Pasión por el diseño

¿Quién no quiere sentir pasión por lo que le gusta, por aquello que ama?

Fernando Del Vecchio Buenos Aires
Followers:
661
Comments:
46
Votes:
136
Compartir:

Te gusta diseñar, estudiaste formalmente (o no) diseño, disfrutas plenamente de los momentos en los que desarrollas tu arte (como te gusta llamarlo). Sin embargo, esa sensación de «pasión por el diseño» nunca fue algo verdaderamente presente en tu sentir. Piensas que quizás esa pasión es algo que los demás sí sienten y a ti no te sucede. A ti te gusta mucho lo que haces, pero ¿pasión?, en el sentido de la emoción que debería recorrer todo tu ser cuando diseñas, eso… no te sucede.

Encuentro que las frases del tipo «pasión por el diseño» (o «pasión por emprender») intentan ser motivadoras, pero no lo son. En algún punto pueden convertirse en una limitación, si quien debe sentir esa pasión por lo que hace no la siente y siente otra cosa —culpa por ejemplo— o se obliga a decir que sí lo siente.

¿Qué es lo que sucede? Deberías sentir pasión por el diseño:

  • Pero cada vez que tratas de transmitir esa energía a cualquier proyecto, encuentras una barrera en el cliente;

  • Pero no sabes cómo canalizar esa energía porque necesitas que alguien encienda la mecha de esa pasión con un pedido. Y ese pedido no llega, ni sabes cómo hacer para que llegue. 

Porque así son las cosas. Lo has escuchado y leído tantas veces, que ya ni siquiera piensas si es algo que sabes íntimamente o que te han implantado. Y entonces, como cada vez que recibes un pedido para llevar adelante la pasión te encuentras con límites, barreras, impedimentos y negativas, evidentemente quien encarna esa barrera se convierte en tu enemigo natural: el cliente.

Es muy fácil pensar que el culpable de la falta de desarrollo de la pasión en ti es tu cliente. Es un sentir casi automático. Así como en una época de tu vida eran los padres quienes no permitían desarrollar las actividades que querías emprender —y por ello durante un tiempo, que quizás todavía no termine, los convertiste en tus «enemigos íntimos»—, hoy aquella figura que te limita es el cliente.

Así, construyes muchas ideas alrededor de los problemas que vas percibiendo e intentas resolver. De esa forma edificas una fortaleza. Cada ladrillo que conforma la fortaleza se convierte en un dogma. Necesitas certidumbre y cada idea se transforma en una certeza. Terminas de construir tu castillo y te mudas a vivir en él.

Habitas en tu zona de confort. No tienes forma de salir —y tampoco quieres—, porque cada situación experimentada, cada resultado obtenido, es filtrado y juzgado a través de esas creencias. Y como no puedes interpretar los resultados a través de otra mirada, las refuerzas. ¡Es tan cómodo, tan simple, vivir dentro de la zona de confort!

Pero necesitas explicar lo que sucede y surgen otras ideas que se convierten en dogmas nuevos. Algunos de ellos se plantean como funciones que el diseñador debe cumplir, como parte de una doctrina profesional. Por ejemplo: «educar a los clientes».

¿Educar a los clientes?

Tienes la intención de que acepten tus propuestas, para que te dejen trabajar tranquilo, porque tu eres el que sabe, eres el profesional en la materia, el que sabe de diseño, que es lo que finalmente el cliente quiere.

«Vendes diseño y el cliente compra diseño». Ese es tu dogma. Sin embargo, la evidencia apunta exactamente en la dirección contraria. Los clientes conocen su negocio y sus clientes. No saben de diseño y por eso hablan contigo, pero no necesitan que modifiques su pedido utilizando «creatividad». Necesitan que traduzcas su pedido verbal en un mensaje gráfico, orientado a su público. Su público, no el tuyo.

La diferencia radica en que, a veces, diseñas para un público —para quienes evalúan tu trabajo— que es tu propio gremio: tus colegas. Trabajas pensando en otros diseñadores, no en tu cliente. El proyecto del cliente se convierte en «tu proyecto» para «tu público». Sin embargo, quien paga por ese servicio es el cliente, no tus colegas. Ciertamente, parte de tu problema radica en no entender que el diseño es un servicio. Sientes la necesidad de no ser cuestionado. porque consideras que eso es una debilidad. 

Tu fortaleza como diseñador podría ser la versatilidad con la que trabajas para clientes diferentes, con públicos muy distintos, que construyen un vínculo de confianza con quien y para quien trabajas: el cliente.

En ese sentido, la supuesta «pasión por el diseño» se convierte en un ancla que debilita tu proyecto profesional en lugar de potenciarlo. ¿Quiénes y dónde se promueven ese tipo de mensajes motivadores como el de sentir «pasión por el diseño»? Lo sabes, porque participas de esos ámbitos y cuestionarlo es peligroso, por la presión de un supuesto gremio «apasionado».

No quieres ser señalado por tu falta de «pasión». Está muy bien. No hace falta que confrontes. Quizás debas prestar atención a quienes tienen más experiencia de trabajo, quienes saben de qué se trata la profesión, aunque sus mensajes «desapasionados» entren en contradicción con lo que habitualmente has escuchado y creído.

Quizás quienes promueven la pasión por el diseño no trabajan como diseñadores y no lo hacen de mala fe, pero tal vez no comprendan el alcance y las consecuencias de su mensaje. Es posible que tu cliente no sea el enemigo sino el medio para lograr sentir tu pasión por diseñar. Quizás debas encontrar la verdadera pasión utilizando al diseño como medio, no como un fin. Tal vez deberías cuestionar tus dogmas y salir de tu zona de confort.

Editor: Fernando Rodríguez Álvarez Ciudad de México
Followers:
661
Comments:
46
Votes:
136
Compartir:

46 Comments

Comment

This article does not express the opinion of the editors and managers of FOROALFA, who assume no responsibility for its authorship and nature. To republish, except as specifically indicated, please request permission to author. Given the gratuity of this site and the hyper textual condition of the Web, we will be grateful if you avoid reproducing this article on other websites. Published on 10/02/2015.

Fernando Del Vecchio

More articles by Fernando Del Vecchio in Spanish

Idioma:
ES
Title:

No hace falta un nuevo plan

Synopsis:

¿De qué sirve un nuevo plan de trabajo para resolver los problemas que tenemos, si todos sabemos que nadie lo cumplirá?

Share:
Idioma:
ES
Title:

Fortalezas y oportunidades de negocio

Synopsis:

Explicar nuestra falta de éxito por la existencia de «competencia desleal» es engañarnos. Aquí como en el fútbol, «los goles no se merecen, se hacen».

Share:
Idioma:
ES
Title:

Te aman, te odian o no les importas

Synopsis:

Enfoca tus decisiones hacia quienes te valoran y están dispuestos a que les aportes valor.

Share:
Idioma:
ES
Title:

Tres formas efectivas de perder dinero

Synopsis:

Hay formas muy diversas de convertir proyectos promisorios en desastres económicos. Aquí me refiero solamente a tres.

Share:

You may be interested

Mario Balcázar
Idioma:
ES
Author:

Mario Balcázar

Title:

Este es mi logo y te va a gustar

Share:
Interactions:
Votes:
77
Comments:
35
Followers:
511
César Ochoa
Idioma:
ES
Author:

César Ochoa

Title:

El valor no reconocido del diseño

Share:
Interactions:
Votes:
44
Comments:
15
Followers:
9
César Leal
Idioma:
ES
Author:

César Leal

Title:

El otro diseño

Share:
Interactions:
Votes:
213
Comments:
107
Followers:
64
Fabricio Biron
Idioma:
PT
Author:

Fabricio Biron

Title:

Empresas de comunicação devem flertar com boas práticas em gerência de projetos

Share:
Interactions:
Votes:
7
Comments:
5
Followers:
1
Josep María Montaner
Idioma:
ES
Author:

Josep María Montaner

Title:

Parque de concentración

Share:
Interactions:
Votes:
9
Comments:
1
Followers:
0
José Viola
Idioma:
ES
Author:

José Viola

Title:

Sapo de otro pozo

Share:
Interactions:
Votes:
18
Comments:
9
Followers:
3
My opinion:

Login with your account to comment on this article. If you do not have it, create your free account now.

0
Andrea Varas Ruiz
7 months ago

En cada diseño siempre se nota la dedicación y la pasión que el diseñador le pone a su trabajo. Poner pasión al diseño no debe ser un concepto que afecte al diseñador, ya que utilizar gustos propios o emociones en un diseño es un tema muy diferente a la "pasión" de diseñar. Una persona sin pasión probablemente se sienta limitada a querer seguir experimentando nuevos caminos, a dar un pasó más allá, a seguir investigando. Cuando el diseñador tiene pasión siempre buscar llegar una milla más porque el amor por lo que hace lo lleva a involucrarse con cada proyecto.

0
Reply
1
Juan De Dios Vergara Avila
10 months ago

la pasion es lo mas importante que uno transmite a las personas que nos rodean y es la base de la motivacionpor que te gusta y es tu estilo tu creacion y tu marca personal y es muy importante sentir el cual desarrollas una propuesta emocional en distinta perspectivas donde nos redea y creo que es muy fundamental no existe persona que no sienta pasion por su trabajo y esa pasion te lleva a tus metas y retos para logar tu objetivo personal ,social , y laboral para llegar al exito

0
Reply
0
Rudy Paola Pinzón
One year ago

Las condiciones bajo las cuales se efectúa el desarrollo de una propuesta que entrará a hacer parte del mercado, puede generar distintas reacciones en el cliente, en este caso la persona que está solicitando la orientación y el trabajo como tal, me parece que el creador de este artículo, abarca desde distintas perspectivas este hecho, a su vez hace una invitación al diseñador para que emplee todo lo que sabe y aplica, como una herramienta de ayuda, no convierta al cliente como el enemigo, sino que utilice todo esto a manera de convencimiento y expocisión de ideas, así, quien esté empapado de todo lo que se puede realizar, puede permitirse también un convencimiento pleno. Es entonces una buen manera de no desistir del gusto y la pasión por lo que se hace, no si quienes influyen en este tipo de situaciones son factores completamente externos, caso en el cual se perdería por completo el sentido.

Muy buen artículo, gracias por le aporte.

0
Reply
0
Fredy Escobar
Apr 2016

¿Cómo lograr el éxito sin pasión? No existe una persona exitosa que no sienta pasión, y si bien no es pasión por el diseño, al menos pasión por el dinero. Cuando se trata de encontrar una motivación para alcanzar el éxito, la pasión es el mejor combustible. Una persona sin pasión siempre hará las cosas porque es lo correcto y no porque lo desea, y si no deseas algo con todas tus fuerzas, nunca alcanzaras hacer algo más allá de lo que se te pide y por lo tanto, no lograrás hacerlo mejor que los demás. ¿Qué acaso no fue la pasión por tus sueños la que te hizo desvelarte todas las noches haciendo los proyectos universitarios para lograr graduarte? Muchas personas dejan la carrera universitaria a medias y no logran graduarse, y ¿es esto porque son intelectualmente inferiores? NO, es porque no sienten pasión por lo que hacen, no tienen ese combustible extra que tenemos quienes sentimos verdadera pasión por nuestra profesión.

0
Reply
2
Gabriel Mayo
Apr 2016

Muy buen artículo. Sincero y terrenal x sobre todo. No es bueno sentir pasión en un negocio. Hasta puede ser perjudicial. Se trata de un negocio, se necesita cierta frialdad y mucha racionalidad. Y la pasión no va por ese camino. Si me apasiona pintar o tocar la guitarra pero quiero hacer de eso un negocio, tampoco la pasión va a ser lo que me va determinar el éxito en el emprendimiento.

0
Reply
0
Nicole Bolaños
Jan 2016

Muy buen artículo, creo que expone verdaderamente uno de los mayores problemas o impedimentos que tiene un diseñador al tener en "modo automático" el diseñar para sí mismo y para los que saben de la materia. Como usted bien decía, hay que aprender a salirnos de nuestra zona de Confort y atrevernos a experimentar, a encontrar la pasión en lo que hacemos y en lugar de pensar que el trabajar con un cliente crea una barrera artística pues que sea todo lo contrario. Para nosotros como diseñadores debería de ser un reto aún mayor,poder encontrar primero la pasión en lo que estoy haciendo y darle al cliente lo que busca pero siempre dandole creatividad e innovación a lo que hago porque para eso contrataron un diseñador, para que aporte nuevas ideas, dandole un toque de creatividad y color al trabajo que piden, obviamente no saliéndome de los lineamientos establecidos pero dentro de esos poder sacar algo muy bien pensado y elaborado para luego ayudar a mí cliente atraer a su mercado objetivo.

0
Reply
2
Mel Latapi Zapata
Nov 2015

Estoy de acuerdo con Ana Karen, uno de los problemas como diseñadores es usar nuestro gusto y nuestras emociones al elaborar un proyecto, y nuestra pasión va encaminada erróneamente a eso, el diseño no va para nosotros, no solo lo entenderemos nosotros, y no nos tratamos de convencer con base en elementos que solo nosotros entendemos. Un maestro me dijo alguna vez que los diseñadores a veces diseñamos para otros diseñadores, con elementos que solo entre nosotros entendemos, ahí estas fracasando con nuestro cometido, el cual es elaborar mensajes visuales para que cualquier persona pueda entenderlo, (a veces no es cualquier persona y es un público bien definido), el diseñador debe de buscar comunicar, siempre con pasión en la profesión, pero con esa pasión que nos lleva a experimentar, a crear o innovar cosas que nadie ha pensado sin olvidar que tenemos un público o cliente.

0
Reply
0
Anakaren Cruz Mtz
Sep 2015

Como diseñadores debemos diferenciar la pasión y no mesclar con las emociones, no debemos de ver al cliente como un impedimento para nuestros proyectos, no nos podemos encerrar en nuestro mundo de diseñar para nosotros mismos, el diseño siempre tiene que estar al alcance del cliente ya que el lo tiene que poder interpretar en su lenguaje y no quedarse solamente en el de nosotros , si bien sabemos competimos con mas colegas pero nuestros diseños siempre tienen que ser pensados en lo que te pida el cliente de tal manera que haya una buena relación en todos los aspectos.

0
Reply
0
Ismael Godinez
Apr 2015

Como menciona Iván Abbadie, se debe cuestionar y confrontar, pues creo que si yo fuera un solicitante preferiría pagar por el servicio de alguien crítico al de alguien que sólo sigue instrucciones, he ahí parte de ser profesional.

0
Reply
517
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
Feb 2015

La pasión no es solo emoción, no es exaltación, pasión enardecida por algo. Pasión es que te guste lo que haces, el porqué lo haces, para que fin y como lo haces. Hay algo que se llama predominio, igual sirve para hacer una composición en diseño (unidad, conflicto y predominio), pero también es una cuestión sicológica que puede determinar un acción, o paralizarla. Ejemplo: si tienes dos caminos diferentes y no puedes decidir si te vas por el de la izquierda o por el de la derecha, te quedarás inmóvil si ese conflicto no se resuelve. Uno resuelve su vida de esa manera, que tanto te apasiona algo o que tanto aquello te es indiferente. Al que le apasiona el diseño, tal vez deje de ir al cine, al bar, o al fut-bol para dedicarse a esta actividad. Esa pasión hará que elijas ser médico, músico, hombre de negocios o diseñador. Pasión también es entusiasmo, es elección, es gozar de lo que haces. Sin pasión somos máquinas diseñando y nada más obedeciendo, una parte de una línea de producción.

1
2
Gabriel Mayo
Apr 2016

La pasión puede ser muy mobilizadora para decidir una carrera, encarar un emprendimiento o tomar decisiones. Pero es eso, como enamorarse. No sirve para todo. Si después no hay otros aspectos que permitan llevar ese emprendimiento, carrera o decisión a buen puerto, la pasión sólo queda en eso, en emoción, y de nada puede ayudar. Creo que a eso apunta el artículo.

0
Reply
0
Juan Quintanilla Reyes
Feb 2015

Muy buen artículo, felicidades!

0
Reply
2
Antonio Villar
Feb 2015

Buen artículo. De todas maneras hay que dejar claro que el diseño nace desde el arte y por lo tanto en parte lo es, depende sólo del enfoque. Actualmente se desarraiga cada vez más pero de una forma natural, como evolucionan las cosas y los pensamientos humanos, por ejemplo ya no es intrínseco en la comunicación, si no parte de ella casi como un vehículo más. Hay que aceptar esos cambios y ser audaces para aprovecharlos, ahí justamente se van creando nuevos intereses y por que no, nuevas "pasiones".

Hay que probar nuevas formas y para eso hay que estudiar siempre, es lo rico de esta profesión.

0
5
Goering Cabezas
Feb 2015

Considero que el diseño es padre y madre del arte, acaso el arte apareció primero como herramienta de sobre vivencia del hombre en sus inicios? El diseño si!!

El arte no necesariamente comunica algo o satisface una necesidad el diseño si lo hace

No he sabido que alguna obra de arte se haya convertido en una verdadera obra de diseño, si hay diseños que se han convertido en verdaderas obras de arte.

Saludos cordiales

5
517
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
Feb 2015

Toda obra de arte es una obra de diseño. Sin diseño no hay arte.

1
Reply
0
Carlos Gil
Feb 2015

el diseño gráfico,es informar visualmente y no tiene que ser arte .por que el arte se trabaja para si mismo y el diseño gráfico es comunicar

0
Reply
0
Juan Basabe
Feb 2015

El diseño no es arte, es comunicación. Buen artículo !

0
Reply
0
Martin Giordano
Feb 2015

Exelente planteamiento, es un hecho que a veces uno se sale del servicio, da mucho que pensar, felicidades!

0
Reply
5
Alfredo Texis Michicol
Feb 2015

Excelte tema felicidades

0
Reply
44
Ivan Abbadie
Feb 2015

el asunto es que mientras no se entienda el rol del diseñador como un ʼejecutor resolutivoʼ seguirá esa errónea concepción de ser quien atiende indicaciones sin tomarse el tiempo de investigar, analizar, abstraer, sintetizar, conceptualizar, divergir; seguirá esa errónea concepción de quien asiente en lugar de cuestionar, en el mejor sentido de las acciones.

se diseña para un objetivo determinado (o varios de ellos) donde el USUARIO se convierte en parte imprescindible de este proceso, el cliente es sólo un solicitante y no a quien se dirige el mensaje o determinada comunicación y por supuesto no hay que educarle a menos que sea un patán desvergonzado, pero fuera de ello habrá que aprenderle de su producto, su empresa, sus clientes y trabajar de la mano en un proyecto común de manera RESOLUTIVA.

finalmente, la pasión en el sentido de afición o ahínco, no se contrapone a resultados positivos, la pasión verdadera impulsa, motiva, pero es sólo una parte de nuestra profesión, ¡saludos!

1
Reply
0
Luiggy Guillén
Feb 2015

Difiero un poco. No en todo, igualmente es muy buena opinión. Pero en la mía personal creo que un buen diseñador tiene la capacidad de orientar al cliente en el camino correcto. De nada sirve diseñar por diseñar y que al cliente le guste, en dado caso lo más importante es el público meta. Estoy de acuerdo en que no debemos diseñar para otros diseñadores, pero sí aplicar los conocimientos de diseños que se tienen de la mejor forma, en pro de la función específica de cada trabajo; si no lo hacemos y terminamos por ejecutar lo que al cliente "le de la gana", nos convertiríamos en simples operadores de máquinas y no diseñadores. Saludos.

2
26
Fabrizio Sotelo
Feb 2015

Hola Luiggy, tomando tu idea, ¿que pasaría si el cliente tiene una visión mucho más profunda y certera de ese público? ¿donde queda la "Visión" del cliente? Yo estoy más que seguro que si Jobs (Apple) hubiera encargado el diseño del ipod a un diseñador latino, el resultado habría estado muy lejos de lo que es Apple hoy. Creo que el cliente es la pieza clave, es nuestro socio, nuestro aliado, y que al final debemos de traducir su idea, su concepto, su llegada a ese público, de la manera más fidedigna. A veces siento que el diseñador habla mucho del público, pero conozco pocos diseñadores que inviertan tiempo en investigación de mercado. Ver fotos en internet y salir a caminar alrededor del producto no es todo lo que existe. Yo diseño con mi cliente, es un trabajo de dos, no de uno. Saludos.

1
44
Ivan Abbadie
Feb 2015

mucha pasión por jobs, ¿qué no hay más ejemplos?, ¡saludos!

1
0
Luiggy Guillén
Feb 2015

No dije que no era un trabajo de dos, estoy de acuerdo en que el acercamiento del cliente con su público es crucial para realizar un diseño. La cuestión está cuando el cliente no tiene conocimientos sobre diseño gráfico y tiene un mal enfoque de su trabajo, es responsabilidad del profesional orientar sus ideales en el camino correcto, sin hacer un diseño para uno mismo, sino para el público como tal.

En cuanto a tu ejemplo con Apple, podría decirte que ahí es cuestión de la versatilidad que tenga el diseñador, su estilo, sus técnicas. Es por eso que cada cliente tiene un montón de opciones de dónde escoger (Hay muchos diseñadores) si a tu cliente le gusta tu trabajo, que para eso se debe tener un portafolio, entonces te contratará, la gama de diseñadores es amplia en todos lados. Saludos.

2
44
Ivan Abbadie
Feb 2015

totalmente de acuerdo, luiggy, de ahí que debemos ser resolutivos, es decir, saber cual de las tantas propuestas (o tal vez soluciones) son las que más ayudarán a lograr el objetivo que se está atendiendo, y gran parte de ello es sin duda el conocimiento, la experiencia, y tal vez un poco de intuición, ¡saludos!

1
26
Fabrizio Sotelo
Feb 2015

Estoy de acuerdo contigo, Luiggy. Lo de Apple es un ejemplo que por lo menos todos pueden entender, no se si dijera Elliot Tupac, por decir alguien que está sonando en Perú y que con su estilo tan particular las empresas lo vienen contratando, o decir Philippe Starck, que rompe esquemas a cada momento, los lectores entenderían lo que quiero decir. Jobs es un ejemplo universal de empresario con visión, pero podría hablar de Ford, Edison, Gates, entre tantos empresarios famosos, que con su visión han creado nuevas formas de negocio en el mundo y que imagino a un diseñador tratando de capturar la esencia de sus propuestas. Sospecho que pocos estarían a la altura de dicho reto.

Siento que el gran problema en el diseño es la falta de profesionalización de los que la ejercen y el relativismo de la profesión. Cuando leo opiniones de trabajos gráficos por diseñadores, las opiniones son tan diversas que un cliente podría cuestionar la calidad del mismo, no existe quórum en el resultado.

0
0
Luiggy Guillén
Feb 2015

Las opiniones de un diseñador a otro para con un diseño siempre van a variar, sobre todo porque los diseñadores somos personas que buscamos el mínimo defecto en todo lo que vemos. En mi experiencia personal he visto como desmarañan trabajos que son buenos y que funcionan, que es lo más importante. Sin embargo, creo que eso es tema aparte, porque un cliente no va a buscar cinco o diez diseñadores para que evalúen un trabajo, sería poco práctico.

La clave para un buen diseño es buena comunicación, determinar un enfoque, poder persuasivo y la auto-evaluación. Si es de buscar opiniones en personas no inmersas en el mundo de la comunicación visual, también sería útil, eso dará un gran punto a favor en el proceso creativo.

0
Reply
0
Alejandro Ledezma
Feb 2015

bueno en lo personal entiendo el sentido PASIONAL hacia el arte de cada diseñador, a veces si no es que siempre, pasa que en mi caso realizo 2 o 3 muestras para una eleccion mas precisa basandome en los gustos con mis clientes, sin embargo siempre terminan eligiendo la mas fea y la mas simple que me piden re acomodar el material y queda tan simple que ni me gusta, no me pasa siempre esto, pero personalmente tengo un punto de fuga, y pues yo posteo mis artes via face y todo lo que me gusta hacer en diseño grafico y fotografia, asi que eso me permite canalizar la incomodidad y la mala eleccion de cada cliente

1
Reply
3
Abraham De La Rosa
Feb 2015

Exactamente. Yo creo que la pasión por el diseño no debe estar supeditada a el proyecto o el cliente con el que estés trabajando. Es más como una actitud que uno vive día a día; sentir esa energía cada vez que un problema se acerca a nosotros para resolverlo.

0
Reply
0
Cristian David Giardina
Feb 2015

Muy buena visión del tema. Me gustó mucho la parte en la que mencionas que diseñamos para nuestros pares pero no para nuestros clientes... Esto es muy cierto, y sucede con frecuencia dentro de esta profesión. Muchas veces intentamos realizar diseños que sean ganadores de concursos pero erramos nuestro mensaje y no comunicamos realmente lo que nuestro cliente necesita. Es un muy buen punto para rever en nuestras prácticas.

0
0
Leo Castelar
Feb 2015

Comparto, y creo que muchas veces algunos profesores nos enseñan a trabajar para los pares y no para el cliente.

0
Reply
41
Erika Valenzuela
Feb 2015

Excelente aporte!!, esa pasión por el diseño en cualquiera de sus ramas, es la que mueve la energía creativa y no debe de faltar nunca, quizá cuestionarse de manera personal nos ayude mucho, si es que en verdad queremos evolucionar, pero siempre deberá ser un motivo que nos empuje a continuar. Y esto aplica en todas las profesiones. Saludos!

0
Reply
0
Daniel Heredia
Feb 2015

Para mi la pasión es la fuerza motora de mi razón, tanto razón y pasión no se pueden confundir jamas.... con la intención del individuo de su que hacer y su reflexión frente a la sociedad y su responsabilidad creadora con el diseño.

"......En el primer caso, hace referencia a la necesidad de hacer algo porque existe una fuerza interna que mueve al individuo a hacerlo....."

Lee todo en: Definición de pasión - Qué es, Significado y Concepto http://definicion.de/pasion/#ixzz3RRseek...

0
Reply
1
María Gabriela Medawar
Feb 2015

Yo creo que la pasión la crea uno. Cuando realmente uno quiere algo las barreras se disuelven, siempre hay un recurso (ya sea un "curro" para encontrar trabajo, capacitarse para complementar lo que estudié, hasta cerrar los ojos, decir "yo puedo"...).

Particularmente considero que echar la culpa a los demás es lo peor (por no decir lo más ridículo) que uno puede hacer. Es importante una buena autoevaluación para saber el porqué falta pasión; es problema mío no de los demás.

Hay que perseverar para amar el Diseño.

1
2
Gabriel Mayo
Apr 2016

Coincido en que la pasión elimima barreras autoimpuestas y libera mi creatividad a la hora buscar recursos. Pero no creo que uno deba llegar al punto de "amar" el diseño. Si es mi profesión y es de lo que vivo, si es mi negocio, más que amarlo debo poner la cabeza en frío para encontrar las herramientas que me permitan que funcione de manera óptima.

0
Reply
0
Romina Iannaci
Feb 2015

Buena reflexion, algo que a veces hace cuestionarme mi profesión o mejor dicho mi enfoque, amo el diseño, pero es verdad que diseñamos para nuestro circulo, queremos destacar con todos los clientes y a veces ese cliente tiene un lenguaje que no es el nuestro, pero igual logramos que sea el correcto y que quede impecable, mas alla que no sea lo mas creativo y llamativo que queremos hacer. Pero tambien entiendo que uno puede buscar el cliente que desea tener, un poco de cada cosa, saber adaptarse e ir por lo que apasiona.

0
Reply
0
Alfredo Mambié
Feb 2015

Muy sincera apreciación. Justamente la pasión debería quedar tras bastidores. No renegada, pero sí compartiendo esos instantes de creación, de caos y experimentación para obtener buenos resultados en breve tiempo.

0
Reply
112
Carlos Maraver
Feb 2015

Vaya! he estado pensando en todo eso durante esta ultima semana y el articulo me ha venido como anillo al dedo. Me alegra saber que no estoy solo y que mis intentos de encontrar la salida de tanta frase hecha y tanto dogma son compartidas. Enorme Articulo! Gracias!

4
Reply
0
Isaac García
Feb 2015

Creo que siempre que diseñas es hacerlo por ti ademas de brindar un servicio, pues ademas de comunicar sea cual sea el trabajo, cada proyecto lleva una parte de nosotros y creo que a todos nos gusta que el objetivo sea logrado y al final eso es una gran satisfacción.

2
Reply
0
Claudio Gaitan
Feb 2015

Muy bueno, me ha pasado sentir sentir pasion con el cliente y lograr grandes resultados pero recibir la desaprobacion del "gremio"

0
Reply
1
Facundo Núñez
Feb 2015

Como siempre, muy lucido Fernando. Es un tema con el que trato todos los días con los profesionales del área. Sus picos anímicos por errores de concepto desde la formación (con ciertos vicios) y confundir la función de comunicador prestador de un servicio, con la del artista devaluado. Mucha tela por cortar en este tema.

1
Reply
26
Fabrizio Sotelo
Feb 2015

Por fin, Fernando! Colocando los puntos sobre las íes.

Tantas conversaciones en Foroalfa, con cientos de diseñadores, colocando la creatividad y la pasión por encima de los objetivos de un encargo. Lo has traducido de manera sencilla y correcta. Debemos educar (y educarnos). Debemos entender que somos meros sastres, que hacen trajes a la medida. Términos como PASIÓN, que en general se aplican a la vida misma, solamente desvirtúan la profesión.

5
Reply
18
Romualdo Faura
Feb 2015

Se ha quedado a gusto.

Yo diseño apasionadamente. De hecho para mi, diseño es pasión. Y si, también me enfado con los clientes, y sufro cuando me hacen cambios caprichosos. Y tomo los diseños como algo mío.

Y sabe qué?, prefiero eso. Prefiero tomarme el diseño como algo pasional, subjetivo, con el riesgo de la arrogancia. No me ha ido mal hasta ahora.

3
0
María Delia Zaccagnini
Feb 2015

Muy sincero.

Soy arquitecta y actúo un poco así. Admito que debería corregirlo, pero cuando llevas varios años de profesión te das cuenta que muchos clientes te buscan justamente por eso, por ponerle pasión a tu trabajo, defenderlo y "educarlos", respetuosamente, en lo que es nuestro campo de conocimiento y la mayoría de las veces lo agradecen.

1
2
Gabriel Mayo
Apr 2016

Estimados, puede ser que a sus clientes les guste la pasión que ustedes ponen al diseñar, pero dudo que los contraten para eso. Los contratan para resolver un problema, y si el problema no se resuelve de manera óptima, o no se resuelve, por más pasión que hayan puesto ustedes, no les va a servir a la hora de querer cobrar su trabajo. Y ahí el cliente no va a poner en la balanza la pasión que hayan puesto para diseñar. La pasión no es indispensable en una profesión, la racionalidad sí. Porque el servicio, negocio o asesoramiento que ustedes prestan como profesionales funciona dentro de esos términos. Por más pasión que pongan, el momento de diseñar es sumamente racional, al menos dentro de lo que hacemos de manera consiente.

0
0
Romualdo Faura
Apr 2016

Tu mismo das en la clave, el diseño como profesión ha de responder a una necesidad, y en la medida en que esa necesidad se resuelva se habrá cumplido el objetivo, la encomienda.

Ahora bien, para resolver el problema lo puedo hacer con pasión, total y absoluta, y cumplir con todo trabajando desde lo más emocional, y dejar lo racional a lo mínimo indispensable.

A mi no creo que me contraten únicamente por mi eficiencia, me contratan por cómo resuelvo las cosas, por los trabajos que ven en mi portafolio o por referencias. Y en todo eso hay mucha pasión y poca racionalidad.

0
Reply

Upcoming online courses

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 weeks
6 Agosto

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 weeks
17 Septiembre

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 weeks
29 Octubre

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 weeks
28 Enero 2019

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 weeks
22 Junio 2019