La importancia del concepto

Hoy muchos diseñadores se desentienden completamente del proceso de conceptualización que precede a la idea.

Alejandro Ayala Ft Lauderdale
Followers:
20
Comments:
83
Votes:
173
Compartir:

Una nueva y considerable ola de diseñadores emergentes (y otros no tanto), al momento justo de gestar un proyecto, se desentienden completamente del complejo proceso de conceptualización que precede, y a su vez conlleva, a la idea en sí. Al parecer, las ideas de estos entes vienen dadas por obra y gracia de vayusté a saber qué o quién, lo que da como resultado soluciones que no tienen ningún argumento lógico que aporte unas bases firmes en donde se pueda apoyar el artículo, producto u otros, que se desea promocionar.

En mi afán de arraigar en la delicada mente de los creadores, creativos y diseñadores la importancia vital del concepto, que hoy en día (por lo menos en mi país) parece olvidado, he decidido citar un fragmento del libro «Decálogo del perfecto creativo», de mi autoría en conjunto con Luis Pérez. A continuación el fragmento:

Conceptualización gráfica

Todo proceso creativo depende para su gestación, desarrollo y puesta en práctica de una previa conceptualización, por ende, no toda idea aparece como se está acostumbrado a pensar: «de la nada» (como la clásica escena de la bombilla encendida). Por el contrario, ésta depende de un complejo y puntual proceso de conceptualización, un detenido análisis de factores y condicionantes, de los cuales su aparición debe su todo. El primero de esos pasos no es más que el simple y a su vez delicado ejercicio de entender y hacer suyo el concepto generador, ese ente complejo que condujo a la idea. ¿Cómo se hace eso? Bueno, por rimbombante que suene el título, un concepto generador no es más que entender a plenitud tres premisas básicas de ese ente: ¿Qué es?, ¿Cómo es?, y por último pero no por ello menos importante, ¿Para qué es? Tan simple y complicado como eso.

Se debe entonces plantear un escenario donde se coloque el objeto o sujeto en cuestión frente a un telón de fondo neutral, no el clásico trapo de tela roja aterciopelada, ¡no!, algo mucho más vacío y omisible, imaginando entonces un enorme fondo blanco; luego de posicionado frente a éste, preguntarse entonces: ¿Qué es? La respuesta no es más que la esencia del mismo, no su aspecto exterior, ni mucho menos interior; en esta premisa en cuestión, no se trata de características estructurales, se trata netamente de características físicas, de pertenencia, relativas al acto simple de existir.

Una vez establecida la primera premisa y teniendo claro el qué, se procede entonces a analizar y registrar detenidamente las características estructurales, poniendo cuidado de no omitir aspecto o detalle alguno del mismo por insignificante o banal que parezca, recordando que tal vez la omisión más pequeña puede poner en riesgo la comprensión absoluta del todo. Aspectos tan determinantes como textura, dimensión, color o contorno son tan vitales como aquellos casi imperceptibles a un análisis poco detallado, como lo son los contrastes, el lenguaje lineal o algún elemento de complejidad estructural o características internas, por mencionar algunos. Esto resuelve la pregunta del ¿Cómo es?

Ya teniendo bien en claro la esencia y apariencia, se debe responder la última premisa, que no es más que el uso específico de ese determinado ente, pero un uso no se define con sólo conocer cuál será la actividad que desarrolle o se desarrolle con un sujeto u objeto, va un poco más allá e involucra no sólo la acción sino también al ejecutante de la misma, derivando entonces de un ¿Para qué? un ¿Quién? ¡Sí!, un ¿quién?, ya que no hay acción posible sin un ejecutante, aunque éste sea potencial. Todo se crea, genera y desarrolla para cumplir una función, para solventar una necesidad, es por ello que es tan importante conocer el uso y las posibles implicaciones tanto como conocer para quién o quién está detrás de la creación del ente, imaginando que todo el grupo de factores físicos y estructurales pertenezcan a un gran predicado creativo: los aspectos funcionales representan el verbo y el posible ejecutante se desenvuelve como sujeto, creando así una perfecta fusión de sujeto, verbo y predicado conceptual, algo tan perfecto y equilibrado como una oración creativa.

Resuelto el acertijo vital de estas premisas, se obtiene de forma automática una definición real de lo que se posee, la simple raíz del proceso creativo y por ende su factor más importante, el concepto generador.

Ya con la certeza de poseer un concepto generador bien fundamentado, se da inicio al proceso creativo, que envuelve la serie de pasos que transcurre y conlleva de dicho concepto a la creación de una idea; pasos simples en cuanto a definición pero complejos en lo que a desarrollo se refiere. Esta serie de pasos varía de acuerdo a lo que se posee pero responde a no más que a una búsqueda de un «cómo» hacer que ese concepto generador sea presentado, conocido y divulgado a la masa. De este proceso arduo de pensar y repensar los «cómo» (brainstorming), nace inevitablemente un grupo de ideas, de las cuales sólo la que responda positivamente a toda interrogante o prueba a la que sea sometida verá la luz de la bombilla, será el puntal del proceso de conceptualización gráfica, el único sentido de ser del mismo, mientras que sus hermanas de pensamiento, es decir, las otras ideas gestadas, serán descartadas, mas nunca desechadas.

Es entonces la «idea» la verdadera razón de ser de la conceptualización gráfica, de ésta depende todo, jamás deberá morir, ya que posee el don de poder redireccionarse, reinventarse, ajustarse o replantearse, dependiendo de las necesidades o los vacíos a llenar.

Aunque es producto de un proceso del pensamiento, de una explosión de genialidad o una explosión mental, se fundamenta en un proceso vivencial, totalmente real y tangible; es por ello que posee la particularidad de adaptarse a los lineamientos conceptuales preestablecidos por su creador, es capaz de responder a condicionantes y a transitar el largo camino que conduce hacia la factibilidad.

Followers:
20
Comments:
83
Votes:
173
Compartir:

83 Comments

Comment

This article does not express the opinion of the editors and managers of FOROALFA, who assume no responsibility for its authorship and nature. To republish, except as specifically indicated, please request permission to author. Given the gratuity of this site and the hyper textual condition of the Web, we will be grateful if you avoid reproducing this article on other websites. Published on 01/10/2011.

You may be interested

Nora Karina Aguilar Rendón
Idioma:
ES
Author:

Nora Karina Aguilar Rendón

Title:

Diseñar con dibujo de visualización

Share:
Interactions:
Votes:
143
Comments:
54
Followers:
130
Premios Clap
Idioma:
ES
Author:

Premios Clap

Title:

Ganadores de los Premios CLAP 2016 de Diseño Gráfico

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
48
Followers:
77
Marcio Dupont
Author:

Marcio Dupont

Title:

Design Thinking Is Not Design

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
3
Comments:
2
Followers:
53
Erika Valenzuela
Idioma:
ES
Author:

Erika Valenzuela

Title:

Condicionantes del diseño

Share:
Interactions:
Votes:
9
Followers:
41
Jorge Luis Muñoz
Idioma:
ES
Author:

Jorge Luis Muñoz

Title:

El diseño del inconsciente

Share:
Interactions:
Votes:
43
Comments:
27
Followers:
116
André Ricard
Idioma:
ES
Author:

André Ricard

Title:

Diseño y política de productos

Translations:
Share:
Interactions:
Votes:
19
Comments:
10
Followers:
433
My opinion:

Login with your account to comment on this article. If you do not have it, create your free account now.

0
Xiomara Sandoval
One year ago

Las personas no manejamos los mismos conceptos, porque cada uno forma sus conceptos o forma de pensar , analizar y ver las cosas, en base a las vivencias.

Aqui es donde podemos expandir nuestra creatividad y la forma en que componemos las cosas,para que otras personas aprovechen el arte,diseño e innovación y que cada uno de los diseñadores haga las cosas de corazón y que se apasione por los diseños.

0
Reply
0
Dorys Yalile Espinosa
One year ago

Es un excelente artículo dado que parte desde la planeación respondiendo al qué, el cómo, y para quién, permitiendo a los diseñadores gráficos aplicar el decálogo del perfecto creativo, redundando en el tema de escaparatismo, vitrinismo en los espacios comerciales, y a su vez rompe los paradigma reflejando atracción a los transeuntes. Un gran reconocimiento para los diseñadores que utilizan el ciclo PHVA.

0
Reply
0
Johanna Gutierrez
Jul 2015

Me gusto este articulo, va directo al punto. Es cierto que muchos de los diseñadores caigan en ese error tan comun, pues al querer hacer una propuesta o salir rapido ya sea de un cliente, un trabajo o proyecto , se pasan la vida trayendo cosas de la nada.

¿Donde queda la parte que enamora, que endulza o le pone picante al proyecto? los referentes, las salidas, llenar tus ojos, oidos de informacion, encantarte con sabores y olores que motivan, ayudando a encontrar esa inspiracion tan anhelada. los conceptos no son estáticos, definitivos o absolutos, sino que se hallan en estado de desarrollo, de cambio y progreso. Por esto las grandes ideas nos encontraran cuando estemos trabajando, no llegaran de la nada hasta llegar al punto de hacerlo un elemento Tangible. la exploracion es algo fundamental por esto siempre recuerdo un libro "Roba como un Artista " de Austin Kleon. nos hace despertar y ser mucho mas sencibles al comenzar un proyecto, o simplemente a OBSERVAR detenidamente.

1
Reply
0
Luz Clavijo
Jul 2015

Me gusta el articulo por que sienta al creativo en la realidad, no es hacer las cosas por hacerlos y votar ideas de la nada, se deben tener claras y concretas respecto de lo que se quiere mostrar, teniendo en cuenta los pasos para el proceso creativo, definir el concepto generador que es, como es y para que es, obteniendo finalmente el concepto generador con certeza. Ello nos lleva al proceso creativo el como hacer que el concepto generador sea presentado, conocido y divulgado a la gente, naciendo las ideas que queremos presentar al publico, analizando cuales nos sirven o cuales no y descartando las que no. Finalmente nace la IDEA a desarrollar que es la verdadera razón de la conceptualización gráfica, y que es modificable y adaptable a lo que necesita su creador en un tiempo y momento determinado transitando hacia ese camino que todos los creativos buscamos.

0
Reply
0
Carolina Duque
Jul 2015

muy buen articulo

1
Reply
0
Leidy Yohana Garcia Ramirez
Jul 2015

muy bueno u articulo

0
Reply
0
Karen Pardo
Mar 2015

Que buen articulo para generar ideas y lograr buenos objetivos.

0
Reply
0
Evelyn Daza
Mar 2015

es bueno saber y conocer algunos caminos para lograr los objetivos grax

0
Reply
0
Martha Isabel Guerrero
Mar 2015

hace que parezca fácil el proceso de general ideas... gracias!

0
Reply
0
Pao Rod
Mar 2015

muy bueno y esclarecedor para algunos diseñadores que crean solo por crear y no tienen ningún concepto para apoyar su idea...

0
Reply
0
Neydi Daren
Mar 2015

articulo excelente para aprender a hecer un escaparate y crear gracias

0
Reply
0
Fernando Moncaleano
Dec 2014

Un poco enrevesado pero no está mal.

0
Reply
0
Mayte Puerta
Oct 2014

articulo excelente creativo y veras, para ser un excelente diseñador se tiene que preparar mucho nunca se deja de aprender y los mas importante es ser creativo a si podra hacer de que el esccaparate o lo que vaya a crear sea un exito gracias

0
Reply
0
Marco Cruz
Sep 2014

excelente, es importante acordarle al diseñador que un trabajo profesional no se justifica solo porque se realizo en una idea espontánea y es funcional y estética. Sino por el argumento que se genera mediante el proceso que se uso para la creación del mismo.

0
Reply
0
Yara Gabriela Mexicano Hernandez
May 2014

excelente, es importante que todos los diseñadores conozcamos el verdadero valor de diseñar, ya que realmente no se debería trabajar con ideas que surgen de la nada y que no garantizan su funcionalidad en cuanto al proyecto, lamentablemente el que muchos de los diseñadores no tomen en cuenta esta la que yo considero el verdadero trabajo del diseñar no hace mas que desvalorizar el trabajo y en general la practica del diseño.

0
Reply
0
Adyluz Moreno
May 2014

Excelente!, muy buen artículo, es necesario entender que un diseño es más que Photoshop o Illustrator o que cualquier recurso gráfico , debe haber un concepto que se convierta en el alma del diseño y que sustente la razón del mismo.

0
Reply
2
Mayra Araiza Uc
May 2013

Sin duda la labor del diseñador gráfico en el proceso creativo no sólo es plasmar una idea a un gráfico; sino que, implica la búsqueda de información, de referentes, los cuales nos permitan tener una amplia gama de posibilidades para plasmar la idea, y con ello no caer la misma solución de otros diseñadores, además de que al realizar este proceso nuestro diseño estará fundamentado y no será un diseño que se nos ocurrió por arte de magia. Además como menciona el artículo debemos de tener en cuenta el ¿Qué?, ¿Cómo? y ¿Para qué? preguntas que son guía en el desarrollo de nuestro proceso creativo.

0
Reply
0
Sergio González
Oct 2012

Excelente artículo, muy asertivo el planteamiento. Personalmente puedo aportar que siendo estudiante de 8vo semestre de Diseño Gráfico hace mucho que no prestaba tanta atención a ésta parte del proceso, así como la formulación de mi tesis a ayudado a recordar materias y metodologías que ya a estas alturas no aplicaba de la mejor manera. Lamentablemente este hecho es el reflejo de una generación (o «degeneración») de estudiantes y profesores que dejan muchas veces de lado aspectos tan esenciales a la hora de elaborar y desarrollar un proceso creativo. Saludos.

0
Reply
0
Pedro Querales
Aug 2012

OHH si, Buenisimo

0
Reply
0
Luis Castellanos
Jan 2012

Excelente. me gusto mucho la parte de «Se debe entonces plantear un escenario donde se coloque frente a un telón de fondo neutral, no el clásico trapo de tela roja aterciopelada, ¡no!, algo mucho más vacío y omisible» y el de «cuidado de no omitir aspecto o detalle alguno del mismo por insignificante o banal que parezca, recordando que tal vez la omisión más pequeña puede poner en riesgo la comprensión absoluta del todo». saludos!

0
Reply
0
Cristián Gonzalez
Nov 2011

Muy cierto. Actualmente no son pocos aquellos que se dejan llevar por lo primero que se les viene a la cabeza, pero a la hora de justificar quedan en blanco ( me ha pasado un par de veces). Es completamente necesario conceptualizar cada propuesta para lograr un resultado optimo con una base de fundamentos.

0
Reply
0
Martin Alvarado
Oct 2011

EXCELENTE. En lo personal, dentro de clase, siempre les encargo a mis alumos que trabajen en el esquema de: investigar, analizar, conceptualizar y desarrollar. Y al momento de entregar los proyectos anexen unas cuartillas de argumentos donde me explican el contenido de sus trabajos. Si no siguen este esquema se les anula el proyecto. Espero que con ésto ayude a mantener viva el alma del verdadero diseñador.

Muy buen artículo.

0
Reply
0
Diego Mendez
Oct 2011

Es algo lamentable ver como el concepto se va perdiendo, realmente un buen diseño si un concepto solo es algo en el aire sin la opcion de que algo lo sostenga. Pero realmente vemos como supuestos diseñadores presentan algo lamentable y es mas sin un fundamento por detras y hacen creer k es algo impresionante…:(

0
Reply
4
Mario Fuentes
Oct 2011

El concepto es fundamental en cualquier proceso creativo y es justamente éste el que debe determinar la forma o aspecto formal de un diseño.

Algo que resume muy bien lo dicho es la siguiente frase y extracto textual:

«Piensa más, diseña menos.

Muchos de los desesperados actos del diseño (incluyendo gradientes, sombras y los usos gratuitos de la transparencia) son perpetrados en la ausencia de un buen concepto. Una buena idea provee de un marco de trabajo para la toma de decisiones, guiando el proceso». —Ellen Lupton, Thinking with Type.

0
Reply
0
Edgar Villarreal
Oct 2011

Todo lo que dices es cierto. Desgraciadamente en el mundo del diseño existen clientes que piden trabajos no para hoy, sino para ayer y esto provoca diseños sin sustento creativo. Ojalá y se den cuenta que esto solo perjudica al interesado.

0
Reply
0
Maximiliano Fulquet
Oct 2011

Muy buen artículo! Un gran aporte.

0
Reply
0
Juan Manuel Freire
Oct 2011

Sin concepto no hay una línea clara a seguir en materia de diseño. 100% de acuerdo con ud. No hay bombita que nos ilumine sino un arduo trabajo de pensar y repensar ciertas pautas. Buen artículo.

0
Reply
0
Marion Chi Garcia
Oct 2011

Soy estudiante de séptimo semestre en Diseño Gráfico, lamentablemente esto del concepto se pierde mucho, no solo en los estudiantes, sino que la universidad no se encarga de implementar esto de manera que quede grabado, un concepto bien fundamentado marca la diferencia entre no solo un buen diseño si no un diseño funcional, innovador.

1
Reply
0
Pilar Clix Córdoba
Oct 2011

muy buena columna, y es cierto hace falta pensar antes de diseñar

0
Reply
0
Felipe Fica
Oct 2011

acertada explicación para quienes les es un poco mas difícil comprender el proceso fundamental de la propuesta conceptual , ahora bien este es un tema, sumamente relevante en el proceso de diseño ya sea de marca ,producto o parecido pues fundamenta la etapa creativa en cuestión, le da carácter, le proporciona un volumen de conocimiento que le permite reflexionar sobre una nube de ideas bien fundadas, fuera de factores y criterios estéticos,(muchas veces tentativos ) que impiden al diseñador encontrar innovación o algo realmente llamativo, venido como obra «divina» casi sacada de conjuro.

0
Reply
12
Hernán Cabeza
Oct 2011

Buen artículo. Por supuesto el concepto debe reemplazar a las recetas formales que se disfrazan de tales.

0
Reply
0
Mariano Stenta
Oct 2011

Personalmente creo...

0
Reply
2
Anselmo Jose Vezzosi
Oct 2011

No hay dudas que esta fundante accion de todo proceso de diseño,se resume en elaborar y tener simpre presente un «Programa de diseño»,ya que en el principio todo es caos.

0
Reply
0
Edwin Montes
Oct 2011

El concepto es el alma del diseño.

0
Reply
1
Isabella Guareschi
Oct 2011

Esta muy bueno hacer acordar que desde la problematización funcional hasta la configuración de la solución hay toda una forma sistemica de proyecto, que no esta ligada solamente con la creatividad. Un livro que esta muy bueno y habla bien de eso es «Como nacen los objectos», de Bruno Munari.

0
Reply
0
Erik Zaragoza
Oct 2011

Buenísima aportación, soy estudiante de Diseño Grafico, apenas voy comenzando la carrera pero vaya que si es verdad que hoy en día hay Diseñadores Gráficos titulados, y andan por ahí «dando ideas» sin fundamentos y solo porque se ve «chido», como dice Jorge Medina, para que exista el diseño tiene que haber algo que comunicar, ya que no diseñamos para nosotros mismos sino que tenemos que transmitir todo un concepto.

0
Reply
2
Jorge Medina
Oct 2011

Siempre digo que habría que replantearse el nombre de diseñador gráfico por COMUNICADOR GRÁFICO ya que el proceso de comunicación viene dado en la medida en que se puedan resolver el problema basado en una memoria descriptiva que nos permite conocer el ¿Qué?, ¿Cómo?, ¿Para qué? lo que nos garantiza el cumplimiento de la función EXCELENTE ARTÍCULO

0
Reply
0
Frank Guzman
Oct 2011

sin duda alguna un buen articulo, logra dispersar algunas dudas y afianzar otras, me gustaría saber mas del tema, ya que soy joven en el mundo del diseño, y aunque no parezca para algunos es un tema bastante complejo, por lo menos a mi me cuesta entender este tema en su totalidad, trato de ponerlo en practica, pero me gustaría dominarlo. Gracias por compartir este tema.

0
Reply
0
Alberto Vargas
Oct 2011

Para mi el concepto es lo que acerca al usuario a nuestro diseño, cuando el concepto esta bien definido los elementos visuales solo lo hacen evidente, logrando aceptación. Excelente artículo.

0
Reply
0
Andres Sanchez
Oct 2011

Muy buen articulo, una forma simple y fácil de entender el funcionamiento del concepto y la importancia que este tiene.

Gracias.

0
Reply
3
Julio González
Oct 2011

Felicitaciones , me gustó el artículo. Te hago la misma pregunta que Francisco Becerra Basoalto (40) alguna fuente de consulta sobre el tema ?

0
Reply
77
Alejandro Arrojo
Oct 2011

Conceptualizo, luego existo!

Muy buen artículo, gran aporte.

0
Reply
9
Vladimiro Cruz
Oct 2011

... Para que la bombilla se encienda se requiere que «esté conectada a una fuente de energía», imaginese cualquiera (la imaginación también juega un papel importantísimo); el caso es que hay una fuente que lo alimenta, y esa es la experiencia, el conocimiento, estado del arte, el referente o la historia previa, no para ser repetida sino todo lo contrario para ser superada o contradicha, entonces, EUREKA se prende el bombillo.

0
Reply
0
Francisco Javier Becerra Basoalto
Oct 2011

muy buen articulo... una pregunta ¿que libros puedo leer que traten el tema de conceptualización? ...

0
Reply
30
Luis Jaime Lara Perea
Oct 2011

Buen artículo, muestra que no en todos lados se tiene presente el uso del «concepto» antes de comenzar a echar líneas.

Me sigue preocupando que la formación de los nuevos diseñadores carezca de una enseñanza de teoría «funcional» (como alguna vez la llamó Munari).

La creatividad es un caballo que tenemos que encaminar, orientar y guiar. Si no lo hacemos corremos el riesgo de que nos lleve a un lugar a donde no queríamos ir.

En nuestro estudio tenemos un letrero que dice: «Practica Diseño seguro, usa siempre concepto».

0
Reply
0
Alejandro Potenza
Oct 2011

Sin un concepto no podemos generar una idea y si no tenemos una idea, no tenemos nada que comunicar.

0
Reply
3
Jaime Marin
Oct 2011

Como dicen los gringos: «sorry» Alejandro. Efectivamente eres venezolano, debí haber reparado en la bandera abajo de tu fotografía. Se da el caso de que en varios paises de Hispanoamérica hay ciudades con los mismos nombres de ciudades españolas. En México tenemos Córdoba, ciudad en el Estado de Veracruz, En Argentina hay otra Córdoba y ni que decir de España, con su hermosa Córdoba en la región de andalucía.

Lamento la equivocación, no sabía que en Venezuela hay otra Valencia además de la de España.

0
Reply
20
Alejandro Ayala
Oct 2011

Jaime... soy de Venezuela, no de España!!! saludos!!!

1
Reply
3
Jaime Marin
Oct 2011

Alejandro Ayala comenta que el concepto para generar un proyecto gráfico parece olvidado en su país (España).

Desafortunadamente de 20 años a la fecha, con el boom que se dio en las universidades de todo México, surgieron «diseñadores» por doquier. Hoy día abundan, pero desafortunadamente su nivel profesional no corresponde a las demandas del mercado. ¿Concepto? ¿Qué es eso? Dicen.

Si no saben qué es, que calidad de trabajos van a implementar. Si un cirujano no sabe que es un bisturí, que operaciones va a hacer. ¡Cuidado!

0
Reply
24
Pier Alessi
Oct 2011

El concepto es el «insight», es el «big bang» donde nace el ser de un diseño

0
Reply
0
Jorge Gaviria Mesa
Oct 2011

la idea se empieza a gestar cuando encontramos un «PATRON» donde empezar, para desarrollar o formular un concepto.

0
Reply
0
Juan Manuel Castro
Oct 2011

Brindo por tu artículo! Cuán importante son las bases para empezar con cualquier proyecto.

Dejemos abierta la posibilidad de que los focos se enciendan solos pero cuando esto pase no dejemos de hacernos las tres preguntas.

0
Reply
0
Alejandro Reyes
Oct 2011

Muy buen articulo, aplicando preguntas tan basales se crea el significado y significante del metamensaje.

0
Reply
0
Eduardo Castro
Oct 2011

Buen articulo, si bien aclara las fases iniciales del concepto generador, no nos olvidemos que como Diseñadores somos creadores de necesidades y así somos creadores de conceptos. Podemos y debemos inventar esos «entes» (objetos, empresas, servicios, medios, fuentes, gadgets, en fin) asi mismo podemos generar problemas de estudio y también soluciones de estudio como este mismo articulo y este espacio.

0
Reply
0
Sergio Dmg
Oct 2011

El poder de la retina. La gente come con los ojos y el diseñador acomodado ve el camino del encargo ejecutado más sencillo. Vivimos el momento de los efectos especiales, los confetis y las tres dimensiones, elementos todos éstos que alimentan nuestro ansia de ver y desnutren lo que justo está un poco más allá del ojo.

Conceptualizar, es un proceso con contenido, con virtualidad, empatía y energía que busca la profundidad de la creación. Sin duda lo echaremos de menos, ahora que todo se piensa y fabrica con una obsolescencia programada.

0
Reply
0
Carolina Maestre
Oct 2011

Para mucho crear es imaginar y plasmar lo pensado, para otros es modificar esa imaginación y para mí es llevarlo a la realidad posible! ya sea por cualquier medio que se manifieste!

Definitivamente la creatividad es un don y no para todos… Si consideramos que somos creadores debemos dar una demostración y una aceptación del por qué lo somos… Es bueno invertir tiempo en esa cuestión para darle el reconocimiento genuino que merece esta área. Buen artículo.

0
Reply
0
Hector Matias
Oct 2011

Hola...!!! Eselente tu opinion

0
Reply
2
Gerardo Ramos
Oct 2011

Estoy de acuerdo con los dos comentarios anteriores, sin embargo esa espontaniedad o instinto ya llevan una base o un foco encendido y es lo mencionado en el artículo que es, como es y para que es...........

0
Reply
0
José Araya Villarroel
Oct 2011

Me Parece muy correcto el comentario, es primordial ejecutar el proceso conceptual en cada proyecto, la diferencia la marca quien lo hace de manera natural u obligada, si el diseñador logra hacer ese proceso correctamente y además le fluye está muy bien orientado, en cambio aquel que demora en el proceso o simplemente lo salta, debe retroceder al punto de inicio o se verá gravemente afectado el respaldo y certeza del proyecto. Gracias Alejandro un articulo necesario!

0
Reply
0
Thelma Belén Mirolo
Oct 2011

Todo lo que rodea la conceptualización gráfica es una fuente inagotable de análisis.

Es cierto que hay fases, un complejo y puntual proceso de conceptualización, un detenido análisis de factores y condicionantes, pero también hay que reconocer que el nacimiento del concepto gráfico tiene componentes irracionales, imcomprensibles e inexplicables ¿no crees? (es la parte de la bombilla encendida).

0
Reply
0
Heidi Victoria Alldis Alamina
Oct 2011

Sin duda es un buen articulo. Me gusto mucho el comentario anterior. El diseñador es conocido por irse por su instinto o su espontaneidad. Sin embargo el tener un proceso detrás de su gran idea seria lo ideal.

Deberíamos de utilizar más este proceso, tal vez así podremos sacar mejores productos que realmente sean «ganadores

0
Reply
0
Felipe Perez Gaona
Oct 2011

Cuando carecemos de una necesidad es cuando imaginamos lo que va a suplir esa necesidad, y comenzamos a crear o imaginar la solución y esa solución lleva las preguntas claves aunque nosotros mismos no nos las preguntemos surgen solas.

0
Reply
0
Josafat Romero
Oct 2011

Perdón por el post anterior, pero difiero en que TODO idea provenga de la nada, si es cierto que cuando tienes una base algo ya establecido es bueno tener en mente las preguntas mencionadas en el articulo y siempre debe de ir acompañado de variadas y diversas ideas. Pero cuando no tienes una base, y te «llega la inspiración» creo que ahí es cuando «el foco se prende» y también, ¿porque no? se vale, y en los dos casos poder hacer de ese concepto, procesado o de la nada, algo tangible.

0
Reply
0
Joel Hernández
Oct 2011

Muchas veces que vemos, leemos o escuchamos algo y no nos ponemos a pensar en las preguntas que mencionas el ¿que? ¿como? y ¿para que?, pero es muy interesante adentrarse en el «concepto» regresar al origen de esa idea acompañándola por todo el proceso que de selección (brianstorming).

Pero aún mas interesante es que ese concepto hecho idea la podemos recrear y corregir.

Interesante articulo. ☺

0
Reply
0
Kenny Rivas
Oct 2011

Para mi, lo que hace la diferencia entre un diseñador y un pseudo diseñador es el manejo del concepto. Un verdadero diseñador siempre tendrá en cuenta el concepto, el qué, para quién, para qué y dónde y es triste leer que comentes que en tu país esto sea algo que parece olvidado. Obviamente, la propia percepción del creador y su desarrollo de los elementos que deben reforzar el concepto y la idea fundamental, estarán permeados de su creatividad y trasfondo que a veces se manifestarán de manera espontánea, como un bombillo que se enciende.

0
Reply
0
Ana Elisa Mena
Oct 2011

Creo que el desarrollo de un concepto creativo es muy parecido e igual de complejo que el de una noticia.

Digo complejo porque si el propósito de ambas cosas es comunicar, se requiere no sólo tener el don de la creatividad, sino saber cómo llegar al target que queremos.

Es imperativo que, tanto diseñadores como comunicadores, dejemos a un lado las tendencias a veces poco pensadas y direccionemos hacia dónde queremos llegar.

Por otra parte, el arte... es arte. Los lineamientos para definirlo, no son del todo definidos. Creo que el secreto del proceso creativo está en el PARA QUÉ…

0
Reply
0
Josafat Romero
Oct 2011

Creo que tienes razon en decir que no todo idea aparece de la nada, pues siempre que necesitamos hacer algun diseño o algun trabajo debemos tener en mente las preguntas que mencionaste. Y siempre debe de ir acompañado de diferentes y diversas ideas para asi, al final, poder transformas ese concepto en algo tangible.

0
Reply
0
Pamela Novelo
Oct 2011

Gracias por retroalimentarnos con este artículo de la creación de nuestras ideas, de lo que debe de llevar etc., pero creo que el titulo daba para más, pero gracias.

0
Reply
0
Benjamín García
Oct 2011

El concepto viene a ser la columna vertebral del diseño que se está realizando, la esencia y razón de ser. La lluvia de ideas es un ejercicio mental que sirve para despertar la creatividad y buscar formas de expresión del concepto nuclear. Si los diseñadores le dan la debida importancia al concepto y se mantienen alineados a él, sus trabajos estarán mejor afinados, enfocados y por tanto, cumplirán mejor su objetivo y tendrán un mayor impacto.

0
Reply
0
Doris Esther Peña Rodríguez
Oct 2011

Lo cierto es que la información ya está. El título de este artículo me llamó mucho la atención por el simple hecho de que no todos nos preocupamos por ver más allá a cada una de las cosas que vemos. No observamos ni analizamos. Me parece que esta aportación es importante recordarla, pero me hubiese gustado que entraras en más detalle. Siento que el aportar nuestras ideas es algo importante y bueno. En conclusión, debemos utilizar la información que tenemos y aceptar las cosas que se pueden comprender, entender y cambiar, y aquellas que no.

0
Reply
0
Sharon Domínguez
Oct 2011

Interesante, debemos prestar cuidadosa atención a la creación de nuestras ideas, para que estas sean muy completas. Me encantó la frase de «oración creativa», creo que eso engloba todo, que nuestras ideas no sean velitas encendidas, sino focos con alto voltaje.

0
Reply
0
Jorge Gaviria Mesa
Oct 2011

Gracias Alejandro, lo más importante es el aporte que nos brinda y la participación

0
Reply
20
Alejandro Ayala
Oct 2011

Tiene usted absolutamente toda la razón Jorge... mis disculpas!!!

0
Reply
0
Jorge Gaviria Mesa
Oct 2011

No entro en polémicas, el ser creativo es hasta el más primitivo solo basta comprender y entender. Para un buen entendedor ...... y relajese

0
Reply
20
Alejandro Ayala
Oct 2011

Bueno,pero en cierto modo estás rayando en la ofensa,ya que,en tu primer comentario dices que debido a esta razón (mi «receta»,según tú,poco profunda) es facil conseguir tanto diseño «moda» y tanto diseño «agradable estéticamente» sin más allá... Sin hablar tanta paja (a lo venezolano,sin ánimos de ofender),propón otro artículo donde expongas detalladamente esa «««receta««»,esa densa búsqueda,ese vasto universo que dices que debería tener el «concepto»;creo que tu afán tiene que ver más con la seguunda premisa que nos aporta Rafael Soto (5) cuando habla del verdadero reto del diseñador. SALUD!

0
Reply
0
Jorge Gaviria Mesa
Oct 2011

Vivimos en un mundo de información, base de datos, tecnología, códigos, fuentes, referentes, asociaciones, simbolos, autorefrencias, estructuras, conductos, formas y contenidos que digerimos a diario. Solo basta entenderlos para que esa masa creativa se encargue de elaborar y estructurar un concepto y desarrollar una idea, unos más que otros, no por la información sino la capacidad de entendimiento y razonamiento que se alcanza. La creación siempre a marcado diferenciadores

0
Reply
3
Nelson Meléndez
Oct 2011

Sin ánimo de generar polémica, y lejos de querer ofender, le doy el gusto y me releo su artículo y creo -posiblemente las diferencias conceptuales y/o metodológicas, tengan que ver con su formación y con la mía- que sigue funcionando como una «receta», que lejos de ser negativo es, a mi pensar, una extraordinaria forma de deconstruir el proceso creativo que implica la conceptiualización. Sin embargo, el concepto, me supone una busqueda mas densa, la respuesta no la da siempre el objeto en sí, el universo de las cosas es más vasto al igual que el conocimiento.

0
Reply
2
Jonas Mostacho
Oct 2011

Muy de acuerdo con tu articulo; la mayoría de las veces no se aplican las diferentes Metodología o Procesos y Técnicas; que nos facilitan la captura de diversidad de Conceptos para sustentar DISEÑO.

0
Reply
0
Rafael Soto
Oct 2011

Me parece muy acertada tu opinión acerca del concepto, al final el concepto es el alma de cualquier solución gráfica, aqui lo importante es lograr que el «alma» de la solución grafica la pueda entender cualquier persona y no solamente su creador. Ese es el verdadero reto del diseñador: que el concepto sea claro y entendible para los receptores y no sólo sea una solución para presumir entre colegas.

0
Reply
0
Noelia Cl
Oct 2011

Estoy cursando un máster de gestión de diseño y estos primeros días hemos estado hablando de la idea.

Este fragmento ha sido un dato más para añadir a mi cabeza, que estos días está absorbiendo todo lo que puede.

Cada alumno del máster tiene un blog. Te dejo el mío por si te quieres pasar:

http://hola.mgdi.es/?author=13

Un saludo.

0
Reply
20
Alejandro Ayala
Oct 2011

Nelson, el «más allá» al que te refieres viene dado de la explicación de cada una de esas premisas a las que llamas «receta»; creo que no leíste el artículo... te propongo que lo vuelvas a leer!!! saludos...

0
Reply
3
Nelson Meléndez
Oct 2011

Estoy absolutamente deacuerdo en la necesidad del «concepto» como generador de respuestas a cualquier proceso de diseño; pero no estoy seguro que esta «receta» la del ¿Qué es?, ¿Cómo es? y ¿Para qué es? resuelva un proceso a mi parecer muchisimo más complejo. Conceptualizar o asignar significados amerita un trabajo intelectual mucho más denso. Esta es la razón por la que es facil conseguir tanto diseño «moda» y tanto diseño «agradable estéticamente» sin más allá.

0
Reply
0
Hugo Leroy
Oct 2011

Excelente artículo, estoy 100% de acuerdo en tu argumentación.

Saludos

0
Reply

Upcoming online courses

Branding Corporativo

Branding Corporativo

Cómo planificar, construir y gestionar la marca de empresas e instituciones

4 weeks
17 Septiembre

Estrategia de Marca

Estrategia de Marca

15 claves para programar el diseño de símbolos y logotipos de alto rendimiento

4 weeks
29 Octubre

Relecturas del Diseño

Relecturas del Diseño

Una inmersión en el discurso sobre el diseño para despejar sus nociones más controvertidas: creatividad, innovación, arte, tecnología, función social...

4 weeks
28 Enero 2019

Branding: Diseñador y Cliente

Branding: Diseñador y Cliente

Tratar con el cliente, hacer presupuestos y planificar las etapas de la creación de una marca

3 weeks
22 Abril 2019

Auditoría de Marca

Auditoría de Marca

Taller de práctica profesional: análisis, diagnóstico y programa de marca sobre casos reales

6 weeks
22 Junio 2019