Debate: ¿Qué hacer para aumentar el valor del diseño?

La mayoría de los diseñadores siente que su profesión está mal remunerada. ¿A qué se debe el desfasaje entre la realidad y las expectativas? ¿Cómo solucionar este problema?

FOROALFA Buenos Aires
Followers:
556
Comments:
159
Votes:
144
Compartir:

Cada vez con mayor frecuencia se escuchan las quejas de los diseñadores sobre lo poco que les pagan sus clientes. Si bien en cada país hay algunos diseñadores que logran cobrar muy buenos honorarios, también es cierto que hay miles y miles de profesionales que se enfrentan con la dura realidad de ganar poco, o bastante menos de lo que pretenden. 

Y son muchas las explicaciones que suelen ensayarse: incomprensión por parte de los clientes acerca de los beneficios que otorga el diseño; falta de colegios profesionales que pauten honorarios; sobreabundancia de diseñadores que hace bajar los precios (la ley de la oferta y la demanda en el mercado); universidades que no enseñan los aspectos comerciales de la profesión; etc. Pero la situación está dada: la mayoría de los diseñadores negocia sus honorarios en inferioridad de condiciones, frente a clientes que sí saben cómo hacer funcionar su negocio. Los resultados son por todos conocidos.

 La situación exige una pronta solución. Proponemos comenzar por respondernos las siguientes preguntas:

  • ¿Los clientes pagan poco porque no valoran el diseño o porque los diseñadores no saben manejar su negocio?
  • ¿Como salir de esta situación? ¿La solución está en producir un cambio en la mentalidad de los clientes o en la mentalidad de los diseñadores?
Followers:
556
Comments:
159
Votes:
144
Compartir:

159 Comments

Comment

Published on 16/06/2010.

FOROALFA

More articles by FOROALFA in Spanish

Idioma:
ES
Title:

Debate: Nuevo logo para el gobierno de Chile: ¿Ud. qué opina?

Synopsis:

Los signos gráficos identificadores del nuevo gobierno electo de Chile han suscitado la polémica entre los diseñadores y expertos chilenos.

Share:
Idioma:
ES
Title:

Debate: El diseño ¿es un género discursivo?

Synopsis:

El concepto «género discursivo», proveniente de la lingüística, ha resultado útil para comprender la comunicación y diversas manifestaciones culturales. ¿diseño se ajusta o no a esta categoría?

Share:
Idioma:
ES
Title:

Debate: ¿Qué ejemplo de diseño considero una innovación?

Synopsis:

Nombre y describa brevemente un caso en el que el diseño haya aportado innovación a la solución.

Share:
Idioma:
ES
Title:

Radiografía de una mente creativa

Synopsis:

El trabajo holístico que Barrabino realiza de Joan Costa sirve de homenaje a un gurú global de las ciencias de la comunicación aplicadas a la empresa.

Share:

You may be interested

Ismael T. Vargas Rojas
Idioma:
ES
Author:

Ismael T. Vargas Rojas

Title:

Hacia un emprendimiento basado en diseño

Share:
Interactions:
Votes:
37
Comments:
6
Followers:
27
Fernando Del Vecchio
Author:

Fernando Del Vecchio

Title:

Innovation on Design Is Not Inside Design

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
3
Followers:
662
Rique Nitzsche
Idioma:
PT
Author:

Rique Nitzsche

Title:

O design dos negócios

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
11
Comments:
1
Followers:
265
Luis Ramírez
Idioma:
ES
Author:

Luis Ramírez

Title:

Con los pelos de la burra en la mano

Share:
Interactions:
Votes:
111
Comments:
69
Followers:
53
Javier Rico Sesé
Idioma:
ES
Author:

Javier Rico Sesé

Title:

Debate: Trofeo de la Vuelta España: ¿plagio?

Share:
Interactions:
Votes:
81
Comments:
86
Followers:
17
Red de Diseñadores con Conciencia Social
Idioma:
ES
Author:

Red de Diseñadores con Conciencia Social

Title:

Entrevista a Joan Costa

Share:
Interactions:
Votes:
92
Comments:
14
Followers:
124
My opinion:

Login with your account to comment on this article. If you do not have it, create your free account now.

0
Ady Mar
Oct 2013

Hola quisiera saber si alguien sabe de algun libro que hable especificamente sobre esto, me dieron varios a leer en la universidad pero ninguno habla claramente de esto, lo que pasa esq quiero hacer mi tesis sobre eso y la solucion para levantar el diseño :) graxias espero sus respuestas.

0
Reply
0
Laejandro Chavarria
Oct 2012

Considero que esto tiene un trasfondo más complicado, pero en mi opinión es un problema cultural, tanto por parte del Profesional como del Cliente.

Culturalmente, el Cliente no está acostumbrado en dejarse asesorar por un Profesional del diseño para su empresa, intenta resolverlo el mismo. Pero a la vez el Profesional debe de estar capacitado para resolver su demanda.

0
Reply
1
Mariano Calvo
Oct 2011

hasta que no haya un colegio de diseñadores, y un permiso para diseñar... y un ente que controle todo y sea todo mas legal, y tarifas estandar,... hasta que no pase eso, los recolectores de basura seguiran ganando mas que un diseñador recien egresado de la FADU.

2
0
Fernando Gabriel Pozurama
Jul 2016

100 % de acuerdo.

0
Reply
0
Daniel Martin
Oct 2011

A criterio personal, mi experiencia sobre el trato con los clientes debe ser resolutiva en un lenguaje simple y directo, aclararle las dudas y mostrarle el por que cobramos tal precio: por el tiempo, tecnología y la experiencia que tenemos, algo que aprendí como asesor en ventas en una importante multinacional es que el cliente no siempre tiene la razón, hay que cobrar lo que se considere apropiado y no caer en regateos porque desmerece nuestra profesión, además si somos muy permisivos ese cliente nos traerá dolores de cabeza.

4
Reply
0
Juan Camilo Gomez
Sep 2011

yo creo que se debe producir un cambio en la mentalidad del diseñador y del cliente, ambos hacen parte de la problematica.

pienso es cuestion de dialogo entre los 2

0
Reply
0
Belén Farías
Apr 2011

Hay muchos que no valoran el diseño, si es verdad, pero lo que realmente lo valora, debe tener muchas cosas en cuenta, tambien hay muchos queriendose llamar «diseñadores» que no lo son, y nos quitan el trabajo por un par de billetes que enrealidad, ni saben lo que hacen

0
0
Fernando Gabriel Pozurama
Jul 2016

De acuerdo.

0
Reply
0
Rogmy Armas
Jan 2011

Creo que es hora de reclamar espacios, hacer sentir la utilidad de la profesión. Quizá nos hemos dejado faltar el respeto durante mucho tiempo, sobre todo en Venezuela es difícil encontrar espacios que no hayan sido invadidos por pseudo informáticos oportunistas que montan en photoshop lo que el cliente les pide por una paga miserable.

0
Reply
0
Oko Dominguez Coll
Jan 2011

El diseño no es valorado. Afontemos el hecho de que no todos nuestros clientes son o pueden ser educados en cuanto a lo que realmente es el diseño gráfico. Muchos creen que es el manejo de programas y no piensan ni por un minuto una explicación del porqué de cada cosa realizada. A veces admito, me preocupa que el diseño sea rebajado a un centro de copiado y como carrera, que se vaya hundiendo porque«no da mucho dinero» como aprender otras carreras. Hay que amar el diseño para aprenderlo y ejercerlo. Pero me pregunto, para aumentar su valor, tendremos que volvernos hibridos? Diseño + ???

0
Reply
0
Karen Rios
Nov 2010

El Diseño si tiene valor, por supuesto que lo tiene. El problema es con el precio, y si esta muy mal remunerado.

0
Reply
0
Patricia Villajuana
Oct 2010

este es problema enfrentamos hoy en dia , pero esto depende como la sociedad percibe al diseño grafico. un estudio de mercado me ha hecho ver que muy poca gente conoce sobre diseño ya que tienen un concepto erroneo sobre su trabajo o simplemente no lo conocen , por otro lado hay ocasiones donde el propio diseñador a provocado esta situacion al no saber trabajar en equipo.

0
Reply
0
Antonio Villalobos
Sep 2010

Me parece que la solución a esto es cambiar la mentalidad de ambas partes (clientes-diseñadores) y aun más me atreveria a mencionar una tercera (el sistema de enseñanza-escuela).

1.- Tanto el cliente como el diseñador no valora el trabajo, el primero por intentar gastar menos y el segundo por no saber vender su trabajo, lo que nos lleva a la tercera parte de esto, nadie te enseña como presupuestar tu trabajo.

2.- La formación de diseñadores, al menos aqui, es rica, pero en estos ultimos años a perdido valor gracias a esucelas que sacan diseñadores en 6 meses.

0
Reply
0
Juan Carlos Jiménez Méndez
Aug 2010

El problema es que los mismos diseñadores no valoran su trabajo o lo que es aún peor, no son capaces de justificarlo, ya lo dijo Abelardo Rodríguez no aplican el lenguaje minímo de un diseñador cuando estan frente a un cliente, entonces como esperan que sea remunerado bien, cuando hay bastantes diseñadores que no saben explicar el diseño que elaboraron.

Estoy de acuerdo en lo que dicen «la universidad no te enseñan el como cobrar, hay bastantes diseñadores, ley de oferta y la demanada y muchos etcéteras», pero cuantos cobramos por lo que sabemos y no por lo que hacemos.

0
Reply
0
Lourdes Santana
Jul 2010

Sí, la mayoria de los Diseñadores opinan esto, pero no todos, cada cabeza es un mundo diferente, y con las mismas tácticas con las que se vende un producto determinado es que el diseñador debe de vender su trabajo, el valor lo estableces tu mismo mediante las necesidades que tengas y el profesionalismo que creas poseer. El desafasaje se debe a que muchas veces sabemos que nuestro proyecto es oro pero la realidad es que el entorno no esta dispuesto a pagar el verdadero precio del mismo. Soluciones producir un cambio en la mentalidad de aquellos diseñadores que no valoraran su trabajo y profesionalidad.

0
Reply
9
Juan Carlos Rodolfo Coronel
Jul 2010

Cuantos diseñadores estamos preparados para SUSTENTAR realmente… una propuesta gráfica; propuesta presupuestaria; estrategia de comunicación; asesoría; plan de contingencia; estrategia de marketing; plan de producción; o una tarifa, etc., etc...

Muchos de estos términos, corresponden al lenguaje empresarial y es nuestra obligación saber manejarnos con estos códigos… tenemos que conocer cuáles son las reglas de juego de nuestros clientes potenciales, con ellos negociaremos, y si queremos que nos tomen en serio debemos estar a su nivel.

0
Reply
1
Marcelo Pérez
Jul 2010

En cuanto a este tema creo hay varias realidades, la q considero más importante en este momento es la falta de un colegio o entidad q maneje el flujo de las comunicaciones d diseño, genere estándares d precios, sancione la mala práctica, etc.. pero q principalmente le otorgue al diseño el estatuto y la profesionalidad q tanto necesitamos.

Y a Romina Miraglia le digo q el problema radica no tanto en la gente q egresada de la facultad trata de emprender su estudio (y q tienen el mismo derecho q tuviste cuando iniciaste el tuyo), sino en las personas q nunca estudiaron y pretenden hacer diseño.

0
Reply
0
Romina Miraglia
Jul 2010

Mira me parece que el problema viene de ambas partes!

Por empezar uno de los grandes problemas es que estudiantes salen de la facultad y lo ponen un estudio de diseño.. y obviamente se bajan los pantalones para poder conseguir clientes... pero esto perjudica a muchos que nos rompemos hace años en armar una empresa como la gente y ofrecer servicios realmente profesionales!

Me parece que por parte de los diseñadores el ponerse un esudio y ofrecer servicios hay que tomarselo en serio y no como un hobbie o juego.

Y el cliente creo que hay que tratar de evangelizarlo paraque comprenda la importancia.

0
Reply
0
Daniel Montalvo
Jul 2010

SON MUCHOS MOTIVOS. ES LA PROSTITUCIÓN DE LA CARRERA, EN CUANTO A QUE HAY MUCHA PIRATERÍA, SEUDO-DISEÑO, NO HAY UN MARCO LEGAL QUE LEGALIZE EL EJERCICIO PROFESIONAL DE LA CARRERA, ES DECIR; EN MUCHOS CASOS NO SE PIDE UNA CÉDULA PROFESIONAL COMO EN OTRAS CARRERAS Y SOBRE TODO LAS MALAS COSTUMBRES VISUALES Y TÉCNICAS DE LOS EGRESADOS, ESCLAVOS DEL INTERNET DE LOS VECTORES Y DEL CORTO Y PEGO. POCA FORMACIÓN ADMINISTRATIVA O DE MERCADO. DEBE EXISTIR MÁS PROFESIONALIZACIÓN E INFORMACION DE LA CARRERA; TANTO DEL QUE CONTRATA COMO DEL DISEÑADOR MISMO.

0
Reply
0
Ricardo Van Steen
Jul 2010

O artista tem que fazer valer sua assinatura e isso pode acontecer de varias maneiras: produzindo trabalhos de design que virem referência de mercado, tendo um trabalho artístico pessoal que dialogue e alimente o de designer, ou ainda trabalhando em favor de causas. A combinação dessas três intenções a longo prazo, além de ajudar na formação, tende a elevar o preço de qualquer designer.

0
Reply
0
Luis Quintana
Jul 2010

Por lo menos en mi país es un problema de industria, la publicidad concentra gran parte del desarrollo del diseño gráfico y del impacto de la industria de las comunicaciones en el PIB. Aparte de la gran cantidad de universidades e institutos técnicos donde se imparte la carrera de diseño gràfico para un mercado pequeño como el nuestro.

Tambien influye la poca o ninguna existencia de colegios profesionales en el area de las comunicaciones.´

0
Reply
0
Mirla Blanco
Jul 2010

A mi criterio muchas veces el diseño grafico es mal pagado por que los mismos compañeros diseñadores no saben darle valor a su trabajo por que se conforman por ganar poco aun estando muchas horas frente a un computador y no hacen presupuestos y creen que por cobrar poco tendran mas clientes y lo unico que hacen es devaluar el trabajo de los demas diseñadores. Si en nuestro pais hubiera una cultura donde se conociera mas el trabajo de un disedor las personas sabrian que el hecho de pagar poco no sera el mejor trabajo.

0
Reply
0
Marlon Medina
Jul 2010

El caso Venezuela es meramente de carencia cultural y gremial, situación que ha llevado dar ventaja a la proliferacion de manera desproporcionada, de operarios quienes ofertan los servicios muy por debajo del precio real dejando de lado la formación de nuestros profesionales sin un ente gremial aun hoy en el 2010, que controle esta irregularidad.

La metodologia para darle valor a nuestro trabajo, estoy convencido que se basa inicialmente en difundir la importancia del Diseñador Grafico dentro de la sociedad para de esa manera crear conciencia y comenzar a darle valor moral y economico.

0
Reply
24
Pier Alessi
Jul 2010

No podemos cambiar la mentalidad de millones de clientes en el mundo pero si la nuestra como profesional, una colegiatura para diseñadores es importante porque proteja al profesional tanto el titulado como el autodidacta y ponga en su lugar al comerciante de dibujitos que los hay bastante y se aprovechan de la ignorancia para «hacerse rico» sin importarle el desastre visual y comunicacional que generan.

0
Reply
0
Lisandro Paillet
Jul 2010

Primero en principal tiene que existir un colegio que regule los precios, como en Brasil. Eso daría una imagen de profesionalismo frente al cliente, hay mucha gente que no sabe que se estudia, de que se trata el diseño grafico. Esto sería un gran avance para cambiar la idea del «dibujito» por parte del cliente.

0
Reply
1
Gabriel Perez
Jul 2010

Lo que necesitamos y es en cualquier profesion, es ser 100 % honestos y fieles a los principios de cada trabajo. No permitir que denigren nuestra profesion al dejar que los clientes pongan precios/costos a nuestra labor y nosotros mismos no dejar de realizar el mejor trabajo con la calidad que sabemos hacer. Si nos dejamos llevar por «es un cliente pequeño que no sabe de diseño», ó « es un GRAN cliente y le cobrare mas», esa sera nuestra referente a futuro, y de esa manera, no tendremos bases para aclamar justicia en el pago por los servicios que prestamos.

0
Reply
0
Silvana Ertola
Jul 2010

Totalmente de acuerdo con la a opinión de Santiago Trevisan.

A mi humilde entender creo que hace falta la presencia de alguna institución o sindicato que ampare o contenga las problemáticas de los diseñadores gráficos.

Yo creo que ordenaría bastante esta especie de desorden de competencia que hay entre los diseñadores además de ayudar y dar soluciones.

Una institución donde las problemáticas del diseñador puedan ser resueltas de manera profesional, proporcionando límites y pautas para armar un presupuesto.

Donde se brinde ayuda a los estudiantes que egresan de la carrera y preocuparse por

0
Reply
0
Guillermo Roman
Jul 2010

pienso que deben pensar más porquehay muchos diseñadores truchos que no le ponen ganas a su trabajo por que no les gusta en realidad.sino porque para estos es solo un ingreso extra no lo toman de enserio como una vocación,entonces emmm.los clientes eh advierten que sus diseños son una cagada y no les ayuda a vender..

0
Reply
30
Luis Jaime Lara Perea
Jul 2010

Soy vendedor de autos nuevos.

Me quejo porque no puedo vender un auto compacto estándar al precio de lo que vale un Mercedes Benz (equiparable sólo en tamaño).

¡Si los dos te mueven!...los dos tienen asientos, volante, neumáticos, etc.

¿Qué tipo de auto y qué servicio respalda la venta de este auto de lujo?

¿Qué venden ustedes como diseñadores?

¿Autos compactos sencillos o equipados?, ¿cuál es su garantía y servicio?.

¿No sabemos cobrar? ¿no vemos la diferencia entre los dos autos?

Los clientes sí la ven y nosotros también.

Es cosa de reconocer, ubicar y valorar nuestro trabajo.

2
Reply
1
Santiago Trevisan
Jul 2010

100% de acuerdo con las opiniones de Fernando Burgos (opinión nro 110) y Enrique Avogadro (opinión nro 10). Queda trabajar para que se profundice el camino iniciado en BsAs y se extienda a toda la Argentina.

Creo que a nivel nacional el INTI también está dando un paso importante: www.inti.gov.ar/prodiseno/boletin/

Y el trabajo es tanto de las instituciones, como de los mismos diseñadores.

Si hablamos de «caro» o «barato», no tiene que ser el cliente el que pone «el piso» sino los mismos diseñadores ... y eso no se está haciendo, por la falta de instituciones sanas y serias.

0
Reply
0
Ponderosa Yam
Jun 2010

En mi opinón la gente no valora la importancia del diseño y a veces tampoco al diseñador; incluso muchos cuestionan nuestros conocimientos y criterios.

Con la proliferación de los operarios que se creen diseñadores el precio sigue bajando y a los verdaderos profesionales les cuesta venderse, es un círculo vicioso. La matrícula quizás sería una buena idea.

Gente todo bien pero algunos tienen unas faltas de ortografía HORRIBLES!

0
Reply
0
Luis Xavier Tuguminago
Jun 2010

Muchos de los clientes no valoran el diseño, y te dicen si yo puediera lo hicieran; por esa razón es que al cliente se le ha mal acostumbrando a presentarle más de 20 v0cetos o más para que al final el diseño se quede como a ellos les gusta no lo que en verdad deberia comunicar. Por esa razón se asustan cuando se enteran del valor que tiene diseñar.

Ese es unos de los factores negativos que tiene nuestra profesión, sin embargo para aumentar el valor que tiene el diseño primeramente debemos ser muy profesionales y meticulosos en lo que hacemos.

Más bien hay que educarle al cliente.

0
Reply
2
Iliana Lorán
Jun 2010

Definitivamente hay que darle el valor a nuestra profesión y enseñarle ese valor al cliente, aparte de ser diseñadora aprendí a ser vendedora y poco a poco vendo mejor mi trabajo por la comparación de mi trabajo con el barato pero no profesional. Si un cliente no quiere pagar nuestro precio abra quien si lo valore, no nos rindamos, comencemos a provocar olas para un cambio de pensamiento, nuestros clientes deben de apreciar y pagar el valor de un diseño profesional.

0
Reply
1
Fabian Trigo
Jun 2010

El problema del servicio de soluciones de diseño es que se ha convertido en un commodity y como tal, las empresas que contratan buscan pagar el valor más bajo por el mismo servicio. Mi solución ha sido desplazarme de ese lugar de commodity y dar un servicio diferenciado solo para aquellos que están dispuestos a pagar por eso, los demás no me sirven. Algunos tips : «no es bueno venderse barato» y «de lo que crees que vale tu servicio, el cliente está dispuesto a pagar 4 veces más», «tu servicio vale y tienes que cobrar por eso»... luego están tus dones de buen vendedor para hacerlo realidad.

0
Reply
30
Luis Jaime Lara Perea
Jun 2010

No entiendo a qué se refieren con justo e injusto. Cada quien establece su precio en base a sus gastos y expectativas de vida y deben estar soportadas en la calidad de sus servicios.

Yo no me quejo, a mí nadie me pone el precio a mi trabajo. Yo no trabajo para quien no entiende lo que hago, así como no pago más cuando compro algo que no considero que lo valga.

Oferta y demanda, palabras clave para saber qué terreno pisa uno.

No se quejen, defiendan su valor.

Hace tiempo leí: «Cada quien vale en lo que es capaz de venderse.«

Saludos a todos.

1
Reply
22
Fernando Casas
Jun 2010

El diseño se paga mal porque se vende mal, y eso es responsabilidad del diseñador. Hay muchos más doctores que diseñadores, pero en ningún lugar vemos anuncios de «diagnóstico gratis en la compra de su medicina».

El remedio: enseñar a los estudiantes a pensar que el diseño es un negocio (lo cualno está reñido con la responsabilidad social, y las aspiraciones de trascendencia).

Pero además, la profesión es tan rica, que ni siquiera hay que estar a la caza del cliente perfecto; hay bastantes más opciones.

0
Reply
0
Jesús González Barrilero
Jun 2010

Quién no conoce a algún colega que ha hecho «colaboraciones casi gratis»? ¿Conocéis algún abogado o fontanero que haga eso? Luego están las agencias, que se han inventado «el becariado» y han jodido la profesión. ¡Menos mal que son todos de izquierdas! ¿Qué habrían hecho si fueran de derechas? Y tras el «becariado» hay muchas opciones: ponerse de autónomo, montar una societé o seguir la espiral de sueldecillos de nuestra profesión. Porque en nuestra profesión hay ya dos clases: los de antes del año 2000 y los de después del año 2000. Y es cómo si fuesen profesiones distintas,

0
Reply
0
Jesus Corrales
Jun 2010

Los clientes pagan poco porque el diseñador no sabe enfrentarse al negocio con postura. Puedes tener la lista de precios mas solidarios y aun asi encontrar clientes no satisfechos con los precios. Siempre puedes llegar a un acuerdo con el cliente, lo importante es lograr ese acuerdo, si no sabes como vender tus productos es dificil que los clientes quieran poner los suyos en tus manos.

0
Reply
0
Omar Santiago Figueroa Díaz
Jun 2010

no te van a pagar por el diseño,

los clientes pagan por un producto diseñado, por una marca reconocida, por la calidad , por el valor agregado, por un buen servicio.

En una empresa el diseñador es un eslavon más, y si el diseñador monta un estudio solo de diseño, se muere de hambre, los clientes pagan por un producto y el diseño innovador es el preferido

0
Reply
0
Alejandro Sanchez (Lejo)
Jun 2010

opino que dentro del campo del diseño nos enfrentamos a una batalla diaria entre quienes hacen diseño con concepto y quienes hacen diseño por cualquier peso, aqui es donde creo que las diferentes entidades de aprendisaje deben incentivar a que todo lo que hagan tienen que saber defenderlo, hacer que agrade y saver como venderlo de este modo haciendo valer diseño y concepto, de seguro que si se save manejar esto , el cliente paga lo que estas pidiendo y el valor como diseñador va creciendo.

0
Reply
0
Elías Vargas
Jun 2010

El buen diseño se paga así mismo.

0
Reply
0
Jesús González Barrilero
Jun 2010

Estoy muy de acuerdo tanto con Alejandra Aceves como con Lucia Borjas. Yo también pienso que haría falta un Colegio de Diseñadores. La pregunta es: ¿Por qué no está ya montado? ¿Alguien lo sabe? En cuanto a los planes de estudio, simplemente no han sabido ver todavía el cambio que se ha producido, y eso es por la cantidad de directores de escuelas de diseño que están «apalancados» en la comodidad de su puesto... Instalados en la seguridad de una realidad muy diferente a la de la «calle». En cuanto a las soluciones, la educación es el camino, pero también habría que buscar soluciones para «ya».

0
Reply
0
Alejandra Aceves
Jun 2010

A las escuelas de diseño debería exigírseles dar aulas de mercadotecnia y ventas a sus alumnos. No todo es poner florecitas y hacer que mi trabajo sea el más bonito. Como dice un proverbio: «Cualquier tonto puede pintar un cuadro, pero sólo un genio es capaz de venderlo». Si uno no se valora, nadie más lo hará. Si un cliente no me quiere pagar lo que pido, no es que yo esté vendiendo caro, es que él no puede o no quiere pagarlo ...y necesito entonces buscar a otro cliente que sí pueda y esté dispuesto a hacerlo.

0
Reply
0
Carlos Alberto Olague Alcalá
Jun 2010

Creo que en la mayoría de las profesiones nos sentimos mal remunerados, no solo en el diseño. El elemento clave es que la gente no valora la importancia del diseño, y al no entender su valor, es muy difícil que esté dispuesta a pagar lo que el diseñador considera que es justo. Es una diferencia de puntos de vista lógica si no promovemos el valor del diseño, principalmente en la comunicación gráfica.

0
Reply
0
Lucía Borjas
Jun 2010

Leí algunos comentarios y son pocos los que hablan de una Colegio de diseñadores, que yo creo que es la base fundamental de este problema. En el camino he aprendido hacer contratos, lo ideal es que lo haga un abogado, por su puesto... yo los hago mal, pero el abogado cobra una cantidad que está estipulado por su colegio, por lo menos un precio base y de ahí él le coloca lo que quiere, él es el profesional en el asunto de los contratos, yo soy diseñadora.

0
Reply
0
Jeannette Lartategui
Jun 2010

Los clientes siempre buscan un buen precio, pero tambien un buen trabajo, nos toca a los diseñadores fijar el precio, si lo hemos calculado bien, es muy probable que encontremos un cliente que este dispuesto a pagarlo, si al mismo tiempo reconoce la calidad que esta buscando en nuestras muestras de trabajo. A medida se obtiene la «experiencia» el diseñador puede adicionar a su oferta ese valor agregado, que algunos clientes prefieren para evitarse dolores de cabeza, pues «lo barato sale caro».Todo depende de nuestra capacidad de negociación que es algo que no se aprende en la universidad.

0
Reply
0
Gerardo M Castillo
Jun 2010

la solución es saber vender el producto, saber como hablar con el cliente, en su idioma ya que la costumbres es hablar el idioma del diseñador, cuando el cliente es un administrador son formas muy distintas de ver la vida por el perfil profesional, y realmente conocer lo que se esta haciendo, conocer de procesos, materiales, y estar actualizados en tecnología ya que este permite hacer mas cosas en menor tiempo, y es mas sencillo tener la mentalidad de adaptarnos la cliente que cambiar a 20 mentalidades, solo hay que desarrollar la inteligencia emocional.

0
Reply
0
Rogerio Foster Vidal
Jun 2010

Para melhorar a nossa profissão é preciso com urgência fazer o «Accreditation» em cada pais. Como nós Designers podemos nos apresentar aos nossos clientes como profissionais se não nos portamos como tal para a nossa profissão? Temos que fazer do Design uma profissão independente da capacidade de cada profissional. Uma profissão organizada pelos seus profissionais que os promova e os ajude a promovê-los junto ao mercado consumidor de Design. Ou seja primeiro devemos nos respeitar, para depois solicitar respeito de nossos clientes e do mercado.

0
Reply
0
Luis Fernando Olivares Fdz.
Jun 2010

Creo que seria bueno inculcar alas próximas generaciones de diseñadores que miren a su alrededor y vean a su próxima competencia en el campo laboral , que no solo son ellos si no que hay un mundo de diseñadores (buenos, malos, fakes, dioses del diseño) y cada uno de ellos es un posible rival para obtener determinado trabajo que no le den el beneficio al cliente al malbaratar su trabajo como se dice coloquial mente en México (darse su taco).

Todo esta en educar a los clientes y no malbaratar nuestro trabajo por más simple que sea su elaboración cobrar lo que tu ética valga para esa tarea que realizaste…

0
Reply
0
Fernando Burgos
Jun 2010

El desfasaje se da por diferentes motivos.

Situación económica del país.

Falta de Colegiatura de profesionales (Colegio de Abogados o arquitectos)

Falta de juego limpio entre profesionales y empresas que se dedican a ofrecer el servicio de diseño.

Y por ultimo y no por eso menos importante, la necesidad de conseguir dinero para mantener la infraestructura de lugar de trabajo y la estabilidad económica familiar.

0
Reply
0
Amparo Coterillo
Jun 2010

Hay un problema de desfase de sistema económico, más global que profesional. Segunda revolución industrial: en la imprenta tradicional el valor del tipógrafo o el dibujante comercial tenían su función y su maestría. Tercera RI: de lo analógico a lo digital: 1 Predomina el contenido visual frente a la letra y no hay una educación gráfica del mismo modo que aprendemos el lenguaje escrito + 2 Falsa idea de que los ordenadores lo hacen todo para expandir su uso + 3 Economía que disminuye las clases medias y prima la innovación y tecnología. Posibilidad: apuesta por las industrias creativas.

0
Reply
0
Augustus M
Jun 2010

El chip esta en el Diseñador, se trata de negociación ademas de que no siempre nuestros clientes podran pagar los costos de un diseñador, debemos mantener bien claro cuanto vale nuestro trabajo, pues si al inicio «regalas tu trabajo» acostumbrate a regalarlo siempre...

0
Reply
0
Juan Carlos Espitia Reyes
Jun 2010

LO MAS IMPORTANTE ES DARNOS EL VALOR COMO PROFESIONALES DEL DISEÑO, MEDIANTE EL CONOCIMIENTO PLENO DE NUESTRA PROFESIO. HAY QUE SABER QUE ES LO QUE ESTAMOS TRABAJANDO Y SOBRE TODO PARA QUIEN,

LO DISEÑADO, SERA EL REFLEJO DE NUETRA CAPACIDAD PARA PLASMAR Y NEGOCIAR.

0
Reply
0
Silvia Jilari Flores Bahena
Jun 2010

En lo personal estoy totalmente de acuerdo que como diseñadores tenemos que restablecer las reglas del juego y valorarnos como tal, sin embargo existe una gran cantidad de personas creativas que no tienen la fonación como profesionales y que están disminuyendo el valor de nuestro trabajo, sin embargo nosotros como profesionales TENEMOS LA CAPACIDAD DE CREAR EL ANÁLISIS Y ESTRATEGIA PARA RESOLVER UN PROBLEMA, DANDO SOLUCIONES DE DISEÑO, Y CREO QUE ES HAY EN DONDE NOSOTROS PODEMOS DARNOS EL VALOR QUE NOS CORRESPONDE FRENTE A NUESTRO CLIENTE.

0
Reply
6
Alejandro Ribadeneira
Jun 2010

El valor al diseño lo da cada Diseñador, claro está que el cliente «siempre» tiene el presupuesto reducido y normalmente, el común de los negocios (hablando localemente) va directo a la imprenta donde por imprimir con ellos no le cobran el diseño. Pero ese es un punto y a parte pues el resultado pocas veces puede considerarse como un pieza de comunicación de «diseño». Finalmente una de las estrategias para valorar mi trabajo y cobrar finalmente lo justo dependiendo el trabajo. ha sido el cobro por horas. y un ajuste en el estudio intelectual, finalmente engancho al cliente creando continuidad.

0
Reply
0
Cindy Viviana Ruiz Diaz
Jun 2010

todo depende de la posicion de nosotros como diseñadores ante este tipo de situaciones ya que somos nosotros mismos los encargados de crear conciencia de diseño.

0
Reply
22
Cecilia Salinas
Jun 2010

Creo que cambio de mentalidad esta en el origen, es decir en quien crea el diseño. Sin embargo tengo que mencionar un fenómeno social que ha trastocado nuestra labor, los técnicos en diseño gráfico, estos cobran poco y se ostentan como profesionales. Un cliente no comprende a cabalidad la distancia que hay entre quien tiene una preparación visual y quien solo sabe manejar un programa. Así un diseñador que cobra lo justo les parece excesivo y muchas veces ante la necesidad de dinero el diseñador sucumbe y mal barata su trabajo.

0
Reply
0
Susana Ramírez
Jun 2010

Una de las últimas materias que tomé cuando estudiaba Diseño y comunicación visual, trataba sobre la gestión de la profesión, pero sólo duraba 4 meses!! Los cuales no eran suficientes para resolver tantas dudas. ¿Porqué dejarlo al último semestre? Porqué no comenzar desde el inicio de la carrera y enseñar a los chicos a negociar, que el trabajo del diseñador tiene un valor, etc.

Yo acabo de egresar y he olvidado lo que supuestamente me enseñaron en 4 meses!! Ahora me cuesta trabajo ponerle un precio a mi trabajo!!

0
Reply
0
Vk Escalera
Jun 2010

definitivo el costo y el valor es muy distinto.. el valor por nuestro trabajo se lo tenemos que dar primeramente nosotros, para de esa forma demostrarle a los demás que es importante que le den tmb su valor y saber argumentar al cliente nuestro trabajo, ahora el costo.. y la remuneración se enfrenta a muchos más factores, tales como la competencia, el mercado real, los que se dicen diseñadores y «hacen» nuestro trabajo sin tener conocimiento de muchas cosas, sin dejar de contar nuestra mentalidad, muchas veces nosotros somos los primeros en regatearnos nuestro trabajo.

0
Reply
0
Carlos Nina
Jun 2010

Destaco el comentario de Eugenio Alanis, me aprece la mejor manera de ver el problema. Por otro lado, creo que El Cliente no podrá darle un costo adecuado al diseño, simplemente porque no es diseñador. Es el diseñador el que debe saber «conducir» al cliente, hacia una solución adecuada y debe presentarse como un profesional, cuyos servicios generan valor para la empresa.

Hay diseñadores que tienen actitud de «secretarios» (sin ofender), otros tienen actitud de «medicos cirujanos». ¿Por cuál servicio pagariamos más?

0
Reply
0
Yaneth Batista Meza
Jun 2010

Justo estamos en una investigación del tema, y nos hemos topado de que la mayoría de las veces, el profesional no está preparado como administrador de su economía laboral, y en consecuencia no puede defender el valor, llámese monetario, profesional o personal que le da a su trabajo, algunas veces el motivo es porque carece del discurso verbal convincente para vender su trabajo al cliente. Por lo tanto hemos identificado que para el diseñador, hacer diseño es lo «más fácil» porque es en lo que se ha fortalecido. (La investigación aún no termina).

0
Reply
0
Amin Zaffa
Jun 2010

Yo pienso que solo nosotros como diseñadores, podemos aumentar ese valor que no se le da al propio diseño, hay que trabajar con el corazón, que se vea en nosotros, en nuestro portafolio, en nuestra experiencia y hasta en nuestro carácter, la profesionalidad de lo que hacemos, para que el cliente valore que gana mas para su empresa, pagando lo justo, por algo bien hecho, bien planeado y bien solucionado.

0
Reply
0
Eugenio Alanis
Jun 2010

Es diferente el costo del valor. Aquí les dejo mi opinión por que a veces el foro limita un poco los caracteres para expresarse. Saludos. http://eldisidente.wordpress.com/2010/06...

0
Reply
1
Máximo Marull
Jun 2010

El cambio en la mentalidad de los clientes (los que realmente lo son) se está produciendo. El secreto es hacerles sentir la diferencia en la calidad de la oferta que uno realiza, así y todo la profesionalización de la oferta es algo que cuesta aprender y dificilmente se aprenda durante la carrera de Diseño.

Es un tema para largo... recomiendo los fasciculos de Innnovacion y Diseño de Revista Pymes, hay textos muy buenos para profesionalizar nuestra oferta y que el cliente comprenda con claridad.

0
Reply
0
Jesús González Barrilero
Jun 2010

José, el problema de tu planteamiento no es que no sea correcto lo que dices.El problema es que la vía de la educación del cliente es muy lenta. Necesitamos soluciones más contundentes y coordinadas a mayor escala. No tiene sentido que estemos cobrando menos que un tio que viene a casa a cambiar una tubería cuando nos pasamos la vida actualizándonos y cuando nuestro trabajo requiere de horas hablando con el cliente en sucesivas visitas para encauzar el encargo. Una complejidad para nada «reflejada» en los precios que se cobran. Es vital que se regulen los precios vía colegial, p.e.

0
Reply
0
José Mañogil Aracil
Jun 2010

Este es un gran debate que todos deberíamos opinar.

En primer lugar, habría que educar al cliente y hacerle ver, mediante el trabajo, que el diseño gráfico es una profesión seria. Que detrás de cada trabajo hay un estudio tanto creativo como teórico, que no se trata de hacer «unos dibujitos» (como piensa mucha gente).

La solución a todo esto, es estar convencidos nosotros mismos de nuestro trabajo y así es la única manera que logrameros transmitir este sentimiento a nuestros clientes. Ánimo a todos y yo mismo en primer lugar. Un saludo.

0
Reply
0
Jesús González Barrilero
Jun 2010

Creo que tenemos tres problemas graves: 1. Exceso de diseñadores 2. Una relación hora/precio bajísima. 3. No estamos regulados por colegios profesionales lo que se traduce en división y pérdida de profesionalidad. El primer punto significa que hay pocos sitios «rentables» que puedan contratar diseñadores de manera fija. Esto provoca el autoempleo, que es «precario» y débil en su capacidad de negociación. El segundo punto es resultado del «conocimiento» de esa situación. Es decir, es debido al «miedo» de los diseñadores. El tercer punto es debido a la «precariedad» del sector. Urge hacer algo.

0
Reply
0
Ismael Alviani
Jun 2010

La frase de «zapatero a tus zapatos» se puede aplicar a todo el contexto de diseñador-cliente: el cliente tiene necesidades comerciales y el diseñador plantea soluciones gráficas. Algo que está muy desvirtuado es el disponer de un agente comercial que gestione la parte de negociar por tu trabajo, en lo cual son los expertos. Tener un buen comercial puede ser un gasto más o una inversión, según se mire

0
Reply
0
Regina López
Jun 2010

El problema inicia dentro del gremio de diseñadores, debemos iniciar siendo más estrategas no solo en la comunicación sino en el manejo del negocio. Hay que generar una cultura que valore el trabajo que realizamos, pero iniciando por respetar cada uno los proyectos que se efectuan. Se debe tener una visión clara del impacto del trabajo del diseñador en la sociedad para valorarla. La responsabilidad de cambiar el pensamiento del cliente esta en los diseñadores realizando proyectos más eficientes, efectivos e innovadores.

0
Reply
0
Walter Carlzon
Jun 2010

Aplicar todos los pasos requeridos en el desarrollo de un diseño genera un trabajo sin fisuras y satisfactorio, y a su vez cumplirá efectivamente con todos los objetivos planteados. Es fundamental que nuestro cliente sepa de estos procesos. Si este factor está presente en nuestro trabajo tendremos siempre alto valor y buena remuneración.

0
Reply
19
Marcelo Alvarez Bravo
Jun 2010

Sigo escuchando quejas y argumentaciones sin sentido, no veo ninguna posibilidad de mejora si nuestro gremio se sigue mirando el ombligo. Señores, ser creativo, manejar conceptos de estética y temas afines no es el tema de fondo, los invito a leer el Post de José Miguel Muga con una visión desde la óptica del cliente, el texto contiene afirmaciones como esta:«Valor por valor. No pago por monos ni financio creativos«

Sigue leyendo aquí:

http://www.alvarezcastelli.cl/wordpress/...

0
Reply
0
Micro Kosmos
Jun 2010

Un factor que no se toca al hablar del valor del diseño es la calidad gráfica ya que no todos los diseñadores mantienen un alto nivel; son pocos los que ofrecen respuestas realmente creativas e innovadoras ante las necesidades de comunicación del cliente. Pero también son pocos los clientes con un sentido estético suficiente para distinguir claramente quién le está entregando un buen trabajo gráfico y quién nó. Personalmente, me encargo de educar al «paciente» desde la primera cita, mostrando ejemplos de buenos diseños y de desaciertos gráficos, esperando que así sepa darle valor a mi trabajo.

0
Reply
0
Ramiro Gonzalez
Jun 2010

El primer problema en México, creo, radica en la equívoca concepción (del gremio) del que el diseño gráfico es una disciplina transformadora y muy importante. El diseño (sin apellidos) lo es, pero en ninguna universidad seria se entiende esto. El apellido de «gráfico» no sólo se encuentra corto sino, además, descontextualizado de una realidad laboral que demanda habilidades comunicativas más complejas. Los chicos universitarios egresan con hondos huecos en su conformación (por ejemplo, no conocen el lenguaje audiovisual)¿Solución? Integrar el Diseño Gráfico con Ciencias de la Comunicación.

0
Reply
0
Ezequiel Hurtado
Jun 2010

Coincido con Juan Manuel Morraz.

Muchos de los diseñadores que conozco son los primeros en demeritar la profesión. Recuerdo cuando a mi jefa, el patrón de la empresa donde trabajo, le encargó que «enseñara» a diseñar a su hija. Las primeras palabras que mi jefa pronunció fueron «con que se vea bonito está bien».

Es necesario que nosotros mismos comprendamos que el diseño es un proceso y requiere una metodología, y los que lo sabemos, que sepamos también cómo transmitirlo a nuestros clientes para que sea valorado nuestro trabajo.

0
Reply
0
Gustavo Andrés Morales Santana
Jun 2010

Me parece absurdo que digan que tienen que debemos bajar los costos de nuestro trabajo mientras nos «hacemos conocer»; muchos salen a relucir en una sociedad, en un medio; otros jamás lo logran. Uno es el diseñador que quiere ser. Las universidades nos brindan conocimiento, pero nosotros lo aplicamos, por lo tanto somo nosotros quien nos hacemos diseñadores. Estudiantes, muchos...diseñadores, pocos. Solo la ambición, la honestidad y el talento es lo que hacen al diseñador ser diseñador. Subiendo el nivel, el compromiso y los precios por nuestro conocimiento, es posible, aumentar el V. del dis

0
Reply
2
Freddy Flores
Jun 2010

saber escojer el cliente es la mejor solucion...y trabajar con diseños ya establecidos para los clientes q no pueden pagar mas...yo creo q es la mejor manera..de ganar...«TIRAR LA RED AL MAR, PARA PESCAR A LOS PECES PEQUEÑOS, PORQUE CON PERSEVERANCIA OBTENDRAS PECES GIGANTES»...

«LA EXPERIENCIA Y RAPIDEZ DEL DISEÑADOR,HACE QUE EL CLIENTE TE PROMOCIONE A FUTUROS CLIENTES«

0
Reply
1
William Villasis
Jun 2010

tal vez vaya con el asunto, pero también hasta hacerse conocer, es necesario bajar los precios y cobrar muchas mucho menos de la mitad, aquí es pobremente valorado el diseño, por eso también se ven trabajos pésimos,

hasta hacerse conocer, creo que toca bajarse los precios, porque el cliente no va a pagar semejante cantidad de dinero por un logotipo o identidad a un diseñador, o empresa nueva. Esa es mi opinión.

0
Reply
0
Nubardo Elias Coy Quintanillo
Jun 2010

Pienso; en mi país estamos mal pagados. PRIMERO no tenemos un gremio que nos represente dignamente

ante las empresas, empresarios y clientes, SEGUDO: hoy día hay mucho profesionales y que diseñadores Free Lan, que se están dando a la tarea de desmejorar la profesión, haciendo cualquier cosa, y lo mas grave que la profesión esta siendo prostituida. «CREAR ES DISEÑAR, DISEÑAR ES CREAR».

0
Reply
0
Diego López
Jun 2010

Muchos diseñadores no sabemos manejar nuestro negocio y encima nos cruzamos con algunos clientes que valoran poco nuestro trabajo. Está en la decisión de cada uno en gastar energía y tiempo en hacerle entender al cliente que el diseño es una herramienta que le sirve para que este gane mas y lo adopte. El cambio de mentalidad se debe dar para ambas partes.

0
Reply
0
Diego Molinamorales
Jun 2010

Entender el diseño como parte de nuestra vida y como el negocio que remunera la actividad diaria, crear un valor en el trabajo de los que demandan éste y hacerles de su conocimiento los beneficios que obtienen con la asesoria de un profesional como lo es el diseñador gráfico, el diseñador también puede ofrecer un servicio completo de lo que hace y sacar la mentalidad tan corta que tienen de esta disciplina.

0
Reply
0
Fernando Gabriel Pozurama
Jun 2010

Agregando otro cero o consiguiendo clientes dulces.

0
Reply
19
Marcelo Alvarez Bravo
Jun 2010

Lo básico es entender que el diseño es un negocio, no es arte, el diseño como negocio consiste en generar valor en el cliente de mi cliente, este valor debe ser monetizable, medible, facturable y demostrable, cuando esto ocurre, recién ahí nuestra labor en la cadena de valor dentro de las compañías se hace visible ante los demás, podemos recién ahí tomar asendencia y ganar en autoridad frente a nuestro cliente, en consecuencia cobrar más por nuestro trabajo. Para aprender a generareste valor hay que aprender más sobre economía, comercio, planes de negocios etc.

0
Reply
1
Juan Manuel Morraz
Jun 2010

Yo creo que el principal problema está en el gremio de los diseñadores. Por alguna extraña razón no hemos entendido el valor de nuestra profesión, que no estudiamos una profesión con menor valor que otras y que jugamos un papel muy relevante en la construcción y posicionamiento de las marca de nuestros clientes. En mi experiencia los diseñadores que logran cobrar precios justos por sus servicios son aquellos que se presentan con un proceso de trabajo estructurado que le comunica claramente a los clientes cuales son sus ventajas competitivas, mismas que deben de tener una retribución justa.

0
Reply
7
Nei Zuzek
Jun 2010

Hay que trabajar más y mejor y cobrar más caro. El diseño es una poderosa herramienta de negocios y, si está bien hecho, bien conducido y bien vendido, agrega enorme valor al negocio del cliente. El problema del valor del diseño está en nosotros, los diseñadores, y no en los clientes. Somos nosotros los que tenemos que aprender a valorizar nuestro trabajo. Por eso, lo peor de todo es el diseñador que se vende por menos. Eso es lo que mata a nuestro negocio: la competencia desleal, el dumping, el «yo te lo hago por la mitad de precio».

0
Reply
0
Omar Acevedo
Jun 2010

Saludos, entiendo que el diseño gráfico es un comunicador visual que vende ideas. De la misma forma que un realtor comunica la mejor forma de vender una casa. Todo está en la forma del diseñador gráfico comunica a sus clientes (si hacemos estos artes, usted va a vender 20 veces más). Para que el diseñador venda lo suficiente, debe comunicar muchas ideas creativas para persuadir al cliente y acepte el negocio. Si no accede a tarjetas, se le habla de afiches, etc. Claro, puede bajar el precio, pero con la garantía de que re-ordene. Muy importante hacer diseños rápido para ser costo-efectivo.

0
Reply
18
Edgar Navarro
Jun 2010

Aumentar el valor de diseño comienza con aumentar la cultura del diseño, en un post anterior hablo Sanguinetti sobre el problema cultural que existe en nuestros paises en cuanto a la situación del diseñador como profesional al cual no se valora correctamente, este es un mal de toda latinoamerica y se dificulta el poder aumentar el nivel de comprensión sobre nuestros trabajos y sobre la remuneración, cambiar la mentalidad del cliente es un factor promordial, pero primero debemos cambiar nuestra mentalidad a la hora de cobrar nuestros honorarios.

0
Reply
3
Felipe Sossa
Jun 2010

Yo creo que lo más importante actualmente, es que el diseñador sea un profesional integral. El diseñador debe poder afrontar un problema de comunicación visual más allá de la forma, para que el cliente pueda ver el beneficio y asuma el proyecto como una inversión y no como un gasto. Por otro lado, en mi país el desprestigio del diseño gráfico se debe a la aparición de institutos que venden la carrera como si está consistiera en el manejo de un software puntual.

0
Reply
0
Juan P4Blo Solís
Jun 2010

El grán problema es que el creativo (lease diseñador) posee pocas habilidades administrativas y malicia en los negocios. Creo que hay que cultivar esa parte, todo se resumiría en información y educación, en mi país por ejemplo, nos afecta que la gente no sepa cobrar bien, y es algo que se resuelve con educación. Tenemos que aprender a cotizar desde el comienzo.

0
Reply
1
Freyma Martin
Jun 2010

Algunas de estas opiniones son muy ciertas, pero el cliente tiene que saber que nosotros como diseñadores, exigimos de acuerdo a nuestro trabajo, si el cliente está demandando un diseño con el cual quedo satisfecho, y sabe que va satisfacer sus necesidades, no puede haber ningún tipo de quejas al momento de pagar..

0
Reply
2
Jun 2010

Le verdadera participación del diseñador en la dinámica económica se produce cuando existe cultura de diseño en las empresas. Cuando la empresa para la cual se trabaja sabe interactuar con diseño obtiene buenos resultados y los valora. En Argentina todavía está pendiente la maduración cultural del diseño en las empresas, incluso en algunas grandes y poderosas. Lograr un cambio de este tipo lleva muchos años, por eso es necesario que diseñadores, docentes y políticos trabajen en esto con constancia y a largo plazo. En Argentina hay buenos profesionales para luego dar respuesta a la demanda.

0
Reply
0
Gersain Villafañe
Jun 2010

Creo, que cuando se presentan ese tipo de problemas, no solo se debe a que los clientes no valoran el diseño, también creo que es por los grandes cambios globales económicos, puede ser que este sea un punto de partida para reflexionar sobre lo que hacemos y plantear elementos que se adicionen al proceso de diseño o mas aun hacer un cambio de metodología y mercado, para proponer otro tipo de soluciones donde no solo se pague por un bien material, haciendo de esto otro un valor agregado. pensando en estrategia y un «gana gana», donde se planee como actuar y como actúa el cliente en el proyecto

0
Reply
0
Edward Pearson
Jun 2010

El trabajo atrae al trabajo, y la calidad de tu trabajo atrae a la calidad de tus clientes y si tu trabajo es bueno los clientes saben que vale. Siempre trato de cobrar caro cosa de tener que hacer un diseño a la altura del valor que estoy cobrando y asi lentamente voy subiendo la escalera de lo que valgo.

0
Reply
1
Romina Piera
Jun 2010

En mi caso, trato de revertir esta situación presentándome siempre como Licenciada, así mi cliente sabe que trata con un profesional; en segunda instancia, trato de que los resultados de mi trabajo sean tangibles: mi cliente se da cuenta de que aumentan sus ventas, de que se le abren puertas, de que aumentan sus posiblidades. Habitualmente yo cobro caro, así si el cliente no puede pagar, le hago un «descuento» pequeñito sin afectar mis costos ni utilidades. Lo de la asociación que todos mencionan me parece urgente.

0
Reply
0
Alejandro Potenza
Jun 2010

Es verdad muy acertada las opiniones y muy actuales. Considero que es un problema de Mercado también. Las empresas están tomando al diseñador como un empleado más. En mis clases de los viernes cuando hablamos de Inserción Laboral, que es una materia, todos estos aspectos son tratados. Ahora considero que las nuevas generaciones de profesionales tienen que revertir de inmediato esta situación, con profesionalismo, respeto y buenos laburos.

0
Reply
0
John Plascencia
Jun 2010

Natalia Barrera... Verdaderos diseñadores los Comunicadores Sociales?

0
Reply
0
Natalia Barrera
Jun 2010

Son muy acertadas todas las opiniones dadas. También es verdad que sólo los verdaderos diseñadores (Comunicadores sociales) podremos revertir esta compleja situación. Tenemos el derecho y deber de organizar entre todos un estudio de la realidad social, cultural y económica del mercado, creando leyes y asociaciones que nos permitan crecer y hacernos respetar como lo hacen otros profesionales ya sean abogados, escribanos, contadores. Tarde o temprano esto tiene que cambiar.

0
Reply
0
Fidel Romero
Jun 2010

1. Comparto la idea de que los diseñadores debe sustentar su trabajo en una buena metodologia de diseño, pero también sustentar el costo de cada proyecto en base a la experiencia y en un buen portafolio. Ahora bien, creo que las dos partes, tanto el diseñador como el cliente, deben valorar el proceso que conlleva la creativad y también es necesario que el diseñador conozca métodos de negociación. 2. Conocer al cliente: sus servicios, sus necesidades, su posición, sus propuestas e intereses, ayudarán a mejorar la situación del valor del diseñador.

0
Reply
0
José Luis Herrera
Jun 2010

Creo que con argumentos comprobables y con base solida y confiable se le puede cobrar lo justo a nuestros clientes, hay que hacerles notarlo lo que se les cobra, tenemos que tomar en cuenta que muchos de ellos se preguntan cual es la razon del precio tan elevado si ellos tambien tienen una computadora?, este problema no es solo de los diseñadores y en mi opinion no tiene nada que ver la insititucion o el diseñador mismo si este no sabe como cobrar y mucho menos como vender... saludos y mucha suerte diseñadores....

0
Reply
0
Horacio Lovaglio
Jun 2010

Sin ser diseñador, sino Lic. en Comunicación que trabaja con diseñadores, encuentro muy deficiente el conocimiento de estrategias comerciales por parte de estos últimos (y de mis colegas también). Y creo que de esto se aprovecha el mercado que, sumado a la sobre oferta de diseñadores, siempre está en una posición dominante.

Los pocos diseñadores bien remunerados son aquellos que construyeron de si mismos una buena marca. Sin que a esto siempre estén «atados» productos acordes a su «fama». Por lo tanto, esto es lo que me reconfirma que un buen producto/diseño va a ser bien remunerado/reconocido en la medida en que la venta del mismo sea creativa y bien construida.

0
Reply
0
Daniel Amieva
Jun 2010

Es importante recordar que el trabajo del diseñador NO solo es la creación de logotipos o el manejo de algún software (que es de lo que la mayoría escucho se quejan) si no la solución creativa a diversos problemas del «cliente», si pretendemos seguir haciendo igual las cosas y esperando que la gente nos «comprenda» y venga corriendo a pedir de nuestros servicios, no cambiara nada. Si en cambio utilizamos todos los recursos disponibles para adaptar nuestras habilidades a los problemas que se presentan en la nueva economía de microempresarios, se vera realmente un cambio importante.

0
Reply
0
Alberto Ortega
Jun 2010

Un buen diseño esta basado en una buena metodología, en una argumentación que sustente tanto el trabajo como el precio; es ahí donde el diseñador realiza su labor de convencimiento, por así decirlo, ante el cliente, dandole la seguridad de la funcionalidad del mismo. De esta manera se establece un precio.

La seguridad y confianza, son puntos que cliente busca.

0
Reply
0
Santiago Soler
Jun 2010

La necesidad de un colegio de diseñadores es, en mi opinión, fundamental. Más allá de lo especial que seamos los diseñadores, o de cuan especial sea esta profesión, debemos luchar y formar colegios de diseñadores, lo necesitamos. Creo que la solución, en lo personal, es saber hacerse respetar, saber hacer respetar las ideas y los saberes que uno tiene como diseñador. El cliente que «no respete» o «no valore», no es un buen cliente, por lo tanto, nunca nos gustará trabajar con él. Habrá algunos clientes que se irán y otros que gustarán de que pongamos límites y nos hagamos respetar.

0
Reply
0
Juan Claudio Negro
Jun 2010

Si hablamos de diseño aplicado a productos, creo que el cliente debe poder comprobar de forma tangible los beneficios que esta disciplia otorga: mayores ventas, identidad reconocible frente a la competencia, productos atractivos, construcción de preferencia, ahorro de costos...hay cantidad de variables que el diseño (o en un sentido más amplio el branding) puede activar. La profesión se va a reivindicar en sus beneficios comprobados, aunque no nos gusten los jueces que nos toquen.

0
Reply
0
Iohann Vargas
Jun 2010

creo que se debe concretar «colegios de diseñadores» o «asociaciones» en las que se defina un concepto de quienes somos diseñadores. Esto causa que cualquier persona que meido maneje un programa graficador se crea diseñador y por lo tanto no se valora un verdadero trabajo de diseñador, como tengo entendido que si sucede en Brasil donde se hacen talleres sobre diseño gráfico en busca de mejora la imegen de los productos que exporta este país. Como vemos los resultados de este son muy buenos.

0
Reply
0
Rebeca Barrientos
Jun 2010

Considero que los mejores recursos q un diseñador profesional puede manejar son los q él mismo otorga a los clientes con sus diseños y con los beneficios de una buena identidad corporativa y manejo de imagen.

Les recomiendo el libro «Cómo y cuánto cobrar diseño gráfico en México«Guía práctica de Costos y procedimiento. S.Cuevas, J. Peypoch y D. Salinas.

La escuela no te da todo hay q leer y mostrar interés por mejorar y crecer en tu propio negocio o empresa y es cuestión de enfoque... ver el mercado y saber a donde puedes y quieres llegar.

0
Reply
0
Juan Jose Florez F
Jun 2010

El valor del diseño debe ser presupuestado desde el análisis del plan de negocio del mismo, solo así se puede tener una cifra clara de cuanto nos cuesta trabajar, cuanto queremos ganar, cuales van a ser las alternativas de oferta o negociación, y por ultimo que estamos ofreciendo como valor agregado que no ofrece la competencia. Teniendo claro lo anterior, es mucho mas fácil aclararle al cliente porque es mejor decidir en la propuesta planteada.

Como Diseñadores debemos exigirnos a diario y buscar mejorar la calidad de nuestros diseños desde que se habla con el cliente hasta que se presenta.

0
Reply
0
Adrian Contreras
Jun 2010

Si el diseñador no está preparado para enseñarle al cliente la cultura y el beneficio que le dá el diseño a su empresa y hacer que lo entienda, entonces el cliente no va a valor nuestro trabajo y nos pagará pocos honorarios. Yo opino que hay que enseñar sobre el diseño a los clientes y hacernos valorar en nuestra amada profesión, ya que, si ustedes lo ven de otro punto de vista, nosotros somos los profesionales del diseño y los medicos de la medicina, y ¿la gente le dice que no a una receta del medico?.

0
Reply
0
Jorge Iván Ceja Virrueta
Jun 2010

Creo que debemos hacer lo que nadie hace hasta el momento y me refiero a realmente sentir que tenemos valor como diseñadores, tener autoestima, no entrar en el juego sucio, darnos a respetar dentro de la profesión para que los clientes sepan diferenciar entre un profesional y un aficionado amateur.

0
Reply
0
Paula Sasso
Jun 2010

Coincido con la mayoria de los comentarios, es cierto que hay errores de ambas partes, y que tambien deberia cada uno respetar su trabajo... Tambien es real que vivimos de esto, y si la competencia te lleva a bajar tu precio para tener trabajo, terminas haciendolo, por una simple cuestion de subsistencia. Me parece acertada la opinion de Marcelo Mels, si formasemos una asocian que regule el trabajo, empezaria a abrirse una brecha entre los que somos diseñadores, y los que hacen dibujitos o bien operan maquinas, y asi el trabajo se valoraria de otra manera.

0
Reply
0
Marcelo Mels
Jun 2010

Creo que el poder está en nosotros, los diseñadores. En primer lugar tenemos que dejar este egoísmo individualista que nos caracteriza y formar asociaciones fuertes con leyes claras donde este regulado nuestro trabajo y tengamos valores normatizados según el mercado.

En segundo lugar, el desafio es cada dia lograr productos diferentes, mas impactantes, mas creativos, estéticos y sobre todo que funcionen, que logre impactar al cliente y no le permita dudar a la hora de elegir a un diseñador.

0
Reply
1
Mariano Calvo
Jun 2010

Todos opinamos lo mismo mas o menos. Los clientes que no entienden que el diseño es una carrera universitaria, piensan que hacemos dibujitos, y por eso quieren pagar poco. Y por otro lado estan los que cobran poco por solo saber manejar los programas sin ser diseñadores y se terminan llevando el trabajo con una simple frase, «yo te puedo hacer lo mismo por la mitad de precio», logico que el cliente se convence rapido de esto. Falta de educacion de 1 y mala educacion de otro.

0
Reply
0
Dario Souza
Jun 2010

Considero que en la operación de bajar el precio para conseguir el trabajo radica una buena parte del problema. Al hacer esto somos nosotros mismos los que le bajamos el valor a la profesión. Si el cliente compra dibujitos es porque le vendimos dibujito, si paga barato es porque le cobramos barato. Creo que somos los principales responsables de esta realidad y está en nuestras manos cambiarla. Somos nosotros quienes debemos mostrarles a los clientes cual es el «valor» que aporta nuestro trabajo. Si no lo logramos entonces habremos fallado y el cliente, con justa razón, buscará el mejor precio.

0
Reply
0
Gustavo Andres Calzada Riveira
Jun 2010

Considero personalmente, que existen falencias en las dos partes, existen diseñadores que cobran sumas elevadas y hay otros que cobran sumas muy bajas, por lo cual, los clientes tienden a buscar quienes cobran menos, por lo cual desvalorizan el trabajo, (generalmente estos que cobran poco no son profesionales, hacen cursos sobre algunos programas y editan ideas de otros) llegando de esta manera a tener generar una cultura de diseño errada donde lo que realmente importa es un producto que aparente mas no que cumpla las funciones del diseño. En síntesis lo que falta es cultura de diseño.

0
Reply
0
Abel Solis
Jun 2010

Con el auge de las computadoras en los 90´s cada vez mas personas tenian acceso a esta tecnologia y por consiguiente ya cualquier persona sin preparacion academica en diseño se sentia «diseñador», y mas añadiendole el auge del internet donde aprendemos tutoriales sin ir a una escuela. Sin embargo la parte mas importante para conseguir el exito economico es saber venderse ante el cliente.

0
Reply
0
Diana Pasten
Jun 2010

Lo primero que debemos hacer es valorar nosotros nuestro propio trabajo, y nuestro tiempo desde ahi podriamos empezar, ciertamente todo esto debe ir acompañado de una buena justificacion que sustente el trabajo en si y que pueda en cierta medida cuantificar los resultados obtenidos con el. Sin embargo hay que reconocer que el exceso de tipitos que creen que manejando un software «x» ya son diseñadores y que por lo tanto malbaraten el trabajo ha sido uno de los enemigos principales de los que en verdad nos hemos preparado para satisfacer esas necesidades, luchemos por posicionar mejorel diseño

0
Reply
0
Daniel Capella
Jun 2010

Personalmente creo que el problema radica en la novedad que plantea la disciplina. Las estructuras de comunicación social siguen manteniendo supuestos que no comprenden los efectos de la comunicación sobre los comportamientos de las personas y como esto puede beneficiar a su empresa. Creo que el primer deber de todo diseñador es demostrarle a los potenciales clientes el verdadero poder de un diseño bien hecho.

0
Reply
0
Eduardo Rosas Plata
Jun 2010

Cada diseñador profesional debe sustentar su trabajo en una verdadera metodologia de diseño y así justifique el porque su propuesta creativa es la ideal. ¿Qué cliente no pagaría lo justo por verdaderos resultados?....... A que voy con esto; estamos llenos de seudo diseñadores que lo único que hacen es que nuestro trabajo se demerite. Hoy en día solo basta que dominen un software para creerte diseñador. Pero...... realmente saben lo que hicieron, para quién.... o para qué.....

Como primer paso para que realmente pagen lo que vale tu trabajo debes demostrar que lo realizaste con profesionalismo.

0
Reply
0
Julio Enriquez
Jun 2010

Un factor que no se está considerando, por lo menos en el caso del diseño industrial, es que en muchas ocasiones no se trata de que el cliente no valore nuestro trabajo o que nosotros mismos no sepamos tasarlo comercialmente o que seamos genéticamente incapaces, si no mas bien de una cultura profesional en la que como el negocio real está en la implantación (producción y suministro) de los productos diseñados, el diseño como tal se utiliza como un valor implícito, que básicamente se regala como parte del «paquete» de servicios y valores agregados con tal de cerrar el negocio posterior. Triste.

0
Reply
0
Paula Elffman
Jun 2010

Primero creer en uno mismo y demostrarle al otro, (potencial cliente) que no hacemos dibujitos, que posicionamos marcas, productos y ponemos en alza las ventas de ellos mismos y que somos fundamentales en los procesos de produccion y ventas.

Nosotras sabemos que nuestro trabajo vale la pena, solo queda en nosotros mismos llevarlo a buen puerto y mostrar quiene somos y hacia donde vamos y con eso hacia donde podemos llegar.

0
Reply
0
Rafael P. Iragorri
Jun 2010

La apatía, puede ser uno de los factores más recurrentes. El temperamento melancólico en el 90% de los diseñadores los hace introvertidos y apáticos. ʼSe dice que si se organizara una conferencia de apáticos, nadie iríaʼ. Un solución «loca» sería que los diseñadores de todo el mundo (quienes sientan que sus ingresos no son los que se merecen), se pusieran en huelga indefinida iniciando 27 de abril (día mundial del diseño). Esta acción sólo necesita ser convocada a través de redes sociales. Entonces los clientes ponderarán si nuestos servicios valen la pena o no. Deben valorar lo perdido.

0
Reply
0
Gastón Rojas
Jun 2010

Particularmente, creo que el diseño es gestión.

Gestión para captar clientes.

Gestión para ser competitivos en el mercado.

Gestión para empatizar con el cliente.

Gestión para dirigir el proceso creativo y de diseño.

Gestión para cobrar el trabajo realizado.

Gestión para mantener el cliente y fidelizarlo.

Un buen punto de partida, podría ser el planteo de un modelo de gestión como plataforma que aporte valor, conjugando aptitudes humanas, profesionales y comerciales.

¿Dónde se cortó la cadena de gestiones para llegar al tema que nos convoca?

0
Reply
0
Daniela Sanchez
Jun 2010

Yo pienso que eso depende de la cultura del país donde se ejerce, en el particular de Venezuela, específicamente en Maracaibo ciudad en la que vivo, el problema, además del desconocimiento del publico en general de la profesión prolifera mucho el «mata tigre» que obsequia practicamente su trabajo, ganándonos a nivel de precios, cómo cobras tu trabajo cuando tienes gente que hace algo de peor calidad y a mucho menos de la mitad de lo que tu puedes cobrar?, pero a la final a la gente lo que le importa es pagar menos, ven el diseño como gasto en realidad, no como una inversión.

0
Reply
0
Roberto Herrera Pellizzari
Jun 2010

Creo que tenemos que tener las herramientas para determinar cúan productivo puede ser para el cliente la inversión y luego cobrar en base a esto. Ahora, estas herramientas no estan siendo enseñadas en las escuelas (en general), pero tampoco son inaccesibles. Es decir, pueden ser generadas de manera autónoma, pensando mejor los proyectos, no sólo entregando las «imagenes».

Tenemos que ser más profesionales en nuestro desarrollo profesional y eso se hace actuando como actúan el resto de los profesionales en cuanto a cobros.

0
Reply
0
José Neira Délano
Jun 2010

El problema está en los genes y la economía. Diseñadores no tenemos y no nacemos con las habilidades para llevar negocios y cobrar. A esto se suma el poco valor que se le asigna al campo en general, especialmente en Latinoamérica. La solución está en el diseñador; es su responsabilidad hacerse de las herramientas para cobrar bien. El problema es durísimo; nuestro tiempo está puesto en diseñar.

0
Reply
0
Eliana Denegri
Jun 2010

Vivo en una ciudad chica, donde el diseño no se implementaba y desde hace 3 años me animé a vivir y trabajar en este lugar, a partir de ahí me vi sorprendida con la respuesta de la gente que aplicó el diseño gráfico en piezas muy cotidianas y realmente quiere algo diferente, pero a la hora de cobrar el diseño como tal se hace muy difícil, realmente la hora diseñador no la estoy cobrando, hago la diferencia a la hora de imprimir el trabajo, es ahí donde le gano, pero en muy pocas oportunidades pude cobrar honorarios de diseño. Se niegan a pagar dicen que se hace con la compu nomás... en fin...

0
Reply
6
Juanjo Gana
Jun 2010

Para poder cobrar bien, hay que manejarse muy profesionalmente con el cliente. Por ej. no vendemos loguitos, sino Identidad Corporativa.

Cobrar bien, es valorarse y valorar el diseño en si.

Prefiero hacer 3 trabajos bien remunerados, dejándoles el alma a estos, que hacer 10 por el mismo costo y renegar el triple.

0
Reply
0
Marcela Gp
Jun 2010

Para que nuestro trabajo se valore debemos iniciar valorandono nosotros, todos los profesionales del diseño, no caer en competencias entre dibujantes, técnicos, etc. finalmente el diseño representa un valor adicional en cada producto es una inversión no un gasto, un buen diseño puede representar grandes utilidades, finalmente una inversión representa utilidades y un mal gasto no siempre se recupera.

0
Reply
0
Alejandro Max
Jun 2010

Es interesante ver como en distintos paises ocurren cosas parecidas, la poca valoración de la tarea del diseñador, ver el diseño como un gasto en el cual el cliente contrata un diseñador porque no pueden hacerlo ellos mismos, pero sin valorar mucho la tarea del que «hace dibujitos».

Soluciones a esto: Valorar nuestro trabajo, explicar que se tienen costos como en cualquier empresa, que no es solo la electricidad de la computadora como me han dicho alguna vez..

Esta en nosotros educar a los clientes, ser profesionales y demostrar los resultados de nuestro trabajo aplicado en la realidad.

0
Reply
0
Flor de Río Balladares Rail
Jun 2010

Holas

en mi escuela de Diseño Gráfico, me dieron las herramientas para armar mis conocimientos bases de lo que puedes llegar a lograr después con tus propias investigaciones fortaleciendo tus competencias, en mi caso «Identidad Corporativa Estratégica». «Diseño Gráfico enfocado en el usuario». Ahora teniendo clientes seleccionados con mi equipo, pienso que el valor lo da uno!. Normándo, planificando, formalizando contratos, mercado, presupuestos e informes de evaluación previos al Diseño y Diseñando diferenciación con enfoque.

«Los médicos operan después de los análisis

0
Reply
8
David Abajo Fernández
Jun 2010

Yo creo que el problema reside en los honorarios que pagan las agencias, estudios de diseño y otros a todos los profesionales de diseño que tienen en plantilla, son casi todos miliuristas con salvadas excepciones. Durante muchos años estos nunca han especificado el valor de una idea o de un diseño ya que lo han metido en el precio final del proyecto sin especificar. Muy pocas y pocos han puesto: DISEÑO de: ........€. Para una empresa como TELEFÓNICA el diseño no tiene coste alguno. Nada podemos hacer los diseñadores ante este panorama.

0
Reply
0
Dolores Davila
Jun 2010

Considero que la mayoría de la gente lo ve más como un gasto que como una inversión. Además de que afecta mucho que no tenemos preparación administrativa y no sabemos hacer presupuestos y justificar el por qué de los costos, todo acaba siendo muy subjetivo. Como solución es agregar materias administrativas en las universidades, y como profesionales involucrarnos en cursos, congresos, textos y todo aquello que ayude a estar mejor preparados. Compartir experiencias y buscar organismos y mecanismos de autorregulación.

0
Reply
0
Gonzalo Ambrocio
Jun 2010

El que el diseño no se valore como tal, es por que nosotros mismos lo ocasionamos, al prostituirnos cuando salimos de la escuela o estando en ella, por el hecho de solo ganar unos cuantos pesos, que a largo plazo van acostumbrando a un mercado a ver el diseño como algo barato y que cualquier persona puede hacer, ya que este antes era un oficio y no una profesión como un abogado o ingeniero. Y otra de las cosas son las escuelas patitos que lo único que les interesa es ganar dinero sin importarles la preparación de los nuevos diseñadores, que al final solo serian un mal producto en el mercado.

0
Reply
0
Adrian Perez
Jun 2010

Al diseño le hace falta una metodologia para medir resultados de los proyectos.

Si despues de realizar un diseño se hiciera un seguimiento para saber en que grado a contribuido el diseño para el exito de un servicio o producto, esto nos daría herramientas para negociar con el cliente en su lenguaje. El dinero ($$$) y las estadisticas.

0
Reply
0
Felipe Hernández Tovar
Jun 2010

Me honro de precidir una firma de diseño que en cada proyecto busca aumentar la calidad de su trabajo. Eso es lo que a nosotros en Greenbox nos convierte en profesionales además de lo siguiente: 1. Contar con buenos proveedores 2. No aceptar proyectos que cuesten más de lo que remuneran y la más importante 3. Estar convencidos de que somos los mejores. Ahora bien, no nos sentimos mal remunerados, al contrario, hemos aprendido a hacer negocio de la crisis y mucha más autopromoción como la campaña QUITATE LA VERDE en facebook. Disfrútenla y únanse.

0
Reply
0
Victor Aviña
Jun 2010

Los diseñadores están tan mal informados del valor de su profesión que mal baratan su trabajo; por ende no saben transmitir la importancia y del enorme valor del diseño a sus clientes. Gran parte de la solución esta en las Instituciones educativas y la otra está en nosotros los profesionistas de difundir y enseñar a los nuevos egresados la importancia de esta bella profesión en el mundo actual.

0
Reply
10
Vícthor Chávez
Jun 2010

El sistema liberal de la economía de muchos paises provoca que la oferta y la demanda sea el factor de negocio entre cliente y diseñador, la mentalidad de que siempre habrá un mejor precio obstruye las posibilidades de un trabajo serio y comprometido, sin embargo hasta las estilistas (con todo respeto) tienen un «arancel» de precios establecidos. Creo quehace falta un ministerio de diseño por cada país que regule y castigue el «dumping» despiadado y ventajosos mediante reglas claras que den valor al trabajo, que incluyan a las universidades y al sector privado y productivo.

0
Reply
0
Ricardo Rojas Carreño
Jun 2010

La solución, considero está en las políticas que acompañen la estructura gremial, no solo la matrícula sino el reconocimiento que esta debe generar y que debe acompañar sus objetos, escritos y asesorias que reflejen realmente el perfil de su oficio su cobertura y el alcance en importancia para la sociedad. Impulsar leyes que reglamenten la profesión así como sus competencias, logra una información más objetiva para el cliente contratatente, la cual debe incluir los parámetros referidos a cobros y/o honorarios dentro de una pautas debidamente establecidas por el gremio mismo.

0
Reply
0
Javier Pulido
Jun 2010

En el mercado, el cual ahora está altamente influido por la oferta a través de internet de diseñadores de toda Latinoamérica se evidencia un desconocimiento para negociar en función de los costos reales de operación, adicionado a una falta de preparación técnica en la que se observa una tendencia de diseño repetitiva y poco innovadora, basada en copiar o repetir esquemas vistos en la red. De ahí que el proceso de innovación no evolucione en función de las expectativas de los clientes, pues definitivamente lo que los clientes si están dispuestos a pagar es por innovación.

0
Reply
0
Martín Chiquito
Jun 2010

Es una profesión demasiado joven para que se le exija seriedad. Los límites entre «profesión» y «oficio» no son muy claras en el rubro, al tratarse de una «ciencia» social adolescente.

Por otra parte, la teoría del diseño se difunde puertas adentro, y a veces resulta tremendamente forzada.

0
Reply
1
Antonio Quintero
Jun 2010

Vengo de la opinión 5, más abajo. Solicitar los servicios médicos dependerá de nuestro mal, si estamos engripados es fácil y barato, si tenemos problemas gástricos es necesario un especialista y más costoso su conocimiento, los exámenes y probablemente el tratamiento. A eso me refiero cuando digo que no es igual un trabajo para las obleas de mi primo que para un producto de consumo masivo que esta en todos los anaqueles de los supermercados. El primo se maneja como una gripe que es algo sencillo y que además puede salir fortalecido y el otro producto te solicita profesionalismo de 600 0 más $.

0
Reply
0
Maximiliano La Rocca
Jun 2010

Un el camino, de nuestra profesión uno va viendo distintas problemáticas del mercado, incluso hay mercados muy diferente que uno lleva como una mochila o diferente contextos digo en la parte profesional.

En mi caso vivo en el interior y esto se hace carne mal remuneración, falta de nivelación, falta de compromiso, educación al cliente son varios factores que implican la desvalorizan nuestras querida y vapuleada profesión.

Solo quiero decir que creo en la unión de criterios no en juntar si proponer nivelaciones adecuadas a cada mercado y podremos convivir en armonía.

0
Reply
20
Serge Herbiet
Jun 2010

Luchar contra la piratería de software debería sacar el 70-80% de los falsos diseñadores que polucionan nuestra profesión. Son egresados de escuelas de pésima calidad o secretarias que cargan con la responsabilidad de diseñar los avisos de su empresas después de recibir un curso (subvencionado por la CE!) de Photoshop... sé de que hablo, soy profe.

¿Que tal un «medico» graduado de primeros auxilios?

¿Que % de esta lista lista tiene soft legal o siquiera versión de estudiante?

¿Quién compite si pagas una fortuna en soft y los demás 0€?

Demasiada mediocridad ambiental mato la profesión.

0
Reply
0
Jordi Gargallo
Jun 2010

Nos guste o no, trabajamos sujetos a las leyes liberales de la economía del mercado. Esto vale para los diseñadores y para cualquier profesión.

La revalorización de nuestro sector consiste en el fortalecimiento constante de las empresas de diseño. La idea del diseñador artesano aislado del mundo, debe cambiar. Nuestros clientes deben percibirnos como empresas de servicios, no sólo muy talentosas, sino también muy preparadas para gestionar todas las facetas de la comunicación comercial offline y online.

Sólo así lograremos que se nos valore y se nos remunere de forma adecuada.

0
Reply
0
Carlos Javier Becerra Alvarez
Jun 2010

si es verdad que muchos clientes no saben valorar nuestro trabajo como diseñadores, pero también depende mucho de nosotros llegar a aun acuerdo con el cliente, hacerle entender por que el diseño cuesta lo que cuesta y si no se llega a un acuerdo en el que tanto a el como a nosotros nos convenga, habría que pensar en decir que no y que busque en otro lado donde le cobren menos por algo que ellos llaman diseño

0
Reply
0
Martin Suarez
Jun 2010

Hay clientes que valoran el diseño y otros que no, hay diseñadores que saben hacer valer sus diseños y otros que no, pero.....lo que tengo bien bien claro es que nadie le cuestiona a un médico «el contenido de su receta médica» o un abogado «su proceder», porque al no saber necesitan de ellos.... Si alguien me contrata es porque espera que pueda resolver algo que ellos no pueden y no saben resolver, entonces..¿No somos tan profesionales como ellos?, comparto que es una conjunción de factores los cuales llevan a la desvalorización del diseño pero muchos ayudamos a que eso pase... sin dudas

0
Reply
0
Alejandro Max
Jun 2010

Es una conjunción de factores los cuales llevan a la desvalorización del diseño, sobre todo el gráfico. Falta de educación de la sociedad para comprender la importancia del valor del diseño en todo lo que nos rodea, y por ende pagarle a un diseñador. El mercado que nos lleva a cobrar menos muchas veces para podes competir con gente q cobra precios insignificantes por tareas mal hechas que la gente cree que es «diseño» y nos hace quedar mal a los demás. Y el tema costos de los estudios que en general se maneja de forma incorrecta.

0
Reply
0
Alejandro Merones
Jun 2010

Sentirnos Profesionales para partir. Tomar nuestra profesión desde un punto de vista serio, que abarque en la sociedad que habitamos un lugar, un espacio donde nos respetemos nosotros mismos.

Pero uno de los items, por no decir el + importante, tener un buen dialogo con nuestro cliente/s explicandole cual es nuestra función y cual es el beneficio para el al contratar un profesional y que vea a la imprenta como nuestro accesorio y no nuestro reemplazo al decidir por un diseño.

saludos

a todos

0
Reply
6
Alfredo Texis Michicol
Jun 2010

hay que tener una relacion con el cliente como si fueramos doctores con el paciente segun como este el proble es como se le cobra el diseño, pero en si esta mal todo los trabajo del diseñador no hay un salario fijo y nos tratan como dibujantes que no sabemos nada apesar de ya tener una licenciatura nos tratan como rotulista, espor por eso que hay que empezar a enseñar el buen trabajo y cuanto cobrar por un diseñador.

0
Reply
0
Gilberto M. Díaz
Jun 2010

Hay un defecto del diseño gráfico que al ser una profesión en la que se trabaja con objetos visuales, por ejemplo: logotipos o carteles al ser fácilmente digeribles por el público, estos produzcan un efecto social que hacen creer cualquier persona es capaz de realizar un logotipo y hacer pensar que solo se tratará de mover un lápiz o mouse del computador.

0
Reply
1
Enrique Avogadro
Jun 2010

Parte del desafío tiene que ver con trabajar sobre las empresas para que comprendan el valor que tiene diseño como factor de mejora de competitividad. En el Centro Metropolitano de Diseño tenemos un programa de inserción del diseño en Pymes que apunta en esa dirección.

0
Reply
0
Diego Ferrari
Jun 2010

No trabajar por menos de lo que pedimos y tener acuerdos de precios mínimos entre los diseñadores

0
Reply
0
David Vargas
Jun 2010

Que hacer.. esa es la cuestion???

COmpleja reflexion, pero lo unico q podremos hacer es.... no trabajar para los demas si el $ que yo pido no es lo que se espera, entonces, crea y vende tus productos y pide lo que tu quieras si no lo vendes, si a nadie le gusta, tienes problemas.

0
Reply
0
Luis Cichilitti
Jun 2010

El cliente siempre va a tener alguna objeción para hacer que uno tenga que bajar el precio. El cliente defiende su bolsillo menospreciando el diseño, diciendo que: «ese dibujo no cuesta lo que me queres cobrar».

La Única forma de que nuestro trabajo sea bien pago es poniéndonos de acuerdo en no bajar los precios y mantenernos firmes a la opresión de los clientes. Eso sería un ideal, pero se que siempre va a haber alguien que baje los precios para acaparar más clientela, ya sea un diseñador, una imprenta o gráfica(los últimos dos se hacen llamar diseñadores, POR FAVOR!!

0
Reply
0
Allan Gomez
Jun 2010

Concuerdo con Aldo Tonelli, pero igual uno de los problemas a los que nos enfrentamos es que mucha gente cree que puede hacer diseño y malbaratan el trabajo, es por esto que el cliente que no esta bien instruido, se va con el que le cobra menos aunque sea un pésimo trabajo y no te genere las mismas ganancias.

A mi como diseñador me desilusiona mucho cuando veo muchos logos que pudieron haber sido buenos pero por ahorrarse dinero los empresarios no invierten ...

0
Reply
1
Antonio Quintero
Jun 2010

El Diseño tiene un valor difícil de tasar, si es para una transnacional de productos de consumo masivo o si es la empresa de obleas de tu primo, si es la disquera de Shakira o la coral de la alcaldía, puede ser el logo para una constructora o para un arquitecto amigo del colegio, esas mismas diferencias entre proyectos se nos devuelven hacia nuestras capacidades, para resolver una cosa u otra necesitarás recursos que tienen que ser pagados, claro, también dependerá de tu experiencia, reconocimiento y de tus habilidades, si eres bueno responsable y famoso siempre te llamarán y podras cobrar 600

0
Reply
0
Fernando Belisario
Jun 2010

Como profesional de la ilustración infantil y diseñado gráfico, me he topado con una gran cantidad de empresas que contratan diseñadores freelance y a pesar de necesitar los servicios de estos, no ofrecen una buena remuneración y menos aún si se toman en cuenta los tiempos de entrega. Creo que cada diseñador debe hacer una relación de cuanto cuesta una hora de su tiempo para poder negociar el pago de sus honorarios, investigar un poco más como hacer mejores ofertas y llegar a acuerdos comerciales donde haya una relacion de ganar/ganar y asi poder mantener siempre la calidad de su trabajo.

0
Reply
0
Tiburcio Tiburcio
Jun 2010

Entendo que o caminho é aumentar a demanda por ilustração, e isso pode ser feito aproveitando o mote do preço mais baixo. Com a ilustração mais acessível ela pode recuperar seu espaço na mídia. Hoje praticamente qualquer jornal pode ter ilustrações a um custo relativamente baixo. Se todos os periódicos o quiserem a demanda aumenta ( e preços também) e para todos quererem é preciso conscientizar essa clientela das vantagens reais da ilustração. Por que no meu entender ilustração é melhor e mais eficiente, e é este o conceito que falta ao cliente.

0
Reply
1
Aldo Tonelli
Jun 2010

Los clientes pagan poco porque los diseñadores no tenemos el conocimiento suficiente para manejar exitosamente un negocio propio. Creo que nos falta mejorar el aspecto comercial, por lo menos a mí. Por otro lado, el cliente desconoce el valor del diseño y deberíamos tener un rol «educador» en ese sentido.

Opino que se saldría de la situación adoptando una nueva mentalidad, ya no de diseñador sino también de emprendedor o «empresario» (aunque suene grande esa palabra). Enseñarle al cliente por qué el diseño es una inversión y no un gasto es otro aspecto a tener en cuenta para sumar valor.

0
Reply
0
Agustin Landau
Jun 2010

Creo que hay muchos clientes que no valoran el diseño porque no saben bien de que se trata, tampoco los diseñadores en un alto porcentaje sabemos manejar el negocio.

Me gustaria tener una solución a esto, pero creo que nosotros mismos tenemos que valorar nuestra profesión. Tambien creo que se debría enseñar sobre este tema en la facultad.

0
Reply

Upcoming online courses

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 weeks
17 Septiembre

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 weeks
29 Octubre

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 weeks
28 Enero 2019

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 weeks
22 Abril 2019

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 weeks
22 Junio 2019