Consumismo y ética profesional

¿Cómo el consumismo compulsivo lleva al daño ecológico y cuál es nuestra tarea desde nuestras profesiones? Un llamado a la reflexión y la ética profesional.

Retrato de Mario Aleman Mario Aleman Managua

Seguidores:
37
Opiniones:
14
Votos:
39
Compartir:

«El consumismo puede referirse tanto a la acumulación, compra o consumo de bienes y servicios considerados no esenciales, como al sistema político y económico que promueve la adquisición competitiva de riqueza como signo de status y prestigio dentro de un grupo social. El consumo a gran escala en la sociedad contemporánea compromete seriamente los recursos naturales y el equilibrio ecológico.El consumismo, entendido como adquisición o compra desaforada, idealiza sus efectos y consecuencias asociando su práctica con la obtención de la satisfacción personal e incluso de la felicidad personal».1

Si partimos de la Revolución Industrial, tomándola como el gran inicio no sólo de la industrialización sino también de una nueva «sed de información», desde las publicaciones impresas hasta la producción masiva de productos, podremos notar una aceleración en el proceso de «compra-venta» o de adquisición de bienes materiales.

En sus primeros momentos, la industrialización permitió que cada vez más personas tuvieran acceso a bienes materiales que antes estaban reservados para ciertas clases sociales, lo cual fue un gran paso porque esto abrió campo a nuevas exploraciones, expansión cultural, pero sobretodo se empezaron a eliminar ciertas problemáticas como: vestimentas, viajes, posesión de tierras y formas de facilitación del trabajo artesanal y agrícola.

Por primera vez la apertura de mercados fue de alcance público y la venta de máquinas de industria, mueblería, ropa y artefactos de uso personal, tanto productos nacionales como extranjeros, dando inicio así a los tratados de comercio modernos entre naciones.

Pero la pregunta clave de este trabajo es: ¿Cómo pasamos de necesitar bienes materiales a una adicción por adquirir todo lo que se nos pone en frente, o simplemente reemplazar algo viejo, que aún es útil, sirve y funciona, por algo nuevo y de moda?

La respuesta es el propio tema de este artículo: «comportamiento consumista». Ya no sólo son las necesidades básicas del ser humano las que deben ser satisfechas, sino que ahora tenemos esa constante necesidad de estar comprando constantemente. La historia y mi experiencia me han dado como conclusión la única causa posible a un comportamiento de este tipo: la sociedad.

Sí, la sociedad es su causante. Los sectores sociales y de mercado actúan de tal manera que el consumidor se siente inferior a los demás si no posee el último televisor o la última moda de ropa de París. Entonces, quien nos impulsa al consumismo compulsivo, irónicamente, somos nosotros mismos, nuestra falta de carácter y nuestro miedo al rechazo social.

Algunos expertos ven al consumismo compulsivo como una enfermedad psicológica, algo de verdad hay en esto ya que cuando se lleva al extremo, causa no sólo un daño en la personalidad del individuo, sino también en su entorno social, laboral y hasta fisiológico.

En este artículo quiero hacer énfasis en una de las consecuencias del comportamiento consumista: el daño ecológico y la destrucción de nuestros recursos naturales.

El calentamiento global, el agujero en la capa de ozono, el «derretimiento de los polos», la desaparición de hectáreas de selvas y de gigantescas masas de agua a causa de la explotación desmedida de recursos, entre otros, han sido tema de discusión por los gobiernos del mundo a lo largo de muchos años, «somos responsables», «no somos responsables», «la industria lo necesita», etc. etc. Mientras ellos siguen discutiendo nosotros seguimos haciendo cada vez más daño.

Hagamos una pequeña pausa aquí. Muchos se preguntarán: ¿Cómo pasó del consumismo a la destrucción ecológica?

La verdad, eso lo hacemos todos. Recordemos un poco, como ejemplo, el proceso de cómo un pantalón llega a nosotros: demanda - energía - materia prima - recurso humano - contaminación - producto final (utilicen su imaginación un poco).

Creo que ahora nadie se preguntará cómo el pantalón que lleva puesto afectó de una forma u otra al planeta, nuestro planeta. El proceso es tan sencillo pero a la vez tan destructivo, que nadie quiere sentirse culpable. Pero el caso es que todo lleva un trabajo, cada parte del proceso conlleva un gasto de energía.

Todos necesitamos comer, vestirnos, transportarnos, etc. Pero lo hacemos de la misma forma desde hace cien años, siempre tomando lo que el planeta nos da, pero no restituyendo.

¿Dónde está el problema? En nosotros o en quienes nos venden los productos que utilizamos. Quien demanda, obtiene. Así de sencillo, demandamos por más y más productos y es exactamente lo que recibimos.

Como comunicadores nuestra labor debe ser crear conciencia en esto, porque si lo hiciéramos sólo por el hecho de conservar el planeta, perderíamos algo de nuestra humanidad. No podemos exigir que las personas dejen de comprar porque hay millones que dependen de nuestra demanda de productos, esos millones de personas alimentan a sus familias porque nos proveen los artículos que consumimos.

La ética profesional debe estar siempre primero, nosotros trabajamos comunicando un mensaje y no podemos permitir que por nuestro mensaje otros pierdan sus trabajos.

¿Qué podemos hacer?

Campañas que demuestren con un mensaje directo el daño que el consumismo causa al planeta, de esta forma creamos conciencia y forzamos a los gobiernos a buscar fuentes de energía renovables, a reciclar, reforestar y educar.

También nosotros, como publicistas, diseñadores y creativos, tenemos las habilidades para proponer alternativas de medios publicitarios, en especial todo medio impreso o de exteriores. Utilizar materiales biodegradables, eliminar la opción de mantas tradicionales, entre otras cosas.

A diferencia de quienes piensan que la energía renovable está fuera de presupuesto, opino que invertir en nuevos recursos es invertir en el planeta. Invertir en el planeta es invertir en el futuro.

Editor: Sergio Carlos Spinelli José León Suárez

Seguidores:
37
Opiniones:
14
Votos:
39
Compartir:
  1. Fuente: Wikipedia
Código QR de acceso al artículo Consumismo y ética profesional

Este artículo no expresa la opinión de los editores y responsables de FOROALFA, quienes no asumen responsabilidad alguna por su autoría y naturaleza. Para reproducirlo, salvo que estuviera expresamente indicado, por favor solicitar autorización al autor. Dada la gratuidad de este sitio y la condición hiper-textual del medio, agradeceremos evitar la reproducción total en otros sitios Web.

Mario Aleman

Más artículos de Mario Aleman

Título:
Analizar y criticar publicidad
Sinopsis:
Analizar mensajes publicitarios va mas allá de la observación. Se requiere un pensamiento crítico, imparcial y ético.
Compartir:
Título:
Un ecosistema digital para las nuevas generaciones
Sinopsis:
Nuestro ecosistema actual es Web 2.0, publicidad interactiva y marketing online.
Compartir:
Título:
Comunicar y educar
Sinopsis:
¿Un comunicador puede ser también educador? ¿Un mensaje gráfico puede ser educativo? ¿La comunicación gráfica es siempre un medio de educación?
Compartir:

Debate

Logotipo de
Mi opinión:

Ingresa con tu cuenta para opinar en este artículo. Si no la tienes, crea tu cuenta gratis ahora.

Retrato de Natasha Enríquez
4
Natasha Enríquez
Dic 2013

La tecnología que se aplica al diseño está generando más contaminación de lo que había antes para mi la palabra ecoamigable simplemente no existe y nosotros como consumidores en un mundo tan globalizado no nos damos cuenta sobre los recursos mal utilizados en diferentes productos. Es hora de un cambio cultural y que sea permanente.

0
Responder
Retrato de Mayra Fernandez
0
Mayra Fernandez
May 2013

el consumismo se hace cada vez latente de acuerdo al paso del tiempo, nosotros como personas cada vez compramos cosas por el simple echo de que esta de moda o es lo ultimo en tecnología, pero no sabemos los problemas que ocasionaran cuando lo dejemos de usar. muchas personas se dejan llevar por la publicidad de dichos productos, pero no mencionan lo malo que puede causar. muy buen articulo y me gusto tu propuesta, tal vez no para la solución, si no para crear conciencia del daño que le ocasionamos a la naturaleza.

0
Responder
Retrato de Ramon A Sanchez
2
Ramon A Sanchez
May 2013

Excelente exposición Mario.

El paso de una sociedad agraria o preindustrial a una industrial estuvo matizado por el nacimiento de la acumulación de capital en manos privadas fuesen indiciduos, familias, organizaciones o entes corporativos. A su vez hay otro cambio, el surgimiento de la moneda como modo de intercambio de bienes y no ya como medio de pago a nivel del estado o el capital privado y bancos. Al pasar a derivar el beneficio económico de la transacción de compraventa mediante el dinero el hombre pasa a ser «consumidor» es decir, parte y objeto del intercambio y no sujeto de este.

1
Responder
Retrato de Carlos Martínez
2
Carlos Martínez
May 2013

Creo que va un poco más allá de ello, la tecnología que se aplica al diseño (por ejemplo cuando se habla de papel reciclado) genera más contaminación de la que muchos productos que no son (las pilas recargables son más agresivas con el ambiente que las que no lo son) y eso es algo que no se ve al comprar cosas «ecoamigables», de la idea que manejas, sobre meter en el mensaje que el consumidor debe pedir y obtener productos que si bien consumen recursos, que también estos los restituyan me parece algo digno de trabajarse.

1
Responder
Retrato de Lucho Aguzzi
0
Lucho Aguzzi
May 2013

hola! muy buen articulo! el consumismo y sus dif formas siempre son un tema amplio de debate. Creo que una de las razones por las que consumimos desmedidamente es por que no diferenciamos entre deseo y necesidad y , como vos bien dijiste, la sociedad. Esta ultima se encarga de hacerte creer que para pertenecer a un sector social debes tener cierto status y nivel socio-economico. Eso esta mal, uno debe buscar insertarse en grupos sociales donde sea aceptado por sus ideales o persona, no por su status. En cuanto a soluciones invertir en el planeta, como decis y un cambio cultural seria clave

0
Responder
Retrato de Jj Idealistica
1
Jj Idealistica
May 2013

Saludos,

A diferencia del autor, creo que debemos enviar mensajes claros de consumo responsable, aún si eso implica re-pensarse el empleo. Años de paños de agua tibia nos tienen tan mal como vamos.

¿Qué acciones tomo yo?

Mejoro mis precios para las marcas locales que promueven la economia local, me fijo en el negocio del cliente, si su impacto social es negativo no lo tomo.

¿cuáles acciones toman ustedes?

0
Responder
Retrato de Victor Gerardo Martinez
0
Victor Gerardo Martinez
May 2013

He leído varios artículos similares y sus respectivos comentarios, me temo que seguimos viendo soluciones superficiales, son pocos los que se atreven a mencionar directamente que el problema a vencer es el sistema macroeconómico; muchos pensarán que esto esta fuera del campo de los diseñadores, que no es nuestra responsabilidad, esto no es verdad, hay muchos ejemplos (en todo el mundo) de diseñadores participando en equipos multidisciplinarios creando nuevas empresas sumamente innovadoras.

2
Responder
Retrato de Daniel Lopera
1
Daniel Lopera
May 2013

Gracias por el artículo. Me queda, especialmente, una pregunta acerca de lo podemos hacer: ¿será que si habrá tiempo para ¨concientizar¨ (considerando que hemos sido educados (o mal-educados) por el sistema que nos rige, en el uso (o más bien abuso) de los recursos).... o tal vez debamos considerar una estrategia más efectiva para motivar la re-dirección requerida?

0
Retrato de Mario Aleman
37
Mario Aleman
May 2013

Hola Daniel, la verdad yo creo que cambiar el sistema es muy difícil desde nuestra profesión, así que lo ideal es crear estrategias que motiven el cambio y compartir esto con nuestros colegas

0
Retrato de Raul Jimenez
0
Raul Jimenez
May 2013

seguir hechando raices, que si no cosechas tù, lo cosecharan tus hijos.........

0
Responder
Retrato de Aldo Martínez
3
Aldo Martínez
May 2013

Charlando un día con una asesora de industriales aquí en Paraguay me decía lo siguiente: mientras al empresario no se le toque el bosillo por los daños ecológicos que produce esto va a seguir así. El dinero es lo único que importa como cuestión de fondo, todo lo demás es secundario. Poca visión de futuro, pero así es.

0
Responder
Retrato de Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
537
Joaquín Eduardo Sánchez Mercado
May 2013

La responsabilidad social no es total, los principales responsables son los sistemas económicos, capitalismo, neolibealismo, etc. La tecnología y la producción de mercancías no ha logrado eliminar la pobreza, la marginación, las enfermedades, la ignorancia. La sociedad no pidió el iPhone o el iPad, ni cada nueva versión de un producto, cada nueva versión está pensada para hacérnosla desear y que sy cambiemos infinitamente. Muchos productos no se hacen para durar, o para nutrir, o para educar o para resolver problemas. La obsolescencia es programada y no les importa el ambiente.

9
Retrato de Mario Aleman
37
Mario Aleman
May 2013

Tenés mucha razón Joaquín, gracias por tu aporte.

0
Retrato de Abby Colin
0
Abby Colin
May 2013

no solo no les importa el ambiente, si no que siempre es con un beneficio propio... Como podemos hablar de tener un compromiso social cuando precisamente unos tienen mas que otros simplemente no hay un equilibrio y de alguna manera nos adecuamos al sistema como dice Joaquín, la responsabilidad social no es total... por que en todos estos procesos hay intereses que no necesariamente podemos controlar.

0
Responder

Te podrían interesar

Retrato de Fernando Del Vecchio
Autor:
Fernando Del Vecchio
Título:
No hace falta un nuevo plan
Sinopsis:
¿De qué sirve un nuevo plan de trabajo para resolver los problemas que tenemos, si todos sabemos que nadie lo cumplirá?
Interacciones:
Votos:
25
Opiniones:
10
Seguidores:
711
Ilustración principal del artículo Qué diseñador busca el mercado
Autor:
Marcelo Vercillo
Título:
Qué diseñador busca el mercado
Sinopsis:
Los pedidos laborales hacen un desproporcionado hincapié en las habilidades técnico-operativas de los postulantes.
Interacciones:
Votos:
76
Opiniones:
46
Seguidores:
0
Retrato de Ana Bossler
Autor:
Ana Bossler
Título:
La continuidad del diseño y la paradoja de la copia
Sinopsis:
Un análisis de la necesidad de un nuevo marco legal de propiedad intelectual desde la correlación entre los ciclos de la moda y de la difusión de la innovación.
Traducciones:
Interacciones:
Votos:
25
Opiniones:
10
Seguidores:
71
Ilustración principal del artículo ¿Diseño al servicio del capitalismo?
Autor:
Cecilia Salinas
Título:
¿Diseño al servicio del capitalismo?
Sinopsis:
El diseño es más que un «conocimiento mercadotécnico» al servicio del capitalismo.
Interacciones:
Votos:
229
Opiniones:
136
Seguidores:
22
Retrato de Camilo A. Angulo
Autor:
Camilo A. Angulo
Título:
Bocetar y bocetación
Sinopsis:
Dos palabras propias del ejercicio de representación en diseño que todavía no están registradas en el Diccionario de la Real Academia Española.
Interacciones:
Votos:
83
Opiniones:
23
Seguidores:
200
Ilustración principal del artículo ¿Vender Diseño? ¿Por qué no?
Autor:
Guillermo Torres
Título:
¿Vender Diseño? ¿Por qué no?
Sinopsis:
El desarrollo independiente de los diseñadores profesionales depende de lo mismo que cualquier otra profesión: la acción comercial.
Interacciones:
Votos:
137
Opiniones:
90
Seguidores:
7
Retrato de Jordi Blasi
Autor:
Jordi Blasi
Título:
Las marcas como representantes de valores
Sinopsis:
El hecho de que las marcas logren apoderarse de valores que suponíamos universales, representa un verdadero riesgo para la cultura y la sociedad.
Interacciones:
Votos:
4
Opiniones:
1
Seguidores:
7
Retrato de Julio Frias
Autor:
Julio Frias
Título:
Evaluando el Diseño
Sinopsis:
La importancia de realizar una actividad poco practicada y documentada por los diseñadores, y que, de hacerse, permitiría ser más convincentes ante los clientes.
Interacciones:
Votos:
134
Opiniones:
71
Seguidores:
91

Próximos cursos online

Desarrollamos para ti los mejores cursos online de actualización profesional, que te permitirán formarte y especializarte de la mano de renombrados especialistas

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 semanas
4 Febrero 2019

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 semanas
4 Marzo 2019

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 semanas
8 Abril 2019

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 semanas
20 Mayo 2019

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 semanas
24 Junio 2019