El freelance y los clientes

El diseñador gráfico debe aprender a adelantarse a las necesidades de sus clientes, guiándolos por el buen camino.

Retrato de Juan Sebastián Cardona Sánchez Juan Sebastián Cardona Sánchez Medellín Seguidores: 46

Opiniones:
41
Votos:
122
Compartir:

Los clientes a veces no saben lo que quieren. Cerciorarse de si el cliente tiene alguna idea vaga sobre lo que realmente desea, es un factor importante cuando se va a desarrollar cualquier proyecto de diseño gráfico; esta apreciación puede salvar tiempo y dinero a la hora de diseñar. Estos clientes piensan en procesos de diseño que no comprenden e intentan explicarlos desde puntos de vista sensatos; los diseñadores gráficos nos convertimos en psicólogos del diseño, interpretando lo que el cliente expulsa desde sus labios inconscientes.

Usar la metodología a la hora de diseñar es fundamental, llevar a cabo procesos mentales específicos para desarrollar la creatividad es esencial. El diseñador que nunca encuentra tiempo suficiente para explotar todos sus sentidos y mejorar, está condenado a la derrota. Explicarse el mundo desde diversos puntos de vista hace que nuestro cerebro trabaje en pro de la espontaneidad lógica. Los clientes quieren a una persona que dé en el clavo al instante, como si les leyéramos sus mentes; la pasión en sus ojos y las sonrisas quieren decir que vamos por el buen camino.

Es interesante conocer clientes de todo tipo. Hay que tener tacto al momento de atenderlos y no herir susceptibilidades. Sobre todo, hay que saber escuchar —no importa quien tome la decisión—. Parte de nuestra tarea es guiar, explicar sin pelos en la lengua lo que se ha desarrollado en el proyecto de diseño; dar a conocer detalles que pueden salvar sus proyectos y generar suficiente confianza en un ambiente de tranquilidad y certeza.

El cliente toma sus decisiones: si desea colores que no combinan en su diseño, hay que explicarle por qué no debe tomar esa decisión. Asesorar es parte de nuestra tarea como diseñadores gráficos, debemos ofrecer todas las soluciones posibles. Para ello pagan nuestros servicios, no solo para generar un trazo, sino para recibir un paquete más amplio. De este servicio depende nuestro éxito y buen nombre.

Antes de diseñar es indispensable poner las reglas sobre la mesa: el paquete consta de ciertas asesorías, establecemos una pre-entrega, solo incluimos cierto número de cambios y una vez finalizado el diseño se entregan los archivos correspondientes. A la hora de trabajar es mejor tomar precauciones, por eso el diseñador gráfico siempre debe pedir un anticipo proporcional al valor total del proyecto y así podremos dar inicio a nuestro trabajo con un poco de tranquilidad.

Hay quienes no saben cuál es el valor o el precio de algún proyecto. Antes de comenzar es necesario mostrar una lista de precios que tenga nuestro logotipo y una descripción de cada ítem. Con esto, desde el primer instante, el cliente tendrá una pizca de confianza y nosotros tendremos más seguridad a la hora de pararnos y decir: ¡sabemos cuánto cuesta nuestro trabajo!

Todo diseñador gráfico debe procurar llamar a sus clientes para verificar qué ha sucedido con el diseño desarrollado y tomar ventaja del momento para ofrecer nuestros servicios en caso que el cliente necesite nuevas piezas. Es preferible comunicarse de frente. Al cliente hay que ponerle el pecho y la cara. Deben programarse reuniones para mirarlos a los ojos y presentar propuestas que no podrán rechazar.

Al cliente hay que mimarlo, recordemos que un cliente es como un niño, hay que guiarlo y llevarlo de la mano, soltarlo, pero volver a llamarlo. Al cliente hay que tratarlo con respeto y nunca sobreestimarlo. Tampoco hay que ser como su madre. Hay que saber cuándo mirar de frente y cuándo retirarse como ganadores, aunque estemos derrotados.

Existen ocasiones en que los clientes nos tratan de lo peor, ofreciendo pequeñeces por nuestro trabajo. En ese instante es mejor salir como triunfador y no dañar nuestro nombre trabajando con clientes que presumen ser grandes empresarios, pero en realidad resultan ser —como se les conoce en el medio— «unos patos».

¿Qué te pareció? ¡Comparte tu opinión ahora!

Retrato de Juan Sebastián Cardona Sánchez Juan Sebastián Cardona Sánchez Medellín Seguidores: 46

EdiciónEdgardo López Guadalajara Seguidores: 44

Opiniones:
41
Votos:
122
Compartir:

Colabora con la difusión de este artículo traduciéndolo

Traducir al inglés Traducir al italiano Traducir al portugués
Código QR de acceso al artículo El freelance y los clientes

Este artículo no expresa la opinión de los editores y responsables de FOROALFA, quienes no asumen responsabilidad alguna por su autoría y naturaleza. Para reproducirlo, salvo que estuviera expresamente indicado, por favor solicitar autorización al autor. Dada la gratuidad de este sitio y la condición hiper-textual del medio, agradeceremos evitar la reproducción total en otros sitios Web.

Debate

Logotipo de
Tu opinión

Ingresa con tu cuenta para opinar en este artículo. Si no la tienes, crea tu cuenta gratis ahora.

Retrato de Maylady Orellana
0
Maylady Orellana
Hace 11 meses

Muy buen artículo, ciertamente tener tacto con el cliente es una cualidad que todos los creativos aprendemos a desarrollar sí o sí. Todo cliente es distinto, por lo que es necesario darle un trato personalizado: al trabajar freelance nuestro deber es hacerle saber al cliente que se lleva una experiencia al trabajar con nosotros.

No obstante, siempre es mejor precavir que lamentarse, así que ante cambios inesperados y malentendidos debemos ser estratégicos con nuestro tiempo: realizar un cronograma de actividades, planificar reuniones, y pedir confirmación o firma del cliente antes de cualquier cambio. Todo esto en función de lograr una relación diseñador-cliente favorable.

0
Responder
Logotipo de Juan Carlos Urrea Botero
0
Juan Carlos Urrea Botero
Dic 2013

Unos patos no, chichipatos mas bien... jajajja

0
Responder
Retrato de Karen Vargas Ramírez
3
Karen Vargas Ramírez
Dic 2013

Creo que efectivamente es vital que como diseñadores tengamos ciertas reglas de trabajo bajo las cual regirnos para que así aunque seamos freelance no pasemos malos ratos. Algunas cosas que tengo en cuenta al realizar trabajos son: realizar informes de reuniones, un cronograma, hacer firmar al cliente todo para así tener pruebas en caso de cualquier malentendido.

0
Responder
Retrato de Angel Acosta
0
Angel Acosta
Oct 2013

Como dice un gran dicho popular entre diseñadores:

El cliente siempre pierde la razón

0
Responder
Retrato de Lorena Schreiner
0
Lorena Schreiner
Oct 2013

muy buen artículo! !!! juan me gustaría publicarlo en mi blog, por supuesto con tu nombre y el link del artículo! !! gracias. Ssludos

0
Responder
Retrato de Diandra Farfan
0
Diandra Farfan
Ago 2013

Muy importante recordar que nuestro trabajo no es solo como dice «crear trazos», esta es una profesión en la que la atención y servicio a nuestros clientes es clave importante para ser buenos diseñadores. Quizás esa es la parte que en la educación de diseñadores nos hace falta reforzar, como estudiante a veces estamos mas preocupados por como quedara el proyecto que quizá olvidamos a nuestros clientes y lo que ellos quieren o creen querer. El diseñador presta un servicio, por lo tanto el buen trato, honestidad y un par de reglas, son necesarias para ser profesionales.

0
Responder
Retrato de Rob Coello
0
Rob Coello
Ago 2013

Excelente artículo. Se podría decir que has publicado una guía práctica de cómo tratar los clientes. Considero que cada cliente es un mundo único e irrepetible. Así como hay clientes con los que nos cuesta más esfuerzo descifrar sus necesidades, también hay los que facilitan nuestro trabajo y permiten que el proyecto fluya hacia niveles que de no ser así, no hubiese podido obtener un gran resultado. Un punto que me gustaría agregar es el establecimiento de horarios de contacto. Acá se cree que el diseñador o publicista es como un mini-súper que debe atender las 24 horas al día.

0
Responder
Retrato de Maria Paula Valarezo
3
Maria Paula Valarezo
Ago 2013

Este articulo le leí al principio del año, pero recién me animo a comentar, sobretodo quería agradecerte, ya que estos pasos y «tips» que das, los he utilizado al pie de la letra. En el trabajo como freelance es indispensable poner las cosas clara sobre la mesa y este artículo resulta de gran ayuda.

0
Responder
Retrato de Carola Mancheno
1
Carola Mancheno
Ago 2013

Día a día nos toca tratar con personas diferentes, nunca debemos olvidar como diseñadores que somos contratados para asesorar al cliente. Muchas veces el cliente pide algo que ya lo vio pero para eso estamos nosotros, hay que decirles que es lo mejor para ellos de forma estratégica.

0
Responder
Retrato de Teresa Espinoza
1
Teresa Espinoza
Ago 2013

Realmente es difícil cuando estas situaciones con los clientes se presentan. Es complicado tratar de hacer entender al cliente que sus observaciones no son del todo útiles y más bien causan atrasos en los procesos de diseño. Pero al final, queramos o no, ser un profesional implica que sepamos defender nuestro criterio. Siempre con el mayor tacto posible.

0
Responder

Te podrían interesar

Retrato de Adrián Pierini
Autor:
Adrián Pierini
Título:
La teoría de los 3 disparos
Sinopsis:
El diseño express pone a los estudios frente a la disyuntiva de generar buenas piezas de comunicación o simplemente satisfacer las demandas inmediatas del cliente.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
119
Opiniones:
74
Seguidores:
461
Retrato de Luiz Renato Roble
Autor:
Luiz Renato Roble
Título:
¿Quiere probárselo?
Sinopsis:
Todavía hay empresas que compran proyectos de diseño como si fuese una camiseta colgada en la percha de una tienda.
Traducciones:
Compartir:
Interacciones:
Votos:
38
Opiniones:
17
Seguidores:
17
Retrato de Ricardo Acosta García
Autor:
Ricardo Acosta García
Título:
¿Qué es la gestión de clientes en los servicios de diseño?
Sinopsis:
Dentro de un estudio de diseño —en todas sus variantes—, la gestión de clientes es un aspecto vital de su organización y clave para su supervivencia a mediano y largo plazo.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
119
Opiniones:
54
Seguidores:
67
Retrato de Fernando Del Vecchio
Autor:
Fernando Del Vecchio
Título:
Hay que aprender a jugar el juego
Sinopsis:
En el mercado hay buenos y malos diseñadores, buenos y malos clientes, competencia y precios de todo tipo. Todos ellos son algunos de los componentes del juego a jugar.
Traducciones:
Compartir:
Interacciones:
Votos:
107
Opiniones:
32
Seguidores:
741
Retrato de Fabián Bautista
Autor:
Fabián Bautista
Título:
La red creativa
Sinopsis:
Un ejemplo de canibalismo profesional en Diseño Gráfico.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
16
Opiniones:
14
Seguidores:
50
Retrato de Ariel Castillo
Autor:
Ariel Castillo
Título:
Mal trato sin contrato
Sinopsis:
Firmar contratos de prestación de servicios mejora la imagen del profesional y ayuda a mantener un buen vínculo con los clientes.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
139
Opiniones:
112
Seguidores:
14

Próximos cursos online

Cursos de actualización para especializarte junto a los que más saben

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 semanas
18 Noviembre

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 semanas
¡Ya mismo!

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 semanas
¡Ya mismo!

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 semanas
¡Ya mismo!

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 semanas
6 Abril