El diseño inspira la gestión innovadora

El «Design Thinking» toma al diseño como modelo para desarrollar prácticas innovadoras en cualquier área de la empresa.

Carlos Amézquita Cali
Followers:
40
Comments:
15
Votes:
40
Compartir:

La historia de la innovación

En una primera etapa, la tecnología era el factor determinante para la innovación. El asunto era relativamente sencillo. Se tenía una mejor tecnología que la competencia, entonces se podía innovar. Además la guerra fría estaba haciendo evolucionar la tecnología a pasos nunca vistos hasta entonces y esa tecnología se transfería de la agencia aeroespacial y el ejército a la industria en pequeñas pero determinantes dosis.

Una segunda etapa inició con la conciencia del poder del mercado. Cuando la industria entendió que la producción no era un fin sino un medio para satisfacer las necesidades del mercado, se da comienzo a una etapa de innovación jalonada por el mercado. A mediados de los años 60 el mercado decía qué quería y la industria respondía a través de la innovación en productos y servicios.

Cuando el mercado comenzó a saturarse de soluciones (algunas de las cuales realmente no necesitaba) nació el modelo mixto. Debemos acotar que así como el mercado es el grupo de personas y/o empresas con necesidades a satisfacer, deseos de satisfacerlas y los medios para hacerlo; ese grupo de personas, tal como sucede a escala individual, a veces no sabe lo que quiere. Henry Ford alguna vez dijo, con respecto a su desarrollo del vehículo: «Si le hubiera preguntado a la gente qué quería, me hubieran dicho que querían unos caballos mas veloces».

El modelo mixto consistió en la combinación de factores tecnológicos en procesos de mercadeo y ventas y también, de forma inversa, de reconocimiento de necesidades del mercado para generación de tecnología.

La cuarta generación vino con un modelo integrado, en donde se estableció una función para cada área de la empresa con miras a la innovación. Así, el mercado decía qué quería, el departamento naciente de I+D se encargaba de materializarlo, la ingeniería de producción lo adaptaba la capacidad productiva de la industria, se involucró a los proveedores para lograr innovación a través de materiales y subprocesos, y mercadeo se encargaba de poner los productos en el mercado. En cualquier parte del proceso nacía la innovación y permeaba el resto hacia arriba o hacia abajo. A nivel monoempresarial, este es el modelo más usado en la actualidad.

La quinta generación, modelos en red, se dio a nivel de clusters y asociaciones de empresas. La idea de este modelo es generar macroprocesos industriales donde una empresa pueda innovar por sí misma y logre aumentar la productividad en su círculo, recibiendo los beneficios de las otras empresas innovadoras.

La última generación en innovación es un proceso de pensamiento/acción continuo que busca predecir y entender el mercado de una manera más eficiente. No se trata de preguntarle al mercado qué quiere —eso ya lo entendía Ford hace más de 100 años—. Se trata de realmente entender qué quiere el mercado. No es lo que el mercado dice que quiere; es lo que el mercado realmente quiere así no nos lo diga. Y para lograr esto, la industria debió apoyarse en una disciplina con capacidad creativa/predictiva e industrial. Aquí nace el «Design Thinking». Pero ¿Por qué el diseño? 

¿Por qué «Design» Thinking?

Si alguno pudiera decir lo primero que piensa cuándo se le habla de diseño, seguramente se imaginaría un vestido de diseñador, un sensible decorador de interiores o, en el mejor de los casos, un publicista. Pues, es necesario aclarar que aunque el diseño es capaz de revelarse a través de estos y mucho más temas; también es una herramienta poderosísima al servicio de la industria. Lo que pasa es que la industria no aprovecha la herramienta al 100% y decide involucrar el diseño (que generalmente es considerado un gasto) en la última etapa de los proyectos en los que debiera estar más involucrado en la concepción. La industria aprovecha el potencial del diseño para «embellecer» un producto (industrial, gráfico o espacial) y no aprovecha el potencial del diseño para producir verdaderas soluciones centradas en el usuario.

Hace más de 50 años Bruno Munari dijo: «El styling no es diseño; el ornamento no es diseño». Pero todavía no lo entendemos. El diseño es mucho más que hacer atractivo un producto. El diseño es capaz de jugar con variables como mercado, producción y ergonomía para generar verdaderas soluciones creativas para la industria. Lo mejor, es que además de generar soluciones, las presenta atractivas. Bien lo decía Tom Kelley, el reconocido consultor empresarial: «El diseño es la principal causa para que uno se enamore de un producto. No entiendo por qué los empresarios no prestan atención obsesiva al diseño». ¿Alguien duda de lo que significó el diseño para Apple a partir de la llegada de Steve Jobs en 1998? ¿Recuerdan el iMac transparente de colores? ¿Recuerdan el iPod, el iTunes, iPhone? ¿Alguien es capaz de pagar algunos millones de más por un carro más agradable (entiéndase: con un diseño más atractivo)? ¿O pagar algunos miles de pesos más por unos zapatos más bonitos?

Retornando al punto central de que el diseño no es estilo, entonces llegamos al punto en donde nos damos cuenta de que el diseño busca resolver problemas. Pero el punto de partida para el diseño, siempre es el usuario. Centrándose en el usuario, el diseño puede llegar a comprender sus motivaciones, sus necesidades, sus conductas, etc. Y puede proporcionarle así soluciones inesperadas; soluciones que hacen que la gente piense: «¿Por qué no se habían inventado esto antes?». 

Pero luego de suplir la necesidades reales y esperadas de los usuarios, el diseño debe compatibilizar esas soluciones con las necesidades de los grupos de interés de la empresa; logrando así armar una estructura donde todos se pueden sostener felizmente: los usuarios (el mercado), la gerencia, los proveedores, los accionistas, el gobierno, la sociedad, etc.

Con esta estructura, se pasa de un nivel táctico de utilización del diseño a un nivel estratégico. Ya la gerencia puede entender que el diseño no debe intervenir únicamente al final de un proceso/proyecto para embellecerlo, sino al inicio para robustecerlo, en un término conocido como up-front loading. Con esto se optimizan recursos y se generan soluciones conceptualmente creativas, complejas por las múltiples variables que entran en juego y eficaces en la solución.

El diseño cuenta entonces con toda la capacidad para generar innovación a nivel de productos, espacios y comunicaciones. Cuenta además con una metodología clara (manipulada por varios teóricos a lo largo del tiempo que le quitan y le ponen, pero no la modifican en su esencia), unos métodos de actuación, unos procesos definidos, unos roles y un ambiente sinérgico donde la interdisciplina está a la orden del día.

¿Qué es entonces el Design Thinking?

El Design Thinking es la capacidad de aplicar los métodos del diseño para innovar en cualquier área funcional de la empresa. Es la aplicación de los procesos de diseño para generar soluciones creativas y complejas que toman en cuenta múltiples variables. Aquí la palabra «diseño» es adjetiva, pero también conceptual. Adjetiva, porque puede que el resultado no sea tangible, pero conceptual porque siempre estaremos trabajando en el diseño de una solución innovadora.

¿Pero solución en qué campo? Podemos pensar en cualquier área de la empresa y ahí mismo es donde puede actuar el Design Thinking. Enumerando diversas áreas podemos decir que las soluciones innovadoras pueden estar en los recursos humanos, la planeación, la estrategia, el modelo del negocio, la estructura organizativa, los productos y servicios, los procesos, la tecnología, el liderazgo, el estilo de la gestión, la cultura organizacional, el mercadeo, el servicio al cliente, los productos, los servicios, los espacios, la gestión de proveedores, etc.

Pero la fórmula no es mágica ni viene por la inspiración de un creativo despeinado tomando café a medianoche. La fórmula no es ni siquiera una fórmula; es un actuar. Tim Brown, pionero de estos procesos de innovación con Ideo (una exitosa consultora de diseño) y la Universidad de Stanford propone un cambio de nombre, porque no se trata de sólo pensar como diseñador, sino de actuar. Se trata de un cambio de mentalidad que nos permite innovar en la misma fórmula. Innovar en la forma de innovar.

¿Cómo se hace entonces? «Innovation begins with an i/eye» es una de las premisas de Ideo. Con esto dejan claro que la innovación debe partir de la observación. Mientras que los procesos de investigación de mercados a nivel cuantitativo nos arrojan muchas cifras contándonos lo que la gente masivamente quiere o piensa; al hablar de observación estamos hablando de un proceso cualitativo profundo, donde nosotros mismos vamos a descubrir qué es lo que el mercado quiere y necesita.

Luego de descubrir qué es lo que el mercado quiere, se estimula la creatividad para generar gran cantidad de ideas que presenten soluciones. Ideas que rompan paradigmas y sean originales. Ideas que se puedan testear rápidamente para comprobar su eficacia puedan salir al mercado en una dinámica como la que exige el mundo hoy en día.

Resumiendo el proceso del Design Thinking, se trata de una metodología de diamante, donde se inicia con una etapa divergente de búsqueda de información, investigación, experimentación; y una etapa convergente de sintetización, definición y desarrollo.

La necesidad práctica de innovar

La innovación constituye uno de los cuatro bloques de generación de ventaja competitiva, junto con la eficiencia, la calidad y la capacidad de satisfacción del cliente. Así, reforzando los conceptos de innovación en la industria y esperando que los otros tres bloques estén sincronizados, estaremos ad portas de tener empresas con reales ventajas que puedan salir a competir con multinacionales del primer mundo y dejaremos el complejo de «tercer mundo» que nos impide romper esquemas, generar novedades para el mundo y multiplicar el éxito de la industria.

Followers:
40
Comments:
15
Votes:
40
Compartir:

15 Comments

See comments

Bibliografía:

  • KELLEY Tom, The Art of Innovation, Doubleday Business, 2001.
  • KELLEY Tom, The Ten Faces of Innovation, Doubleday Business, 2005.
  • VILADÀS Xenia, Diseño Rentable, Index Book, 2008.

This article does not express the opinion of the editors and managers of FOROALFA, who assume no responsibility for its authorship and nature. To republish, except as specifically indicated, please request permission to author. Given the gratuity of this site and the hyper textual condition of the Web, we will be grateful if you avoid reproducing this article on other websites. Published on 29/06/2010.

Carlos Amézquita

More articles by Carlos Amézquita in Spanish

Idioma:
ES
Title:

Debate: ¿La música influencia tu trabajo creativo?

Synopsis:

¿La utilizas como fuente de inspiración? De ser así, ¿qué música prefieres para tus momentos de creatividad?

Share:

You may be interested

Diego Rodriguez
Idioma:
ES
Author:

Diego Rodriguez

Title:

¿Qué es el Design Thinking?

Share:
Interactions:
Votes:
261
Comments:
30
Followers:
41
Marcio Dupont
Idioma:
ES
Author:

Marcio Dupont

Title:

Design Thinking no es Diseño

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
65
Comments:
54
Followers:
51
Diego Rodriguez
Idioma:
ES
Author:

Diego Rodriguez

Title:

Cómo implementar el Design Thinking

Share:
Interactions:
Votes:
89
Comments:
44
Followers:
41
Marco Rinaldi
Idioma:
ES
Author:

Marco Rinaldi

Title:

La naturaleza emocional del trabajo

Share:
Interactions:
Votes:
34
Comments:
20
Followers:
72
António Lacerda
Idioma:
PT
Author:

António Lacerda

Title:

Nova identidade visual da Universidade do Algarve

Share:
Interactions:
Votes:
13
Followers:
6
Carlos Ávalos
Idioma:
PT
Author:

Carlos Ávalos

Title:

O desenho está perdendo valor?

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
2
Comments:
1
Followers:
44
My opinion:

Login with your account to comment on this article. If you do not have it, create your free account now.

0
7/2013
Adriana Gutierrez

Estimado Carlos. Soy recibida de la Carrera de Publicidad de la Universidad del Salvador y nunca voy a olvidar que nuestra profesión es parte de la mezcla de marketing o mercadeo. La regla memotécnica era: P4 DREVE .(promoción, publicidad en punto de venta, producto en si mismo, publicidad, distribución, relaciones públicas, envase, ventas, exhibición)Sí, nuestra actividad, al trabajar en equipo, dentro de la empresa era partícipe de todo el proceso.

Ahora, cual es el lugar del diseñador gráfico en el nuevo esquema de empresa? Creo que no está incluído,que solo responde al ingeniero industrial

0
Answer
0
7/2013
Elba Elizabeth Montiel Paredes

Me gustó mucho tu artículo, felicidades!. Oye fíjate que estoy por incorporar el design thinking en mi quehacer como asesora empresarial PYME (estudié relaciones comerciales y diseño gráfico). Sólo quería saber si sabes dónde puedo aprender el proceso, he estado leyendo mucho al respecto y me atoro sobre todo en lo que es el prototipado. Existen recursos ya sea por internet o libros que me puedas sugerir. De antemano te agradezco.

0
Answer
40
8/2012
Carlos Amézquita

Hola Ricardo, cuando menciono al diseño, me refiero a la actividad de diseñar, mas no a la profesión (tan joven en el mundo académico). La actividad de diseñar no es exclusiva de los diseñadores profesionales, pues el don de la creatividad es una capacidad del cerebro humano. Con esto, creo que estamos de acuerdo!

0
Answer
3
1/2012
Ricardo Raul Guillermo Detarsio

El «Design Thinking» no es patrimonio ni producto exclusivo de los diseñadores, de hecho esta presente en cualquier actividad innovadora y la historia muestra resultados de su presencia mucho antes de la existencia de las «profesiones». Ciertamente que los diseñadores, por la esencia de su tarea, han de ejercitar esa manera de pensar a diferencia de otras profesiones que no tienen la demanda de innovar tan marcadamente vinculada.

Pero que el diseño inspira la gestion innovadora me parece una apropiacion indebida.

0
Answer
40
1/2011
Carlos Amézquita

Hola Victor Leyva, pasé por aquí y ví tu post. El diseño tiene unos principios básicos comunes a las diferentes disciplinas. Un buen diseñador industrial deberá ser un capaz diseñador gráfico y viceversa. Lo único que especializa es el conocimiento técnico, mas no el fundamental.

Por otro lado, tomando una posición un poquito diferente a mis colegas con respecto a la estética, Donal Norman escribió un libro que se llama Diseño Emocional y trata como el diseño afecta el cerebro. Es innegable que un diseño atractivo nos puede alegrar la vida. Yo prefiero un Porsche a un Renault por su diseño!

0
Answer
0
11/2010
Natalia Talavera Román

es que a esto de crear productos por simple estetica nisiquiera se le puede llamar diseño, eso es decorar, y con respecto a la pregunta de no sabemos por que las empresas no le dan la importancia al diseño, creo que debemos modificarla a por que nuestras propuestas no impactan al cliente como para que sea ignorada?, en que estoy fallando?, es mi retorica?, es mi propuesta en si?, pero los unicos responsables de la valoración del diesño somos los diseñadores mismos.

0
Answer
0
9/2010
Oscar Cardozo Espejo

La idea de dejar la estetica a un lado y por otro lado centrarse en la racionalidad y funcionalidad del producto hacen que el diseño sea innovador (diseño industrial).

La apreciacion del objeto como medio para suplir la necesidad es el camino correcto de un buen diseño.

0
Answer
0
8/2010
Diego Dorado

Me gusta el articulo Carlos , espero seguir leyendo interesantes apreciaciones sobre el diseño, de la mano de un colega de la Icesi.

0
Answer
21
8/2010
Victor Leyva

Carlos solo tengo una inquetud, como se aplica esta tendencia independientemente en la áreas del diseño? pues pienso que si es diseño industrial por ejemplo, es diferente al gráfico?

0
Answer
0
7/2010
Giselle Della Mea

Les dejo esta ponencia que he realizado sobre design thinking: http://www.slideshare.net/giselledellamea/pensamiento-de-diseno-design-thinking

un saludo

0
Answer
0
7/2010
Felipe Guerrero

La sostenibilidad de un producto tambien es un factor muy importante en la industria. Proponiendo diseño, desde el factor de procesos productivos y el impacto ambiental de estos hasta el ciclo de vida del producto, se logra un diseño sostenible desde la innovación.

0
Answer
40
7/2010
Carlos Amézquita

La innovación se puede hacer hasta con un presupuesto modesto (aunque existente) y con muchas ganas del diseñador y compromiso de la gerencia. Si los países desarrollados innovan con tecnología, nosotros debemos aprovechar nuestras herramientas e innovar con creatividad.

0
Answer
0
7/2010
Horacio Ramírez

El diseño como motor de la innovación es una realidad emergente en LA y una realidad consolidada en los países desarrollados. Resta definir el Cómo implementar esta visión en nuestra industria y comercio, pues en esta frontera con los Estados Unidos, diario observamos el choque de idiosincracias culturales que nos dificultan o evitan dicho paso. Esta definición de Innovación en lenguaje de diseñadores es muy importante para de ahi proponer maneras de llevarla a cabo.

0
Answer
0
7/2010
Cesar Augusto Garcia Cumbe

He quedado atónito con este post, pues es la idea que tenia de un buen diseñador, el cual no es alguien que solamente hace piezas graficas, es alguien que genera ideas novedosas, alguien que está pendiente de todos los procesos del diseño no solo la fachada de un producto, el cual también le interesa la forma de exponer el producto, la mejor forma de hacerle publicidad, ya había pensado esto y solo con mi maestra Dulima y otros profesores me daban la certeza que era eso lo que hacía un diseñador un verdadero innovador, todo gracias a una visualización amplia de todos los aspectos.

0
Answer
0
7/2010
Mauricio Isaac Pino Montoya

Innovar es clave para el desarrollo de cualquier tipo de sociedad y para que esta a su vez sea dinamica, pero algo que se puede dar como clave es no solo querer innovar sino saber innovar, eso genera contratiempos que ni los mas capaces estan a un lado del fracaso, aun este les brinda la suficiente experiencia para poder llegar al exito, pero ese tiempo y esos fracasos anteriores son necesarios para hacer una buena innovaciòn?, ¿el precio es necesario?, existen custionamientos que depuran la innovaciòn,.

0
Answer

Upcoming online courses

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo se planifica, construye y gestiona la marca de empresas e instituciones

4 weeks
21 Mayo

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 weeks
25 Junio

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 weeks
6 Agosto

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 weeks
29 Octubre

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 weeks
28 Enero