Observaciones de un creativo que no sabe nada de política

Vivir de hacer publicidad provoca que miremos los anuncios de otra manera aunque no sepamos nada de los productos que anuncian: les hacemos la autopsia de forma automática.

Juanjo Junoy Mexico City
Followers:
171
Comments:
52
Votes:
76
Compartir:

Yo todo lo veo y juzgo desde la perspectiva del publicista. No puedo caminar frente a un anuncio de shampoo sin descifrarlo y «leer» en él la audiencia a la que va dirigido, la estrategia de comunicación elegida, el posicionamiento (sí, esa palabra que nos robaron los políticos y que en publicidad significa mucho más que lo que ellos pretenden decir cuando la pronuncian), y hasta la competencia del producto. También puedo entrever lo que hay «tras bambalinas», porque la mitad de mi vida, por lo menos, me he movido entre ellas.

Son muchas las cosas que pasan, se dicen, se saben y se piensan mientras se busca la mejor manera de comunicar, de decir algo y convencer. Nos movemos en un mundo donde la comunicación es lo que importa. No es lo único que hacemos, pero es una parte fundamental. Y cuando solo piensas en ello se te va moldeando el cerebro. Comienzas a darte cuenta de cosas tan sutiles que se escapan, como una sombra.

Por un lado, la publicidad vive de la novedad, la sorpresa, del texto inesperado y la imagen impactante. Una de las primeras características que debe tener un buen anuncio es llamar la atención, provocar que la gente se detenga y que lo mire. Los anuncios no importan. Son las interrupciones en la mitad de la película, cuando el detective está a punto de capturar al asesino. Rompen el paisaje en la carretera, son los interludios entre las canciones en tu estación de radio favorita.

Por otro lado, se alimenta de la repetición. Intenta incorporarse al paisaje externo y al pensamiento de cada individuo. El objetivo es que el producto sea familiar, y por ende creíble. La publicidad basa su quehacer en la construcción de una credibilidad poderosa.

Campañas electorales

Hablando de construir credibilidad e impactar, en el último período de elecciones en México, lo único que he visto son caras sonrientes de los/las candidatos/as en todas las carteleras, pósters, y pendones que me crucé. Sinceramente, no logré decodificar esos mensajes. Yo no voto por una sonrisa que ha sido retocada. Aunque tengo que confesar que a veces compro un producto por su envoltorio.

Los slogans electorales son letanías repetidas que nadie cree. Si no le creemos a los detergentes cuando dicen que limpian más que antes (tiempo en el que decían que «limpiaban como nunca»), ¿por qué hemos de hacerlo con propuestas sobre la educación, la pobreza, el empleo?

Lo que me llama la atención es que se invierta tanto en empapelar ciudades con mensajes y llenar revistas con anuncios.  Estos anuncios dicen lo que investigaciones cuantitativas han determinado que queremos escuchar. Es evidente que hay un gran negocio detrás de esto. Se compran medios a granel para quedarse con las bonificaciones y venderlas por debajo del agua. Lo que en realidad importa es «que la caja registradora haga ruido», por decirlo de una manera.

Al leer una presentación de mercadotecnia política a la que tuve acceso, me llamó la atención su profesionalización. Poco a poco se van integrando a la política más y más profesionales de comunicación y publicidad, sobre todo los que vienen del entorno comercial. Esto ha representado un gran cambio. Hemos pasado de una comunicación basada en las ideas, a una basada en investigaciones de mercado y en promesas de beneficios que trascienden las ideologías. Por este motivo las campañas son parecidas entre sí. Salvo por el logo y los colores, no las podemos distinguir.

Publicidad política

En publicidad no se trata de convencer sino de vender. Y para vender tienes que ofrecer algo tangible. A esto lo llamamos beneficios (racionales o emocionales): la Promesa Única de Ventas. Siempre tiene que haber una, y lo mas importante es que sea relevante. En este sentido creo que la campaña de uno de los candidatos (el del PRI), tuvo algunos aciertos1. Esta campaña mostró al candidato en diferentes lugares del país, hablándole a los habitantes de esos lugares de sus problemas, lo que me resultó interesante. Pero las promesas suenan huecas, intangibles o generales. Pues, a nadie le importa que arreglen los problemas «del empleo», sino los de «su empleo». 

Otro tema es el de la convergencia o similitud de ofertas. Algo similar sucede con los desodorantes. Todas las marcas ofrecen quitar el mal olor y disimular el sudor; poco los diferencia. Esto ha pasado en publicidad política. Si le quitas el logotipo a los anuncios, todos serian del mismo candidato. Estos anuncios usan las mismas ideas y palabras. No hay diferencia más que en la imagen, la calidad de la foto, o la producción. Gana el que tenga más recursos económicos. El estilo prevalece sobre la sustancia.

La dinámica de la publicidad nos mueve

Vivimos en una sociedad de consumo. Unos, por un lado, simpatizamos con una marca para demostrar que somos así y otros con otra para demostrar que somos asá. Para ejemplificar podemos tomar el ejemplo de la publicidad de cigarros. No es lo mismo ofrecer a alguien uno de una marca costosa, que de otra más económica. Por este motivo hay quienes compran cigarros baratos y los meten en un envase vacío de una marca más ambiciosa, simulando el haber comprado un producto de calidad y prestigio. Pasa igual con los autos, con el celular y con la ropa.

Me pregunto si nos identifica mencionar a quién iremos a votar, si impresiona a nuestros amigos o nos hace quedar bien. En el tiempo en que vivimos donde todos quieren tener ciento cuarenta caracteres de fama y un muro con más likes2 que cualquiera no creo que el voto sea secreto. Por lo menos entre los cuarenta millones de mexicanos que tienen un uso intensivo de la computadora. ¿No será que a veces simpatizamos públicamente por un candidato, por apariencia, pero en el momento de la votación votamos por otro para estar tranquilos?, ¿para soñar?

Votar es comprar

Un experto de la publicidad política dijo una vez que lo más importante es pensar en el momento exacto del voto y tratarlo como si fuera una transacción económica. Lo que hay que preguntarse es, ¿qué está comprando el cuerpo electoral cuando vota por uno u otro candidato? En el momento en los votantes entran a la urna están solos, saben que nadie se va a enterar de lo que vayan a poner en la boleta.  Luego pueden decir lo que quieran, según con quien estén. ¿Qué esperan obtener a cambio? ¿Cuál es la motivación final de esa compra? La otra motivación del reconocimiento en su circulo social la iran a obtener. Pues, no necesitan demostrar que «compraron una marca» sino simplemente decir que lo hicieron. Nadie podrá comprobarles lo contrario.

Es difícil pensar en lo que piensa la otra mitad, que mira solo las telenovelas y nada mas. ¿Existen todavía? ¿Votan? ¿quiénes son? Si te pones a ver los números, resulta que los mexicanos somos 120 millones de los cuales por lo menos 30 viven en la pobreza extrema. Son personas que probablemente no tienen documentos y tal vez ni siquiera credencial del IFE. Por lo pronto, no votan.

Luego hay otros 50 millones que no tienen acceso a Internet, muchos de ellos siendo de edad avanzada y con pocos recursos económicos. Por lo menos la mitad de ellos votan y probablemente estén influenciados por los incentivos que reciban para hacerlo. Tal vez muchos no tengan mucha educación y sean susceptibles a la manipulación burda que mucha gente hace de ellos. Luego hay cuarenta millones de usuarios de Internet. De esos, unas tres cuartas partes usan las redes sociales y de los treinta millones que quedan entre 5 y 10 deben estar en twitter, que son los más activos y los que más se oyen en los medios.

El número de usuarios de redes sociales es considerable. Sobre todo al ser ellos lo que los publicistas llamamos «aspiracional» (personas que tienen influencia sobre los demás). Sus palabras son escuchadas en la sobremesa, a la gente le gusta imitarlos y son modelo a seguir. En publicidad esto es algo que hemos descubierto hace mucho. Hay que proponer «modelos de personas» a la audiencia. Por eso los actores que salen en los anuncios no son morenos, menudos y gordos (como lo somos nosotros) sino rubios, altos y delgados.

Uno pensaría que la publicidad es una manipulación de los poderes fácticos. Aunque esto suceda, muchas veces lo que vemos en las publicidades está ahí porque nosotros, como audiencia, lo hemos mencionado en sesiones de grupo como preferencias. No hay que olvidar que esta es una de las profesiones más conservadoras que existen. La publicidad pocas veces inventa. Refleja, y en ese espejo debemos vernos. Tal vez por eso me interese tanto la publicidad, y tenga la tentación de relacionarla con todo.

Followers:
171
Comments:
52
Votes:
76
Compartir:

52 Comments

Comment
  1. Aclaro que esto que escribo no tiene nada que ver con mis preferencias electorales personales, sino con un pensamiento que trata de ser objetivo
  2. N. de la R. El autor se refiere al reconocimiento en redes sociales, en referencia al «Me gusta» de Facebook.

This article does not express the opinion of the editors and managers of FOROALFA, who assume no responsibility for its authorship and nature. To republish, except as specifically indicated, please request permission to author. Given the gratuity of this site and the hyper textual condition of the Web, we will be grateful if you avoid reproducing this article on other websites. Published on 19/07/2012.

Juanjo Junoy

More articles by Juanjo Junoy in Spanish

Idioma:
ES
Title:

Cómo lograr que mi mensaje funcione

Synopsis:

Ante la abundancia de mensajes, el modelo AIDA es una buena herramienta para construir mensajes persuasivos eficaces.

Share:
Idioma:
ES
Title:

Vestirse como creativo

Synopsis:

¿Alcanza con ser creativo?, ¿o también hay que parecerlo?

Share:
Idioma:
ES
Title:

El negocio de las percepciones

Synopsis:

Comunicar es crear percepciones. Y en las percepciones es clave la experiencia previa. Si no conocemos a nuestra audiencia, no podemos garantizar el éxito de nuestros mensajes.

Share:
Idioma:
ES
Title:

Pensar, sentir y hacer: las tres claves de la percepción

Synopsis:

Entender cómo percibimos y qué sucede cuando lo hacemos, es clave para elaborar mensajes que sean realmente efectivos y no solo ganen premios de creatividad.

Share:

You may be interested

Jorge Rojas
Idioma:
ES
Author:

Jorge Rojas

Title:

La analogía del iceberg

Share:
Interactions:
Votes:
32
Comments:
20
Followers:
8
Ana Cecilia Arroyo
Idioma:
ES
Author:

Ana Cecilia Arroyo

Title:

La marca ante la Ley

Share:
Interactions:
Votes:
3
Comments:
2
Followers:
7
Rodrigo Cassella
Idioma:
ES
Author:

Rodrigo Cassella

Title:

Cómo calcular el valor económico de una marca

Share:
Interactions:
Votes:
29
Followers:
21
Norberto Chaves
Idioma:
ES
Author:

Norberto Chaves

Title:

Diseño y credibilidad del mensaje

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
210
Comments:
34
Followers:
3033
Miguel Lalama
Idioma:
ES
Author:

Miguel Lalama

Title:

10 claves para influir en la decisión de compra

Share:
Interactions:
Votes:
47
Comments:
24
Followers:
31
Rodrigo Cassella
Idioma:
ES
Author:

Rodrigo Cassella

Title:

La evolución de Internet modifica la gestión de marca

Share:
Interactions:
Votes:
53
Followers:
21
My opinion:

Login with your account to comment on this article. If you do not have it, create your free account now.

1
Kym Layla Sandoval
Jul 2012

No en todo estoy de acuerdo. Creo que cada campaña en su imagen fue distinta y con estrategias visuales claras. Peña: se dirige a la clase más pobre del país y se muestra hasta con ternura hacia ellos, a un México nostálgico que necesita de un «padre». Mota: se dirige autónoma, exitosa y brillante a la clase media. AMLO: se muestra así mismo con un discurso visual democrático, homogéneo y plural, sin color sin público exacto. :)

0
Reply
5
Alex González
Jul 2012

Sobre Peña Nieto reconozco: 1°. Realizó spots en cada uno de los estados del país, mostrando su preocupación sobre las problemáticas de cada uno, es decir, REGIONALIZÓ su publicidad, pues en un mismo país las realidades son diversas. 2° Desde su gobernatura en Edo. Méx., se publicitó años antes (la rumorología hizo bien su parte) al contrario de los demás candidatos. El bombardeo con su imagen fue anticipado, todo mundo sabía quien era EPN así no supieran quien era su presidente municipal o su gobernador. Increíble, pero cierto. 3° Su reciente esposa retrata sueños de tvnovelas, para algunos.

0
Reply
3
Ne Gerón
Jul 2012

Leyendo algunos puntos del foro... siento que uno de los males del tema de la política (o religión) es enemistar a los colegas... creo puntual el artículo al mencionar que es un producto más aunque la ciudadanía no lo vea así... para mi creo, lo más importante resaltar es la pregunta de ¿acaso está condenada la sociedad a seguir a la merced de las mentiras publicitarias? ¿no hay cabida ya para publicistas honestos? ¿el publicista debe olvidarse de toda convicción para lograr atraer y vender su trabajo? no afecta la frase peyorativa de «Truco publicitario»...yo¡ triste idealista de la verdad?

1
5
Alex González
Jul 2012

Sí, lamentablemente estos temas dividen a una sociedad ya de por sí fraccionada por las circunstancias actuales y por su propia idiosincracia. Lo que debemos reconocer es cada candidato (producto) tienen a su público (cliente). Todos venden lo básico y tienen su valor agregados. Por ejemplo, muchas marcas de leche, pero cada una tiene su distintivo. Todos los partidos tienen en promesas en común en sus producto, y para diferenciarse tratan de seducir usando temas como la legalización del aborto, matrimonio gay, pensiones, vales de medicamentos, empleo para generaciones jóvenes, educación, etc.

0
Reply
0
Óscar León
Jul 2012

Sinceramente creo que reforzar los estereotipos mercadológicos que proyectan sus esfuerzos a las audiencias 2.0 e invisibilizan al resto de la población, lo único que logran es hacer daño a esta sociedad cada vez más vacía. ¿Solo ellos piensan su voto por estar «informados»? No lo creo. Por eso es que la publicidad política es cada vez más incipiente, trata al político como producto y a la población como un simple mercado. ¿Quién genera un cambio a nivel comunicacional? Soy publicista y personalmente no me excluyo de la posibilidad de proponerlo desde mi profesión, en política o marketing.

1
Reply
13
Diego Ordoñez
Jul 2012

Excelente artículo. Me gusta. Tienes mi voto.

0
5
Alex González
Jul 2012

Jajajaja...bueno

0
Reply
1
Patricia Tequida
Jul 2012

Hola, interesante artículo, igual que tu soy una creativa que no sabe nada de politica, sin embargo por obvias razones no puedo evitar enterarme de todas las falsedades que estan dentro de la propaganda política. Pienso que la «Publicidad politica» en México se ha salido de control, es impresionante ver las ciudades literalmente tapizadas de mensajes publicitarios y si..!!!! cada vez más creativos estamos participando en esto, se podría decir que son las fechas en las que más trabajo tenemos eso sin tomar en cuenta la basura de fotomontajes que publican en las redes sociales... suerte!

1
Reply
516
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
Jul 2012

García Fabela: Faltas en mi ortografía hay varias. Es bien sabido que el diseño parte de un análisis y un trabajo de investigación que sustenta el trabajo de diseño gráfico, no se trata del simple acomodo de elementos gráficos o tipografías. No puedes hacerle cirugía plástica a un candidato para que agrade, como pudieramos hacer con un envase, ni cambiar su trayectoria, su pasado, su congruencia, su entorno, poder político o ideologías. Tienes que trabajar con lo que hay, no es anunciar Coca Cola. El reto es minimizar lo negativo, destacar lo positivo y despertar simpatías no antipatías.

1
Reply
120
Jorge Luis García Fabela
Jul 2012

Joaquin, con este post termino mi participacion. No pongo acentos ya que la tableta no me lo permite. El asunto a tratar es la campaña, su estetica en el sentido mas amplio que podamos participar y sus efectos. Digamos que haciendo un analogia estamos viendo la publicidad y el envase de un producto como una coca cola, su imagen y publicidad es perfecta, interesa los efectos, y el contenido del liquido bueno o malo es otra cosa a tratar. No te enojes tanto por resultados electorales manifiestate en foros dedicados a eso. inculto esta bien escrito, inpreparado no, se escribe impreparado, con m.

0
5
Alex González
Jul 2012

Si creo que se puede llegar a desvirtuar el fin del foro y los objetivos de reflexión que pretende despertar el artículo. Al final, lo verdaderamente importante es contribuir como ser humano, profesionista y ciudadana al bienestar del lugar donde te encuentres. Además, regularmente se ve a los políticos como Mesías...sacar adelanta a 120 millones de personas es una meta titánica.

0
Reply
516
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
Jul 2012

Lo más interesante no es las simpatías que se han despertado por un candidato, sino las antipatías generadas cuando «el producto» anunciado no se corresponde con la realidad. Si bien una campaña y diseño se pudieran considerar por sí mismo excelente, cuando genera expectativas mayores a las reales resulta contraproducente. Tanto alabar y magnificar las cualidades, cuando el candidato frente al público decepciona por su incultura e inpreparación, su pasado y partido cuestionado, el derroche de su campaña y la falsedad en las encuestas y medios, puede provocar un efecto contrario al buscado.

0
Reply
0
Angel Nuñex
Jul 2012

Considero que la imagen no lo es todo más sin embargo puede conseguir mejores resultados que si no se tuviera.

La imagen de EPN fue muy bien pensada, me toco ver todo el merchandising y era impresionante todos los productos y artículos que podías encontrar con el logotipo del candidato del PRI (no se de donde sacaron tanto dinero).

Cabe agregar el impulso mediático por parte de las televisoras donde se le critico muy por «encimita» cuando una gran parte de la población hacia su evidente rechazo y desagrado por EPN. Muchos compraron la imagen, otros se vendieron a la mercancía del PRI. :)

0
Reply
120
Jorge Luis García Fabela
Jul 2012

Yo creo que mucho tiene que ver con lo que dices Leonora. El aspecto del candidato, pulcro, bien vestido, serio, sonriente muchas veces. Buenos spots, muy cuidados, buenas fotos, luz, porte, lugares limpios, bien editado, mensajes claros, sin ira. Su mujer pulcra y bella, sonriente. Una campaña educada en los buenos modales. Ningun detalle descuidado. Si ves a Obama tambien tiene esas caracteristicas, Clinton elegante y simpatico. Imagenes a la altura de un presidente. Tal vez Creel y Ebrard hubieran dado mejores batallas en ese aspecto (eso pienso) que de propaganda estamos hablando.

0
5
Alex González
Jul 2012

¿Notaron que en las primeras fotografías el candidato aparecía con años menos? ¿Y que al momento de declararse ganador comenzó a salir en las fotografías sin retoques, con sus canas, patas de gallo, piel un poco más morena y era más evidente su baja estatura? Poco a poco han ido acercando la imagen real del candidato al pueblo.

0
Reply
9
Leonora Varo
Jul 2012

Realmente es curioso que las campañas de los candidatos de esta elección te hayan parecido iguales, por lo menos en su ejecución técnica/gráfica a mi me parecieron muy disparejas, por un lado era evidente que el PRI contrató a una agencia de publicidad que se preocupó por realizar tomas fotográficas que contaban una historia. La misma agencia «fotoshopeó» la camisa del candidato para que se viera verde en la publicidad del mismo partido. Nada que ver con las espantosas fotos y malos retoques de los otros candidatos ¿Será que por eso la gente compró «el mejor producto»?

0
5
Alex González
Jul 2012

¿Notaron que en las primeras fotografías el candidato aparecía con años menos? ¿Y que al momento de declararse ganador comenzó a salir en las fotografías sin retoques, con sus canas, patas de gallo, piel un poco más morena y era más evidente su baja estatura? Poco a poco han ido acercando la imagen real del candidato al pueblo.

0
Reply
1
Romina Piera
Jul 2012

Es cierto, gran parte del «éxito» de la campaña del PRI radica en que «presentaron bonito» a su candidato. Y como pasa también con los artículos de consumo cotidiano, nadie lee las etiquetas ni se detiene a pensar en las consecuencias de comprar el producto sin fijarse en sus «ingredientes».

1
Reply
6
Alfredo Texis Michicol
Jul 2012

Pues yo creo que cada anuncio es como lo define cada persona y al hablar de politica pues si es un tema bastante delicado endonde entra todo nuestra criticas, y hay no hay tanto diseño como en producto. Pero muy interesante el articulo felicidades

0
Reply
112
Carlos Maraver
Jul 2012

Buen artículo, yo personalmente he vivido estas elecciones en México desde una perspectiva menos emocional pues como extranjero no puedo votar. También como Director Creativo tuve la desgracia de conocer algún que otro político y saber de primera mano que «limpiar su imagen» no pasaba por arreglar todo un barrio (aunque se utilizara como propaganda igualmente), sino dar panfletos y hacer el mal llamado «BTL» de animadores. El esquema publicitario de los políticos (españoles incluidos) es el mismo anacrónico y sin sentido que extrañamente llega a quien vota por el aspecto y no por los ideales.

0
Reply
69
Etchika Franco
Jul 2012

Cabe mencionar que en toda publicidad, se debe recordar las características de un buen diseño:

-Resistencia,

-Calidad,

-Versatilidad,

-Ingenio,

-Simpleza,

-Potencia

Al planear la campaña persuasiva del tipo político, acción social o comercial, éstas deben estar bien definidas.

0
Reply
516
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
Jul 2012

Mal análisis. No se menciona la influencia de la TV para beneficiar a un candidato o la campaña negra contra otro, ni los 71,000 muertos de la guerra entre narcos (Calderón). Tampoco del dinero del narco y lavado de dinero, o la compra del voto. Que decir de los estudiantes del #yo soy 132, hartos de mentiras, campañas insulsas de candidatos vedette y fraudes electorales. No se hace un análisis pensando que todo se reduce a fotos de tipos sonrientes, frases huecas, colores y tipografías. Hay más creatividad en las imágenes de protesta en las redes sociales hechas con más imaginación y diseño.

0
120
Jorge Luis García Fabela
Jul 2012

Respuesta muy politica y perredista. No creo que la politica sea el tema para una discusion en Foroalfa. Parece que todavia hay brasas.

Voy a poner un pensamiento sobre politica que me gusta:

«La moral se esgrime cuando se esta en la oposicion, la politica cuando se esta en el poder». Es de Jose Luis Lopez Aranguren.

1
516
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
Jul 2012

No es la ideología política de lo que estamos hablando, sino del análisis de la propaganda. El diseño, como hemos visto aquí en Foroalfa, no es sólo fotos, dibujos o tipografías, sino el mensaje, el contexto lo subliminal, la motivación, la psicología, etc. No en balde ciertos partidos contratan a expertos extranjeros para aconsejar, sobre que argumentos y que acciones tomar. No se piensa primero en definir lo gráfico, sino que lo gráfico parte de un análisis y un plan muy estudiado, tomando en cuenta el público al que va dirigido. Yo estoy hablando de propaganda, tu de política.

0
120
Jorge Luis García Fabela
Jul 2012

Disculpa Joaquin, dices que hay mas creatividad en las imagenes de protesta, ¿Como la burla dolida y misogena hacia la esposa del presidente electo? ¿Los you tube de la pelicula de Hitler con subtitulos majaderos contra la candidata? La creatividad es hacer cosas nuevas y valiosas, la destructividad es hacer lo contrario. Tu mensaje sigue siendo evidentemente politico, no le des vuelta a la tortilla. Y evidentemente, en todos sentidos la estetica propagandistica fue un lodazal excepto la de Peña.

1
2
Felipe Mendoza Díaz
Jul 2012

Sin ir más lejos, ustedes como publicitas que saben más que yo, la frase «Un peligro para México» es digna de un análisis, que vas más allá de los principios básicos de diseño y publicidad, la tv y manipulación que hace, no solo con anuncios concretos, cuando se utiliza todos los recursos de loa que dispone una televisora, también merece especial consideración. Quisiera ser experto en publicidad para poder hacer un artículo al respecto, pero ahí está y no se puede negar y no es una cuestión política, realmente va más allá.

0
120
Jorge Luis García Fabela
Jul 2012

Felipe, en publicidad deberian ser eticos pero mucha publicidad tiene esa deficiencia. En Propaganda politica tambien deberia haber etica. Hasta donde se no es etico hablar mal del otro, atacarlo. Mucho de lo que vimos en la tv fue hacer politica desprestigiando al adversario y no dedicandose a hablar de sus propios proyectos. Se mencionaba mucho que se iba a fortalecer la educacion y se actuaba de manera incongruente en este sentido. Hablar mal del otro habla de uno mismo y la calidad (o falta de) del discurso habla del grado de educacion que se tiene. Las campañas fueron un mal espectaculo

0
516
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
Jul 2012

Bueno ya que quieres hablar de política: Vaya vaya, ahora resulta que Peña es el único sin mancha. A mi juicio, es el peor de todos los candidatos, por sus ligas con los políticos más perversos que hay en este país, (como Salinas de Gortari), sus ligas con el narco, la represión de Atenco, los nexos con Televisa y TV Azteca, la compra de votos, la sospecha del asesinato de su esposa, ya no digamos la poca preparación. Conste que eso es lo que hay en los medios, no lo inventé yo. Y que decir de su partido, slóo quién no tiene memoria histórica no puede ver todo el cochinero que nos han legado.

0
2
Luis Daniel Canales Parrilla
Jul 2012

Muy acertado Sr. Joaquín, siendo claros y hablando del tema de la propaganda, francamente no existió en estas elecciones. El uso de una foto bonita con colores institucionales francamente no dice nada (bueno solo si el caso era llegar al «menos informado»), la propaganda política así como la «democracia» en méxico no son más que un circo para el pueblo. Y así como dicen por ahí, es más fácil que un ciego inteprete esta burla «propagandista» que otros aunque lo tengan frente a ellos.

ROUND TWO! FIGHT!

1
Reply
0
Jorge Luis Tomas Garcia
Jul 2012

EXCELENTE articulo, me gusta la idea del autor no es lo mismmo la publicidad en un producto que la de una persona ya sea en la politica o en lo comercial auque llegue a relacionarse...

1
Reply
120
Jorge Luis García Fabela
Jul 2012

Soy de la idea de respetar los terminos, no se dice publicidad politica, la publicidad vende productos y la propaganda convence sobre ciertas ideas. Con referencia a las promesas politicas, habemos quienes si nos interesemos sobre el empleo o la violencia, la educacion, no desde el punto de vista personal sino colectivo. Algunos, no se cuantos votamos por confianza. Esa es mi opinion ya que despues los alumnos expresan mal los terminos. (sin acentos).

0
171
Juanjo Junoy
Jul 2012

Creo que la distinción de las palabras es válida, pero precisamente me parece que ese es uno de los puntos que trato de hacer. El hecho de que la «propaganda» es cada vez más parecida a la «publicidad comercial». Y las promesas políticas son algo importante, claro, pero me parece que suenan huecas, que son sólo palabras que suenan bien. Es mi opinión personal, por supuesto. He hecho tanto propaganda como publicidad en mi carrera desde la postura de redactor y he notado en muchos clientes una visión más estética que de fondo.

0
516
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
Jul 2012

No se vende una crema de belleza porque contenga lanolina, silicones, etc. sino porque promete con ella te verás 10 años más jóven. En realidad se vende sueños, deseos ocultos, o la influencia del miedo, en fin, se promete lo imposible, se asusta con el «coco», «con el otro candidato te puede ir muy mal, vas a perder tu empleo, tu pensión, tu casa, es un comunista, un malandrín», etc. Si lo analizamos en forma objetiva suena ridículo, pero la mente subjetiva no es racional y los medios no te informan cual es la realidad, están vendidos. Luego aquello de pan y circo, que siempre funciona.

1
Reply
281
Sebastián Vivarelli
Jul 2012

Juanjo, hace un tiempo escribí algo similar pero relacionado a elecciones en Argentina: Enlace

Evidentemente es una tendencia más general.

Lo único con lo que disciento es con «...pensar en el momento exacto del voto y tratarlo como si fuera una transacción económica». Votar es una responsabilidad demasiado importante, y cualquier decisión mínimamente responsable debería resultar del -por lo menos el intento de- conocimiento de la trayectoria, ideas de cada candidato. Sino va a terminaremos votando por el packaging más atractivo. Slds.

3
0
José Luis Sanchez Naya
Jul 2012

Tienes razon Sebastian, votar es un acto muy importante, lamentablemente vamos teniendo conciencia de eso a traves de los años, cuando somos mas jovenes normalmente votamos por el empaque mas atractivo en esta nuestra america latina, aqui en Venezuela estamos inmersos en un terremoto politico que divide nuestra sociedad, algunos jovenes estan tomando conciencia politica a marchas forzadas y otros muchos se dejan llevar por la marea y compran a ganador, o les da igual, estamos bombardeados de seudo idiologias, de imagenes, de promesas, de mentiras y pareciera que se expande como un cancer.

2
516
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
Jul 2012

Algo pasa con los seres humanos, nos tropezamos siempre con la misma piedra, no tenemos memoria histórica, no vemos la congruencia, no valoramos en su justa dimensión los hechos, no luchamos por lo que creemos, tal vez hemos dejado de creer en todo. Seguimos falsos ideales y falsos lideres, influencias de países extranjeros que nos dicen cual es lo correcto y lo peor es que les hacemos caso. La democracia en realidad no existe, ni ha existido nunca, ni en Grecia, ni en Roma, ni en nigún lado, es una utopía. Que haya elecciones no significa que hay democracia, el pueblo no gobernará nunca.

4
77
Alejandro Arrojo
Jul 2012

Coincido Joaquín. Es un gran engaño. Nunca dejamos de ser esclavos, hoy somos esclavos de nosotros mismos, ya no hacen falta cadenas.

1
Reply
2
Lucia Szlak
Jul 2012

En el articulo «No es un logo, es un escudo!» el autor hace referencia a una perdida de valores en el diseño institucional que esta muy relacionado con las nuevas estrategias de la publicidad politica. Tratar una campaña politica igual que una campaña publicitaria habla bastante mal de la capacidad de los partidos para hacer un estudio abarcativo sobre las necesidades sociales. El capitalismo esta invadiendo las ideologias, poniendo a prueba permanentemente nuestra identidad cultural. Gracias por el articulo, cada genero discursivo deberia poder adaptar sus codigos sin perder la esencia!

1
Reply
188
Victor Garcia
Jul 2012

Muy atractivo modo de describir los mecanismos de «venta» del «producto» político de todas las latitudes. Hay profesionalismo de por medio, como bien dices, lo que implica sofisticación y expertise para «adornar» el producto. Las motivaciones de venta, suelen apelar a valores emocionales – los humanos tenemos varias decenas de miles de años como seres emocionales, y apenas unos pocos miles de capacidad racional. Es venta de aire, fantasía e ilusiones… y a menudo creemos haber hecho una ganga, comprando alguna oferta especial.

2
Reply
4
Andrés Antonio Morales Guerrero
Jul 2012

Muy interesante artículo. Hubiera sido una buena idea el integrar al artículo imágenes de la publicidad usada por los candidatos para que las personas de otros países puedan observar el contexto del que se está hablando.

1
511
Mario Balcázar
Jul 2012

Andrés, te comparto un análisis sobre las campañas desde el punto de vista gráfico. Saludos. Enlace

1
171
Juanjo Junoy
Jul 2012

Interesante Mario. Creo que el análisis de las tipografías es muy pertinente. Me parece evidente que hay quienes usaron a profesionales en su diseño y quienes no tanto. El diseño es parte importante de la elaboración del mensaje publicitario pero me parece que en este caso el aporte es muy débil en todos los candidatos.

2
4
Andrés Antonio Morales Guerrero
Jul 2012

Muchas gracias Mario. Este enlace ayudará a visualizar los comentarios de Juanjo.

Yo considero que quien uso el recurso gráfico de la manera más adecuada (independientemente de su propuesta), es el que está como virtual ganador (para mi desfortuna, jeje), ya que vendió un «producto» que convenció a varios sin importar sus antecedentes históricos y su esencia. La campaña azul fue la que más inconsistencias tuvo, y ahí está su 3er puesto. Definitivamente, la calidad del diseño y publicidad tuvieron algo que ver en los resultados y sin considerar las propuestas políticas.

1
516
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
Jul 2012

No creo que el candidato «ganador» (no oficial todavía), lo haya sido por el uso adecuado de su imagen gráfica. De hecho la propaganda, la imágen televisiva y la ayuda de los medios impresos no fue suficiente, por lo que tuvo que recurrir a la compra del voto y a las encuestas. Habría que hacer un análisis más profundo, antes que decir que por unas fotos, colores y tipografías lo llevaron al triunfo. Antes bien, nunca habíamos visto a un candidato tan impugnado, no sólo por los partidos contrarios, sino por jóvenes y público en general, que ha expresado expontáneo repudio a partido y candidato

1
511
Mario Balcázar
Jul 2012

Está claro que hasta hoy nadie ha ganado una campaña por su imagen gráfica, sin embargo, lo que intuyo de este artículo es más centrado en el tema publicitario, en que los candidatos cada vez se acercan a la publicidad tradicional y se alejan del estilo propagandístico que predominó por décadas. Yo sigo pensando que un espectacular o un spot de 30 segundos no es lo ideal para plantear una campaña. Voy más a la evolución por medio de debates y al estilo de las redes sociales.

1
4
Andrés Antonio Morales Guerrero
Jul 2012

Coincido, las campañas políticas deberían ser planteadas con base en el análisis crítico de las propuestas y la esencia de los partidos. Desgraciadamente, creo que una parte de la población no tiene el interés en profundizar, no tiene memoria histórica o simplemente no tiene los medios (aparte de Televisa) como el internet para informarse de manera distinta. Llegué a escuchar a personas que consideraban que votarían un candidato debido a lo «bien que habla» o por «la excelente imagen que tiene», lo cual creo que es patético. Creo que ahí sí influyó, aunque sea un poco, la publicidad.

0
511
Mario Balcázar
Jul 2012

Parece tonto, pero mucha gente decidió su voto por la forma de hablar del candidato, dicen cosas como «imagina escucharlo por seis años todos los días». De ahí que lo que realmente estamos buscando es un producto que nos represente, no una persona.

0
516
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
Jul 2012

Pensar que todo lo que hacemos es producto de la inteligencia, de la razón, del análisis, de la información objetiva, es equivocado. Lo vemos claramente en estas elecciones, ¿es racional saber que al ladrón bien identificado que entró a tu casa a robar ayer le abras la puerta de nuevo para que te siga robando? es sencillmente absurdo y sin embargo esas cosas suceden. Por eso una campaña no se puede hacer en base al raciocinio; lo emotivo, lo subliminal, es igualmente importante. Nadie gana o pierde por el tipo de letra, la foto, o el buen diseño, por más que ayude. No siempre triunfa la lógica

2
Reply
69
Etchika Franco
Jul 2012

Coincido contigo Juanjo, las campañas persuasivas del tipo político deben tener bien estudiado desde su gag hasta la tipografía a utilizar. Lamentablemente en nuestro país en estas campañas del 2012 fue notoria la ausencia del discurso visual... (ni se diga del semántico)

0
Reply
511
Mario Balcázar
Jul 2012

Hola Juanjo, el MKT en política es sin duda alguna un tema muy interesante. Parte del principio que hoy eres por lo que tienes y no por lo que haces, como fuera hace más de 100 años. Creo el problema de los políticos es venderse como productos, cuando sabemos de antemano que el mensaje resultará totalmente falso y simulado. Lejo de existir una evolución o la profesionalización del MKT político, se ha robado todas las ideas de la publicidad tradicional, convirtiéndola en un clon forzado. Excelente artículo.

1
516
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
Jul 2012

Tengo la impresión de que primero fue la propaganda política que la publicidad, porque los productos en un principio no tenían etiqueta o marca, no había una clara distinción por el fabricante y ni era necesario anunciarlo a todo público. La imagen de un lider, monarca, país, o religión, como que sí lo consideraban necesario. En tumbas milenarias se hallaron utensilios que nos hablan de castas y personajes, de grandes batallas o logros de estos héroes o gobernantes muertos. Algunas monedas con la figura del rey o emperador pero no de marcas o productos comerciales.

1
511
Mario Balcázar
Jul 2012

Coincido, históricamente alguien tenía más un estatus social o económico por la actividad que desarrollaba. Tu nombre se erigía sobre las batallas ganadas, tierras conquistadas, liderazgo o por tu ocupación. El sistema capitalista, a raíz de la revolución industrial, cambió este sentido, pero finalmente de eso vivimos.

1
Reply

Upcoming online courses

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 weeks
17 Septiembre

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 weeks
29 Octubre

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 weeks
28 Enero 2019

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 weeks
22 Abril 2019

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 weeks
22 Junio 2019