El talento en el proceso de aprendizaje del diseño

¿Cómo enseñamos y aprendemos a diseñar? La pedagogía del diseño también debe proyectarse.

Carlos Caram Buenos Aires
Followers:
11
Comments:
27
Votes:
54
Compartir:

«Tal vez pensando y pensando un día aprenda a volar».

Yupanki (2000)

«El diseño se aprende». Esta afirmación justifica la existencia de escuelas de diseño; sin embargo, es habitual escuchar algunos discursos que van en el sentido contrario: «se nace creativo», «la profesión de diseñador es innata». Este tipo de consignas confunden vocación con saberes previos. Bruner (1997) plantea una serie de antinomias que los docentes deberían resolver en sus prácticas. Estas antinomias son tres:

  1. la realización individual como contrapartida a la preservación de la cultura;

  2. el aprendizaje centrado en el talento versus el aprendizaje centrado en la herramienta social;

  3. la visión del mundo y de la cultura desde una perspectiva relativa y particular en contraposición a pensarlos desde una postura universal.

Tomemos la segunda antinomia, centrada en el talento innato del estudiante. Si bien es cierto que el aprendizaje es una actividad psíquica interna y que los estudiantes poseen como materia prima su inteligencia y su motivación —lo que se llamaría dotación innata o talento—, no es menos cierto que la acción de enseñar y aprender se desarrolla en un contexto social determinado, con recursos pedagógicos, estrategias de enseñanza, en un clima áulico determinado y con un grupo de docentes que pueden obstaculizar o facilitar estos procesos.

Centrar la posibilidad de aprender únicamente en los recursos psíquicos, capacidades cognitivas y dominio de ciertas destrezas y procedimientos, implica minimizar la gran acción transformadora que tiene la educación. En efecto, las instituciones (mediante políticas pedagógicas generales) y los maestros (desde sus puestos) deben desplegar una serie de estrategias pedagógicas para cumplir con los propósitos y objetivos planteados en la formación de los diseñadores.

Toda actividad mental está situada en y es apoyada por un contexto cultural más o menos facilitador. No somos mentes aisladas con una capacidad variada a la que después hay que añadir habilidades. El conocimiento y las formas de pensar dependen de cuan favorable o facilitadora sea la «caja de herramientas» cultural que el profesor ofrezca al aprendiz. Los contextos culturales que favorecen el desarrollo mental son principalmente —e inevitablemente— interpersonales, pues suponen intercambios simbólicos e incluyen una variedad de proyectos conjuntos con los compañeros, los padres y los profesores (Bruner, 1997, p. 86).

Las sociedades legitiman ciertas prácticas y ciertos conocimientos. Esta legitimación es la principal fundamentación para que los oficios ingresen al mundo académico-universitario. La existencia de las carreras de diseño a nivel universitario en la Argentina tiene una breve historia académica, en comparación con otras disciplinas. Desde el momento que una universidad ofrece la carrera de diseño, la sociedad en la que se encuentra esa universidad, mediante las agencias de acreditación, acepta y legítima esa disciplina y reconoce que la experiencia empírica y profesional, y mucho menos la vocación y el talento individual resultan suficientes para la formación del futuro profesional.

El sujeto con vocación —y, si se quiere, talento— decide cursar formalmente estudios universitarios y confiar esta formación a un sistema preexistente, provisorio y dinámico pensado bajo condicionantes socio-políticos. Esas decisiones curriculares implican una postura tomada sobre el aprendizaje, sobre el estudiante, sobre el docente, sobre la evaluación y sobre el perfil del futuro profesional.

Esto generará un marco obstaculizador o facilitador para el aprendizaje. Este marco institucional está concebido para desarrollar procesos asimétricos, deliberados, intencionados, descontextualizados, planificados y evaluados. El estudiante construirá conocimiento en un contexto grupal, en cooperación, en colaboración y con la guía invalorable de maestros. Los docentes tenderán a profesionalizar su actividad para transformar realidades y cumplir con las expectativas planteadas.

Los procesos descriptos son la contrapartida del talento del estudiante, y conforman el contexto social y académico más cercano al sujeto que aprende. Las escuelas, universidades y docentes conforman una enorme red de contextualización pedagógica de la vocación y el talento del estudiante, que no es homogénea ni está en equilibrio; por lo contrario, debe ser diversa, heterogénea, tensional y negociadora, de modo tal de lograr ambientes ricos, complejos y desafiantes para construir y difundir conocimientos.

La pedagogía del diseño tomada como una red de contextualización social y como contraparte al talento del aprendiz no debe de ninguna manera desechar los saberes previos; al contrario, debe fundarse en estos para resignificar los conocimientos y los aprendizajes; debe desafiar al estudiante para poner en crisis ideas o preconceptos nacidas en el imaginario social. Para esto debe poner en práctica lo que Freire denomina «pedagogía de la pregunta», que evita la castración de la curiosidad. El maestro debe centrar su práctica en la pregunta y no en la respuesta, y para poner en práctica esta estrategia el profesor debe considerarse él mismo un aprendiz.

El autoritarismo que obstaculiza nuestras experiencias educativas inhibe, cuando no reprime, la capacidad de preguntar. La naturaleza desafiante de la pregunta tiende a ser considerada, en la atmósfera autoritaria, como una provocación a la autoridad. Y aunque esto no ocurra de manera explícita, la experiencia sugiere que preguntar no siempre es cómodo (Freire, 2013, p. 70).

Tomar el talento del estudiante como único punto de partida tiene consecuencias no deseadas en los procesos de aprendizaje:

  • se lleva a cabo una práctica de exclusión, ya que el docente, a priori, y según su evaluación de la situación inicial, decide quién está capacitado para abordar el proceso de aprendizaje y quién no. Esta situación se convierte en anti-democrática e injusta, ya que se le veda a algunos el derecho a aprender. Se corre el riesgo de producir una profecía autocumplida. «La profecía que se cumple a sí misma es, en el origen una definición falsa de la situación que suscita una conducta nueva que convierte en verdadero el concepto originariamente falso» (Merton, 2002);

  • se priva a la educación de su vocación de transformación de realidades;

  • se ubica al estudiante talentoso en una zona de confort, legitimada por su propio talento, que lo cosifica de modo tal que este no se formula preguntas y se toma a si mismo como fuente de conocimiento. Al ungirlo como talentoso, el estudiante se ve obligado a actuar de determinada manera. Como dice Bourdieu: «los actos de nombramiento […] le hacen entender a alguien que tiene tal o cual propiedad, y le hace saber al mismo tiempo que tiene que comportarse conforme con la esencia social que de este modo le es asignada» (1982, p. 100)

  • se toma a las instituciones educativas, como agencias otorgadoras de títulos, pero incapaces de generar conocimiento ni de promover rupturas ni reflexiones

  • se corre el riesgo de centrar el aprendizaje en un hecho individual, perdiéndose la posibilidad de la construcción social del conocimiento.

Followers:
11
Comments:
27
Votes:
54
Compartir:

27 Comments

Comment

Referencias bibliográficas

  • Bourdieu, P. (1982). Lenguaje y poder simbólico. En Ce que parler veut dire, l´économie des échanges linguistiques. Paris: Fayard.
  • Bruner, J. (1997). La educación, puerta de la cultura. Madrid: Aprendizaje Visor.
  • Freire, P., Faundez, A. (2013). Por una pedagogía de la pregunta. Crítica a una educación basada en respuestas a preguntas inexistentes. Buenos Aires: Siglo veintiuno.
  • Merton, R. (2002). Teoría y estructura sociales. (4º ed.). México: Fondo de Cultura Económica
  • Yupanki, A. (2000) Juan. Integro 2. [MP3] Buenos Aires: Página 12.

This article does not express the opinion of the editors and managers of FOROALFA, who assume no responsibility for its authorship and nature. To republish, except as specifically indicated, please request permission to author. Given the gratuity of this site and the hyper textual condition of the Web, we will be grateful if you avoid reproducing this article on other websites. Published on 02/08/2016.

You may be interested

Luciano Cassisi
Idioma:
ES
Author:

Luciano Cassisi

Title:

Redefiniendo el diseño editorial

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
150
Comments:
59
Followers:
1189
Candelaria Moreno
Idioma:
ES
Author:

Candelaria Moreno

Title:

Autoevaluación, evaluación y acreditación en la enseñanza

Share:
Interactions:
Votes:
14
Comments:
9
Followers:
5
Érico Fileno
Idioma:
PT
Author:

Érico Fileno

Title:

Objetos que são avatares dos serviços

Share:
Interactions:
Votes:
4
Followers:
17
Israel Martinez López
Idioma:
ES
Author:

Israel Martinez López

Title:

Técnica vs. Concepto en Diseño

Share:
Interactions:
Votes:
132
Comments:
65
Followers:
37
Raúl Belluccia
Idioma:
ES
Author:

Raúl Belluccia

Title:

Quiero cambiar mi logotipo: ¿cómo hago?

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
263
Comments:
153
Followers:
639
Rutilio García Pereyra
Idioma:
ES
Author:

Rutilio García Pereyra

Title:

El diálogo del Diseño con otras teorías del conocimiento

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
26
Comments:
7
Followers:
9
My opinion:

Login with your account to comment on this article. If you do not have it, create your free account now.

0
David Rene Hernández Hdz
One year ago

Muchas personas piensan que cuando nacen la gente ya tiene esa habilidad, otro las critican pero lo que mucho no se dan cuenta es que para desarrollar esa habilidad Deben de seguir cierto criterio que nos ayudarán a Construir o diseñar

0
11
Carlos Caram
One year ago

Hola David, así es, el diseño es una construcción social que puede enseñarse o aprenderse, más allá de las herramientas simbólicas que el sujeto posea que puedan facilitar u obstaculizar el aprendizaje. Saludos desde Buenos Aires

0
Reply
0
Sebastian Botero Henao
One year ago

Me parece muy interesante el articulo, en la cátedra de la que hago parte como ayudante usamos la metodología de la pregunta, pero en ocasiones, no se que es más efectivo, cuestionar sobre el producto o sobre la acción de diseñar.

Creo que desarrollar las habilidades necesarias para el diseño depende en gran medida de ser críticos, tanto con el entorno en el cual nos encontramos como con nuestras propias metodologías de trabajo, por lo cual resalto mucho la idea de proyectar la forma en que enseñamos.

0
11
Carlos Caram
One year ago

Hola Sebastián, muy interesante tu comentario. Es muy eficaz la pedagogía de la pregunta (que sea auténtica, didáctica, divergente) El estudiante que puede formular y formularse preguntas se convierte en un estudiante crítico. Saludos!!

0
Reply
53
Jesus Gaytan
Aug 2016

Una situación interesante en este campo es el que, de las escuelas de diseño a nivel mundial reconocidas como las mejores, todas ellas tienen en común un elemento de ingreso; la evaluación del portafolio por parte de un comité de profesores.

El talento es indispensable en una actividad como el diseño, pero debe de servir como elemento de ingreso, no como centro del modelo educativo. Un talento innato no sirve si no se convierte en competencia, y eso se logra con la práctica constante y la disciplina.

0
Reply
0
Jenny Montenegro
Aug 2016

¡Genial tu postura Carlos, me encantó la pedagogía de la pregunta!!!, siempre me obligas a reflexionar sobre nuestro compromiso. ¡Que los estudiantes aprendan!!!

0
11
Carlos Caram
Aug 2016

De eso se trata jenny, muchas gracias, abrazo enorme

0
Reply
0
Guadalupe Márquez Ceseña
Aug 2016

Muy interesante y oportuno tu artículo Carlos. En el área de la tutoría se requiere mucho de las posturas que mencionas. Gracias.

0
11
Carlos Caram
Aug 2016

Gracias Guadalupe, saludos cordiales

0
Reply
9
Raúl Jaramillo Bustamante
Aug 2016

Empezaron como artes y oficios, a medida que la sociedad evoluciona precisa optimizar recursos y talentos. La idea de la academia es llevar el talento a su mejor expresión; generar posibilidades de evolucionar planteándose el reto/ilusión de la perfección. En el fondo hablamos de evolución, del cambio continuo, de la esfera sin limites. El talento ofrece posibilidad. Un camino, una decisión. Pero los humanos somos multidimensionales -Leonardo, magnífico ejemplo-. Sería penoso, por decir lo menos, encasillar el futuro de alguien en los linderos del "talento para...". Particularmente, prefiero el autodescubrimiento. Dejar abiertas las posibilidades, como profesor y guía, para encontrar "los" caminos hacia la autorealización. Menuda tarea de quienes pretendemos ser guías, profesores, en un mundo que cambia de norte día por día.

0
11
Carlos Caram
Aug 2016

Gracias Raúl por el aporte, saludos cordiales

0
9
Raúl Jaramillo Bustamante
Aug 2016

Saludos Carlos.

0
Reply
6
Juanjo Gana
Aug 2016

Buen articulo. ¡Gracias Carlos!

0
11
Carlos Caram
Aug 2016

Gracias Juanjo! abrazo

0
Reply
3
Silvina Perez
Aug 2016

Gran abordaje de un tema esencial. Corresponderá a profesores responsables, comprometidos y que reconocen su ignorancia, evaluar y trabajar los ítems marcados en el texto. Será realmente modificador en la educación de lxs alumnxs.

0
11
Carlos Caram
Aug 2016

Gracias Silvina, Saludos cordiales

0
Reply
115
Fernando Navia Meyer
Aug 2016

Oportuno y urgente artículo que me permite sacar a colación la preocupación de una brillante estudiante, frustrada por la Carrera de Diseño Gráfico de la Universidad Católica Boliviana de La Paz, que fue maltratada –como decenas de estudiantes–por deficiencias que tú señalas en tu artículo poniendo en evidencia lo lacerante que puede ser una institución cuando sus autoridades académicas no tienen capacidades y competencias necesarias para la atención a los estudiantes. Cito: «..lidiar con el proyecto de grado se me hizo muy duro, puesto que no recibí buena orientación, ni en investigación proyectual, ni por parte de mi tutor y lamentablemente llegué al punto de tener una crisis muy grande cuando me vi estancada en la posición de no saber qué podía hacer para realizar mi proyecto de manera satisfactoria. La depresión fue empeorando y por motivos de salud decidí retirar la materia para poder retomarla al siguiente semestre una vez realizados los tratamientos correspondientes».

0
11
Carlos Caram
Aug 2016

Gracias por tu aporte Fernando, saludos cordiales

0
Reply
7
Luis Moreno
Aug 2016

Coincido plenamente que todos tenemos el derecho de conocer, saber o aprender, aun si nos equivocamos de vocación.

Mi duda es cuan importante es la condición "innata" del ser para su vocación. Para esclarecer; todos tenemos la capacidad de pintar, cantar y bailar; pero eso no nos hace profesionales en esas disciplinas (profesionalmente sería un indigentes en todas ellas). Gardner, no hace una clasificación unitaria de la inteligencia, sino que habla de "red", y dentro de ellas hay específicas que son las que nos predispone a una profesión. Entonces, ¿enseñamos o orientamos?, ¿Qué tan libre es la educación "universal", por qué siempre prima el mercado?

0
11
Carlos Caram
Aug 2016

Gracias por el aporte Luis, saludos cordiales

0
Reply
0
Gabriel Lanosa
Aug 2016

capo carlitos

0
11
Carlos Caram
Aug 2016

Gaby querido abrazo grande!!!!

0
0
Gabriel Lanosa
Aug 2016

pasate un día por la facu

Un abrazo

0
Reply
8
Sergio Fidel Braguinsky Carrera
Aug 2016

Carlos, de acuerdo casi en todo!

Doy clases hace varios años y puedo enfocar, a esta altura, dos "enemigos" en el proceso de enseñar diseño: el talento y la originalidad. Es evidente que hay estudiantes más dúctiles que otros pero eso no significa en absoluto que el abordaje proyectual de cada problema (trabajo práctico, en la enorme mayoría de los casos) no sea un punto de partida común a todos, igualador. El talento se aprende y, en caso de que nos seduzca la idea de lo innato, se alimenta. Se pone en cuestión; se lo desafía.

El otro gran cuco es la pretensión de originalidad. Esa batalla perdida de antemano (nos es imposible acceder al origen, por lo tanto siempre recreamos lo hecho por otros, antes que nosotros) que varios estudiantes pretender dar, intentando descubrir la pólvora cada vez, cuando en realidad lo importante siempre es qué decir, desde dónde decirlo y cómo. Esta tríada nos abre un abanico casi ilimitado de posibilidades. Y ahí radica la riqueza del diseño.

0
11
Carlos Caram
Aug 2016

Gracias por tu aporte Sergio, abrazo

0
Reply
0
Violeta Chavarría
Aug 2016

Enseňar diseño no es nada fácil, ya que muchos alumnos tienen la idea de que diseňar es estar frente a una computadora y no le dan importantancia a la parte teórica.

0
11
Carlos Caram
Aug 2016

Gracias por el comentario Violeta, saludos cordiales

0
Reply

Upcoming online courses

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 weeks
17 Septiembre

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 weeks
29 Octubre

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 weeks
28 Enero 2019

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 weeks
22 Abril 2019

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 weeks
22 Junio 2019