
Retrato de Paula Torres
39
Paula Torres
Abr 2012

cecilia que valioso es la postura que tienes frente al papel del diseñador como mediador de cambio.la comunicacion viene siendo totalmente importante en la vida de cualquier ser humano.La calidad de una buena comunicación y de una buena pieza de diseño,son de gran importancia dentro del mercado donde el diseñador debe adecuarse al dia a dia.pienso que Para lograr una buena comunicación con el público es fundamental que todo el proceso de elaboración y creación del mensaje se realice mediante un equipo interdisiplinado de tareas donde se intercambien opiniones y se realicen tareas conjuntas.

0
Responder
Retrato de Anselmo Jose Vezzosi
2
Anselmo Jose Vezzosi
Abr 2012

Falto mencionar que nunca nos jubilaremos de esta profesion,nos acompañara hasta la muerte. Es como lo expresa,la preocupacion creativa no nos deja dormir,me enseñaron que «el papel y el lapiz,la pantalla tambien«son los enmigos del arquitecto.

1
Responder
Retrato de Juliana Chiriví Amaya
47
Juliana Chiriví Amaya
Mar 2012

Me agrada mucho una de las frases finales de tu artículo Cecilia, «el diseño es valor por sí solo y no agregado», esa capacidad de intervenir en cualquier campo y de exaltar cualquier ámbito a través de el diseño es la que hace que tanto nuestra profesión como nuestros productos mentales y físicos sean únicos. Es un ejercicio abierto en el que configuramos las cosas y por consiguiente configuramos la naturaleza humana. Pero me pregunto si esa idea de que el diseño por si solo es valor, es tan fuerte como para superar esos límites que los pensamientos cerrados y otras profesiones han impuesto?

0
Responder
Retrato de David Esteban Vargas Otálora
24
David Esteban Vargas Otálora
Mar 2012

Cecilia me llamo mucho la atención el párrafo en el que mencionas: «el diseñador vive diseño desde que se levanta hasta que sueña..». Porque me haces acordar de lo que me dijo la profesora Adriana Tobón (UJTL), si mal no me acuerdo decía: que LOS SURREALISTAS utilizaban como metodo tener una libreta en la mesa de noche, antes de dormir se preguntaban acerca de algo, soñaban e inmediatamente se despertaban y escribían su sueño, para luego realizar su obra. Esto me hace pensar que este metodo y otros muchos metodos que son poco ortodoxos, son mas enriquecedores que los comúnmente aceptados.

3
Responder
Retrato de Laura Grijalba Delgado
18
Laura Grijalba Delgado
Mar 2012

Cecilia tu articulo me lleva directamente a elproyecto de grado que estoy realizando, el cual empezo viendo las necesidades de las personas de bajos recursos las cuales son las que mas me han interesado desde muy pequeña, creo que durante toda mi carrera de diseño indurtrial ha hecho que yo pueda encontrarme mas cerca a ellos en los trabajos de campo y es lo que mas me ha enamorado, mas que el poder hacer un objeto es el poder dar una ayuda. Me identifico mucho con lo que dices que hay que mirar con la mirada de cliente ya que eso es lo que yo hago cada vez que voy a realizar un proyecto.

0
Responder
Retrato de Maria Fernanda Saavedra
0
Maria Fernanda Saavedra
Mar 2012

Excelente artículo! produce sensaciones e incita deseo por hacer buenas trabajos. Tomando al diseño desde un punto real y sobre todo profesional; investigación, conceptualización, interacción, estrategia, entre otras, impulsados hacia un mismo fin.

0
Responder
Retrato de Carolina Venegas
0
Carolina Venegas
Mar 2012

Por eso amo esta disciplina ya que nunca sabremos las sorpresas y retos que nos depara el dia a dia! motivador articulo!

1
Responder
Retrato de Guadalupe Galvan
0
Guadalupe Galvan
Mar 2012

Un tema muy interesante y practico, es una total realidad que nos gana el ego porfesional y debemos darnos varios tropiesos antes de aprender a escuchar al cliente.

0
Responder

Te podrían interesar

Ilustración principal del artículo Fortalezas y oportunidades de negocio
Autor:
Fernando Del Vecchio
Título:
Fortalezas y oportunidades de negocio
Sinopsis:
Explicar nuestra falta de éxito por la existencia de «competencia desleal» es engañarnos. Aquí como en el fútbol, «los goles no se merecen, se hacen».
Compartir:
Interacciones:
Votos:
93
Opiniones:
28
Seguidores:
741
Ilustración principal del artículo El diseñador ciudadano
Autor:
Fernando Rodríguez Álvarez
Título:
El diseñador ciudadano
Sinopsis:
En los días aciagos que se viven en México, resurge una discusión acerca de cómo participan los diseñadores ante los conflictos sociales.
Traducciones:
Compartir:
Interacciones:
Votos:
146
Opiniones:
52
Seguidores:
215
Retrato de Alfredo Yantorno
Autor:
Alfredo Yantorno
Título:
Profesor... ¿qué es el diseño?
Sinopsis:
En unas jornadas de estudiantes de Diseño y Comunicación Social, una estudiante me hizo esta pregunta. Le respondí casi textualmente lo que sigue.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
28
Opiniones:
6
Seguidores:
37
Retrato de Gonzalo De La Cuadra Reveco
Autor:
Gonzalo De La Cuadra Reveco
Título:
Trabajando para el bien común
Sinopsis:
Desafíos, herramientas y propuestas para diseñadores o comunicadores que trabajen con políticas públicas y asuntos humanitarios.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
77
Opiniones:
24
Seguidores:
36
Retrato de Silvia Podestá
Autor:
Silvia Podestá
Título:
Expresión y significación en diseño de objetos
Sinopsis:
El tomar conciencia de la dimensión cultural que tienen los objetos de uso nos obliga a buscar diseños y herramientas de proyecto que mejoren las propiedades de mediación que estos tienen hoy en día.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
19
Opiniones:
10
Seguidores:
7
Retrato de Pablo Torres
Autor:
Pablo Torres
Título:
El diseño y el ‘haz de cuenta’
Sinopsis:
Corremos constantemente el riesgo de caer en el cuento del diseño del ‘haz de cuenta’. Pero ¿cómo podemos evitar este error y hacer un diseño real y efectivo?
Traducciones:
Compartir:
Interacciones:
Votos:
48
Opiniones:
9
Seguidores:
8

Próximos cursos online

Cursos de actualización para especializarte junto a los que más saben

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 semanas
18 Noviembre

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 semanas
¡Ya mismo!

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 semanas
¡Ya mismo!

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 semanas
¡Ya mismo!

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 semanas
6 Abril