El carácter retórico del diseño gráfico

El diseño gráfico es un quehacer retórico porque afronta problemas que requieren el hallazgo de argumentos persuasivos dispuestos y expresados a través de tropos o figuras retóricas.

Retrato de Luis Antonio Rivera Díaz Luis Antonio Rivera Díaz Mendoza Seguidores: 138

Opiniones:
12
Votos:
77
Compartir:

Los problemas que afronta el diseñador tienen como característica esencial su indeterminación. Comprender esta circunstancia es una condición necesaria para aquéllos que nos interesamos en proponer modelos educativos para la enseñanza superior del diseño gráfico. Los problemas indeterminados no pueden resolverse de manera apriorística, porque cada uno tiene un alto grado de especificidad y por ende, la comprensión de dicha especificidad está vinculada directamente con la estrategia a seguir para su solución. Por lo anterior, quien afronta un problema indeterminado no puede proceder deductivamente.

Los problemas de diseño gráfico son indeterminados: cada caso emerge de clientes o demandantes de diseño que entre sí poseen intenciones diferenciadas, e igualmente los auditorios o destinatarios de cada mensaje son distintos; lo mismo sucede con los contextos en los que se desarrolla y se desarrollará la comunicación, éstos varían muchas veces de manera significativa de un problema a otro. Analizando el ejercicio profesional del diseño gráfico se puede constatar lo anterior. Un mismo diseñador puede enfrentar problemas tan variados como el diseño de la imagen y el manual corporativo de una empresa transnacional o el diseño de un libro sobre el oficio de anticuario.

Además de su indeterminación, los problemas que afronta el diseñador gráfico tienen otra característica: son problemas retóricos. Esto es así porque los discursos visuales que produce tienen como fin la persuasión de auditorios específicos. Los objetos diseñados buscan cambiar, mantener o enriquecer las creencias de personas que poseen, desde antes que se lleve a cabo la comunicación, opiniones con respecto a la intención persuasiva del cliente o demandante de diseño, y éstas van a ser el valor de cambio cuando dichas personas ingresen a un proceso de negociación semiótica con el mensaje percibido. Veamos un ejemplo aparentemente simple: las señales que le indican a un peatón si le da tiempo de cruzar la calle antes de que se encienda la luz verde para los coches que en ese momento están detenidos. El peatón observa la animación en color verde de una persona caminando y un contador del tiempo. Supongamos que la animación se mueve lentamente y el contador indica 54, 53, 52… segundos. En ese momento el peatón de nuestro ejemplo decide cruzar, esto es, la señal lo persuadió. En este acto tan simple podemos ver cómo funciona el sistema de creencias de un auditorio, en este caso, el peatón: conoce el código iconográfico y cromático de la señal, así como el sistema de medida del tiempo; pero además sabe que los autos que en ese momento están detenidos no arrancarán hasta que cambie la luz del semáforo. De todo esto y más depende en gran parte el éxito persuasivo de la señal. Aceptar, como lo proponemos en este apartado, que el diseño resuelve problemas retóricos implica ubicar a éste dentro de la tradición de las humanidades, esto es, el diseño gráfico es una techné contemporánea.

Revisemos este último término. La techné es un saber práctico. El término describe a aquéllos conocimientos que son utilizados en el logro de los propósitos prácticos. La techné no es sólo práctica; tampoco es sólo teoría. Más bien es un esfuerzo sistemático en dos sentidos. Por un lado, se teoriza sobre la experiencia viva; por otro lado, la teoría así obtenida se pone a prueba en la solución de problemas prácticos. Lo anterior se convierte en un círculo virtuoso. Leamos aquí a Rubén Fontana:

«Antes de enseñar, poseía un buen oficio y mucha experiencia, pero no tenía tan organizado mi discurso. Fue la necesidad de explicar a otros y que éstos comprendieran, lo que me hizo tomar conciencia de la verdadera complejidad de mi trabajo: aprendí a comunicar definitivamente con la palabra dicha. Para enseñar primero debí poner en claro mis ideas, salir del automatismo del hacer para pasar a racionalizar los mecanismos propios del trabajo […] tuve que elaborar desde la experiencia la síntesis teórica para compartir, socializar ciertos conocimientos».

Así pues, si la techné es una teorización sistemática sobre la experiencia de quienes realizan acciones cuyos propósitos son prácticos, surgen entonces dos cuestionamientos: ¿cuáles han sido los conceptos teóricos construidos por la retórica a lo largo de su historia y cuáles de ellos nos pueden ayudar a proponer una techné propia del diseño gráfico? Proponemos recuperar de esta tradición, para explicar las acciones que realizan los diseñadores gráficos, cuatro conceptos fundamentales: intellectio, inventio, dispositio y elocutio.

La intellectio es una operación analítica que consiste en establecer con la mayor claridad las características particulares de cada problema de diseño. En ese sentido debe definirse cuál es la intención persuasiva del cliente, cuáles son las creencias del auditorio con respecto a la intención de dicho cliente y cuál es el contexto en el que se llevará la comunicación. Veamos un caso: las librerías de la UNAM (Universidad Nacional Autónoma de México) quieren dinamizar la venta de sus libros; el auditorio cree que éstas son librerías exclusivas para los maestros e investigadores de esa institución, y el contexto en el que se desarrolla la comunicación son ferias internacionales y ciudades como la de México donde hay librerías con marcas muy reconocidas tales como la Gandhi y el FCE.

La inventio es una operación productiva y creativa donde se realiza la invención de los argumentos que intentarán persuadir al auditorio. Los argumentos son vehículos de pruebas y razones que son utilizadas para convencer y se obtienen de los tópicos o lugares. En nuestro caso: las librerías UNAM tienen una amplia gama de libros por lo cual pueden ser comprados por diversos auditorios. Asimismo tienen el respaldo de una institución con la carga histórica de la UNAM. Tomado de los lugares de la cantidad (amplia gama de libros) y del lugar del orden (la UNAM es la primera Universidad de América) se inventa el siguiente argumento: las librerías de la UNAM son dinámicas y las legitima la propia UNAM.

La dispositio es una operación que consiste en darle un orden adecuado a los argumentos; la elocutio, por su parte, tiene como fin encontrar las expresiones adecuadas de dichos argumentos. En el caso del diseño gráfico, a diferencia de la antigua retórica oral, son dos operaciones simultáneas y demandan del diseñador la capacidad de interpretar enunciados lingüísticos (argumento) para traducirlo correctamente en enunciados gráficos. La dispositio clásica tiene su símil en lo que solemos llamar composición; la elocutio en el diseño gráfico se diferencia de la elocutio clásica en el hecho de que la primera no utiliza material verbal sino icónico y plástico, es decir, construye metáforas con formas, colores, texturas, magnitudes y, por supuesto, con las formas tipográficas. Veamos nuestro caso: en la identidad de las librerías UNAM, se decide utilizar el color naranja para metaforizar dinamismo (las librerías de la UNAM son dinámicas) y una tipografía type writer porque ésta alude a la tradición editorial (las librerías tienen el soporte de la tradición de la UNAM).

Identidad visual de las librerías de la UNAM
Identidad visual de las librerías de la UNAM.

Existe una similitud funcional entre la dispositio y la elocutio en la retórica del diseño gráfico, ya que ambas pueden ser utilizadas para crear metáforas. Hay composiciones clásicas, modernas, dinámicas, etcétera. Por lo anterior, la dispositio, en el campo del diseño gráfico, coopera gracias al orden y composición de los elementos gráficos, a la expresión de los argumentos. En nuestro caso, por ejemplo, en el diseño de las bolsas que los clientes reciben al comprar sus libros, se busca expresar dos de los términos del argumento: dinamismo y tradición. El diseñador decide, sobre un fondo naranja, colocar en distintas posiciones, tanto el slogan «Libros UNAM, libros con espíritu», como los círculos, que es el elemento formal utilizado en las distintas aplicaciones de la identidad y esto le ayuda a metaforizar dinamismo; pero por otra parte decide siempre utilizar plecas, lo cual le ayuda a metaforizar tradición, ya que dichas plecas dan solidez a la marca, lo cual es un valor de lo tradicional.

Bolsas de libros UNAM
Bolsas de libros UNAM

Con todo lo anterior podemos postular un programa básico de competencias retóricas que tendría que ser considerado en la formación del diseñador gráfico.

  • Competencias para que sea capaz de establecer correctamente las características particulares de cada problema de diseño. Esto es fundamental en la educación del futuro diseñador dada la índole indeterminada de los problemas que esta profesión resuelve.
  • Competencias para que sea capaz de inventar argumentos pertinentes a lo hallado en la intellectio; es decir, que utilice una creatividad situada y acotada precisamente por dicha situación. Vinculado a esto, un programa debe desarrollar en el futuro diseñador competencias para que sea capaz de seleccionar adecuadamente los tópicos a los cuales puede acudir para construir los argumentos. Para que esto sea posible, debe poseer un conocimiento amplio de la tradición del diseño gráfico que le permita tener una gama amplia de recursos expresivos, sean estos compositivos, icónicos, plásticos o tipográficos. Así por ejemplo sabrá que una tipografía como la Bodoni se ha convertido en un lugar común que puede ser utilizado para expresar argumentos que contengan términos como tradición, clasicismo, limpieza o elegancia.
  • Competencias para que sea capaz de traducir correctamente las ideas encontradas en la inventio. Esto es, no basta con que posea buenos argumentos. Debe dominar el oficio que le permita traducir enunciados lingüísticos en enunciados gráficos.

El punto anterior nos permite argumentar a favor de una enseñanza que integre la teoría y la práctica. Esto es, que forme al alumno en la lógica de la techné. La teoría que enseñemos en el taller de diseño debe ser una que sirva al alumno para el logro de sus propósitos prácticos. Debe ser una teoría que le explique sus acciones y que luego pueda traducir en conceptos que puedan ser utilizados posteriormente para la solución de nuevas problemáticas. Esto es, el fin es diseñar y las teorías son instrumentos.

Retrato de Luis Antonio Rivera Díaz Luis Antonio Rivera Díaz Mendoza Seguidores: 138

Opiniones:
12
Votos:
77
Compartir:

Colabora con la difusión de este artículo traduciéndolo

Traducir al inglés Traducir al italiano Traducir al portugués
  1. Al respecto sugerimos revisar entrevistas que hemos realizado a diversos diseñadores y que están disponibles en: www.mexicanosdisenando.org.mx
  2. Rubén Fontana: Gallo Ciego, en: Encuadre, Revista de la «Enseñanza del Diseño Gráfico». Abril 2004, vol 2 #4, México.
  3. En lo sucesivo nos referiremos al caso del diseño de identidad de las librerías UNAM, realizado por Hugo Álvarez.
Código QR de acceso al artículo El carácter retórico del diseño gráfico

Este artículo no expresa la opinión de los editores y responsables de FOROALFA, quienes no asumen responsabilidad alguna por su autoría y naturaleza. Para reproducirlo, salvo que estuviera expresamente indicado, por favor solicitar autorización al autor. Dada la gratuidad de este sitio y la condición hiper-textual del medio, agradeceremos evitar la reproducción total en otros sitios Web.

Descargar PDF

Luis Antonio Rivera Díaz

Más artículos de Luis Antonio Rivera Díaz

Título:
Retórica, teoría y enseñanza del diseño
Sinopsis:
El aporte de la Retórica para un abordaje teórico razonable sobre el diseño y sobre su plataforma educativa.
Compartir:

Debate

Logotipo de
Mi opinión:

Ingresa con tu cuenta para opinar en este artículo. Si no la tienes, crea tu cuenta gratis ahora.

Retrato de Mario Chávez Uribe
1
Mario Chávez Uribe
Hace 6 meses

Excelente artículo, al leerlo me hizo recordar sus clases en la maestría en EDINBA, justo el texto nos lleva a seguir planteándonos la importancia de la retórica en la construcción de discursos visuales. Saludos Maestro.

0
Responder
Retrato de Sergio Arcíbar
1
Sergio Arcíbar
May 2017

De los mejores artículos que he leído en este sitio. Gracias a ti, nace en mi la curiosidad de aprender más sobre los conceptos de intellectio, inventio, dispositio y elocutio.

0
Responder
Retrato de Oscar Manzano
0
Oscar Manzano
Feb 2014

Hola, gracias por compartir tu experiencia, soy docente en varias universidades y tu artículo me sirvió, doy entre otras materias, semiótica, y la verdad me ayudaron mucho tus textos, obviamente siempre te di tu respectivo crédito al utilizarlos tanto para estudio como en ejercicios prácticos, saludos.

0
Responder
Retrato de Alberto Romero
0
Alberto Romero
Ene 2013

muy buen articulo

0
Responder
Retrato de Mario Hernandes
0
Mario Hernandes
Oct 2012

Saludos, me interesaria saber donde puedo encontrar algunas de sus investigaciones, me interesaria conocer mas de su trabajo, yo estudio diseño grafico en la universidad autonoma de cuidad juarez saludos....

0
Responder
Retrato de María Juárez
0
María Juárez
Jun 2012

Saludos estimado maestro, me encanto su artículo

¿Podría colocar fuentes bibloigráficas? me es interesante revisar

lo que menciona en su artículo. ¡Felicidades¡

0
Retrato de Alberto Romero
0
Alberto Romero
Ene 2013

podes leer a Maria ledesma, barthes, Aristoteles, saludos

0
Responder
Retrato de Katx Pdc
1
Katx Pdc
Ago 2011

empezando a amar la retorica visual, parte indispensable del buen diseño

0
Responder
Retrato de Marlene Ramirez
2
Marlene Ramirez
May 2011

Como estudiante de diseño apunto de egresar me parece un exelente articulo para tomarlo en cuenta y asi entender que como menciona Nohemí no se puede dejar de lado la tería y la práctica.

0
Responder
Retrato de Dana Rodríguez
0
Dana Rodríguez
Mar 2011

Con esta lectura veo la gran complejidad de ser diseñador (o de estudiar diseño), aceptar la indeterminación, ligar teoría y práctica, ser creativo, ser consciente de las repercusiones del diseño en nuestro contexto actual de éste momento histórico, dominar o al menos conocer los procesos productivos, etc, etc, etc, si no fuera por el placer o la satisfacción que trae diseñar (o enseñar), no se harían tantos esfuerzo propositivos.

0
Responder
Retrato de Jair Sumajink
0
Jair Sumajink
Dic 2010

Muy buen articulo y sobre todo muy util

Antonio eres un master!

0
Responder

Te podrían interesar

Ilustración principal del artículo Formar autómatas o diseñadores
Autor:
Gonzalo Tellez Liendo
Título:
Formar autómatas o diseñadores
Sinopsis:
Cuando la docencia es ejercida por quienes no conocen el diseño y su práctica, se pone en riesgo el futuro de la profesión.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
63
Opiniones:
37
Seguidores:
2
Retrato de Jordi Colet
Autor:
Jordi Colet
Título:
La función publicitaria del envase
Sinopsis:
Los establecimientos comerciales son espacios de comunicación que promueven la interacción directa con el producto a través de diferentes niveles de experiencia sensorial.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
86
Opiniones:
14
Seguidores:
23
Retrato de Javier Rico Sesé
Autor:
Javier Rico Sesé
Título:
A vueltas con la docencia
Sinopsis:
¿Es importante ser diseñador para enseñar a diseñar?
Compartir:
Interacciones:
Votos:
36
Opiniones:
35
Seguidores:
18
Retrato de Javier Alexander Calderón Rivas
Autor:
Javier Alexander Calderón Rivas
Título:
El individuo como unidad creativa
Sinopsis:
El encuentro con la producción de carácter original comienza con la visión intersubjetiva de sus modos de interpretación desde dispositivos creativos como el diseño.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
10
Opiniones:
34
Seguidores:
7
Retrato de Maria del Pilar Rovira Serrano
Autor:
Maria del Pilar Rovira Serrano
Título:
Y ahora… ¿cómo salgo del follón en el que me he metido?
Sinopsis:
La ausencia de un contrato escrito entre diseñador y cliente nos lleva a buscar otros medios para probar que esa relación existe.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
40
Opiniones:
15
Seguidores:
333
Retrato de Joan Costa
Autor:
Joan Costa
Título:
60 años de comunicación
Sinopsis:
Síntesis de la lección magistral pronunciada con motivo de la apertura del Curso Académico 2008-2009, Universitat Abat Oliba, de Barcelona, el día 1 de octubre de 2008.
Compartir:
Interacciones:
Votos:
23
Seguidores:
2279

Próximos cursos online

Desarrollamos para ti los mejores cursos online de actualización profesional, que te permitirán formarte y especializarte de la mano de renombrados especialistas

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 semanas
2 Septiembre

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 semanas
16 Septiembre

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 semanas
30 Septiembre

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 semanas
21 Octubre

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 semanas
17 Noviembre