Marina Porrúa

Marina Porrúa

Mar del Plata (Buenos Aires) Argentina

Seguidores:
0
Votos:
2
Opiniones:
4

Arquitecta profesional, docente con 40 años de trayectoria. Trabaja en coordinación académica del Programa Identidades Productivas de la Secretaría de Cultura de la Nación. Ejerce la docencia en Universidad Nacional de Mar del Plata. Faud. Carrera de Diseño Industrial.

Áreas de interés: Arquitectura, Diseño de Indumentaria, Diseño Industrial

 


MARINA PORRÚA
Arquitecta egresada de la UNMdP.
Ejerce la docencia desde 1978, siendo actualmente Profesora Titular Regular de Diseño 1 y Profesora Adjunta Regular de Diseño de Indumentaria 2/ 3/ 4, Carrera de Diseño Industrial, FAUD, UNMdP,
Como Directora del Grupo de Extensión Cultura y Diseño, de la Secretaría de Extensión de la FAUD, UNMdP, desarrolla desde 2002, el Programa CAPACITACIÓN EN DISEÑO PARA LA PRODUCCIÓN: PRODUCIR REDES PARA POTENCIAR RECURSOS, PROYECTOS E IDENTIDADES, herramienta central del Programa IDENTIDADES PRODUCTIVAS, de la Secretaría de Cultura de la Nación, ambos auspiciados por la UNESCO. En el marco de este Programa, elabora y es responsable académica del dictado de los proyectos aplicados en 11 provincias del país.
Ha publicado en carácter de autora en CUADERNOS DE LA FORMA 4/5/6, Ediciones Sema, en VINCULACIÓN TTECNOLÓGICA/ Vol 1, Autores varios, ha publicado 4  capítulos, referidos a la aplicación y resultados del Programa Identidades Productivas, 2007, UNMdP,  en LIBROS DE PONENCIAS DEL SIGRADI 1999/00/01/03 y en CATÁLOGOS DEL PROGRAMA IDENTIDADES PRODUCTIVAS, 2007/08/09, publicados por SCN.
Miembro del Comité Científico Evaluador del SIGRADI, desde 1999 a 2011.
Ha realizado formación de Posgrado y participado de numerosos Congresos. Ha representando a la UNESCO en el “9° CONGRESO DE PATRIMONIO INMATERIAL”, Lima, Perú en 2009.
Ha dictado conferencias y talleres de diseño en el COOPER HEWITT, Museo de Diseño de Nueva York, Museo del Textil y Museo de Arte Americano de Washington, exponiendo el Programa Identidades Productivas, organizados por el Centro Latino Smithsonian, 2010.

0

Hace 4 semanas Me gusta la respuesta de Joaquín Eduardo Sánchez Mercado en el diálogo iniciado por Joaquín Eduardo Sánchez Mercado en el artículo Diseño mexicano: la emancipación del penacho y el nopal

0

Hace 4 semanas Me gusta la respuesta de Fernando Casas en el diálogo iniciado por Jorge Montana en el artículo Diseño mexicano: la emancipación del penacho y el nopal

0

Hace 4 semanas Me gusta la respuesta de Jorge Montana en el diálogo iniciado por Jorge Montana en el artículo Diseño mexicano: la emancipación del penacho y el nopal

0

Hace 4 semanas Mi opinión en el artículo Diseño mexicano: la emancipación del penacho y el nopal

Hola Kassim, una buena pregunta que debemos hacernos es ¿qué es el diseño industrial?, más ampliamente qué es el diseño y sobre todo qué es el "buen diseño". Se puede pensar esto por fuera de nuestro territorio?. Me pregunto qué se dice cuando se dice "tradición"... qué se implica, desde qué lugar?. Qué pasaría si en lugar de tradición usáramos la palabra cultura o la palabra identidad?. Ikea responde plenamente a una cultura, a un territorio, a un material, a enorme tradición técnica, a una forma de ser. Cómo querer que un mueble mexicano sea como el de Ikea, sería escandinavo, no mexicano. Pienso porqué le perdonamos a Paul Klee que haya tomado el arte Kuba (africano) para hacer pintura moderna y, por lo mismo, porqué no le perdonamos a Barragán que haya mexicanizado la silla Barcelona, siendo que es uno de los grandes maestros de la arquitectura mexicana, sin dejar de ser moderno, creo que delineó un lenguaje moderno mexicano. Y los trompos de Héctor Esrawe, no siguen la tradición técnica de la silla acapulco, de la cestería y otras tradiciones referentes?. Y si nos preguntáramos por qué no podemos desarrollar la industrialización de objetos en AL?, o analizar por qué sigue siendo más barato un objeto artesanal que industrial en nuestro continente. Como docente (40 años enseñando diseño) me pregunto cuándo entenderemos la estrecha relación del diseño con la cultura, qué son los objetos si no más que un emergente cultural, qué son, además, las técnicas, las tecnologías. Y finalmente, entonces, pregunto, cuál es nuestra cultura?. Y si es que hablamos de la propia (o de la ajena)... no habrá allí un discusión sin saldar que sería apasionante ingresar en la enseñanza del diseño...

0
0

Sep 2015 Mi opinión en el artículo Tlahuitoltepec: diseño y arte de los pueblos originarios

Excelente, César. Un llamado de atención a diseñadores y a instituciones públicas y privadas. Especialmente las públicas. Muchos diseñadores latinoamericanos, en la búsqueda de un diseño con identidad, como cualidad "competitiva", toman casi por asalto materiales, técnicas ancestrales y -hasta- a los artistas y artesanos de las diferentes comunidades originarias. Su inclusión pareciera garantizar, a través de la simbología y la técnica, el diseño con identidad. No hay un trabajo profundo, no hay tampoco grandes fundamentaciones, es una operación simple que resuelve una necesidad actual del diseño: el de la identidad local o nacional. Pero es sólo aparente. Cuestiones complicadas -como preservar el diseño para una elite de diseñadores, curar el arte indígena, descontextualizarlo, banalizarlo a través de los mecanismos de la moda, etc.- se esconden en esta interacción y empobrecen al diseño.

2
0

Mar 2012 Me gusta el artículo:

0

Ago 2011 Mi opinión en el artículo Ciudad memoria

Excelente.

0
0

Feb 2011 Me gusta el artículo:

0

Dic 2010 Mi opinión en el artículo Docente a tiempo completo: modelo en crisis

La profesión asociada a la docencia del diseño es importante, pero su ejercicio no garantiza una buena práctica docente. Ser docente, requiere de especial preparación: saber diseñar es el punto de partida para desencadenar un proceso de reflexión teórica para el desarrollo de una didáctica de los procesos de diseño... saber enseñar es la meta del docente. Como es la meta de cualquier universidad generar profesionales que impacten en su medio, transformándolo. Para qué, qué y cómo enseñar (hoy, en el siglo 21) es esencial para promover ese impacto, más allá de las cargas horarias.

0